Ir al contenido principal

Las columnas políticas, hoy lunes 24 de septiembre de 2018....

Ocurrió en el aeropuerto de Ciudad Obregón, Sonora.., hubo retraso del vuelo comercial donde viaja AMLO, eso no es novedad..., Lo novedoso fue que...:
-¿Oiga le habla a mi esposo? Que no me cree que estoy aquí con usted -Sí, pásamelo... ¡Hola Hugo!

Ah qué Hugo, que no creía que su esposa estaba sentada junto al presidente electo ....
De la cuenta de Twitter de .. @SoyCarlosCesar
Qué se rayó, con un marido como tú. ¡Qué inteligente, Hugo! Se sacó la lotería. Te mando un abrazo”, le dijo López Obrador al marido de la mujer.
Las personas presentes se rieron luego de la llamada..., así es AMLO, hoy 
#
 Las columnas políticas, hoy lunes 24 de septiembre de 2018...
Bajo Reserva/El Universal
Diputado, actor y viajero
Nos dicen que en los mandos de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados se truenan los dedos por lo incómodos que pueden resultar para su proyecto e ideales algunos de sus legisladores. Es el caso, nos comentan, del diputado y actor Sergio Mayer, quien a pocos días de iniciada la legislatura, viajó ayer a un foro a Washington, D. C. La angustia viene porque don Sergio ha cometido ya varias pifias que han desatado memes y burlas en las redes sociales. La más celebre, cuando confundió a la Profeco con la Profepa. Don Sergio acude a una “Gala Internacional” en materia de medio ambiente, especializada en conservación y desarrollo sustentable. Así que si ve usted prendida una que otra veladora en San Lázaro, es para que el diputado por Morena no se siga exponiendo a las polémicas. Nos aclaran que los gastos de don Sergio los pagan los organizadores, eso sí, muy a tono con la política de austeridad que promueve Morena, pero la pregunta que varios se hacen es qué ganan los mexicanos con el viaje de Mayer y si es esa actividad una prioridad como para que el diputado se ausente en los primeros días de la naciente legislatura.
Chapulines y tarzanes en el PAN
Si usted pensaba que una vez pasadas las elecciones se acabó la temporada de “chapulines”, esos que brincan de un cargo político a otro, se equivoca. Nos comentan que al PAN se acercan de cuando en cuando algunos chapulines cada vez que ven una elección en puerta, y que se hacen los aparecidos aunque sea para salir en la foto. Es el caso, nos dicen, del ex vocero de Margarita Zavala, Jorge Camacho, quien durante la contienda del 1 de julio, externó su respaldo al abanderado presidencial del PRI, José Antonio Meade, luego de que la ex primera anunciara su decisión de salirse de la contienda. Nos señalan que Camacho, ex candidato a la gubernatura de Guerrero, gracias al respaldo de Ricardo Anaya, ahora forma parte del equipo del aspirante a la candidatura por la presidencia nacional de PAN, Manuel Gómez Morín, por lo que algunos panistas nos aseguran que desde que don Jorge formó parte del grupo cercano a la ex candidata presidencial, Josefina Vázquez Mota, anda como Tarzán “de una liana a otra”.
Castañón desesperado por el fuero
Cercanos al chiapaneco Noé Castañón, aspirante al Senado, quien luego de ser acusado de violencia intrafamiliar, no ha rendido protesta como legislador, aseguran que hay dos variantes que analiza para poder asumir y, en especial, gozar de fuero. La primera, presionar al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, por medio de redes sociales e, incluso, con el envío de personas a sus conferencias de prensa o actos públicos, para que pida que el presidente del Senado, Martí Batres, le tome protesta a la brevedad. La segunda, negociar presión desde la bancada de Movimiento Ciudadano (MC), para que el coordinador, Dante Delgado, interceda por él para que cuando entre al Senado se una a la bancada de ese partido y no del PRI, lo que redundaría en beneficios para MC. El caso, nos hacen ver, es que don Noé está desesperado y, como usted sabe, el desesperado va a todas.
Gobernación, el regreso a los básicos
El fin de semana estuvieron juntos la futura secretaria de Gobernación, y por ahora senadora de Morena, Olga Sánchez Cordero, y el ministro de la Suprema Corte de Justicia, Alberto Pérez Dayán con un grupo de universitarios en Monterrey con quienes compartieron sus experiencias y sus visiones de la justicia y de lo que será la nueva Secretaría de Gobernación. Doña Olga retomó aquella célebre frase de antaño que dice que Gobernación no debe verse, sino sólo sentirse, pero con un ajuste relacionado con la llamada cuarta transformación, sin tener que operar como policías. La también ministra de la Corte en retiro aseguró que la Segob durante la administración de Andrés Manuel López Obrador volverá a lo básico: el diseño y ejecución de la política interior, nada más, pero tampoco nada menos.
#
Templo Mayor/ Reforma
¡SERENOS, morenos! Algunos colaboradores del Presidente electo todavía no asumen el prometido cargo y ya andan con la piel muy sensible.
TAL ES el caso de María de la Luz Mijangos, una de las candidatas a ocupar la Fiscalía Anticorrupción, quien decidió emprender judicialmente en contra del panista Jorge Triana. El motivo: no le gustó que la criticara en un programa televisivo, en el que habló sobre cómo siendo titular de la Contaduría Mayor de Hacienda dio por buenas las cuentas de Andrés Manuel López Obrador, en el gobierno capitalino.
INCLUSIVE Mijangos le está pidiendo al Juez 68 de lo Civil que se meta a hurgar en las cuentas bancarias del panista, porque no sólo quiere que se retracte, sino que además pide una jugosa indemnización.
LO INTERESANTE no es sólo que quien podría ser Fiscal Anticorrupción reaccione de esa manera ante las críticas, sino que a pesar de ser jurista se olvide de que los dichos de Triana fueron hechos cuando era diputado federal y justamente para eso, para ejercer la crítica, tenía fuero.
Y MIENTRAS unos se van por la vía judicial, otros se quieren ir a los golpes, como el nayarita Roberto Sandoval que prácticamente retó al ex dirigente priista Enrique Ochoa, a una pelea tipo cantina.
Y NO SÓLO ESO: el cuestionado ex gobernador también reveló haber apoyado a los candidatos de Morena en el pasado proceso electoral, y no a los priistas.
DETRÁS del desplante histriónico del ex gobernador dicen que podría haber una preocupación que va desde Tepic hasta Nueva York. En aquella ciudad norteamericana es donde se juzga por nexos con el narcotráfico a Edgar Veytia, quien fuera el procurador de Sandoval. Y en el Congreso nayarita avanza una investigación por corrupción y enriquecimiento inexplicable en su contra.
ARRINCONADO por lo que pudiera saberse en Nueva York y lo que puedan encontrarle en Nayarit, Sandoval estaría levantando la mano para buscar el manto protector de ya saben quién. En una de esas y lo acogen como si fuera oootro chivo expiatorio.
CUENTAN que el otro día fue el perredista Manuel Granados a tocar la puerta de la venerada casa de transición... ¡y no le abrieron!
SEGÚN lo que se comenta tanto en el PRD como en el equipo del Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador prefirió mantener la distancia -por algo será- del líder nacional del sol azteca y de sus acompañantes. ¿Pues qué les saben? Es pregunta para ponerle sabor al lunes.
#
Frentes Políticos/Excelsior
I.Cada quien su golpe. Atinadamente, el gobierno de México rechazó de manera categórica las “infundadas” acusaciones de Venezuela sobre la supuesta participación de personal diplomático mexicano en Caracas, en el presunto atentado contra el presidente de esa nación, Nicolás Maduro. El ministro de Comunicación e Información del gobierno venezolano emitió la aclaratoria afirmando que su personal diplomático actúa siempre con pleno respeto al derecho internacional y conforme a los principios de política exterior. Apenas se puede con los conflictos internos como para andarse metiendo en ajenos. No nos inventen muertitos que ni al caso.
II.Compromiso. Enrique Peña Nieto, presidente de México, viajó a Nueva York para participar en la Asamblea General de la ONU y sostener encuentros bilaterales con homólogos de otras naciones. Hoy asistirá al lanzamiento del Panel de Alto Nivel para Construir una Economía Oceánica Sostenible y mañana presentará las prioridades de México en cuanto a política exterior, así como un balance de los logros en materia multilateral alcanzados durante su administración. El sexenio 2012-2018 cerrando fuerte y enarbolando la bandera mexicana en lo más alto. Y, por si fuera poco, viene lo mejor. Al menos, eso es lo que prometen.
III.Hígado. Pareciera que para el empresario Claudio X. González las campañas electorales no han concluido, pues lanzó un mensaje en el que se nota su histórica animadversión hacia el futuro Presidente de México. “Ni la victoria electoral ni el poder confieren la razón. La administración entrante debe dejar atrás la retórica electoral y rectificar en temas como la “cancelación” de la Reforma Educativa, reubicación del NAIM, la reducción percepciones de servidores públicos… errores potencialmente muy costosos”, escribió. ¿O sea, X. González sugiere que López Obrador siga aplicando las políticas en beneficio de su grupo, como hasta ahora? Ojo, se votó por el cambio, no lo olviden.
IV.No entendió nada. La exsenadora Mariana Gómez del Campo aseguró en un texto subido y borrado de su página, que es de mediocres no aspirar a ganar más que el Presidente de México. Presume de haber conseguido el primer lugar en productividad, asistencia y compromiso en el Senado, pero no que a cambio recibió gran sueldo y prestaciones. Dice “creer en la política como medio para transformar la realidad de las personas”, pero pasó sin gloria y con pena por el recinto legislativo. Nadie olvida que se besuqueó con su novio en plena discusión de la Reforma Laboral en 2012. Y podría ser la campeona de los viajes internacionales a cuenta del erario. Mediocre no, abusiva sí. Ahora, ¿qué puede decir en su favor?
V.La impunidad mata. Ayer se difundió un terrible video en redes sociales en el que se observa cómo el nivel de violencia ha llegado a las calles. Una pareja de socios del restaurante bar Pacífico Terraza, en el Estado de México, propinó una golpiza a un joven vendedor de nieve, sólo por estar ubicado a lado del negocio. La indignación fue tal que los socios del Bar se deslindaron de toda relación con Adriana Pks, quien amenazante sostenía un bate, y a Ricardo Barradas Coubert, quien estuvo a punto de matar al vendedor de helados. Ahora enfrentarán a la justicia. Si queremos que no suba el nivel de violencia social, aplica una sanción ejemplar. Nadie por encima de la ley, nunca. Nadie.
#
Trascendió/Milenio..
Que en las últimas semanas se ha visto muy activos públicamente a algunos ministros, de entre los que, a decir de servidores públicos del Poder Judicial de la Federación, saldrá el próximo presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.
Según cuentan en oficinas judiciales, la presidencia a partir del próximo año recaerá en uno de estos tres: Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, Jorge Mario Pardo Rebolledo o Alberto Pérez Dayán. A ver.
Que el tiempo corre en contra del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, encabezado por Francisco Javier Acuña, porque a la brevedad deberá emitir los lineamientos para que el Fideicomiso de Transición, que acumula 150 millones de pesos, publique en un portal de internet la información pública de oficio sobre el manejo de dichos recursos, destinados a financiar los trabajos de cambio de gobierno.
El pasado 12 de septiembre se anunció la incorporación del fideicomiso a la lista de sujetos obligados a los que se puede formular solicitudes de información, pero falta que abra su portal con los datos para los que, por ley, no es necesario redactar solicitudes.
Que horas después de que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación resolviera que en la elección de Puebla se recontará voto por voto, casualmente se apareció en el Senado el presidente del tribunal poblano, Fernando Chevalier, en cuyo poder están las ponencias del conflicto poselectoral.
En la bancada de Morena se preguntan si fue a pedir línea del ex gobernador de esa entidad Rafael Moreno Valle, porque se le vio salir precisamente del piso donde Acción Nacional tiene sus oficinas. ¿Será?
Que a propósito del recuento en Puebla, Max Cortázar, vocero del equipo de transición de Martha Erika Alonso, rechazó la versión divulgada por el equipo de Miguel Barbosa sobre presuntas irregularidades en el proceso de traslado de paquetes electorales a CdMx.
Según el panista, Morena nuevamente busca desacreditar el conteo de votos y, al mismo tiempo, al Tribunal Electoral de la Federación (TEPJF), con afirmaciones que solo buscan engañar...
#
Será/ 24 Horas...
Se dice abogada…
Ahora que se tambalea el nombramiento de Josefa González Blanco, rumbo a la Semarnat, pues un chiapaneco, cuyo nombre empieza con “M” de Manuel y termina con “o” de Velasco, le viene haciendo mucho ruido. También se dice que la susodicha culminó su carrera de Derecho en la Universidad Anáhuac, pero que no tiene cédula profesional, aunque ella se dice abogada. ¿Enfrenta fuego amigo o en realidad le falta la titulación? ¿Será?
Vínculo falso
Nos llegó a la redacción de 24 HORAS la información de que el senador Miguel Ángel Mancera y los hermanos Serna no tienen nada que ver con el diario ContraRéplica (próximo a salir a la luz pública), y que nunca se han sentado con nadie, pues en el escenario mediático existen versiones que confunden.
Motivos de una renuncia
Y, por cierto, Mauricio Farah Gebara, ex secretario general de la Cámara de Diputados, precisa que no renunció al cargo por una cuestión salarial, sino porque llegó un nuevo equipo y el nuevo presidente de esta Cámara no lo invitó a continuar en la Secretaría General.
Avanza refinería
En el puerto de Dos Bocas, municipio de Paraíso, en Tabasco, se dieron ya los pasos para la construcción de la primera refinería prometida por el Presidente electo durante su campaña. Sólo que hay muchas preguntas. ¿El futuro director de Pemex ya está dando órdenes?, ¿o cómo es que el actual inició esa obra si no había presupuesto?, ¿de dónde son los recursos que se destinan a la limpieza del predio?, ¿las obras se licitaron o se adjudicaron directamente y cón qué criterios? ¿Será?
Impulso a la propiedad intelectual
Y quienes saben del tema de la economía del conocimiento consideran de suma importancia la realización, en Cancún, Quintana Roo, del Congreso Mundial de la Asociación Internacional para la Protección a la Propiedad Intelectual, impulsado por el IMPI, el cual dirige Miguel Ángel Margáin. En el evento colaboran más de mil 300 participantes de más de 100 países, por lo que se le conoce como las Olimpiadas de la Propiedad Intelectual.
El asunto no sólo es relevante porque desde 2010, en París, Margáin comenzó a impulsarlo, sino porque se lleva a cabo en uno de los principales destinos turísticos de México y le ganó a sedes como Bangkok, Estambul y Sídney. Es un botón de muestra del potencial de este destino, pues no sólo es para la fiesta. ¿Será?
#
El beso incómodo/
Confidencial/ElFinanciero
Este fin de semana, durante su gira por Baja California, Andrés Manuel López Obrador decidió evitar la pregunta incómoda de una reportera que le cuestionó si le interesaba el triunfo de Morena en las próximas elecciones para gobernador. Y por si no hubiera desatado suficiente polémica aquello de “corazoncitos”, esta vez el Presidente electo se salió por la tangente… dándole un beso en la mejilla.
Manuel Velasco apoya a su paisana
Por ahí deslizaron pretensiones del gobernador chiapaneco, Manuel Velasco, por convertirse en próximo titular de Semarnat, lo que fue desmentido por el propio Velasco con un tuit que no deja lugar a dudas: “Conozco a la Lic. Josefa González Blanco Ortiz Mena, una ambientalista que ha luchado por conservar especies emblemáticas de la Selva de Chiapas y quien será una gran secretaria de Medio Ambiente. Por lo tanto, es falso que yo vaya a ocupar la titularidad de la Semarnat en el nuevo Gobierno”. ¿Alguna duda?
¿Fiscal general en puerta?
Tras el intenso cabildeo de organizaciones de la sociedad civil y organismos empresariales con el equipo de Andrés Manuel López Obrador, es muy probable que esta semana llegue al pleno de la Cámara alta la iniciativa de Ley Orgánica de la Fiscalía General de la República, la cual –nos cuentan–, no incluirá la reforma al artículo 102 Constitucional, que daría a la institución plena autonomía del Ejecutivo. Con ello, se buscaría que, al aprobarla, en un primer momento, se designe al fiscal y, en el mediano plazo, se reforme la Carta Magna.
Góbers, al rescate del tricolor
El Primer Informe de Gobierno de Alfredo del Mazo fue motivo para que se reuniera la cúpula del tricolor en el Estado de México, donde reconocieron que, de cara al cierre del sexenio del primer priista del país y tras la pasada derrota electoral, no sólo deberán reconfigurarse, sino identificar nuevos liderazgos. Claudia Ruiz Massieu aseveró que son oposición, pero también gobierno en los estados, por lo que serán los gobernadores, como el propio Del Mazo, las nuevas figuras fuertes del priismo. Esa visión –nos comentan– fue respaldada por los demás mandatarios estatales.
La CNTE ya tiene competencia
No gustó nada a los líderes de la histórica disidencia magisterial la aparición del grupo “Maestros por México”, afín a Elba Esther Gordillo. Y mucho menos el buen recibimiento que tuvo en la Cámara de Diputados, donde PRI, PRD y PAN les abrieron sus oficinas para escuchar sus demandas. El más sorprendido fue el propio representante de la CNTE en San Lázaro, Irán Santiago. “¡500 mil maestros afiliados!, ¿pues de dónde y quiénes son?”, se preguntó desconcertado el profesor oaxaqueño. Pero, a pesar de eso, los vamos a escuchar también –dijo–, para que vean que no somos radicales como dicen.
La pelea por Coyoacán
Nos cuentan que los integrantes de Por la CDMX al Frente ya tienen lista la estrategia para defender la alcaldía de Coyoacán que les anuló el TEPJF. Desde la secretaría general del PRD nacional, que lleva Ángel Ávila, adelantan que se promoverá un recurso de reconsideración para que los magistrados revisen, por segunda ocasión, los elementos por los cuales anularon la elección de Manuel Negrete. Mientras, los del sol azteca ya tapizaron la demarcación –dominada por el exdelegado Mauricio Toledo– con lonas amarillas con la leyenda “Ganamos”.
#
En Tercera Persona/Héctor De Mauleón...
El Universal
Cómo se pierde una ciudad
El día que llegaron los sobres amarillos, los comerciantes se organizaron y lanzaron una alerta para que la SSP y la procuraduría reforzaran la vigilancia, pero todo se mantiene igual.
La colonia El Retoño, en la delegación Iztapalapa, al oriente de la Ciudad de México, se extiende entre la avenida Río Churubusco y el Eje 6 Sur. Si uno camina por su calle principal, que corre a lo largo de al menos diez cuadras, puede encontrar una larga sucesión de comercios fijos y puestos ambulantes.
Hay tiendas de abarrotes, tlapalerías, tortillerías, farmacias, panaderías, plomerías y recauderías. Hay también un negocio de “renta de sillas, mesas y brincolín” y otro de “uñas de acrílico”, así como una paletería, una pozolería, un café internet, un consultorio médico, un consultorio dental…
De un lado y otro de la calle, anárquicamente, al lado de los comercios establecidos, desfilan puestos ambulantes en los que se venden tacos, alitas, barbacoa y pollos.
Hace unas semanas, los comerciantes de El Retoño encontraron debajo de sus puertas un sobre amarillo en el que constaba:
“Por medio de este comunicado se les informa a todos los comerciantes de la Colonia El Retoño que a partir del día indicado tendrán que dar una cooperación y renta mensual.
“Incluidos locales, puestos y tienditas. Los tenemos checaditos. Cooperen y su tranquilidad será la misma”.
La colonia se formó hace más de medio siglo sobre un conjunto de terrenos irregulares. La formaba un conjunto de casuchas de madera con techos de lámina. “Era casi una ciudad perdida”, relata una vecina.
Un “licenciado” ayudó a que los vecinos regularizaran los terrenos, y los “acomodó”. La colonia se fue formando por medio de la autoconstrucción. A la fecha conserva casas en obra negra, sobre todo en las numerosas cerradas que desembocan en la calle principal.
En los años que siguieron llegaron a vivir también familias de clase media.
Nunca fue una colonia fácil. Sin embargo, los vecinos dicen que de seis años a esta parte el deterioro de las condiciones de seguridad se aceleró. Llegaron las “tienditas” de venta de droga a la vista de todos, y sin que la autoridad hiciera absolutamente nada.
Alrededor de una “tiendita” todo se descompone. Aumentan los asaltos, el robo a transeúntes, el robo de autopartes. Aumenta la violencia.
Hace cosa de año y medio, la Policía Federal realizó un operativo y se llevó al principal surtidor de drogas de El Retoño. No había pasado un año cuando aquel sujeto regresó a la calle. Se rodeó de una docena de adictos violentos, retomó sus viejos contactos (dicen los vecinos que con la gente de Tepito) y, al calor de una impunidad total, puso a su gente a vender droga en plena vía pública.
Los vecinos narran que de jueves a domingo un grupo de jóvenes saca una bocina a la banqueta y pone música a todo volumen. Los jóvenes ingieren alcohol mientras esperan la llegada de sus clientes. La venta de droga se hace a la vista de todos. La bocina suena desde la tarde hasta las horas de la madrugada.
Una camioneta Lobo blanca, tripulada por gente mayor, se estaciona a un lado y vigila que todo vaya en orden.
Vecinos y comerciantes establecidos denunciaron varias veces lo que ocurre en El Retoño. Lo hicieron incluso de manera anónima, a través del 089. No tuvieron, no han tenido respuesta de las autoridades.
La calle, al mismo tiempo, se comenzó a atestar de comercios ambulantes, cuyos propietarios, muchas veces, tienen vínculos familiares y sociales con los personajes que venden la droga.
El día que llegaron los sobres amarillos, los comerciantes se organizaron y lanzaron una alerta para que la Secretaría de Seguridad Pública y la procuraduría capitalina reforzaran la vigilancia. Colocaron mantas en la calle advirtiendo a la delincuencia que la están vigilando.
Pero todo se mantiene igual. Como en muchas otras zonas.
El Retoño es un ejemplo de cómo se va perdiendo una ciudad.
#
Historias de Reportero /Carlos Loret de Mola
El Universal
La competencia por ser el más cabrón
¿Habrá una competencia dentro de Morena a ver quién complace más a López Obrador? ¿Será que, a la sorda, sus más destacados alfiles pelean entre sí para atraer reflectores? ¿Habrá una contienda a ver quién es más radical, más duro, más rupturista?
No me extrañaría que hubiera dentro del equipo del presidente electo una competencia por ver quién es el más cabrón, para decirlo en términos llanos. Siempre pasa entre los colaboradores de gobernantes, a todos los niveles: quién llama la atención del jefe, quién destaca, de quién se habla, quién se alinea mejor, quién da las peleas.
Me da la impresión de que en esta dinámica se inscriben muchas de las declaraciones y acciones del equipo lopezobradorista en los últimos días.
El pasado 13 de septiembre, el poderoso presidente del Senado, el morenista Martí Batres, incluyó en la orden del día una reforma constitucional. Ni más ni menos. Cambiar cuatro partes de la Carta Magna relacionadas con la reforma educativa. Pero no avisó a nadie. Ni a los de arriba ni a los de abajo ni a los de al lado. Fue una sorpresa para los legisladores descubrir, esa mañana, que tenían en agenda ese día modificar la Constitución. Varios intentaron buscar el texto que proponía el senador Batres pero no estaba en ningún lado. No había iniciativa disponible, como normalmente sucede. Sólo un párrafo que anunciaba que se abordaría en la sesión reformar cuatro partes. Se numeraban, pero los números estaban mal: no todos tenían que ver con educación. Gran desconcierto.
No sólo en la Cámara. También en el gabinete de López Obrador. Esteban Moctezuma, nominado para ser secretario de Educación Pública, dialogaba con estudiantes universitarios. No sabía nada. Otros se alistaban para el gran anuncio del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, el de los ninis, y tampoco tenían idea. Aparentemente el presidente electo López Obrador estaba en las mismas.
Cuando Moctezuma fue informado, me relatan fuentes enteradas, hizo un par de llamadas y el asunto desapareció de la orden del día del Senado. Así como llegó se fue. Se convirtió solamente en un exhorto de los senadores, igual al que habían hecho dos días antes los diputados.
¿Por qué deduzco lo de la competencia entre morenistas? El 11 de septiembre los diputados aprobaron exhortar al actual gobierno a ya no aplicar la reforma educativa y jalaron los reflectores para sí. Dos días después, en el Senado, Martí Batres buscó ir más lejos y reformar la constitución por sorpresa. Y en medio, lo de que no va a quedar ni una coma, etcétera…
SACIAMORBOS. Y todo esto mientras se supone que el futuro secretario Esteban Moctezuma recorre el país haciendo foros en cada estado para recoger las voces de maestros, papás y especialistas para definir qué hace con “la mal-llamada”. Ajá.
#..
Plata o Plomo /Alejandro Hope...
El Universal
¿Los 460 mil halcones?
Hace unos días, durante un foro de pacificación realizado en Saltillo, el futuro secretario de seguridad Alfonso Durazo se refirió al reclutamiento de niños, niñas y adolescentes por parte de bandas criminales: “Diversas organizaciones sociales estiman que hay en el país alrededor de 460 mil niños ‘halcones’, armados hasta los dientes, y yo les digo a ustedes que no podemos dejar a esos niños como horizonte de vida una vida de criminalidad”.
La cifra es extrañamente precisa. El inminente funcionario no habló de casi medio millón o varios cientos de miles, sino de 460 mil. Y citó como fuente a diversas organizaciones sociales, en plural.
¿Qué organizaciones sociales produjeron esa cifra? No tengo la menor idea. No pude encontrar ninguna referencia a ese número o algún dato similar que no fuese la propia declaración de Durazo.
Las estimaciones disponibles son bastante distintas. En un reporte publicado en 2015 por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (https://bit.ly/2qzP5z4), se señala que hay en México “por lo menos 30,000 niños y adolescentes de menos de 18 años que cooperan activamente con la delincuencia organizada”. La fuente de ese dato era un reporte de la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), publicado en 2011 (https://bit.ly/2OG4Xfn).
Por su parte, la organización Cauce Ciudadano estimó en 2011 que aproximadamente 75 mil menores de edad estarían involucrados con bandas del crimen organizado (https://bit.ly/2PVo5q7).
Asimismo, en un reportaje publicado por Animal Político en 2012, se cita un documento de la Comisión de Seguridad Pública de la Cámara de Diputados donde se señalaría que “al menos 25 mil adolescentes y adultos jóvenes (no mayores de 25 años) han sido cooptados por los cárteles de la droga para desempeñar distintas funciones en sus estructuras operativas” (https://bit.ly/2xywPvq).
Hay algunas otras cifras relevantes, algunas con alcance regional, estatal o municipal (p.e., https://bit.ly/2EikDQY), pero ninguna se parece ni remotamente al número presentado por el futuro secretario de seguridad.
Además, la cifra parece un tanto inverosímil si se consideran los datos demográficos relevantes. Previsiblemente, la gran mayoría de los niños y jóvenes involucrados con bandas criminales son hombres. Asimismo, es probable que la gran mayoría se ubique en años de adolescentes. Asumamos para fines de cálculo que de los 460 mil reclutas del crimen organizado mencionados por Durazo, 80% son hombres y 90% son adolescentes. Eso significaría que habría 331 mil varones entre 12 y 17 años de edad trabajando para bandas criminales.
Según datos de Conapo, el número de hombres entre 12 y 17 años se ubicó en 2017 en 7.8 millones. En consecuencia, si el dato de Durazo fuese correcto, aproximadamente uno de cada 25 adolescentes varones en México trabajaría para el crimen organizado. Considerando que hay variaciones regionales en la presencia de bandas criminales en el país, habría zonas donde la proporción sería de uno de cada diez o menos. Nótese que en este caso no se estaría hablando de población en riesgo de ser reclutada, sino de jóvenes ya integrados a bandas delictivas. Francamente dudo que ese dato sea correcto.
Pero estoy abierto a que me convenzan de lo contrario. Tal vez centenares de miles de niños y adolescentes participen de manera abierta y cotidiana en grupos criminales. Tal vez el futuro secretario Durazo tenga información que pruebe ese hecho.
Si la tiene, sería bueno que la presentara a detalle y no se limitara a referirse a estimaciones no especificadas de organizaciones sin nombre. De otra forma, vamos a acabar creyendo que simplemente inventó el número.
#
La muerte como botín o como historia /Rafael Cardona
La Crónica
Pasado mañana se cumplen cuatro años de la llamada “Noche de Iguala”. Y dentro de pocos días más, se escuchará el grito eterno del dos de octubre inolvidable.
Ambos acontecimientos tiene similitudes, especialmente porque se trata de jóvenes estudiantes,  pero son enteramente distintos en su origen y responsabilidades públicas.
Los jóvenes de Ayotzinapa cayeron en una trampa involuntaria ( o no, eso nadie lo sabe y si alguien conoce el hecho lo callará hasta la muerte), al secuestrar autobuses interurbanos en Iguala, sin conocer el contenido (de por lo menos) uno de ellos: heroína de exportación.
Metidos entre las patas de los caballos del narcotráfico —protegido por el Presidente Municipal, su esposa y otros funcionarios municipales de ayuntamientos vecinos; todos del Partido de la Revolución Democrática, como el gobierno estatal, y presumiblemente protectores o socios o ambas cosas, de alguno de los bandos en pugna (Rojos o Guerreros)—, fueron muertos por el crimen organizado.
Pero esa versión nunca ha sido aceptada por los redactores del martirologio para quienes siempre ha sido más fácil culpar al Estado mientras piden lo imposible: ver a los muertos con vida.
En el credo de los Derechos Humanos basta con la presencia de un policía municipal  en el secuestro y demás delitos (homicidio, inhumación clandestina, incineración, etc.), para darle a los crímenes carácter de agravios de lesa humanidad. Por eso, en la escalera de la otra verdad, fue simple llevarlo todo a Los Pinos.
El Ejército, el cual fue actor de la matanza de Tlatelolco, no intervino en los hechos de Iguala, pero también se le culpa por no haberlo hecho, pues su omisión impidió  la salvajada. Y como no se han abierto los cuarteles para buscar ahí a los desaparecidos (como si fueran coleccionables), entonces se le atribuye complicidad encubridora.
La exigencia de los investigadores extranjeros de la Organización de Estados Americanos de penetrar a los cuarteles, ha sido rechazada con firmeza por la Secretaría de la Defensa Nacional,  lo cual se interpreta dolosamente como ocultamiento.
Los hechos de Tlatelolco, a diferencia de los de Iguala, tienen desde 1969 una confesión directa. Tan real como para no aceptarla, pues con esa admisión se acabaría la industria de la protesta.
Gustavo Díaz Ordaz dijo con toda claridad frente al Congreso en pleno:
“…La táctica de ir planteando situaciones ilegales cada vez de mayor gravedad, hasta la subversión públicamente confesada; así como las acciones deliberadamente tramadas para ser al mismo tiempo provocación y emboscada para la fuerza pública, y una serie de actos de terrorismo, determinaron indispensable la intervención del Ejército.
“El Ejército Mexicano tiene la grave responsabilidad de mantener la paz, la tranquilidad y el orden internos, bajo el imperio de la Constitución, a fin de que funcionen nuestras instituciones, los mexicanos puedan disfrutar de la libertad que la ley garantiza y el país continúe su progreso.
“La forma en que cumplió su cometido es prueba clara de que podemos confiar en su patriotismo, su convicción civilista e institucional: restablece el orden y vuelve de inmediato a sus actividades normales.
“Reitero, a nombre del pueblo y del Gobierno, la gratitud nacional para el guardián de nuestras instituciones, y exalto, una vez más, la inquebrantable lealtad, la estricta disciplina y el acendrado patriotismo de sus miembros.
“Por mi parte, asumo íntegramente la responsabilidad: personal, ética, social, jurídica, política, histórica, por las decisiones del Gobierno en relación con los sucesos del año pasado.
“Los obreros y los campesinos se mantuvieron inmunes ante aquellos que, creyendo arrastrarlos a la violencia, sólo provocaron su rechazo. Desoyeron las incitaciones sediciosas y, confiando plenamente en el Gobierno, que así se los pidió, se abstuvieron de recurrir a la contra violencia.
“La sociedad, en su conjunto, reaccionó con serena entereza…”
En la historia reciente de México no se conoce una actitud igual. Asumir la responsabilidad personal ética (¿la ética de quien?), social, jurídica, política e histórica de algo tan grave. Y sin embargo ese gesto fue del todo inútil.
Los hombres y mujeres del 68 y los años sucesivos han reclamado por la omisión en el castigo y han señalado a otros villanos. Pero la falta de castigo, no es culpa de quien comete el crimen  sino de quien (o quienes), no le forman un juicio.
La visibilidad de los hechos de Tlatelolco habría hecho más sencillo cualquier proceso. El Ejército actuó a la luz de la tarde en el centro de una ciudad de millones de habitantes. Hay filmaciones, testimonios imborrables, investigaciones y documentación exhaustiva.
Los narcotraficantes de Iguala mataron  a los estudiantes cuya protesta se cargó uno de sus alijos, con el agravante de la nocturnidad.
El castigo para los hechos del 68 ya es imposible.
Han pasado 50 años y la catarata de censuras ha caído siempre en las espaldas de aquel Ejército. No de éste; el de hace medio siglo, cuando los actuales generales, cuando mucho, apenas entraban al Colegio Militar y los jefes de entonces ya están en el otro mundo.
Cincuenta años de cieno sobre los hombres de verde.
La verdad, mucha resistencia.
rafael.cardona.sandoval@gmail.com

#
El Asalto a la Razón /Carlos Marín
Milenio..
A la mayoría de Morena no se le da
La mayoría de Morena en la Cámara de Diputados no puede presumir de sentido común: primero impuso el descocado punto de acuerdo para suspender las evaluaciones docentes que ordena la ley que protestó cumplir, exhibiendo su incapacidad para presentar una iniciativa de reforma educativa.
Como en el anuncio de la película célebre, Cuando todos creían que había pasado el peligro viene… ¡Tiburón Dos!: ayer su coordinador Mario Delgado anunció que se solicitará al presidente Peña desechar la “verdad histórica” y se dé “una respuesta clara, digna y justa” a los familiares de los 43.
El día de la instalación de la nueva legislatura, los morenistas cometieron la impudicia de contar uno a uno a los jóvenes desaparecidos en el municipio y el estado que gobernaban cuando, con sus conexos y similares, militaban en el PRD.
Quieren, dijo Delgado, contribuir así a que se haga una “comisión de la verdad”.
No parecen darse cuenta de que se abriría una caja de Pandora: tan solo averiguar más de José Luis Abarca lleva a Lázaro Mazón, precandidateado para la gubernatura por… Andrés Manuel López Obrador.
cmarin@milenio.com
#
La nueva chamba de López Obrador/Pablo Hiriart
Uso de Razón
El Financiero...
Será un llamativo espectáculo para el mundo ver a Juan Ramón de la Fuente sacar su tupper con verduras en las sesiones de la Asamblea General de la ONU, ahora que asuma el cargo en Nueva York.
Tal vez tendrá más sentido del decoro que otros y se irá a su oficina a merendar el sándwich que preparó antes de salir de casa.
Él, como todo el personal diplomático y los funcionarios públicos en general, bajarán sus sueldos a la mitad y no podrán ganar más que el presidente: 108 mil pesos mensuales brutos, que después de impuestos se convertirán en unos 70 mil pesos al mes.
Como afirmaba Jorge Castañeda hace unas semanas en este espacio, habrá países en que el chofer del embajador mexicano gane más que el propio embajador.
La austeridad extrema que impondrá el presidente López Obrador a partir del 1 de diciembre va a poner el gobierno en manos de personas con desconocimiento absoluto de lo que es la administración pública.
México va a pagar las consecuencias de la demagogia presidencial, entre otros rubros, en la administración del gobierno.
¿Quiénes van a llegar al Banco de México, a Hacienda, a Comunicaciones, a Salud, al servicio exterior, comercio internacional, la inteligencia en seguridad nacional, a manejar las finanzas del IMSS, el SAT…?
A lo más que podrán aspirar en su carrera será, algún día, llegar a ganar 70 mil pesos, sin derecho a jubilación acorde a sus muy delicadas responsabilidades, seguro de desempleo o un simple teléfono celular.
Nos vamos a llenar de mediocres. De grillos.
Van a deshacer un espléndido servicio civil en la administración pública federal que ha permitido que el país funcione a pesar de varios de nuestros presidentes.
Quienes llegarán a gobernar están acostumbrados al México de las movilizaciones, pero no al del servicio público.
Tomar decisiones y operar la administración del gobierno federal exige conocimientos, preparación académica, destreza técnica.
A los funcionarios que realizan esas funciones que permiten que el país camine, los van a correr o los van a castigar con una rebaja del 50 por ciento de su salario.
López Obrador va a aumentar su popularidad cuando formalice el anuncio de bajar a la mitad el sueldo de los servidores públicos de alto nivel, pero llegarán los mediocres o los recomendados por Morena.
Eso es populismo. Igual que el show de senadores comiendo en tuppers y pepsilindros.
Ver ese espectáculo le encanta a mucha gente, pero lo va a pagar el país.
López Obrador va a armar su gobierno sobre una estructura de improvisados, por buenos que sean algunos de los próximos secretarios de estado.
Anunció el presidente electo que va a correr al 70 por ciento de los empleados de confianza, que implica echar a la calle a 194 mil 805 funcionarios.
En su mayoría, ellos llevan el peso de la administración pública federal. Para afuera, a patadas.
Se van a ir bajo un estigma de corrupción e insultos que no se merecen.
“La burocracia dorada”. “AMLO acaba con borracheras, viajes y choferes de funcionarios”. Esos son algunos titulares de la prensa que festeja los recortes.
Los van a correr, u orillar a que renuncien por los bajos salarios y nulas prestaciones, acusados de borrachos, vividores, holgazanes y saqueadores.
Sí, es muy popular el tema, pero es dañino para México.
¿Qué incentivo para ingresar a la administración pública va a tener una persona preparada?
Se acabó, a partir del 1 de diciembre, el servicio civil de excelencia que ha tenido México.
Y nuestro presidente no tendrá avión porque “se me caería la cara de vergüenza subirme a un avión lujoso habiendo tanta pobreza en México”.
Los aviones son un instrumento de trabajo para los presidentes. Ahorran tiempo para estudiar proyectos, reunirse con especialistas, tomar decisiones, dar seguimiento a las tareas encargadas…
Pero nuestro presidente prefiere esperar cinco horas sentado en un avión comercial mientras puede despegar en Huatulco. ¿Y la chamba?
Le van a festejar mucho que se tome la foto con los demás viajeros arriba de un avión. Y que espere horas, como el resto de los ciudadanos, a que traigan una escalera para bajar pasajeros. ¿Y la chamba?
El trabajo será ese: sumar popularidad para ganar elecciones indefinidamente sin importar la calidad del gobierno que encabece.
#
Ayotzinapa, la verdad política/Raymundo Riva Palacio
El Financiero...
Estrictamente Personal
En 29 días, afirmaban funcionarios de la PGR, la investigación sobre la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa en Iguala, la noche del 26 de septiembre de 2014, estaba concluida. Tomás Zerón, en ese entonces jefe de la Agencia de Investigación Criminal de la PGR, detalló ante su jefe, el exprocurador Jesús Murillo Karam, y los secretarios de Gobernación, de la Defensa y la Marina, que en ese periodo se detuvo a casi 100 personas, se lograron las confesiones del crimen y se estableció cuál era la red de protección institucional que había aquella noche en la Tierra Caliente guerrerense. “Se lo tienes que explicar al presidente”, dijo el entonces secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong. Días después en Los Pinos, tras su exposición, le dijo el presidente Enrique Peña Nieto: “No quiero pasar como el presidente que asesinó a los estudiantes”. Sólo había un problema, replicó Zerón, cómo explicar públicamente lo que había sucedido en Iguala.
La mecánica del crimen, junto con los antecedentes de los presuntos responsables, como se detalló en este espacio en su momento, los había narrado Zerón. Tenían a los asesinos, y sabían el lugar donde los habían matado, incinerado y tirados en bolsas, explicó. No tenían un móvil claro, aunque Murillo Karam identificó como autores intelectuales a José Luis Abarca, en ese entonces alcalde de Iguala, y a su esposa María de los Ángeles Pineda Villa, hermana de los jefes de Guerreros Unidos. El problema en ese entonces no era explicar lo que había sucedido en Iguala, sino la omisión y negligencia del gobierno federal para evitar que sucediera. La Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda los había investigado durante un tiempo por lavado de dinero, pero nunca actuó. La PGR ignoró las peticiones de la Fiscalía General de Guerrero para que procesara a Abarca como presunto responsable del asesinato, de propia mano, de un líder del PRD opuesto a él. De haberlo hecho, la red de protección institucional se habría roto. ¿Pudo haber evitado el crimen? Probablemente.
En esos momentos de otoño de 2014, el presidente era criticado por no haber actuado con prontitud para esclarecer el crimen, y pagaba los errores de sensibilidad y oficio de dos de sus más cercanos colaboradores: el subsecretario de Gobernación, su compadre Luis Miranda, y el entonces jefe de la Oficina de la Presidencia, Aurelio Nuño. Miranda no entendió la gravedad de aquél ataque cuando el exgobernador de Guerrero, Ángel Heladio Aguirre, le informó lo que estaba pasando la noche del 26 de septiembre, antes de que desaparecieran. El domingo 28, tras una exposición de Murillo Karam en Los Pinos, donde dijo que todo era un conflicto entre narcotraficantes, se optó, pese a que la PGR debió haber actuado por el tipo de presunto delito involucrado, por dejarlo en manos del gobierno de “los guerrerenses”. Nuño ratificó el lunes 29, en su reunión semanal de estrategia, que era un asunto del ámbito municipal.
La ausencia del gobierno federal durante 15 días transitaba rápidamente de convertirse de un crimen local, a uno de responsabilidad federal. La preocupación en el gobierno se mantenía. ¿Cómo explicarlo a la opinión pública para que tuviera credibilidad? La entonces subprocuradora de Derechos Humanos, Eliana García Lagunes, sugirió que se invitara a expertos extranjeros para que acompañaran la investigación. El gobierno, decía, no tenía ninguna otra opción para tener legitimidad y credibilidad en la investigación. Era el único camino para evitar lo que temía Peña Nieto, que lo recordaran como “el asesino de los normalistas”. García Lagunes acercó al Equipo Argentino de Antropología Forense con los padres de los normalistas de Ayotzinapa, y le propuso a Murillo Karam a Emilio Álvarez Icaza, en ese entonces secretario general de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que le abrió la puerta al Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), que se convirtió en una pesadilla para el gobierno.
La razón de tanto desencuentro fue que la versión del gobierno, llamada por Murillo Karam “la verdad histórica” por sugerencia de Zerón y contra la opinión de varios investigadores de la PGR, fue descalificada por expertos internacionales. La versión es que los normalistas fueron asesinados e incinerados en un basurero de Cocula, contiguo a Iguala, donde se demostró científicamente que había cenizas que pertenecían a uno, sólo uno, de los jóvenes desaparecidos. La versión fue atacada por violaciones en la cadena de custodia, el protocolo que establece que las evidencias de un crimen no hayan sido alteradas. El 8 de diciembre de 2014, el equipo de peritos forenses argentinos dijo que no podía confirmar que esas evidencias hubieran sido tomadas del sitio donde dijeron las autoridades.
A aquellas críticas se le fueron sumando otras más.
En su reporte final sobre el caso, el GIEI documentó que la PGR utilizó la tortura para forzar declaraciones de los inculpados y que violó el debido proceso, como demostró al presentar fotografías de Zerón con uno de los presuntos culpables en una reconstrucción de hechos ilegal en Cocula, a finales de octubre de ese año. Este punto ha sido fundamental para argumentar ilegitimidad e ilegalidad en la investigación que llevó a la “verdad histórica”, aunque Zerón siempre ha defendido que actuó dentro del margen de la ley. La opacidad sobre evidencias y métodos empleados por la PGR, abonó a la falta de credibilidad del gobierno y tiene en entredicho su alegato jurídico. El señalamiento que no quería Peña Nieto de pasar como el presidente que “asesinó a los estudiantes” se convirtió, en estos cuatro años, en una verdad política.
#
Morena: ¡peor que el PRI…!/RICARDO ALEMÁN..
24 Horas..
Uno de los mayores peligros de la “cuarta transformación” en el Congreso no es el regreso de “la aplanadora” del partido hegemónico. Tampoco que Morena sea hoy el epítome del viejo PRI.
No, el verdadero riesgo es el tufo dictatorial, autoritario y contrario a la convivencia democrática elemental que pretenden imponer -en el Senado y la Cámara de Diputados- los líderes de Morena.
Es decir, en las cámaras se vive un clima “estalinista” contra legisladores opositores y críticos, que no existió ni en los peores tiempos del PRI autoritario, clientelar y nada democrático.
Y si dudan, basta revisar casos como el del líder de la mayoría en el Senado, Ricardo Monreal, quien burlón dijo a priistas y panistas: “¡Bienvenidos a la oposición!”, luego de reiterados “planchazos legislativos” de Morena. Monreal militó no sólo en el PRI, sino en el PRD, PT, MC y Morena.
Pero el tono de Monreal parece “juego de niños” ante la declaración de la senadora Alejandra León Gastélum –motejada como Lady Champagne por su alcoholismo-, quien confirmó el tufo dictatorial que vive el Congreso
Luego que senadores del PRI y PAN abandonaron el salón de plenos en protesta por la “Ley Mordaza”, la senadora dijo: “Es difícil ser mayoría con los berrinches del PRIAN; sin embargo, he tenido un sueño hecho realidad, un Senado sin e l PRIAN”. ¿El exterminio de los opositores?
Y el mejor ejemplo del intento de callar las voces críticas es la “Ley Mordaza”, impulsada por Martí Batres –presidente del Senado-, quien sometió al voto de la “aplanadora de Morena” un acuerdo para reducir de 10 a cinco minutos el tiempo de los senadores en tribuna.
Es decir, contrario al Reglamento del Congreso –y sin que se haya reformado dicho precepto-, Batres propuso un acuerdo a mano alzada, para limitar a cinco minutos el tiempo disponible en la tribuna.
El PAN y PRI rechazaron la “Ley Mordaza”, y en protesta abandonaron el pleno con la boca tapada, igual que en 1988 el candidato Manuel Clouthier protestó frente a Televisa contra la censura a su campaña presidencial.
No es todo. Martí Batres confirmó que el senador electo por el PRI, Noé Castañón, no tomará protesta hasta conocer su estatus legal, ya que en su contra existe un proceso judicial por violencia familiar.
Curioso, aquéllos que preservan al Senado de un golpeador en potencia, en septiembre de 2010 hicieron diputado federal a un probado criminal, como Julio César Godoy Toscano. La justicia y el juicio moral a modo, en un Congreso convertido en instrumento de venganzas y persecuciones.
Pero hay más. Diputados de Morena recibieron el consejo de Epigmenio Ibarra -el “Goebbels” de Morena-, quien los alertó del objetivo perverso de los periodistas.
Como si hablara con bebés de pecho, dijo que existe la consigna de destruir a Morena y que el enemigo son los periodistas críticos. Por ello les pidió no decir tonterías en la tribuna.
¿Cuántos años dedicaron Epigmenio y otros fascistas a la destrucción del PAN, del PRI y de la democracia?
Al tiempo.
#
Aquí vamos a ganar todos: Romo a empresarios/JOSÉ UREÑA
24 Horas...
Nada de sobresaltos en economía.
La frase de Alfonso Romo la recuerdan a la perfección dos de los seis altos empresarios asistentes a una reunión muy cerrada en Las Lomas.
El encuentro fue parte de la larga campaña encabezada por el futuro jefe de la Oficina de la Presidencia para tranquilizar a los barones del capital.
En este caso nos reservamos los nombres de los presentes y de quien puso la residencia, su residencia, y con representación sectorial corroborada.
Grandes capitalistas todos.
Todos con dudas sobre esto, eso o aquello.
Sobre muchas contradicciones y en especial sobre aspectos fundamentales como las auditorías -algunas ya en marcha- para detectar evasores fiscales.
O sobre el futuro del nuevo aeropuerto, la principal apuesta de inversión del gobierno de Enrique Peña y de los empresarios.
Algo así como 13 mil millones de dólares en juego, otros 40 mil en proyectos colaterales y una fuente de empleos estimada en 400 mil con el curso de los años.
HAN ESTADO EN EL PROYECTO
Todo va por cuerdas separadas, les aclaró Alfonso Romo.
Pero la conducción de la economía se hará de manera coordinada con las autoridades hacendarias y él tiene la función de promover inversiones internas y externas.
Base, les subrayó, del cambio económico y de generación de trabajo para desatascar al país con tasas aceptables de desarrollo y para tranquilizar al país.
Sí, pero…
Romo no se inmutó.
En versión de los asistentes e informantes, el futuro segundo de a bordo en la conducción de la República tuvo frases muy tranquilizadoras para todos.
La primera:
-No se preocupen. Todo va a ser como antes, con comunicación entre sectores y coordinación con el sector privado.
La segunda:
-Aquí se trata de que ganemos todos: la República, el Gobierno, ustedes, los trabajadores…
Y la tercera:
-Ustedes no tienen por qué temer. Han estado en el proyecto, y no los vamos a abandonar…
Y sí, son magnates cuya participación fue trascendental para la campaña de Andrés Manuel López Obrador, pero desde las sombras para no crear suspicacias.
Salieron contentos, en especial el empresario anfitrión varias veces elogiado por Alfonso Romo, dada su capacidad de convocatoria… y de aportación.
LA DESIGNACIÓN DE VELASCO
1. El fin de semana tuvo revuelo la posible designación de Manuel Velasco como secretario de Medio Ambiente por Andrés Manuel López Obrador.
El gobernador chiapaneco lo negó, pero en el entorno del tabasqueño se da por segura su incorporación al gabinete y justo en ese coto consagrado desde 2000 para el Partido Verde.
Y si esa cartera resulta muy alta para quien es suplente de sí mismo, se le buscará otro puesto menos rimbombante a fin de no generar otra polémica como su licencia senatorial.
2. El panismo está al borde del impacto.
Se pregunta si es válida la autodefensa de Damián Zepeda como coordinador del PAN en el Senado, dado su triste paso por la dirigencia del partido.
Amén de ser simple portero de la residencia azul por instrucciones de su amo Ricardo Anaya, tuvo los peores resultados de la historia electoral de la organización. Luego se autonombró y ahora se autoprotege para manejar las partidas canalizadas a las fracciones partidistas.

Bien hace Marko Cortés en sentenciarlo a la defenestración.
#
Ver lo que se siente
JAQUE MATE / Sergio Sarmiento
Reforma 24 Sep. 2018
"Van a ir al ISSSTE, van a ir al Seguro, van a ir al Seguro Popular, para que vean lo que se siente".
Andrés Manuel López Obrador
Una de las promesas de Andrés Manuel López Obrador como candidato fue eliminar los seguros de gastos médicos privados de altos funcionarios y legisladores. No hay nada más irritante para los ciudadanos que enfrentar las deficiencias de la salud pública cuando los políticos se atienden en los más caros hospitales privados.
López Obrador presentó su propuesta con ánimo vengativo: "Va a haber austeridad republicana -dijo el 2 de mayo-. Por eso vamos a ahorrar. No va a haber atención médica privada para los altos funcionarios públicos. Se gastan cinco mil millones de pesos al año nada más en atención médica privada para la burocracia dorada. Eso va a terminar, van a ir al ISSSTE, van a ir al Seguro, van a ir al Seguro Popular, para que vean que lo que se siente".
Quizá por ese ánimo, hubo una lluvia de cuestionamientos a López Obrador cuando se supo que su hijo de 11 años fue llevado la semana pasada por su madre, Beatriz Gutiérrez Müller, a un hospital privado después de sufrir una fractura mientras jugaba en un parque. El propio López Obrador se encontraba de gira.
Es lógico que Gutiérrez Müller haya llevado a su hijo a Médica Sur. El hospital se encontraba cerca del parque, aun cuando también estaba próxima la zona de hospitales públicos de Tlalpan. La madre sabía que en el hospital privado tendría un servicio rápido y eficiente, mientras que en muchos nosocomios públicos se vive una situación de saturación. Cuando una madre escucha el llanto de su hijo fracturado, no hay consideración política que valga.
Para muchos, lo relevante fue que la esposa del Presidente electo no llevó al pequeño a un hospital público para "ver lo que se siente". El propio López Obrador tampoco acudió a un hospital público, sino a Médica Sur, cuando sufrió un infarto en 2013. En ambos casos los López Obrador pagaron de su bolsillo, al parecer. Lo importante, sin embargo, no es castigar a los funcionarios para que vean lo que se siente, sino tener mejores hospitales públicos.
Nuestros hospitales públicos cuentan con grandes médicos. En el IMSS, el ISSSTE y los institutos nacionales de salud colaboran las mayores eminencias de México. Los médicos del Rubén Leñero, Xoco o el Gea González tratan cientos de casos cada día y con una impresionante habilidad. El hijo del Presidente electo habría tenido en ellos un tratamiento excelente para su fractura. Los problemas del sistema de salud pública son, sobre todo, la saturación, la falta de recursos y la burocratización. Un paciente no sabe cuánto esperará para que se le trate.
Santiago Levy, director general del IMSS de 2000 al 2005 y hoy vicepresidente del BID, ha propuesto financiar los servicios médicos públicos con un IVA generalizado para no depender de cuotas al trabajo que castigan el empleo formal. Canadá, por otra parte, tiene un sistema de salud universal pagado en un 70 por ciento por fondos públicos, pero proporcionado por médicos privados y hospitales que operan como empresas independientes; el sistema parece más eficiente que los servicios completamente públicos, como el mexicano, o el seguro privado estadounidense.
Obligar a los altos funcionarios a acudir a servicios médicos deficientes para que vean lo que se siente me parece una pésima política pública, sobre todo cuando quien la lanza no acude a esos servicios públicos. Más que castigar a los funcionarios, hay que mejorar los servicios para todos.
· Al IMSS
Cuando José Antonio González Anaya era director general del IMSS sufrió un accidente de bicicleta en Zihuatanejo, pero no acudió a una clínica privada sino a la del Seguro. En un principio no lo querían atender porque no llevaba su credencial y él no se quería identificar como director. Después el servicio fue bueno.
@SergioSarmiento
#
El discurso y la confianza/Jesús Silva-Herzog Márquez
Reforma, 24 Sep. 2018
Sus críticos se toman literalmente lo que dice, pero no se lo toman en serio. Sus simpatizantes, en cambio, se lo toman muy en serio, pero no literalmente. Lo advertía Salena Zito hace un par de años en un artículo publicado por The Atlantic Monthly. La periodista se refería, por supuesto, al fenómeno Trump. No abordaba el radicalismo de sus propuestas, ni las implicaciones ideológicas de su candidatura. Le intrigaba la manera en que su discurso escindía a la sociedad pero, sobre todo, la manera en que revelaba su fractura. En la manera en que los norteamericanos escuchaban a Trump se exhibía una sociedad partida, en la que cada hemisferio negaba a la otra mitad.
Algo semejante podemos decir del discurso de Andrés Manuel López Obrador. Quienes lo siguen escuchan un discurso muy distinto al que escuchan quienes desconfían de él. Quienes crean sacrílega la asociación, pueden leer la carta que el Presidente electo dirigió a Trump. Unas semanas después de su victoria, López Obrador encontraba paralelos estimulantes con el habitante de la Casa Blanca: ambos hemos derrotado al establishment, le decía. Usted y yo hemos enfrentado adversarios poderosos para poner al pueblo en el centro de la política. Los proyectos y las convicciones ideológicas pueden ser polarmente opuestos pero hay entre ellos un innegable parentesco retórico. Los ingredientes son semejantes: la infinita sabiduría del pueblo, la permanente conspiración de los poderosos, la podredumbre de la política tradicional, la perversidad de los medios que se oponen al cambio.
Lo cierto es que López Obrador ha roto los cristales de la retórica tradicional. Su discurso no se asemeja al de ningún político de la historia reciente. No hay tampoco quien siga la pista de ese lenguaje rico en hallazgos verbales, en ocasiones fresco, gracioso y punzante, pero en la mayoría de las ocasiones cansado, reiterativo, machacón. Entender a López Obrador es esforzarse por comprender el estatuto de su lenguaje. En ese discurso está, sin duda, una de las armas más potentes de su política. Su autenticidad, su arrojo, la fuerza de su atractivo están en el lentísimo compás de su discurso, en la seducción de los mitos históricos, en la energía de una convocatoria moral. La suya es la palabra más eficaz del presente. Pero en la inercia de sus palabras puede residir también uno de los lastres más pesados de su gobierno.
Lo debemos tener claro: el futuro Presidente no va a cotejar las cifras de la OCDE antes de alzar la voz. Improvisará constantemente. Tendrá sus datos. Fijará hábilmente la agenda nacional. Seguirá siendo renuente al claroscuro. Contrastará la tragedia del pasado inmediato con la luminosidad del futuro. Por eso el Presidente electo puede decir, sin incomodidad alguna, que estamos en bancarrota pero que, al final de su administración seremos una potencia y un ejemplo para el planeta. No bordará las complejidades de la política sino la obviedad de la única ruta moralmente válida. Expresará con brusquedad sus desacuerdos. Descalificará a sus adversarios y lanzará seguramente la acusación habitual: mis críticos no están solamente equivocados, son moralmente repudiables. Y al mismo tiempo, mantendrá una comunicación intensa y auténtica con millones de mexicanos. Será para muchos, la voz más confiable en el país. Para muchos, la única digna de confianza.
Entender los puentes de esa comunicación es indispensable para tomar en serio su discurso. Mal haríamos desconociendo las razones de la persuasión. La autoridad de López Obrador se explica por el descrédito de las viejas voces, a las que se tacha, con razón o sin ella, de parciales e interesadas. Entidades públicas y privadas, organismos internacionales, profesionales y expertos han corrido la misma suerte de la clase política. Desprestigio y castigo. Al diablo los expertos, se dijo en Gran Bretaña en la campaña del Brexit. En México atraviesan un descrédito profundo. No importa mucho discutir si el desprestigio es justo o no. Lo que importa registrar es la pérdida de su ascendiente. Rehacer ese prestigio no será cosa fácil pero es indispensable. Entablar el diálogo necesario es exigir razón y fundamento al Presidente, es llamar a la responsabilidad en su discurso. Pero es también trabajar en la reconstrucción de las otras confianzas.
#
 AMLO y el muro inútil
Razones/JORGE FERNÁNDEZ MENÉNDEZ...
Excelsior...
“Espero que se mantenga buena relación con el gobierno de Estados Unidos”, dijo Andrés Manuel López Obrador en Hermosillo, Sonora. “Vamos a convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros o con el uso de la fuerza”, contestó a las preguntas, reiteradas, sobre qué haría ante el muro que este fin de semana comenzó a tomar forma en la frontera de El Paso con Ciudad Juárez, en Texas (aunque en realidad no se trata allí de un muro, sino de una simple alambrada).
Insistió en que no va a enfrentarse con Trump por ese tema. “Vamos a convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros o con el uso de la fuerza”, afirmó el Presidente electo. Y tiene toda la razón, como la tenía el gobierno todavía en funciones cuando sostenía lo mismo sobre el mismo tema y personaje. La diferencia son las perspectivas de futuro y la legitimidad que da un voto muy amplio acompañado de una mayoría legislativa propia.
En realidad, lo que está planteando López Obrador sobre la migración y la frontera es lo que han querido hacer, sin éxito, en los dos últimos sexenios y, sobre todo, en los dos últimos años con Trump: Mover la estrategia de control de la frontera norte a la sur, frenar el flujo de migrantes, sobre todo centroamericanos, antes de que comiencen su travesía por México y lleguen a la frontera. Ese camino que siguen miles de hombres, mujeres y, en muchas ocasiones, niños sin acompañante es peligroso, dispara la inseguridad y la violencia y termina siendo el corazón del conflicto migratorio con EU.
Tiene razón López Obrador, aunque sea políticamente incorrecto decirlo: El muro no es el problema, si el gobierno de Trump quiere gastar miles de millones de dólares construyendo un muro es su problema, aunque sea un grave error político y diplomático. Pelear por el muro (un tema que en realidad se debe pelear, como está ocurriendo, dentro de la agenda interna de la Unión Americana) resulta inútil sin una estrategia clara de este lado de la frontera.
Según lo que ha trascendido, el próximo canciller, Marcelo Ebrard, está trabajando una estrategia con las naciones centroamericanas para atender el flujo migratorio proveniente de esos países y tratar de regularizarlo, pero para eso se requiere, simultáneamente, de un programa de desarrollo y estabilización en toda esa región azotada por la pobreza, la violencia, el narcotráfico y también los malos gobiernos. México poco puede hacer respecto a estos últimos, pero sí puede ayudar y mucho en los demás capítulos.
Y para poder comenzar a influir en esa región del mundo, se debe empezar por casa. Es la base de la estrategia regional que se quiere implementar en Chiapas y en Oaxaca, a partir de Zonas Económicas Especiales y de la construcción del Corredor Transístmico entre Salina Cruz y Coatzacoalcos, que se constituiría, además, en una suerte de frontera física en el sur del país.
El secreto de todo ello pasa por generar un verdadero desarrollo en esa zona del país que es, además, la principal expulsora de mano de obra hacia la Unión Americana. Se necesitan planes muy concretos, recursos, infraestructura (en forma prioritaria la llegada de los gasoductos, porque sin gas no se puede instalar en la zona ninguna gran empresa) y también, gobiernos locales eficientes junto con una administración federal realmente enfocada en esa estrategia.
Cuando los sismos en septiembre del año pasado, decíamos aquí, e insistíamos la semana pasada, en que se debía en Oaxaca, Chiapas y Guerrero no sólo reconstruir, sino además implementar un suerte de Plan Marshall, de desarrollo regional, mucho más ambicioso que lo que se hizo. Esa oportunidad se perdió, pero está nuevamente presente con la próxima administración. Ni siquiera se tienen que hacer nuevos estudios porque los planes y programas ya existen, en ocasiones desde hace años, pero no se han implementado por diversas razones, sobre todo, por falta de voluntad o de fuerza política y legislativa. Ahora, López Obrador tiene fuerza política y su propio congreso. Ahí está el secreto para ignorar y hacer cada día más inútil el muro de Trump.
LOS PORROS BUENOS Y LOS PORROS MALOS
Luego del ataque en la UNAM, van ya ocho porros imputados, dos detenidos, uno acusado de homicidio en grado de tentativa y casi una veintena de jóvenes expulsados de la Universidad. Así debe ser, ningún acto de violencia de esas características debe ser tolerado.
El jueves, un grupo de jóvenes estudiantes de Ayotzinapa tomó casetas en las carreteras de Guerrero, robó autobuses, se dirigió al cuartel militar en Iguala, lo atacó con bombas molotov, incendió la sucursal de Banjercito y causó innumerables destrozos. No es un hecho aislado como el de los porros de la UNAM: Llevan secuestrados, sólo en lo que va del año, más de 200 tráilers, todos ellos con sus mercancías saqueadas, otros incendiados. Pero allí no hay castigo alguno, sino una absoluta impunidad. Parece que el nivel de indignación es selectivo: Hay porros buenos y porros malos, a unos se les exige, como debe ser, que cumplan con la ley y a los otros se les garantiza impunidad, independientemente del delito cometido.
IMPOSIBLE ZEPEDA
Resulta increíble el reclamo de Damián Zepeda de que quitarlo de la coordinación de los senadores panistas sería “una falta de respeto”. Olvida, entre otras cosas, que llegó a esa posición porque se autodesignó, después de presidir el partido en su peor elección en décadas. Qué falta de respeto.
#
 Sin salida, la guerra azul…
De naturaleza política/ENRIQUE ARANDA..
Excelsior...
La guerra entre citados “doctrinarios” y “pragmático-liberales” continúa vigente, dividiendo y desangrando cada vez más notoria a la segunda fuerza política del país que avanza hacia su autodemolición.
Cinco días escasos antes del cierre del plazo marcado para el registro de candidatos a presidirlo, Acción Nacional continúa inmerso en la más grave crisis de credibilidad e incertidumbre (respecto de su futuro) de que se tenga memoria, dividido, despojado de principios y valores y, peor aún, confrontados sus principales liderazgos que, ajenos a la (menguada) militancia, se disputan “lo que queda…” de él.
Ello, claro, al margen de que el proceso electoral en marcha continúa, “en vilo”, luego de que la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación de Janine Otálora ordenara a la Comisión de Justicia, que ¿lidera? el sonorense Leonardo Guillén, resolver el Juicio de Protección de los Derechos Político-Electorales del Ciudadano que, de manera conjunta, presentaron los aspirantes (no anayistas) a dirigir al partido: Manuel Gómez Morin y Mirelle Montes, Ernesto Ruffo y José Luis Espinoza, cuestionando partes de la convocatoria respectiva: el escaso tiempo para reunir las más de 28,000 firmas necesarias para avalar una candidatura en concreto y, más, la dispersión geográfica exigida de las mismas.
Respecto del punto, la referida Comisión partidista deberá pronunciarse —“resolver pues…”— en un plazo no impostergable de cinco días; esto es, a más tardar el miércoles venidero… y de ello podrían derivarse no sólo una eventual ampliación del plazo para la recolección de firmas exigibles para el registro sino, incluso, nuevas demandas a la autoridad electoral que, en el extremo, podría incluso ordenar la reposición íntegra del actual proceso.
La guerra, pues, entre citados “doctrinarios” y “pragmático-liberales”, como gustan autodefinirse quienes hoy apoyan la propuesta del anayismo representado por el gris-gris michoacano Marko Cortés Mendoza, continúa vigente, dividiendo y desangrando cada vez más notoria a la segunda fuerza política del país que, rehén ahora de intereses y ambiciones injustificables, avanza hacia su autodemolición…
Es verdad, y vale la pena destacarlo, que muy a pesar de los diversos problemas existentes, el proceso electoral como tal avanza y que los interesados en contender por los puestos de dirección continúan en el proceso —“amañado o no…— de recabar firmas en apoyo de su intención y que ello, al propio tiempo, ha abierto múltiples espacios de diálogo y confrontación de ideas y posturas que, por así convenir a sus intereses fueron cerrando sus anteriores dirigencias, aún a costa de sentar las bases de la grave crisis que se vive en el otrora partido de la gente decente.
Habrá que esperar para constatar si esto último y el recambio de liderazgos incluso, sirve para recuperar parte al menos de lo perdido.
ASTERISCOS
* Panista en sus tiempos de coordinadora de comunicación del presidente Felipe Calderón y después, ya bajo las órdenes de Eruviel Ávila y el “insufrible” Luis Videgaray, priista, Alejandra Sota busca acercarse ahora al lopezobradorismo triunfante y, más específicamente, “colar” a Benjamín Hill, su esposo, como subsecretario de la designada Irma Eréndira Sandoval, en Función Pública.
* En las postrimerías de su gestión, el presidente Enrique Peña Nieto viajó ayer a Nueva York donde, en el marco del mensaje que pronunciará ante la Asamblea General de la ONU), se prevé que aproveche para rechazar la (estúpida) versión que sobre la supuesta implicación de personal diplomático mexicano en el (supuesto) atentado en su contra hiciera el dictador Nicolás Maduro.
* El viernes apenas, debimos enterarnos del artero asesinato de un periodista más, Mario Leonel Gómez Sánchez, de Chiapas, número once en lo que va del año. Ayer, el mandamás de Coparmex, Gustavo De Hoyos lamentó y exigió el inmediato esclarecimiento del dirigente del Centro Patronal de Parral, Chihuahua, Uriel Ulberto Loya Deister. ¿Y las autoridades?
Veámonos el miércoles, con otro asunto De naturaleza política.

#
El dilema del Papa Francisco/Guy Sorman
ABC, 24 de septiembre de 2018..
El pontificado de Francisco no está discurriendo en absoluto como él había imaginado, y mucho menos como habían previsto los analistas cristianos y laicos que tan favorables le eran. Para que conste: el Papa debía reorientar a la Iglesia hacia la pobreza, pero no vemos que la Santa Sede haya abandonado sus inmensas posesiones o su cómodo estilo de vida, y tampoco está claro en qué se ha traducido para los cristianos más necesitados esta iniciativa por la pobreza. Se recordará también que el Papa Francisco ha multiplicado los ataques contra el capitalismo y la globalización, sin admitir jamás que ambos reducen la pobreza masiva. Sobre estos temas ideológicos, que recuerdan a la Argentina de la década de 1970, el Papa guarda ahora silencio, para bien o para mal. Y es que, desgraciadamente, la pedofilia se ha convertido en el tema principal del pontificado. Al comienzo de su mandato Francisco hizo caso omiso de este debate, considerando, sin duda, que era un asunto específico de Estados Unidos, donde los protestantes ajustaban cuentas con los católicos.
Es cierto que las acusaciones, revelaciones y demandas surgieron por primera vez en Estados Unidos, como testimonio de la cultura mediática, psiquiátrica y legalista de la sociedad estadounidense. Pero esta cultura estadounidense, por mimetismo, también ha desatado la lengua a los católicos en otros lugares del mundo, y en particular en Latinoamérica. El Papa Francisco lo ha aprendido por las malas, al haber pasado por alto el comportamiento de algunos obispos chilenos, hasta que el rumor alcanzó tal magnitud que el Papa tuvo que admitir la realidad del problema. Ahora se han abierto las compuertas en todo el mundo, y cada día trae nuevas revelaciones sobre prácticas que parecen profundamente enraizadas en todas partes y desde hace mucho tiempo. Tanto es así que la respuesta que el Papa Francisco dé o no dé a la pedofilia probablemente definirá su pontificado en la historia de la Iglesia. De momento, la única iniciativa concreta del Papa ha consistido en convocar reuniones sobre el tema, de las que, probablemente, saldrán algunas vagas exhortaciones dirigidas a los obispos para que en el futuro estén más atentos, suponiendo que ellos mismos no sean culpables. Dado el número de obispos que, directa o indirectamente, ya están implicados en aventuras de pedofilia en Estados Unidos, Francia, o Chile, cabe preguntarse si la confesión y la contrición son de alguna utilidad: ¿son católicos estos obispos?
También es previsible que el Papa y los obispos no aborden la cuestión fundamental, y probablemente raíz del mal, que está relacionada con la formación de los sacerdotes, la vida en el seminario y el celibato. ¿Podemos, o deberíamos, admitir una relación directa entre el celibato de los sacerdotes, la prohibición del sacerdocio de las mujeres y la pedofilia epidémica en el clero? Evidentemente sí, si reconocemos como algo evidente que hay una naturaleza humana, que los sacerdotes son humanos y que la castidad es superior a las fuerzas de la mayoría de ellos. Pero el Papa Francisco, que es un teólogo muy conservador, desde luego no va a aventurar semejantes consideraciones. Preferirá hablar de disciplina y renuncia, y ya ha expresado su oposición al matrimonio de los sacerdotes.
No sé si tiene razón o si está equivocado, y desde luego, yo no estoy en condiciones de juzgar lo que es bueno para la Iglesia: el Papa es él y no los analistas, los sociólogos o los sexólogos. Como mucho, puedo invocar la historia de la Iglesia: ha vivido mil años sin el celibato de los sacerdotes y otros mil años con él, desde el Concilio de Letrán en 1123, cuando se convirtió en obligatorio. La razón última de esta prohibición se nos escapa: ¿fue espiritual o temporal? El entorno de los rabinos, del que surgió Cristo, no practicaba el celibato, y los Padres fundadores de la Iglesia elogiaban la castidad, pero ni la practicaban ni la recomendaban. La Iglesia de Oriente solo se la impone a los obispos y a los monjes, pero no a los sacerdotes. ¿La impondría la Iglesia de Occidente para distinguirse? Es una posible explicación temporal.
Algunos historiadores que no son teólogos también consideran que el celibato, al prohibir el reparto de las herencias, contribuyó a consolidar el poder y la riqueza de la Iglesia; es posible. Más allá de estos viejos interrogantes, podemos trasladarnos a nuestra época y preguntarnos si el celibato de los sacerdotes y la prohibición a las mujeres de ejercer el sacerdocio contribuyen o no a la verdad de la Iglesia y a su inserción en el mundo real. Si no lo hace Francisco, su sucesor o el sucesor de su sucesor deberá responder a esta pregunta. Mientras tanto, es de temer que la pedofilia continúe destruyendo a las víctimas y la influencia de la Iglesia romana. Los cristianos, que cada vez son más libres de elegir si obedecen o no, no dejarán por ello de serlo, pero se pasarán cada vez en mayor número del catolicismo a los cultos evangélicos que, en Latinoamérica, Estados Unidos y África, se están convirtiendo en la forma dominante del cristianismo. Es muy probable que el Papa Francisco, con su silencio, favorezca lo que teme: la fuga.
#
Política Zoom/Ricardo Raphael...
El Universal
Los desaparecidos
No hay otro tema más urgente. La tragedia de la ausencia se volvió tema principal de la política. Suman más de sesenta mil, según las organizaciones de la sociedad, pero en realidad nadie tiene una cuenta precisa.
Hay una sola cosa que el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, no podrá hacer: mirar hacia otro lado como si el fenómeno no existiera.
6 de cada 10 casos de desaparición en México sucedieron durante la administración de Enrique Peña Nieto y, sin embargo, no hubo de parte suya una sola palabra sincera que haya reconfortado a las víctimas.
La distancia emocional del gobierno que parte respecto a los desaparecidos es digna de revisarse en el consultorio de un siquiatra. Más de mil fosas clandestinas fueron halladas durante este sexenio en 23 estados de la República. Destacan por sus cifras Veracruz, Guerrero, Guanajuato, Jalisco, Sinaloa, Estado de México, Chihuahua y Tamaulipas.
El gobierno que se va renunció a mirar de frente la máquina criminal. No tuvo como propósito investigar con rigor y sistema las desapariciones. La impunidad frente a esta miseria solo puede explicarse por la omisión sistemática de la autoridad.
El estado de alteración social provocado por la epidemia de desapariciones es la bomba de tiempo con que Andrés Manuel López Obrador inaugurará su mandato.
Frente a este tema no es posible, como el presidente electo quisiera, mirar para delante. No funcionaría como solución inmediata combatir las desigualdades provocadas por el neoliberalismo, ni becar a los jóvenes más pobres para que el crimen no los reclute, o amnistiar a los pequeños delincuentes, productores o consumidores de drogas blandas.
Todas ésas son medidas que, si llegaran a funcionar, podrían prevenir la violencia del futuro; pero las víctimas de la desaparición lo que quieren es una justicia que sea capaz de resolver la impunidad del pasado.
Quieren de vuelta a sus seres queridos, quieren por lo menos sus restos para sepultarlos, quieren a los responsables, quieren a las autoridades que se desentendieron de la atrocidad, quieren ver tras las rejas a los funcionarios que fueron cómplices de tanta mortandad.
No puede prometerse a los padres de los normalistas de Ayotzinapa que en adelante las cosas serán distintas para Guerrero. Si no hay compromiso explícito del próximo gobierno para resolver el caso criminal más emblemático de nuestros tiempos, todo lo demás sobra.
Lo mismo reclaman cada una de las organizaciones de familiares que no van a ceder en su exigencia.
Andrés Manuel López Obrador ha dicho que invitará a Naciones Unidas y otros organismos internacionales para que participen en la solución de esta malvada epidemia.
Se requerirá muy probablemente avanzar hacia la creación de una comisión de la verdad como aquella que se creó en 2012 en Guatemala: la Comisión Internacional contra la Impunidad.
Cabe también explorar la reedición del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), que avanzó hasta donde lo dejó el gobierno de Peña Nieto, en el caso de los estudiantes desaparecidos en Iguala.
El expediente de los desaparecidos será el que primero se imponga sobre el escritorio del próximo presidente de México. Las enormes expectativas que ha fincado su triunfo electoral encontrarán en este tema su primera prueba de fuego.
ZOOM: Si el modelo establecido por su gobierno para encontrar a los desaparecidos da resultados pronto, si es creíble para las víctimas, si es eficaz, si promueve los derechos y la legalidad constitucional y si es capaz de confrontar a los poderes cómplices o negligentes, Andrés Manuel López Obrador consolidará su victoria. En caso contrario, la frustración implacable de las víctimas descarrilará la esperanza sobre la Cuarta Transformación.
#
El burro de Maduro/ Alberto Barrera Tyszka, es escritor y colaborador regular de The New York Times en Español. Su novela más reciente es Patria o muerte.
The New York Times, 24 de septiembre de 2018...
El título de este artículo es una frase peligrosa. Podría ser diseccionado semánticamente por un tribunal en Venezuela y condenarte a veinte años de prisión.
¿Qué quiere decir realmente? ¿Que Nicolás Maduro tiene, posee, un burro? ¿Qué es el dueño legítimo de un animal cuadrúpedo, de la familia de los équidos, conocido como burro, asno o borrico? ¿O quiere decir, más bien, que Nicolás Maduro es un burro? ¿Se refiere acaso a esa acepción de “persona bruta e incivil”, como refiere el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española? El problema de fondo, sin duda, es que esta interpretación sea un asunto judicial en Venezuela.
Ricardo Prieto y Carlos Varón, dos miembros del cuerpo de bomberos de Apartaderos, una población de la región andina del país, decidieron un día pasear a un burro por los diferentes espacios de su estación. Mientras el animal deambulaba, fueron filmándolo con un teléfono, haciendo comentarios en evidente tono de broma, relatando que se trataba de una visita de Nicolás Maduro a las abandonadas dependencias del cuerpo. Alguien colgó el video en las redes sociales y, de pronto, esa jocosa “visita presidencial” se volvió viral.
Y entonces, unos oficiales de la Dirección General de Contrainteligencia Militar se presentaron y detuvieron a los bomberos. Y entonces, poco después, en un acto casi instantáneo, fueron imputados por el cargo “instigación al odio”. Y entonces, luego, en una rueda de prensa, el propio Maduro se mostró intemperante y agresivo en contra de un periodista que se atrevió a preguntar por el caso: dudó de su calidad y de su honestidad profesional y se negó a responderle. Esta seguidilla de hechos y declaraciones solo ha logrado magnificar y darle más resonancia a lo que era una simple broma.
¿Cómo un burro puede llegar tan lejos?
La respuesta a esa pregunta está en la violencia que estructura y define cada vez más a la élite que domina de forma autoritaria a Venezuela. Es una clase, tan reducida como feroz, que todavía no entiende que hay cosas, como la inflación o el humor, que no se pueden controlar imponiendo decretos. Por eso reaccionan ante ambas con la misma ceguera y brutalidad.
La represión y la censura, ya se sabe, sirven para mostrar fuerza pero también delatan una enorme fragilidad. Quien no tiene argumentos tampoco tiene humor. Solo puede negociar a golpes con la realidad. Como señala el poeta Charles Simic, el humor muestra “la dimensión ridícula de la autoridad”. Relativiza su poder, lo democratiza. Es un indicador natural del estado en que se encuentra cualquier sociedad, de su capacidad de discernimiento y de ejercicio de las libertades. Reprimir el ingenio o el chiste es una expresión inequívoca de una gran violencia institucional, un síntoma de un régimen aterrado que distribuye terror.
Quizás vale la pena recordar el caso de Marianne Elise K., una viuda a quien en 1943, en una pausa de trabajo, se le ocurrió contarle a un compañero de la fábrica un chiste sobre Hitler. Fue delataba, acusada, enjuiciada por el Tribunal del Pueblo y condenada a muerte. La lógica del poder a veces se parece mucho al descontrol. En medio de la decadencia militar nazi, entre la zozobra y el temor, una mujer fue ejecutada por decir un chiste. Año y medio después, el füher también estaba muerto. El chiste todavía existe. La risa, según decía Mijaíl Bajtín, nunca “pudo oficializarse, fue siempre un arma de liberación en las manos del pueblo”.
La broma de dos bomberos que quisieron reírse un poco de la autoridad y de su propia desgracia, se ha encontrado con una destemplada y feroz reacción del gobierno. Mientras la región se organiza para discutir el terrible problema del flujo migratorio y debatir de forma colectiva el caso de Venezuela, Nicolás Maduro logra que dos humildes apagafuegos formen parte de los más de 250 presos políticos que ya tiene su régimen.
La intolerancia ante el humor refleja nítidamente el grado de autoritarismo que necesita Maduro para continuar en el poder. Lo del burro es una tontería. Basta recordar que en el año 2006, públicamente, Hugo Chávez se burló del entonces presidente George W. Bush, llamándolo donkey en varias oportunidades. El tema real es la violencia. Resulta irónico, casi un chiste cruel, que mientras la mayoría del Grupo de Lima se pronuncia en contra de una intervención violenta en Venezuela, el gobierno venezolano se pronuncia a favor de una intervención violenta en contra de los ciudadanos de su propio país.
No creo que la solución o la salida a la tragedia que vive mi país sea una invasión militar. Pero sí creo que hay que debatir, buscar y encontrar nuevas maneras de actuar y presionar de manera más eficaz a un gobierno que actúa de manera hipócrita y salvaje, que exige internacionalmente aquello que no desea cumplir dentro de sus fronteras. Con el pretexto de la amenaza de una invasión externa, el gobierno de Maduro ha invadido y saqueado a su país y a sus ciudadanos. ¿Qué se puede hacer entonces frente a un gobierno violento que se alimenta del carácter no violento de sus vecinos?
Nicolás Maduro no es un burro. Puede que sea inepto y negligente, que con frecuencia actúe como un incivil. Pero no es bruto. No seguiría ahí si lo fuera. No habría logrado apartar a sus rivales internos y consolidarse como lo ha hecho. No tiene humor pero sí tiene un proyecto. Él —o a quienes él representa— desea quedarse para siempre en el gobierno. Cada vez con más poder. De cualquier forma y a cualquier precio. Incluso, al tratar de hacer lo imposible: prohibir la risa.
La internacionalización del conflicto no puede opacar el endurecimiento represivo que el gobierno de Maduro ejerce dentro de Venezuela. Es necesario, desde la experiencia ciudadana y desde la práctica política, pero también desde la solidaridad internacional y desde la diplomacia, inventar nuevas formas de presión, nuevos mecanismos de lucha. ¿Es posible desarmar y derrotar a los violentos de manera pacífica? ¿Cómo? Ese es el debate.
#

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Alfredo Jalife en la mañanera de hoy

Conferencia de prensa del presidente López Obrador, del 24 de abril de 2019 Versión estenográfica ...
-Buenos días, presidente. Soy Saúl Soltero, del canal de redes sociales El Nopal Times. “....En relación al maestro Alfredo Jalife, que muchas personas pugnan o solicitan que sea incorporado en su gobierno por ser un excelente analista, un geoestratega que tiene muchas ideas de cómo podría México transitar a ser un país exitoso. ¿Qué opina usted de esa petición de que sea tomado en cuenta dentro de su gobierno para ocupar algún cargo? PRESIDENTE :  Acerca de lo de Jalife. Es una muy buena persona. No creo yo que quiera ocupar un cargo, es un analista, un investigador; pero en el caso que hubiese algo que le interesara, como cualquier otro profesional analista, lo tomaríamos en cuenta. No hay veto para Jalife ni para nadie. Hay muchas discrepancias, hay debate, yo lo considero sano; a veces se pasan, pero es sano eso. Ya cuando no se debate es que hay que avisarles que ya se apagó la luz…

AMLO perdió la calma y se desbordó contra sus aliados..

El C. Presidente convocó la tarde del jueves 7 de noviembre en Palacio Nacional a los diputados federales y senadores de Morena para evaluar avances de la agenda legislativa.
Fueron convocados también legisladores aliados como PES, PT e incluso el PVEM, nueva adquisición de la 4T.
"Es una reunión para la revisión de la agenda legislativa, que normalmente tenemos dos o tres veces al año con el Presidente, antes de iniciar las sesiones y en el trayecto del periodo de sesiones", indicó Ricardo Monreal, coordinador de los senadores de Morena.
Los primero en llegar fueron los representantes del PES;  Tatiana Clouthier indicó que desconocía el motivo de la reunión, pues sólo fue convocada.
Incluso rechazó que se un llamado del Presidente para darles línea, pues la línea es que no hay línea.
Al final el Presidente salió molestó incluso sin despedirse,  entre chiflidos de los inconformes.
Y es que los trato de corruptos....habráse visto!
¿Imagínense si se hubiera transmitido ese “dialogo c…

Oaxaca, la fotografía…, elección cerrada; 34 y 30%

Encuesta / Registra tricolor mínima ventaja Encuesta REFORMA. Elecciones Oaxaca.  Alcanza Murat 34% de las preferencias frente al 30% de Estefan Garfias Nota de Lorena Becerra y Joaquín Zambrano Reforma, Pp, 26 de mayo de 2016
Alejandro Murat, candidato del PRI-PVEM-PANAL, supera por escasos cuatro puntos a José Antonio Estefan Garfias, abanderado del PRD-PAN, rumbo a la elección para Gobernador de Oaxaca que se llevará a cabo el próximo 5 de junio. Dado el margen de error del estudio, esto se traduce en un empate técnico entre ambos candidatos. Así lo revela una encuesta de REFORMA a mil electores en la entidad. Los dos punteros gozan de buenos niveles de reconocimiento de nombre. No obstante, Estefan cuenta con una imagen positiva entre los entrevistados, en contraste con el candidato del tricolor que recibe más opiniones negativas que positivas. Por su parte, el aspirante de MORENA, Salomón Jara, no es conocido por el 58 por ciento de la población, pero aun así logra posicionarse en terce…