Ir al contenido principal

El poder simbólico del fútbol/Reyes Mate,

El poder simbólico del fútbol/Reyes Mate, filósofo e investigador del CSIC 
EL PERIÓDICO, 28/08/10
El fútbol es más que un juego, y esto vale no solo para los culés. Para unos pocos es, desde luego, un gran negocio; y para otros muchos, una liturgia de sustitución con su día semanal festivo, la visita al templo, el culto a los santos del lugar y la plegaria constante para lograr el triunfo o, según el caso, evitar la perdición.
El triunfo de la selección española en el pasado campeonato del mundo ha incrementado la capacidad simbólica del fútbol. Se ha presentado el buen talante del seleccionador, Vicente del Bosque, como la necesaria virtud del político que al brillar por su ausencia entre la clase política explicaría el ruido que ensordece la vida pública española. Y el juego solidario y amistoso de un equipo compuesto de catalanes, vascos, andaluces y castellanos se nos ofrece como un modelo de relación entre las variopintas autonomías españolas.

Este exceso significativo del fútbol viene de lejos. John Huston estrenó en 1981 la película Evasión o victoria, interpretada por Sylvester Stallone, Michael Caine y el propio Pelé. La acción transcurre en el campo de concentración de Gensdorff. Un oficial nazi, entusiasta del fútbol, decide organizar un encuentro entre carceleros y prisioneros. Los prisioneros engatusan a los nazis, dejándose ganar en la primera parte para, durante el descanso, llevar a cabo la fuga prevista. Es una película, aunque lo cierto es que ese partido tuvo lugar en Auschwitz. Primo Levi escribe, en Los hundidos y los salvados, que se lo oyó decir a Miklos Nyiszli, un médico judío húngaro que trabajaba a las órdenes de Mengele. Fue un partido entre los SS que estaban de guardia en el crematorio y miembros de un sonderkommando, las unidades especiales encargadas de las tareas más detestables, como contribuir al engaño de su gente para la gasificación, extraer los cadáveres de las cámaras de gas, arrancarles los dientes de oro y cortarles la cabellera, quemarlos en los hornos crematorios… Por un momento, las víctimas olvidan su condición inhumana y se entregan a la pasión del juego, a la camaradería de la competición, a las bromas y chanzas del lance, a apostar con sus verdugos.
Es un juego macabro, pues en esa pérdida momentánea de la condición de víctimas ven los verdugos el momento de máximo triunfo. Levi verbaliza así ese momento de gloria de los nazis: «Os hemos abrazado, corrompido, arrastrado al polvo como nosotros. También vosotros, como nosotros y como Caín, habéis matado a vuestro hermano. Venid, podemos jugar juntos». Un agudo pensador italiano, Giorgio Agamben, comenta este episodio señalando que «ese partido no ha acabado nunca. Es como si todavía durase, sin haberse interrumpido nunca». Un partido de fútbol representaría el mayor horror de la experiencia humana porque los contrincantes no son rivales, sino víctimas y verdugos que en un momento determinado pierden conciencia de lo que son y se permiten fraternizar cuando nada les une.
Lo perverso del caso es hacer de un simple juego la trampa macabra con la que deshumanizar todavía más a las víctimas. El juego, que es libre y gratuito, queda desnaturalizado cuando se le obliga a representar esa farsa de confraternización. Por su capacidad de convocatoria, el fútbol es presa apetecible para el poder, que buscará, como hizo el dictador Videla, fotografiarse junto a la copa que enarbolaba Passarella, pero es también una tentación para el pueblo, que puede juzgar el complejo mundo de la política con las simplezas del reglamento futbolístico.
Lo realmente importante es que no deje de ser un juego. Y nadie como el que fuera alcalde de Madrid Enrique Tierno Galván ha encontrado el tono justo para el relato futbolístico. En uno de sus famosos bandos, proclamado el 11 de junio de 1982 con motivo del Mundial de fútbol de España, definía el fútbol como un juego en el que «11 diestros y aventajados atletas compiten en el esfuerzo de impulsar con los pies y la cabeza una bola elástica, con el afán, a veces desmesurado, de introducirla en el lugar solícitamente guardado por otra cuadrilla de 11 atletas». Un juego, pues, de 11 mozos en calzones cortos contra otros tantos afanándose en dar puntapiés a una bola elástica para meterla entre tres palos. Al Viejo Profesor le maravillaba que semejante juego movilizara a tanta gente, pero ya puestos lo que él pedía a los vecinos de la Villa de Madrid era que fueran corteses con los forasteros, «conduciendo al perdido, orientando al perplejo, sosegando al inquieto, ayudando al que está en apuros, consolando a quienes la magnitud, complicación y desmesura de esta gran ciudad pueda llevar a la tribulación».
Hay sorna en este bando y clara conciencia de que los madrileños harán oídos de mercader -es decir, no harán caso- a sus recomendaciones. Nada podrá, en efecto, su buena prosa frente a las pasiones y los intereses que levanta el fútbol. Pero dice algo que nunca se debería perder de vista. Esta competición, cuyo triunfo abre palacios y sedes presidenciales a sus protagonistas, es un juego entre dos cuadrillas cuyo arte consiste en dar patadas a un balón. Aunque seduzca a tantos y nos apasione a muchos, eso es, ni más ni menos. Lo demás son añadiduras.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

AMLO perdió la calma y se desbordó contra sus aliados..

El C. Presidente convocó la tarde del jueves 7 de noviembre en Palacio Nacional a los diputados federales y senadores de Morena para evaluar avances de la agenda legislativa.
Fueron convocados también legisladores aliados como PES, PT e incluso el PVEM, nueva adquisición de la 4T.
"Es una reunión para la revisión de la agenda legislativa, que normalmente tenemos dos o tres veces al año con el Presidente, antes de iniciar las sesiones y en el trayecto del periodo de sesiones", indicó Ricardo Monreal, coordinador de los senadores de Morena.
Los primero en llegar fueron los representantes del PES;  Tatiana Clouthier indicó que desconocía el motivo de la reunión, pues sólo fue convocada.
Incluso rechazó que se un llamado del Presidente para darles línea, pues la línea es que no hay línea.
Al final el Presidente salió molestó incluso sin despedirse,  entre chiflidos de los inconformes.
Y es que los trato de corruptos....habráse visto!
¿Imagínense si se hubiera transmitido ese “dialogo c…

Y ahora la 4T pretende criminalizar a juzgadores. ¿Qué dice la SCJN?

Contrareforma en materia de justicia penal!Y ahora los de la 4T van contra jueces y magistrados/ opinión de un amigo penalista, que circula en redes...Muy oportuno...
Así como en 2019 los presentados como los nuevos y grandes delincuentes fueron los factureros y las empresas fantasma; hoy los nuevos delincuentes son los jueces y magistrados federales, SI, así se les trata en la propuesta de reforma constitucional de La FGN. Para ellos, se va a crear un tribunal especial que les juzgue conformado por jueces NOMBRADOS POR EL SENADO y por ello, por aliados políticos, obviamente comprometidos “VENDIDOS” con SU PARTIDO. Las cuotas para nombrarlos se dividirán. 
El grupo mayoritario tendrá más JUECES POLÍTICOS, y estos por su designación y por LEY responderán ante el Senado.
¡Que tragedia de país!
Me pregunto: ¿tiene esto el aval de la SCJN? Esas propuestas tienen el aval de la Corte?
Volvamos a los JUECES Y MAGISTRADOS de nuestro país señalados cómo DELINCUENTES al menos de forma probable. 
¿Que…

Oaxaca, la fotografía…, elección cerrada; 34 y 30%

Encuesta / Registra tricolor mínima ventaja Encuesta REFORMA. Elecciones Oaxaca.  Alcanza Murat 34% de las preferencias frente al 30% de Estefan Garfias Nota de Lorena Becerra y Joaquín Zambrano Reforma, Pp, 26 de mayo de 2016
Alejandro Murat, candidato del PRI-PVEM-PANAL, supera por escasos cuatro puntos a José Antonio Estefan Garfias, abanderado del PRD-PAN, rumbo a la elección para Gobernador de Oaxaca que se llevará a cabo el próximo 5 de junio. Dado el margen de error del estudio, esto se traduce en un empate técnico entre ambos candidatos. Así lo revela una encuesta de REFORMA a mil electores en la entidad. Los dos punteros gozan de buenos niveles de reconocimiento de nombre. No obstante, Estefan cuenta con una imagen positiva entre los entrevistados, en contraste con el candidato del tricolor que recibe más opiniones negativas que positivas. Por su parte, el aspirante de MORENA, Salomón Jara, no es conocido por el 58 por ciento de la población, pero aun así logra posicionarse en terce…