25 ene. 2009

Ana Lilia Pérez

México DF, 19 enero 09 (CIMAC).- La periodista Ana Lilia Pérez, quien investigó y divulgó asuntos de corrupción en Petróleos Mexicanos que involucran a empresarios, funcionarios y políticos de muy alto nivel, se encuentra oculta como prevención ante las amenazas de muerte que ha recibido y para evitar su detención, derivada de una denuncia por "daño moral" interpuesto por empresarios gaseros.
A través de un mensaje, leído por ella misma vía telefónica, ayer (18-I-09) al mediodía, Ana Lilia explicó a la opinión pública, y a quienes se encontraban frente al Hemiciclo a Juárez durante un acto de solidaridad, los pormenores de la persecución de que es objeto, luego de que su coacusado, Miguel Badillo, director de la Revista Contralínea, fue detenido el viernes anterior.
Este es el texto:
He pasado las horas más terribles de mi vida. En estos momentos estoy escondida, resguardada porque un juez de Guadalajara liberó una orden de aprehensión en mi contra, simplemente porque cumplí con mi deber periodístico de investigar y divulgar asuntos de corrupción en Petróleos Mexicanos, y que involucran a empresarios, funcionarios y políticos de muy alto nivel.
Es el costo que he pagado por revelar, hace casi un año, los contratos que firmó en Pemex Juan Camilo Mouriño, y por investigar y publicar los negocios en Pemex de otros empresarios vinculados con él y con quien hoy ostenta el cargo de presidente de la República.
Pasé la noche en vela por segunda ocasión, atenta a que de un momento a otro mis captores me ubiquen y me lleven no sé a dónde y ni en qué condiciones. Mi familia no sabe de mí y ahora, por oídos de todos ustedes, les digo que espero seguir viva. Mis temores no son en vano. Desde el año pasado denuncié ante las autoridades judiciales, ante la Fiscalía de Protección a Periodistas, ante el Congreso de la Unión, el acoso en mi contra, las amenazas de muerte, la persecución, la vigilancia en mi domicilio, pero ninguna autoridad, en absoluto, movió un dedo
No sé si el día de mañana mi abogado me pueda conseguir un amparo y si mañana, al tenerlo, habrá otra acusación en mi contra.
No maté, no robé, no violente ley alguna. Mi única arma es la palabra, y con ella, hice lo único que sé hacer: periodismo, honrosa profesión de la que me sostengo con un salario ganado decorosamente, sin pretensiones de enriquecimiento, como me han ofrecido los empresarios y funcionarios a quienes he investigado.
¿Y saben por qué los he investigado? Porque es derecho de todas las mexicanas y los mexicanos conocer qué se hace con su empresa: Pemex, cuyos ingresos sostienen la economía de este país y de la que pocos, muy pocos, se han hecho inmensamente ricos.
En mi vida nunca he tenido algún conflicto con la ley y, sin embargo, hoy estoy escondida, como no lo están siquiera los narcotraficantes o defraudadores de cuello blanco de este país, no puedo ni siquiera asomarme a una ventana y mucho menos buscar contacto en el exterior.
Agradezco de antemano a las y los colegas y miembros de la sociedad civil, organizaciones y defensores de derechos humanos preocupados por mi situación y la del resto del equipo de Contralínea
LOS MOTIVOS
Les explicaré los motivos que me orillaron a convertirme en una prófuga de las autoridades judiciales, que no de la ley ni la justicia: La mañana del viernes, camino a mi trabajo me enteré que mi compañero, jefe y amigo, el periodista Miguel Badillo Cruz, director de las revistas Contralínea y Fortuna --en las cuales desde hace seis años me desempeño como reportera-- había sido detenido al sur de la ciudad, por elementos policíacos, en circunstancias completamente oscuras. La detención era inverosímil, aun en el acoso y las agresiones que los dos hemos vivido en los últimos meses. Ya en la redacción, las y los trabajadores de Contralínea vivimos momentos de zozobra por desconocer su estado físico y situación jurídica.
Hacia el medio día, estando preso en El Torito, Miguel se enteró de que existía también una orden de aprehensión contra mí, y por terceros me lo hizo saber. La noticia me cayó como un balde de agua fría. En ningún momento hubo autoridad alguna que me notificara del supuesto desacato en el cual incurrí, y por mi compañero preso supe que yo enfrentaba una orden de aprehensión. A medida que las horas transcurrían se reducía mi posibilidad de obtener un amparo. Aumentó mi desolación.
Con el riesgo de que mis captores me ubicaran, al ser yo la autora de las investigaciones periodísticas publicadas en las revistas Contralínea y Fortuna relacionadas con el consorcio denominado Zeta Gas, por las cuales se detuvo a Miguel Badillo, me correspondió explicar a las y los colegas de los medios de comunicación el origen de la detención, así como el acoso que desde hace más de un año hemos padecido, por parte del poderoso empresario Jesús Alonso Zaragoza López, accionista mayoritario y presidente del Consejo de Administración de las 80 empresas que integran el consorcio, dedicado al almacenamiento y distribución de gas licuado de petróleo. Acoso ejercido de forma directa por sus abogados, sus guardaespaldas, además de funcionarios públicos locales y federales que se han prestado a sus arbitrariedades.
Ante las declaraciones que se fueron vertiendo sobre la detención de Badillo, comprendí que las autoridades no solamente eran indolentes, sino cómplices de los ataques de Jesús Alonso Zaragoza López en contra de un medio de comunicación que no hizo otra cosa que cumplir con su deber de informar a la sociedad de los negocios que se hacen con el dinero público, específicamente con el de Petróleos Mexicanos.Tan cómplices fueron quienes detuvieron a Miguel, como lo fueron los jueces y magistrados que durante el año pasado emitieron un veredicto en el que resolvieron que yo no tenía derecho a publicar las entrevistas que me concedió Zaragoza López, entre otras razones, porque los hechos narrados tuvieron lugar en la frontera norte y yo radico en el Distrito Federal.
Así que, al escuchar a las autoridades declarar que la detención de Badillo había sido "legal", aún cuando nunca hubo notificación alguna, supe que tenía que huir. Me fui con la ropa que traía puesta. Dejé trabajo, escuela, casa y familia, por el riesgo de, en el mejor de los casos, ser detenida por la policía, al igual que Miguel, por una orden de aprehensión que un juez de Guadalajara giró en mi contra, por un supuesto desacato de un requerimiento judicial del cual nunca tuve conocimiento.Y digo "en el mejor de los casos", porque hace 16 meses que vivo amenazada, acosada, vigilada, y perseguida por órdenes de Jesús Alonso Zaragoza López, quien me demandó por "daño moral" después de que publiqué dos entrevistas que él mismo me concedió, y luego de que rechacé todos los ofrecimientos de sobornos que me hizo.
¿Qué fue lo que me dijo Zaragoza López en las dos entrevistas?
Detalló aquel pasaje de su vida, cuando la agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA) abrió una investigación en su contra, y en contra de sus hermanos, de su papá y de sus empresas, luego de que las autoridades de ese país descubrieron un cargamento de cocaína en una de sus pipas que trasportaba gas licuado de petróleo de México a Estados Unidos.
-- ¿Y el chofer de la pipa, don Jesús? – le pregunté.
-- Desapareció, nunca más se supo de él. Desapareció toda su familia.
-- ¿Cuántos años llevaba trabajando con usted?
-- 20 años --respondió en la entrevista.Una familia entera incómoda a la familia Zaragoza desapareció, y al empresario nadie le preguntó nada.
Jesús Zaragoza me dijo que en el sexenio de Vicente Fox, el secretario de Energía, Felipe Calderón Hinojosa, lo recibía en sus oficinas para "ayudarle" en sus negocios y que, a cambió, él lo apoyó económicamente para su campaña a la presidencia de la República.
Me contó cómo los directivos de Pemex le ofrecieron el negocio de los ductos, mucho antes de que se hablara de una reforma energética.Me dijo cómo el secretario de Comunicaciones y Transportes, Pedro Cerisola, le ayudó a instalar su planta de gas de Manzanillo, la cual le renta a Pemex Gas para almacenar el gas que luego Pemex le vende a él, y a su vez él distribuye a millones de consumidores.
Me detalló cómo soborna alcaldes y autoridades locales y federales para que le permitan instalar sus plantas de gas en zonas prohibidas y, por encima de las protestas ciudadanas, como lo hizo en el pueblo de Campos, según documentamos entre los pobladores.
LA DEMANDA
Todo ello fue grabado con el consentimiento de Jesús Alonso Zaragoza López, quien al concluir las entrevistas me ofreció llevarme de compras a Estados Unidos y viajar en sus aviones privados. Lo rechacé, y en respuesta, en agosto de 2007, presentó la primer demanda en contra de la revista Contralínea, de su director, Miguel Badillo, y en contra mía.
Durante el juicio, Zaragoza reconoció como suya la voz de las grabaciones que exhibimos como prueba de nuestro dicho, aunque sus abogados: Graham Alberto Zubía Félix, Francisco Cuéllar Ontiveros, Diego Romero Velasco y Juan Manuel Aguilar Maya intentaron que el juez no la desechara. En septiembre de 2008 estos mismos abogados, con sus guardaespaldas armados y elementos de seguridad pública, allanaron nuestras instalaciones y nos amenazaron con confiscar nuestras computadoras.
En el juicio, Zaragoza López no aportó una sola prueba que sostuviera sus acusaciones en contra nuestra. Nosotros aportamos, además de las grabaciones, cientos de documentos que respaldan las investigaciones periodísticas publicadas, incluidos los que Zaragoza me proporcionó, emitidos por Calderón Hinojosa.
Durante el juicio solicitamos los testimonios de los funcionarios que, según dijo Zaragoza, le han facilitado sus negocios: Felipe Calderón Hinojosa y algunos directivos de Pemex, sin embargo, los jueces se abstuvieron de citar a ninguno de ellos.
El argumento central de Zaragoza López, validado por los jueces del Tribunal Superior de Justicia es que él es dueño de 80 empresas, y que yo soy "una pobre reportera". A él se le permitió entrar al juzgado con guardaespaldas armado, a mí ni siquiera se me permitió declarar: el juez me declaró confesa.
Durante el juicio sus abogados amenazaron a Miguel Badillo y a mí de que nos desaparecerían y que acabarían con Contralínea. Se nos advirtió que con su dinero y sus influencias Zaragoza acabarían con nosotros, que una tras otra, nos presentaría 80 demandas. Hoy vemos cumplir las amenazas.
INFORMAR, MI PROFESIÓN
Hace diez años que ejerzo el periodismo. He desempeñado mi profesión con estricto apego a la ética, sin otro interés que informar a la sociedad.
El acoso de los contratistas de Pemex en contra mía se recrudeció en febrero del año pasado, cuando investigué y publiqué en Contralínea los contratos que firmó en Pemex Juan Camilo Mouriño en su dualidad de funcionario público y empresario privado. Cuando le entregué los contratos a Andrés Manuel López Obrador, se desataron las amenazas directas de funcionarios públicos en contra mía.
He recibido llamadas telefónicas donde se me amenaza de muerte. Mi domicilio está constantemente vigilado. He padecido seguimientos y me han tomado fotografías. Todo ello lo denuncié desde 2008 ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos y ante la Fiscalía Especializadas de delitos en contra de periodistas, de la Procuraduría General de la República.
Aun cuando las investigaciones en torno a la familia Zaragoza me llevaron a descubrir sus negocios oscuros y aun cuando sus propios trabajadores me habían advertido que "son gente de cuidado", hasta ahora me doy cuenta que la impunidad con la que actúan supera todo lo que pensaba.
Conozco mi deber como periodista, obedezco a mi ética; soy respetuosa de la ley y de las instituciones, tan es así, que he cumplido cabalmente con todo el proceso judicial al que se me ha sometido, pese a estar plagado de irregularidades. Sin embargo, el día de hoy tengo que permanecer escondida sin haber cometido delito alguno. Pero he de confesar que huí más por miedo de las amenazas de la familia
Zaragoza, que por la detención. Es lamentable que ni siquiera mi familia pueda saber de mi paradero.
Aun en este panorama adverso, reflexiono que seguiré con mi trabajo, pues, sin hacer juramento alguno, como
los médicos, los periodistas nos debemos a la sociedad, y ello implica defender la libertad de expresión, así como el derecho ciudadano de estar informado.
Tengo claro que éste es un asunto en el que se pretende callar a los periodistas que investigamos la corrupción que impera en Pemex, un tema de interés nacional, puesto que se trata de una empresa propiedad de todas las mexicanas y los mexicanos, y la principal generadora de divisas.Hago responsable a Jesús Alonso Zaragoza López de lo que pueda ocurrirme a mí, a mi familia, o a cualquiera de los trabajadores de Contralínea
.

Bernie Madoff

Bernie Madoff y mi Nueva York/Barbara Probst Solomon
Traducción de María Luisa Rodríguez Tapia
Publicado en EL PAÍS, 25/01/09;
La operación de Bernie Madoff era la crónica de un delito anunciado. Una explosión repentina de dinero nuevo en una sociedad no sólo permite la aparición de nuevos peluqueros y restaurantes, sino también de nuevos delincuentes, y, cuando Madoff inventó la gestión electrónica de los traspasos de acciones, la producción industrial se consideraba un remanente sentimental de otra época y a nadie pareció llamarle la atención ni preocuparle que el desempleo se hubiera disparado en el Estado de Nueva York. Harry Markopolos, miembro de una firma financiera, curiosamente situada en Boston y no en Nueva York, advirtió en repetidas ocasiones a una SEC [la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos] de ineficacia criminal de que Madoff estaba llevando a cabo “el mayor esquema de Ponzi del mundo”. Una señal de alarma que deberían haber visto, y no vieron, los investigadores fue que la firma auditora de las actividades de Madoff no era una de las ocho grandes que suelen utilizarse, sino una pequeña oficina que habría encajado muy bien en la película Los productores, con Nathan Lane y Matthew Broderick. The Washington Post publicó informaciones que ponían en duda las actividades de Madoff. ¿Por qué nadie tomó medidas? ¿A quién interesaba desenmascarar a Madoff? No a la SEC, cuyos empleados, mal formados, confiaban quizá en obtener mejores trabajos con él. Ni a los responsables de los fondos alternativos, que podían ser considerados cómplices. Ni a un establishment amorfo, un sistema que quería que los buenos tiempos nunca se acabaran. Ni tampoco a las organizaciones benéficas, que quieren hacer buenas obras como sea y, cada vez más, se despreocupan por el origen del dinero.
No sé qué pasó con Madoff, pero mi propia experiencia de hace muchos años (una joven viuda cuya herencia disminuyó misteriosamente hasta alcanzar, como dijo un amigo, el valor de una bicicleta; mi novela Smart Hearts in the City estaba vagamente basada en el caso, que tardé años en ganar) me enseñó varias cosas sobre el dinero y el sistema. 1. No se descubre un delito de cuello blanco a base de hurgar en auditorías. Primero hay que estar convencido de que existe un delito y luego buscar las auditorías para comprobarlo, no al revés. 2. Es necesaria una gran motivación para soportar la humillación de que a uno le tomen por loco. 3. Lo más importante, hay que aprender a sortear los mecanismos del sistema (cualquier sistema). Los que denuncian cosas no le caen bien a nadie.
Madoff sabía que era fundamental que sus clientes se sintieran tan impresionados por su respetabilidad como por su habilidad con el dinero; era un sociópata que necesitaba engañar a la gente y ganar la partida. Sus víctimas consideraban que era una “suerte” que él las hubiera aceptado y los rechazados sentían que habían caído ignominiosamente en desgracia; ninguno de los dos grupos entendía que lo que le hacía falta a Madoff eran clientes que no necesitasen retirar fondos.
Todo esto habría dado muy buen material a un Balzac, un Proust y, por supuesto, un F. Scott Fitzgerald, pero los novelistas literarios contemporáneos, equivocadamente, no suelen preocuparse por cómo se gana la vida la gente. Y Madoff necesitaba un toque de misterio. El edificio Lipstick (así llamado por su forma ovalada, como de barra de labios), en el que Madoff tenía su despacho legítimo en un piso y su falsa oficina en otro, está fuera del circuito habitual y es un lugar en el que Madoff podía evitar a otros intermediarios y banqueros que observaran sus idas y venidas.
En su búsqueda de respetabilidad, Madoff se centró en la pequeña sinagoga ortodoxa de la Quinta Avenida a la altura de las calles sesenta y tantos. A diferencia del enorme y elegante Temple Emmanuel, constituido a mediados del siglo XIX por judíos alemanes que preferían una religión light, o la rígida sinagoga de españoles y portugueses, con sus profundas raíces históricas, o la amplia Sinagoga Central -con su vasta congregación y sus mujeres cantoras, dedicada al ecumenismo, la cultura, la música, etcétera-, todos ellos lugares llenos de individuos que tenían conexiones propias con Wall Street, la Sinagoga de la Quinta Avenida, más aislada, ofrecía a Madoff una oportunidad única para controlar su entorno. No tuvo que conquistar más a que a una sola persona, su presidente, el gestor de fondos alternativos Ezra Merkin, que, sin saberlo -o sin preocuparse-, le abrió la puerta a las organizaciones benéficas judías a las que posteriormente robó.
Como el estafador que se casa con una mujer, le roba el dinero y luego le regala unas cuantas joyas compradas con el dinero robado, por las que ella, como tonta, le da las gracias, Madoff contribuyó a las grandes organizaciones benéficas judías con los fondos robados y, de esa forma, se situó como respetable líder de la comunidad.
Al meditar sobre estas revelaciones, recuerdo la época en la que discutía con mis abogados porque pensaba que había algo extraño en la auditoría que nos habían presentado tras la muerte de mi esposo: no podía dejar de mirar un paquete de acciones presuntamente sin valor que rendía 50 dólares cada trimestre. Lo examinaba una y otra vez, cada vez con más detalle. Hasta que resultó que no era un paquete de acciones, como insistían los brillantes abogados, sino una manzana de naves industriales (las naves industriales no son una cosa que se pueda hacer trocitos y enviar a las islas Caimán). Recuerdo el día en que encontré esas naves, el día en que me hice mayor. Mi marido, que era muy de izquierdas (más que yo), había demostrado excesiva ignorancia sobre nuestra fuente de ingresos.
El caso Madoff tiene demasiadas connotaciones. El dinero suscita, o demasiado temor y respeto por el mero hecho de ser dinero, con lo que implica -la autoridad-, o, en el otro extremo, la fe infantil que no necesita ninguna atención; y ambos extremos son muy típicos de Estados Unidos. En otras palabras, una receta perfecta para el desastre

Al Qaeda ante Gaza

¿Qué dice Al Qaeda sobre Gaza?/Por Fernando Reinares, catedrático de Ciencia Política y Estudios de Seguridad en la Universidad Rey Juan Carlos y director del Programa sobre Terrorismo Global en el Real Instituto Elcano
Publicado en EL PAÍS, (
www.elpais.com) 24/01/09;
Desde que el 27 de diciembre se iniciara la operación militar de Israel en Gaza, hasta la retirada de sus tropas coincidiendo con la toma de posesión de Barack Obama como presidente de Estados Unidos, se han pronunciado respecto a lo sucedido en aquella franja del territorio palestino tanto Osama Bin Laden como su lugarteniente y verdadero estratega de la denominada yihad global, es decir, Ayman al Zawa-hiri. También, en dos ocasiones, el líder de Al Qaeda en el Magreb Islámico, Abu Musab Abdelwadoud, lo que adquiere especial relevancia si adoptamos una perspectiva europea en general y española en particular.
Pero ¿qué tienen en común esos mensajes? ¿Qué dicen en torno a la ofensiva israelí y sus consecuencias? ¿Cuáles son los propósitos con que han sido difundidos?
En primer lugar, los líderes de Al Qaeda han utilizado sus respectivos comunicados para trasladar, a la sociedad palestina y al conjunto de los musulmanes, un discurso que enmarca lo acontecido en la idea de yihad global que propugnan. Osama Bin Laden, en su mensaje del 14 de enero, lo resume así: “Los sentimientos de los muyahidines por lo que estáis atravesando son enormes. Los muyahidines, como vosotros, también están siendo bombardeados por los mismos aviones, y pierden sus más queridos familiares del mismo modo que vosotros. Os apoyamos y no os vamos a abandonar, si Alá quiere. Compartimos el mismo destino en la lucha”.
En este mismo sentido, Ayman al Zawa-hiri, decía en el suyo, aparecido ocho días antes: “Mis hermanos musulmanes y muyahidines en Gaza y el resto de Palestina, lo que afrontáis hoy no es una ocupación de asentamientos, limitada a cierta área o a cierta región, sino un eslabón en la cadena de la campaña Sionista-Cristiana contra el Islam y los musulmanes”.
En el contexto de la ofensiva militar israelí en Gaza, es probable que los dirigentes de Al Qaeda intenten, con este discurso, beneficiarse del impacto recibido por Hamás -organización, por cierto, ignorada en los distintos comunicados, aunque en el pasado ha sido vehementemente criticada por aquéllos-, al constatarse las limitaciones de las brigadas que constituyen su brazo armado y hacerse manifiestas las discrepancias entre sus máximos responsables, al igual que de la eventual repercusión en Al Fatah.
Importa recordar que durante los últimos años han aparecido algunos grupos yihadistas, tanto en los propios territorios palestinos, concretamente en Gaza, como en campos de refugiados fuera de ellos, caso del Líbano, alineados con Al Qaeda y dispuestos a desafiar el predominio por el cual compiten Hamás y Al Fatah. Según un sondeo del Pew Research Center en 2007, seis de cada 10 palestinos adultos confiaban en Osama Bin Laden.
En segundo lugar, los dirigentes de Al Qaeda se sirven de los acontecimientos de Gaza para justificar el terrorismo que es inherente a su idea de yihad global como la única forma de actuación posible y estimular las motivaciones individuales para implicarse de uno u otro modo en su práctica. Osama Bin Laden insiste en que “sólo hay un camino recto para liberar la mezquita de Al Aqsa y Palestina, el de la yihad en la causa de Alá. En el sagrado Corán, el mandato de Alá está claro: la participación en la yihad en su causa, por medio de las posesiones o de uno mismo, ha de continuar hasta que se convierta en un deber colectivo”.
Aquí parece referirse a la distinción que en la doctrina islámica existe entre la yihad como obligación individual o deber colectivo, que a su vez implica otra entre yihad defensiva y ofensiva. Enfatizando el imperativo religioso de contribuir individualmente a la yihad, entendido este concepto en su acepción decididamente belicosa, Osama Bin Laden apela a motivaciones para el terrorismo basadas en criterios de racionalidad normativa.
Pero en el mismo mensaje complementa esos argumentos con una apelación, asimismo de cariz racional, a la eficacia de dicha violencia: “Aquí os presento evidencia que prueba que podéis derrotar a vuestros enemigos con sólo una parte de vuestras capacidades. La primera es la devastadora derrota de la Unión Soviética en Afganistán, con la guía de Alá, gracias a los esfuerzos de nuestra gente, y sin la intervención de ninguno de los ejércitos de nuestros gobiernos”.
La segunda consistiría, por su parte, en que, después de los atentados del 11 de septiembre de 2001, “hoy Estados Unidos se tambalea bajo los ataques de los muyahidines y sus consecuencias. Se agota humana, política y financieramente. ¡Oh, mi nación islámica! La yihad llevada a cabo por tus hijos contra la alianza Sionista-Cruzada es una de las razones fundamentales, después de la gracia de Alá, de todas esas consecuencias destructivas para nuestros enemigos, que resultan claras y obvias tras siete años de guerra”.
En tercer lugar, los dirigentes de Al Qaeda han reaccionado a los acontecimientos de Gaza con pronunciamientos en los que señalan a quienes consideran culpables de lo sucedido e incitan a la comisión de atentados contra los mismos. Ayman al Zawahiri arengaba así a la población palestina afectada: “Esos ataques son el regalo que os hace Obama, antes de asumir su cargo, y el traidor Hosni Mubarak es el principal socio en vuestro asedio y asesinato”. También criticaba expresamente a los mandatarios de Arabia Saudí, Yemen e Irak.
En el comunicado de Abu Musab Abdelwadoud de 2 de enero se habla de una masacre que no hubiese sido posible sin “la Administración americana y su representante Bush”, ni tampoco sin “los regímenes árabes encabezados por el Estado de Mubarak, la familia de los Saud y la autoridad de Abbas, coautores de los judíos y de los cristianos para recuperar el poder en Gaza”.
El día 15 arremetía también contra las autoridades de Argelia y Mauritania, y hablaba de una “alianza satánica compuesta por judíos, cristianos y renegados”.
Para Osama Bin Laden, “es un deber hacer un llamamiento a la yihad y movilizar a los jóvenes en unidades yihadistas combatientes en la causa de Alá contra la alianza de Sionistas y Cruzados y sus agentes en la región, y no desperdiciar la energía de la juventud en manifestaciones callejeras sin que porte armas”. Y a “los leones del Islam en cualquier parte” les instaba a “golpear los intereses de los enemigos del Islam, es decir, los cristianos y los judíos, donde podáis y por los medios que podáis”.
Ayman al Zawahiri, por su parte, exclama igualmente: “¡Oh, musulmanes donde quiera que sea, luchad contra la campaña Sionista-Cristiana, y golpead sus intereses donde quiera que los halléis!”. Abu Musab Abdelwadoud, por su parte, decía en su primer comunicado: “Gente de la yihad, musulmanes, los judíos están ante vosotros, atacadles en cualquier parte y levantaos a apoyar a vuestros hermanos en Gaza, su Estado está condenado a desaparecer”.
En suma, los líderes de Al Qaeda se están sirviendo de la ofensiva israelí en Gaza y sus consecuencias para afirmar el carácter mundial de la contienda entre musulmanes e infieles en que aducen hallarse inmersos y en el marco de la cual sitúan esos acontecimientos; asimismo para legitimar la yihad de índole terrorista que propugnan y favorecer su propia estrategia de movilización tanto entre la población palestina como en el conjunto del mundo islámico; y, finalmente, para incitar a la comisión de atentados contra blancos seleccionados por su adscripción no sólo al mundo occidental sino también a una serie de regímenes árabes e incluso contra Naciones Unidas.

"El Pozolero"

La PGR presentó este domingo a Santiago Meza López, El Pozolero, El Chago o El Chaguito, encargado de desaparecer los cuerpos de los ejecutados por la facción del cártel de Tijuana que lidera Teodoro García Simental, alias El Teo.
De acuerdo con investigaciones ministeriales, esta persona conocida por el alias de El Pozolero, formaba parte de los 20 más buscados por el FBI.
De la declaración rendida ante el agente del Ministerio Público de la Federación Meza López, reconoció que desde hace nueve años empezó a trabajar como "pozolero"... que aprendió a hacer "pozole con una pierna de res, la cual puso en una cubeta le echó un líquido y se deshizo", explicó un portavz de la PGR
Meza López detalló en su declaración que su procedimiento para desaparecer los cuerpos, consistía en llenar a la mitad un tambo de 200 litros con agua, al cual se le ponían dos costales de sosa caústica, se colocaba al fuego y al empezar a hervir se introducían los restos humanos, dejándolos por ocho horas aproximadamente.
****
Comunicado:
ES PRESENTADO ANTE EL FISCAL DE LA SIEDO SANTIAGO MEZA LÓPEZ (A) "EL POZOLERO" Y DOS PERSONAS MÁS
Domingo, 25 de Enero de 2009 Boletín 057/09
• El detenido es uno de los 20 delincuentes más buscados por el FBI
En cumplimiento a la Estrategia Nacional de Combate al Crimen Organizado instruida por el Presidente Felipe Calderón, quedó a disposición de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) de la Procuraduría General de la República, Santiago Meza López alias "El Pozolero" y dos personas más.
La detención se llevó a cabo por elementos del Ejército Mexicano en colaboración con la Policía Federal Preventiva en la colonia Campo Baja Season, en la autopista Tijuana Ensenada, y a la altura del kilómetro 73, en el Estado de Baja California, donde aseguraron Santiago Meza López (a) "El Pozolero" y/o "El Chago" y/o "El Chaguito"; Fernando López Alarcón y Héctor Manuel Valenzuela Lobo, además de una menor de edad que quedó a disposición de las autoridades correspondientes en el Estado de Baja California.
Al momento de su aseguramiento se encontraban en posesión de una pistola ametralladora calibre .9mm, Modelo MP5, una carabina calibre 5.56mm Modelo ZM4, un fusil calibre .308, Modelo HK-91, un fusil calibre 0.5, Modelo 82A1, 2 granadas ofensivas, 2 cargadores para calibre 1.50mm, 4 para cargadores para calibre 7.62 X 51mm, 2 cargadores para calibre 9mm, 2 para calibre 5.7X2mm, un cargador para calibre 5.56mm, 18 cartuchos calibre .50, 76 cartuchos calibre 7.62 X 51, 18 cartuchos calibre 5.7 X 28, 56 cartuchos 9 milímetros, 91 cartuchos calibre 5.56 milímetros, así como de los vehículos Jeep Comander, Toyota Tundra y Toyota Camry.
Santiago Meza López manifestó ser "pozolero" (término con el que se le conoce en el crimen organizado por ser la persona que desaparece los cuerpos de los que han sido ejecutados o desaparecidos), y que su forma de operación era meter los cadáveres que le entregaba Teodoro García Simental (a) "El Teo", en un recipiente con agua y sosa cáustica por un tiempo de 24 horas o hasta su completa desintegración, y que por dicha actividad se le pagaban 600 dólares a la semana.
Cabe destacar que de las primeras diligencias ministeriales e indagatorias hasta el momento se ha logrado establecer que Santiago Meza López, efectivamente forma parte de la delincuencia organizada.
Es de subrayar que el detenido es uno de los 20 delincuentes más buscados por el FBI, puesto que es un elemento importante en la organización de Fernando Sánchez Arellano (a) "El Ingeniero".
Además, de las declaraciones rendidas ante el Fiscal de la SIEDO, se tiene que Meza López trabajaba para la organización de los hermanos Arellano Félix, cuya función en específico, desde su ingreso, era disolver cadáveres en ácido, y que ha estado bajo las órdenes de Ismael Higuera Guerrero, Marco Antonio García Simental (a) "El Cris" ó el "8-9" y últimamente bajo las órdenes directas de Teodoro Eduardo García Simental (a) "El Teo".
Hasta el momento se tienen indicios de que se pudieran superar los 300 cuerpos desaparecidos.
El procedimiento para la desaparición de los cuerpos era llenar a la mitad un tambo de 200 litros con agua, al cual se le ponían dos costales de sosa cáustica, lo ponía al fuego, y al empezar a hervir se colocaban los restos humanos, dejándolos por ocho horas aproximadamente; acto después del cual únicamente quedaba el líquido con los dientes y las uñas, el que se dejaba enfriar para posteriormente vaciar el contenido en otro tambo de plástico, y que se llevaba a un lote baldío, de preferencia con basura, en el que finalmente se tiraba el liquido, prendiéndole fuego con gasolina a lo que quedaba.
De la declaración
rendida ante el Agente del Ministerio Público de la Federación, Santiago Meza López (a) "El Chago" o "El Chaguito", reconoció que desde hace nueve años empezó a trabajar como "pozolero" con Marco Antonio García Simental (a) "El Cris", el cual es el hermano mayor del Teodoro Eduardo García Simental (a) "El Teo", así como que aprendió a hacer "pozole" con una pierna de res, la cual puso en una cubeta, le echó un liquido y se deshizo; que los cuerpos que le daban para desaparecer ya se los entregaban muertos y los metía completos a los "tambos" y les vaciaba 40 ó 50 kilos de polvo que compraba en una ferretería y luego los restos los vaciaba en unas fosas.
Finalmente para la entrega de los cuerpos, “El Teo” le ordenaba que se ubicara en un determinado lugar, y ya estando ahí por radio o teléfono le decía las características de los vehículos que le llevaban los mismos, y cuyos conductores al verlo le echaban las luces. Que la última vez que hizo la tarea de "pozolear" fue hace 15 días, por orden de “El Teo”, y que los utensilios para poder "pozolear", además de químicos y tambos, es necesario contar con equipo de protección como guantes de látex y mascara contra gases.
En las próximas horas se determinará la situación jurídica de los detenidos dentro de la averiguación previa PGR/SIEDO/UEIDCS/032/09-01.
Con estas acciones, el Gobierno Federal reitera su compromiso con la sociedad para combatir frontalmente los delitos en nuestro país.

La Compañía

EL DISEÑO DEL ENEMIGO PARA OBAMA/ANDRES MONTERO GOMEZ
PUBLICADO EN El Correo (www.elcorreodigital.com); 21 de enero de 2009:
El movimiento fundamentalista Hamas fue financiado e impulsado por Israel y la CIA desde los años ochenta para debilitar a la OLP de Yasir Arafat. Aproximadamente en la misma época la CIA, utilizando con probabilidad canales del Mossad israelita, sufragaba a un tal Saddam Hussein y a su partido nacionalista Baaz para debilitar a un Irán homeinista con el que estaban en guerra. En paralelo, la CIA financiaba al movimiento talibán y a un colectivo insurgente comandado por Ossama Bin Laden a fin de expulsar a los rusos de Afganistán. Entre década y década y media después, los EE UU eran atacados, contribuían a atacar junto a Israel o trataban de gestionar el riesgo de todos y cada uno de esos grupos creados y alimentados con el dinero de los ciudadanos estadounidenses. Contemplado en diferido, buena parte de los tres mil ciudadanos estadounidenses asesinados en las torres gemelas han sido muertos con financiación de sus propios impuestos.
Tal vez todo el párrafo anterior sea ciencia ficción o creación literaria y cualquier parecido con la realidad sea pura coincidencia. La década de los ochenta fue sucia y ahora estamos recogiendo la basura. Aldo Moro fue asesinado por las Brigadas Rojas italianas en 1978. Algunas historias, que podemos tomar también como ciencia ficción si ustedes así lo prefieren, sugieren que tanto las Brigadas Rojas como el crimen organizado mafioso estaban infiltrados por la inteligencia italiana con dinero de la CIA en el marco de la macro-operación anticomunista Gladio. Moro quería una alianza con los comunistas italianos en plena guerra fría. A fin de contrarrestar el comunismo en Europa, también se dice que la CIA financiaba una logia negra masónica, Propaganda Due (P2), en la que asimismo se sitúa a Silvio Berlusconi como miembro. La P2 ha desaparecido, al menos tal como era conocida, y Berlusconi es el primer ministro más poderoso de la historia italiana.
Gazprom y la empresa energética italiana Eni han llegado muy recientemente a un acuerdo para superar los problemas que los rusos atribuyen a la interposición ucrania en el suministro de gas a Europa. Durante los primeros compases de la CIA, entre los años cincuenta y sesenta del siglo pasado, una importante cantidad de dinero estuvo dedicado a operaciones encubiertas contra el comunismo en Europa. Hasta que la CIA tuvo presupuesto propio, la financiación de esas operaciones salía de los fondos del Plan Marshall. Está todo desclasificado y publicado. En aquellos tiempos, la inteligencia estadounidense armó y aprovisionó a cualquier resistente anticomunista organizado que prácticamente llamara a la puerta. La resistencia ucrania contra la Unión Soviética era activa entonces y, por ejemplo, la antigua Yugoslavia era un auténtico epicentro del denominado mundo libre contra el comunista mariscal Tito. Algunos de los insurgentes más comprometidos se agrupaban en función de filiaciones étnicas o religiosas. A principios de los noventa estallaba una guerra étnica en el centro de Europa continental, diez años después de la derrota del comunismo. Todavía no se han desclasificado los documentos que dan cuenta histórica del papel de la CIA en la caída del muro de Berlín, pero bien podría adjudicársele un papel en el aliento de corrientes disidentes en el interior de los Soviets. Ignoramos, todavía, si Putin desempeñó alguna misión en aquellas clandestinidades anticomunistas, aunque la prensa siempre le ha tachado de tipo gris y mediocre.
Ahora Berlusconi es el presidente de Italia y Putin el presidente de Rusia (formalmente es Dmitri Medvédev).
La naturaleza de la inteligencia estadounidense en particular, y de cualquier otro potente servicio secreto en general, podría resumirse en torno a tres “C”: conocer, comprender y cambiar la realidad. La CIA ha sido acusada repetidamente de no haberse enterado de ninguno de los acontecimientos que han conformado nuestra historia reciente. Sin embargo la CIA que vemos no necesariamente se corresponde con la que no vemos. En un servicio de inteligencia el componente encargado de “comprender” la realidad es su departamento de análisis. Habitualmente, los analistas utilizan la información proporcionada por el espionaje, es decir, por el conjunto de agentes destinado a “conocer” la realidad. Por último, “cambiar” la realidad ha recaído siempre en los servicios clandestinos, los responsables de las operaciones encubiertas. La CIA ha operado clandestinamente en la práctica totalidad del mundo. No siempre quienes tenían que conocer y comprender estaban al tanto de lo que estaba siendo cambiando.
El presidente George Bush se ha despedido pronunciando en su discurso que los EEUU no han sufrido un nuevo atentado terrorista en suelo americano en los siete años últimos años de su mandato. El terrorismo es el nuevo enemigo. Ese terrorismo de Bin Laden y los talibanes que hace décadas eran aliados, del Iraq que hace años era financiado contra Irán, de los rebeldes proatlantistas que se enfrentaban a Moscú o de los islamistas que debilitaban a la OLP. Incluso hay una novela cuya trama sugiere que ETA-pm asesinó a Carrero Blanco, al menos, con el conocimiento de la agencia de inteligencia estadounidense. La novela no hila tan fino como para desentrañar si se trataba de los agentes destinados a conocer, a comprender o a cambiar la realidad.
Hubo un instante, al acabar la guerra fría, en donde el crimen organizado estuvo a punto de ser declarado el nuevo enemigo global. Eran los momentos de los planes antidroga promovidos desde EEUU sobre un negocio ilícito que había financiado algunas operaciones para cambiar el mundo, o también de las estrategias antimafia sobre unos grupos a veces utilizados para lograr que todo siguiera como
estaba. Ya saben que otra película apunta a la Cosa Nostra estadounidense, en connivencia con intereses del negocio armamentístico y diversos grupúsculos secretos, de encontrarse detrás del asesinato del presidente Kennedy. En fin tras desaparecer el comunismo, el crimen organizado global casi se convierte en el nuevo enemigo. Los servicios de inteligencia filtraban a la prensa informes sobre las ingentes cantidades de capital negro blanqueado que estaban contaminando las economías legales. De repente el terrorismo, un fenómeno activísimo en Europa desde los años setenta, golpeó a los Estados Unidos. Y el yihadismo detrás de él como doctrina aglutinadora. Ya teníamos al nuevo enemigo.
¿Ustedes recuerdan que los grupos terroristas palestinos secuestraban aviones durante los años setenta?; ¿recuerdan los constantes atentados en Europa?; ¿por qué el terrorismo ha tardado más de veinte años en convertirse en el enemigo global?. Quizás porque entonces se consideraba una derivación más de la guerra fría y, por tanto, ya teníamos a otro enemigo bien enfocado.
El gran juego siempre ha sido el arte de gestionar al enemigo. Es difícil creer que todo haya sido planificado al milímetro. Es decir, que después de un enemigo como el comunismo se decidiera que la guerra global iba a ser contra el yihadismo. La prueba de que no es así, de la ausencia de planificación, es la década de los noventa, donde los actores del gran juego estaban completamente desorientados, intentando organizarse en torno a una nueva realidad multipolar. A punto también ha estado China en algún planteamiento de ser el enemigo global para el siglo XXI. Sin embargo, la dependencia mundial del comercio y el consumo, y la importante de China en ese esquema, lo ha debido de impedir.
¿Necesita la sociedad global a un enemigo identificable?. En los EEUU el mayor porcentaje del abultado presupuesto de inteligencia, ése destinado a conocer, a comprender y a cambiar la realidad, no lo tiene asignado la CIA sino el Pentágono, es decir, el Ministerio de Defensa.

La pena de muerte: un falso debate


La Comisión Permanente del H. Congreso de la Unión aprobó el pasado miércoles 21 de enero por mayoria simple una propuesta del Partido Verde para realizar foros de debate sobre la aplicación de la pena de muerte en el país y su posible eficacia como medida de sanción punitiva.
Se ve que los legisladores no tienen en que gastar el dinero, que por cierto son mil quinientos millones de pesos para cubrir gastos inherentes al desarrollo de las funciones legislativas, entre ellos, la organización de foros y eventos.
Señores políticos, "con todo respeto", como diría un excandidato a la presidencia de la república ¡no les busquen ubres a las gallinas! Este asunto de la pena de muerte no tiene razón de ser.
¡Cuidado! Están invocando a un fantasma que ya fue exorcizado.
Ya hemos discutido ese tema y el caso está cerrado; de hecho costó bastante abolirla en la Constitución; pero, pues hay elecciones 2009 y al parecer el tema da votos.
No es casual que el asunto lo haya planteada en varias sesiones en tribuna un partido político: el PVEM, y recientemente lo retomó el gobernador de Coahuila, Humberto Moreira, del PRI; fue secundado por varios legisladores de ese instituto político (muchos de ellos por solidaridad partidista).
En serio. No vaya ser como sucedió en Las Islas Filipinas que habiendo abolido la pena de muerte en 1987 la volvieron a implantar en 1993 debido a presiones de la comunidad filipina-japonesa, y fue para casos particularmente graves como el secuestro. Sucedió que en aquel país asiático esa poderosa comunidad tuvo muchos secuestros y una forma como se les ocurrió pararlos fue con la pena capital. Empero, no hubo tal disminución. Tuvieron que pasar 13 años para que la Presidenta Gloria Macapagal Arroyo firmara en definitiva la abolición lo que significaba que las condenas a muerte de más de 1, 200 detenidos fueron automáticamente conmutadas y transformadas en cadena perpetua.
Recordemos que por muchos años la pena de muerte en México estuvo latente, aunque no se aplicara.
Era un fantasma que rondaba permanentemente. El artículo 22 de la Constitución señalaba hasta hace tres años que la pena de muerte “sólo podrá imponerse al traidor a la patria en guerra extranjera, al parricida, al homicida con alevosía, premeditación y ventaja, al incendiario, al plagiario, al salteador de caminos, al pirata y a los reos de delitos graves del orden militar”.
¡Es decir a mucha gente!
Si algo hizo bueno el presidente Vicente Fox fue enviar una iniciativa de ley en materia de Derechos Humanos, donde de entrada se pedía se suprimiera de manera definitiva la pena de muerte.
¡Para que dejarla latente!
Y déjenme decir que tardo en aprobarse. Curiosamente la iniciativa estuvo varios meses en comisiones del Senado de la República.
Ahora se entiende que el clima de violencia es imparable y muchas encuestas dan un buen porcentaje de gente que está de acuerdo con que se aplique sobre todo a los secuestradores.
Hace cuatro años en la marcha ciudadana del 27 de junio de 2004, un grupo de ciudadanos portaban pancartas, banderines y camisetas pidiendo la aplicación de la pena de muerte para los secuestradores: "muerto el perro se acabo la rabia", rezaba uno de los carteles.
Lo dije entonces y lo repito de nuevo. Esta exigencia "ciudadana" es peligrosa, la percepción de inseguridad que existe en el país en este momento no debe traducirse en medidas autoritarias que después todos deploremos
Además el asunto de la pena de muerte puede partidizarse y ser punta de lanza de algunos políticos, como lo sucedió en un momento en las Filipinas. ¿O no?
México es un país democrático y una democracia que se precie de serlo debe rechazar contundentemente la pena de muerte. ¡Punto!
El paso que hemos dado hacia la democracia, el respeto a las libertades y la observancia del derecho no debe tener retorno. La abolición de la pena de muerte en México fue un enorme paso, quizá comparable en grandeza con la abolición de la esclavitud.
Permitir la pena de muerte en un sistema democrático es tanto como retroceder en la historia.
Cuidado señores no le busquen...porque puede encontrar.
Como dice el poeta Juan Gabriel ¿pero qué necesidad?
Se entiende que hay elecciones y que todos los partidos van por los votos, pero Mm mejor búsquenle por otro lado, o con otro temas.
¿Les faltan ideas?
Posicionamiento de Secretario de Gobernación sobre el tema:
Le pregunta el reportero al nuevo Secretario de Gobernación
-¿La Secretaría de Gobernación aprueba que haya un debate sobre la pena de muerte?, ¿no es un retroceso en materia de derechos humanos?
Respuesta: - En este país, donde hay libertad de expresión, que es un derecho fundamental, la Secretaría de Gobernación ni reprime ni estimula debates que están en manos de los responsables políticos y sociales de este país.
-¿Aunque vaya en contra de todo el marco jurídico nacional e internacional, la constitución o no de la pena de muerte?-
- Esos criterios son parte del debate, no pueden ser causa para la cancelación del debate.
-Señor, ¿está a criterio si es válido o no el restablecimiento de la pena de muerte?
-Está a debate eso y muchas otras cosas en una sociedad libre, entre otras cosas, como la adopción de medidas represivas, que sí son acordes al sistema internacional de los derechos humanos. Uno de los argumentos en contra de la pena de muerte es que, a estas alturas: uno, la proponen muchos que la abolieron hace muy poco tiempo; y dos, al abolirla, se asumió un compromiso internacional para no reinstalarla.
La reinstalación de la pena de muerte sería violatoria de los compromisos internacionales de México. Está a debate si los señores que hoy la proponen deciden asumir esa responsabilidad de incumplimiento de obligaciones internacionales para el Estado mexicano.
¿Cómo cancelar un debate en una sociedad que aspira a ser democrática y libre? Eso no podrá hacerlo el secretario de Gobernación jamás….
(Entrevista del secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, al término de la presentación del Programa Nacional De Derechos Humanos 2008-2012.; 10 de diciembre de 2008)
Propuesta del PVEM:

Pena de muerte ya!: PVEM

La Comisión Permanente del H. Congreso de la Unión aprobó el pasado miércoles 21 de enero por mayoria simple una propuesta del PVEM para realizar foros de debate sobre la aplicación de la pena de muerte en el país y su posible eficacia como medida de sanción punitiva.
***
Esta es la propuesta aprobada como de urgente resolución (Sic)
CON PUNTO DE ACUERDO, PARA QUE LA CÁMARA DE DIPUTADOS REALICE FOROS DE DEBATE SOBRE LA APLICACIÓN DE LA PENA DE MUERTE EN EL PAÍS Y SU POSIBLE EFICACIA COMO MEDIDA PUNITIVA, A CARGO DE LA DIPUTADA GLORIA LAVARA MEJÍA Y SUSCRITA POR EL SENADOR JAVIER OROZCO GÓMEZ, DEL GRUPO PARLAMENTARIO DEL PVEM
La diputada Gloria Lavara Mejía y el senador Javier Orozco Gómez, integrantes de la LX Legislatura del honorable Congreso de la Unión del Grupo Parlamentario del Partido Verde, con fundamento en los artículos 78 de la Constitución Política, 116 de la Ley Orgánica, y 58, 59, 60 y 176 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, presentamos la siguiente proposición con punto de acuerdo solicitando sea considerada como de urgente u obvia resolución, con base en los siguientes
Considerandos
El pasado 20 de agosto el Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México en la Cámara de Diputados presentó ante la Comisión Permanente del honorable Congreso de la Unión iniciativa para reformar la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos así como diversas leyes secundarias, con el objeto, entre otros, de reinstaurar la pena de muerte en nuestro país para sancionar única y exclusivamente a
• Los secuestradores que priven de la vida o mutilen a sus víctimas; y
• A los miembros o ex miembros del Ejército, Mariana, Policías y Ministerios Públicos Federales que participen en algún secuestro.
La iniciativa presentada fue turnada a las Comisiones Unidas de Puntos Constitucionales, y de Justicia para su dictamen.
Es importante mencionar que esta propuesta forma parte de un paquete integral de reformas que los Legisladores del Partido Verde presentamos para combatir el delito de secuestro, toda vez que estamos concientes que la pena de muerte por sí sola resultaría insuficiente para hacerle frente a este grave delito.
En el mismo sentido, el pasado 11 de diciembre del año en curso, la LVII Legislatura del Congreso del Estado Libre y Soberano de Coahuila presentó ante esta Cámara de Diputados iniciativa para reformar los artículos 14 y 22 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, con el objeto de que las entidades federativas estén facultadas para prever en sus respectivos códigos penales la pena de muerte para sancionar a los secuestradores que priven de la vida a sus víctimas. Cabe señalar que el Congreso de Coahuila presentó esta iniciativa en ejercicio de las facultades previstas en la fracción III del artículo 71 de la Constitución.
Estas iniciativas recogen un reclamo actual de un importante sector de la sociedad mexicana. Diversas encuestas de opinión señalan que los Mexicanos están a favor de incrementar las penas como medida para inhibir la comisión de delitos, e inclusive, algunas de ellas, evidencian el alto índice de aprobación que la pena de muerte tiene entre la población de nuestro país.
Como ejemplo de lo anterior, tenemos la encuesta titulada "Incremento de penas a delitos graves" elaborada por Consulta Mitofsky durante el mes de febrero de 1997,1 en donde el 74.8 por ciento de los mexicanos encuestados estuvieron de acuerdo en aplicar la pena de muerte para los delitos graves y ubicaron a esta acción entre las tres medidas que con mayor urgencia debía adoptarse para combatir el crimen2 en nuestro país.
En el mismo sentido se encuentra la encuesta "Attitudes to the death penaltiy", elaborada por la empresa IPSO MORI durante el año 2007,3 en la cual el 60 por ciento de los mexicanos encuestados consideraron que si la pena de muerte fuera aplicada en nuestro país el número de asesinatos se reduciría y el 46 por ciento consideró la pena de muerte un castigo apropiado para los homicidas.
4
Nuestro país vive una etapa de crisis en materia de seguridad, la población reclama desde hace tiempo acciones firmes y decididas para enfrentarla y no podemos ignorar que un importante sector de ella se ha pronunciado a favor de reinstaurar la pena de muerte en nuestro país.
"El gobierno democrático tiene una justificación teórica que parece inapelable: el mejor gobierno es aquel en el que interviene –de forma más o menos directa– el pueblo. Pero debe justificarse también en los hechos: un gobierno democrático se justifica en los hechos si y sólo si es capaz de proporcionar un nivel mínimo de bienestar y seguridad a los habitantes de un Estado."5
Los legisladores que integramos el honorable Congreso de la Unión somos depositarios de la representación popular y una de nuestras obligaciones consiste precisamente en canalizar los reclamos de la población a este Congreso que es la institución responsable de analizarlos y discutirlos.
Por ello, "no podemos continuar exclusivamente sobre la base de la teoría de la representación política, "montada sobre el mito de la identidad entre representante y representado y la indivisibilidad de la soberanía".6
Porque "la identidad entre pueblo y representante popular tiende a fundar la creencia de que cuando éste decide es como si decidiera aquél, que su decisión es la decisión del pueblo, que él expresa la voluntad general, la voluntad de todos, o del todo común. O sea, que en tal supuesto, el pueblo se autogobierna… La ficción no puede extremarse hasta tal punto.7 Si la soberanía es esencial y originalmente del pueblo, ésta no puede seguir siendo un mero dogma.
Por ello, en el momento de legislar o de participar en la toma de decisiones públicas, como representantes populares debemos servir a los intereses de nuestros representados y una de esas maneras es a través de la celebración de foros.
Más aún, no debemos pasar por alto que la esencia del trabajo parlamentario consiste precisamente en debatir, en intercambiar opiniones y escuchar los argumentos de aquellos con los que disentimos, porque sólo de esta forma las decisiones que emanen de este Congreso reflejarán la verdadera voluntad de los mexicanos y de la democracia que se vive en México.
Si bien en México hemos constituido una democracia representativa, no olvidemos la base de toda democracia, el pueblo. Como lo indica Sartori, la definición etimológica de la democracia es "…el gobierno o el poder del pueblo".8
Por ello, aún cuando tenemos una democracia representativa no podemos hacer a un lado las demandas de los mexicanos, estamos obligados a conducirnos como el espacio donde las manifiesten.
Ya lo decía Bobbio, "la existencia de instituciones de la democracia representativa no impide la adopción, para ciertos casos… de mecanismos de democracia participativa o directa… a fin de conocer la opinión directa de la ciudadanía a través de una votación general; incluso, cabe afirmar que una democracia integral requiere del complemento de instrumentos de democracia participativa o directa y representativa".9
No olvidemos que "…la evolución del sistema democrático representativo a través de la historia, se ha caracterizado por el ensanchamiento gradual y progresivo de la participación del pueblo… en la toma de las decisiones del Estado… las instancias populares de consulta y decisión en materia de funciones pública,… se han incorporado poco a poco a un número significativo de sistemas constitucionales".10
Por ello, los representantes populares debemos reconocer la necesidad de incorporar fórmulas cada vez más amplias mediante las cuales el pueblo pueda decidir directamente sobre la acción del Estado. En este sentido Bobbio afirmó: "la pregunta que debemos plantearnos no es ¿quién vota?, sino ¿sobre qué puntos puede votar?"11
Las elecciones populares son apenas el comienzo de una democracia el mínimo grado de democracia. A partir de allí hay que construirla con ese y otros métodos democráticos que comprendan a toda la sociedad.
El ejercicio democrático que propone el Grupo Parlamentario del Partido Verde no es nuevo, recordemos que los griegos fueron los primeros en practicar la democracia directa pero los romanos le dieron usos más amplios. Por ejemplo, a partir del siglo IV antes de Cristo, las autoridades romanas recurrieron al plebiscitum para legitimar sus decisiones ante la asamblea de los plebeyos.13
Con la Revolución Francesa y la lenta consolidación de las formas de gobierno democrático, su aplicación se volvió más común. Por ejemplo, se hizo uso del plebiscito para la aprobación de la anexión de territorios a Francia.13
"En América, algunas de las trece colonias de la Nueva Inglaterra (Massachussets, Connecticut, New Hampshire y Rhode Island) sometieron sus nuevas constituciones a la aprobación popular por la misma vía, a partir de 1778."14
"En el siglo XIX el procedimiento empezó a ser parte de la vida política interna de algunos países. En Suiza, por ejemplo, esta práctica, difundida a nivel de los cantones, fue incorporada a las dinámicas de reforma constitucional y de elaboración de las leyes a nivel federal. … En Estados Unidos, algunos estados secesionistas sometieron a la aprobación de sus votantes su separación de la Unión Americana."15
"En otros países, particularmente… [en] Estados Unidos, estas formas de iniciativa o de democracia directa dieron origen a toda una escuela política y filosófica que se llamó el "progresivismo", a principios del siglo XX. …y que provocó que el estado de Oregon fuera pionero en el establecimiento del referéndum y del plebiscito en 1902."16 En consecuencia, "49 de los estados de la federación utilizan una forma u otra de democracia directa; 39 de ellos exigen o permiten a los gobiernos locales realizar consultas sobre cuestiones que les competan."17
Por su parte, en América Latina "…a inicios de los años noventa cobró fuerza la tendencia de expandir los mecanismos de democracia directa, en busca de mayores niveles de participación ciudadana, para corregir la crisis de representación…"18
Así, "…a fines de 2000, 13 países de América Latina regulan a nivel nacional diferentes mecanismos de democracia directa en sus respectivas Constituciones".19
"Para México estas instituciones (el referéndum, el plebiscito o la iniciativa popular) no son una innovación, sino que paradójicamente existe una gran tradición en este sentido y sucede lo mismo en los estados…"20
"En diciembre de 1863, se realizó [dos referenda] para confirmar a Maximiliano como emperador de México; en tanto que el segundo, de las siete leyes de noviembre de 1874, se realizó con el fin de reformar la Constitución de 1857 y restaurar el Senado."21
"Hay que mencionar que desde 1930 ha existido en los estados alguna expresión de democracia directa, como la ley oaxaqueña del plebiscito de ese año, pero fue a partir de la Ley Orgánica del Distrito Federal de 1978 cuando se adoptaron con mayor difusión e intensidad.22
"Posteriormente algunas entidades federativas las han incluido en sus respectivas constituciones, siendo el caso las siguientes, con respecto al referéndum:
- Chihuahua. Introdujo el referéndum, reforma de 1993 (artículos 73 y 202)
- Estado de México. En febrero de 1995 incluyó la figura del referéndum (artículo 14) y en agosto del mismo año expidió su ley reglamentaria.
- San Luis Potosí. En noviembre de 1996 incorpora el referéndum y el plebiscito.
- Guerrero se incorporó una modalidad de referéndum-plebiscito que aún está vigente.
- Jalisco. En 1997, referendum, plebiscito e iniciativa popular.
- Tlaxcala. En 1997, referendum, plebiscito y consulta popular.…
en el DF se reformó el Estatuto de Gobierno (Diario Oficial de la Federación del 4 de diciembre de 1997) en el cual se incluyeron como formas de participación ciudadana la iniciativa popular y el plebiscito."23
Si bien nuestra Carta Magna no regula expresamente los mecanismos de democracia directa, no podemos pasar por alto que actualmente ya no satisface la democracia solamente representativa debemos combinarla con mecanismos mediante los cuales el pueblo intervenga directamente para fines distintos a la elección de autoridades.
"Estos mecanismos permiten discutir cualquier tipo de problema político más allá de las limitaciones impuestas por las rivalidades partidistas: …
- Constituyen instrumentos políticamente neutros, que producen resultados apoyados en la opinión pública y logran conferir una dimensión extraordinaria a cambios políticos fundamentales.
- Obligan a los representantes a responder a las demandas populares.
- Muchas veces obligan a tomar decisiones necesarias en situaciones donde los legisladores no quieren asumir el riesgo de inclinarse a favor de una opción determinada."24
Los legisladores del Partido Verde, por mi conducto, reiteramos la pertinencia de realizar foros en los que se analice el catálogo de delitos graves, el incremento de penas y la pertinencia de incorporar nuevamente la pena de muerte a nuestro sistema jurídico como medida para combatir a la delincuencia.
Fundamentalmente porque la democracia tiene que ser dinámica en sus formas y procedimientos [debido] a que la consulta directa favorece la responsabilidad ciudadana, conducen a la rápida toma de decisiones sobre temas controvertidos, propician la creación de foros públicos para debatir temas nacionales críticos y permiten a los líderes nacionales conocer el punto de vista de la ciudadanía".25
Como en su momento propusimos ante la Cámara de Diputados, a estos foros se deberá convocar a especialistas en temas de seguridad, universidades, institutos de investigación, organizaciones no gubernamentales, autoridades, y a todo ciudadano interesado para que discutan de cara a la sociedad estos tema que sin duda forman parte de los reclamos más sentidos de la sociedad mexicana contemporánea.
Sin duda alguna, el Congreso de la Unión es el espacio idóneo para llevar a cabo el análisis y discusión de estos temas, ya que en él se encuentran representados los diversos sectores que integran la sociedad mexicana.
Un claro ejemplo de los beneficios que se pueden obtener de este tipo de foros, son los debates que el Senado de la República organizó en torno a la reforma energética. En ellos se abordaron las diversas propuestas y se escucharon los distintos puntos de vista respecto del tema energético, lo que sirvió para que la población y los propios legisladores fijáramos una postura informada respecto del tema y contribuyó a conciliar las posiciones de los distintos actores políticos que en un inicio parecían irreconciliables.
En resumen, consideramos que los foros que proponemos contribuirán de manera significativa, a que las decisiones que se tomen en torno a este tema no se basen en prejuicios sino que tengan un verdadero sustento científico y democrático.
Como ya se mencionó, actualmente existen dos iniciativas de Ley presentadas ante la Cámara de Diputados que proponen, entre otras cuestiones, reinstaurar la pena de muerte en nuestro país. Sobre este particular, es importante destacar que los artículos 71 y 72 de nuestra Constitución, la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, así como el Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, específicamente los artículos 55 a 64, de este último ordenamiento, regulan expresamente el trámite que deben seguir dichas iniciativas. En este contexto, la obligación de este Congreso respecto de dichas iniciativas es clara: deben ser dictaminadas en las comisiones a las que fueron turnadas para que, en su caso, sean aprobadas por el Pleno de la cámara de origen y sigan un trámite similar en la cámara revisora.
Es importante mencionar que el pasado 8 de diciembre de 2008 el periódico El Universal publicó una encuesta en torno a el tema que se sujeta a consideración de esta Comisión Permanente; en ella el 83 por ciento de los mexicanos encuestados se manifestó a favor de que el Congreso Mexicano debatiera las iniciativas en materia de pena de muerte, mientras que sólo el 13 por ciento consideró que el tema no debía ser debatido.26
Por último, para este año la Cámara de Diputados aprobó aproximadamente mil quinientos millones de pesos para cubrir gastos inherentes al desarrollo de las funciones legislativas, entre ellos, la organización de foros y eventos.
Todos estos datos, sin duda, son reveladores, y por ello los Legisladores del Partido Verde continuaremos pronunciándonos por que se abra el tema al debate, para que conozcamos los diversos puntos de vista, los discutamos y fijemos una posición informada respecto a este polémico tema, ya que sin duda los legisladores tenemos derecho a disentir pero no podemos negarnos a debatir los temas por controvertidos que éstos sean máxime si son una demanda popular.
Por lo expuesto, y con fundamento en los artículos 58 y 59 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, sometemos como de urgente u obvia resolución a la consideración de esta honorable asamblea, la siguiente proposición con
Punto de Acuerdo
Único. La Comisión Permanente del honorable Congreso de la Unión respalda la propuesta del Grupo parlamentario del Partido Verde para realizar Foros para analizar el catálogo de delitos graves, el incremento de penas y la pertinencia de incorporar la pena de muerte como medida para combatir la delincuencia.
Notas
1. Disponible en:
http://www.consulta.com.mx/interiores/99_pdfs/12_mexicanos_pdf/20070225_NA_IncrementoPenaDelitos.pdf (consultado el 19/12/08).
2. El tamaño de la muestra fue de 1000 mexicanos mayores de 18 años con credencial para votar por mes. Las entrevistas se realizaron del 23 al 28 de febrero de 2007.
3. Disponible en: http://www.ipsos-mori.com/_assets/internationalsocialtrends/attitudes-to-death-penalty.pdf (consultada el 19/12/08).
4. El tamaño de la muestra fue de 1000 personas entrevistadas en cada uno de los siguientes países a partir de mil encuestas que se realizaron en Corea del Sur, México, Estados Unidos de América, Reino Unido, Francia, Canadá, Alemania, Italia y España.
5. Carbonell, Miguel. "Democracia y Representación en México: algunas cuestiones pendientes." Democracia y representación en el umbral del siglo XXI. Memoria del III Congreso Internacional de Derecho Electoral, tomo I, Orozco Henríquez Jesús, J. compilador. Serie Doctrina Jurídica, número 12. México, Instituto de Investigaciones Jurídicas, 1999. p. 78
6. Sáchica, Luis Carlos. Democracia, representación, participación. Costa Rica, IIDH-CAPEL, 1985. p. 13
7. Sáchica, Luis Carlos. Democracia, representación, participación. Costa Rica, IIDH-CAPEL, 1985. p. 15
8. Sartori, Giovanni. Teoría de la Democracia, volumen 2, México, Alianza Editorial, p. 41.
9. Bobbio, El Futuro de la democracia, segunda edición, traducción de José Fernández Santillán, México, Fondo de Cultura Económica, 1999, pp. 60 y 61
10. Puertas Gómez, Gerardo. "Democracia e instituciones de democracia semidirecta. Una aproximación teórico-conceptual", en Justicia Electoral. Revista del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Año 2000, no. 11, p. 77
11. Bobbio Norberto, citado por Puertas Gómez, Gerardo. "Democracia e instituciones de democracia semidirecta. Una aproximación teórico-conceptual", en Justicia Electoral. Revista del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Año 2000, no. 11, p. 77
12. V. Prud’homme, Jean-Francois. Consulta popular y democracia directa. México, IFE, 1997. p. 23
13. Loc. Cit.
14. Loc. Cit.
15. Ibid. pp. 23 y 24
16. González Oropeza, Manuel. "Participación ciudadana como complemento del gobierno representativo", Democracia y representación en el umbral del siglo XXI. Memoria del III Congreso Internacional de Derecho Electoral Tomo I, Orozco Henríquez Jesús, J. compilador. Serie Doctrina Jurídica, número 12. México, Instituto de Investigaciones Jurídicas, 1999, p. 264
17. Prud’homme, Jean-Francois, ob. cit., p. 33
18. Zovatto G. Daniel. "La práctica general de las instituciones de democracia directa en América Latina". Un balance comparado: 1978-2000. Sistema representativo y democracia semidirecta. Memoria del VII Congreso Iberoamericano de Derecho Constitucional. México, Instituto de Investigaciones Jurídicas, 2002. p. 898
19. Ibid., p. 899
20. González Oropeza, Manuel. Obra citada, p. 263.
21. Vázquez Alfaro, José Luis. "Viabilidad del referéndum constitucional en el ordenamiento federal mexicano", en Democracia y representación en el umbral del siglo XXI. Memoria del III Congreso Internacional de Derecho Electoral, tomo I, Orozco Henríquez Jesús, J. compilador. Serie Doctrina Jurídica, número 12. México, Instituto de Investigaciones Jurídicas, 1999, p. 362
22. González Oropeza, Manuel. Obra citada, p. 263
23. Vázquez Alfaro, José Luis. Obra citada, p. 361 y 362
24. V. Prud´homme, Jean-Francois, Obra citada, p. 48 y 49.
25. V. Prud´homme, Jean-Francois, Consulta popular y democracia directa. México, IFE, 1997. pp. 35 y 36.
26. El tamaño de la muestra fue de 500 mexicanos mayores de 18 años con credencial para votar en viviendas en el Distrito Federal. Las entrevistas se realizaron vía telefónica el 5 de diciembre de 2008 y los resultados sólo son válidos para los mexicanos que cuentan con línea telefónica en su hogar.
Dado en el salón Legisladores de la República de la Cámara de Diputados, sede de la Comisión Permanente del honorable Congreso de la Unión, durante el primer receso del tercer año de ejercicio de la Sexagésima Legislatura, a los veintiún días del mes de enero del año dos mil nueve. Diputada Gloria Lavara Mejía (rúbrica) Senador Javier Orozco Gómez (rúbrica)
***
Presentación y primeros posicionamientos:
La diputada Gloria Lavara Mejía: Compañeras legisladoras y compañeros legisladores, nuestro país vive una etapa de crisis en materia de seguridad de todos es sabido y la población reclama desde hace tiempo acciones firmes y decidas para enfrentarla.
No podemos ignorar que un importante sector de ella se ha pronunciado, inclusive, a favor de reinstaurar la pena de muerte en nuestro país. El Partido Verde presentó una iniciativa para reformar la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, así como diversas leyes secundarias, con el objeto de reinstaurar la pena de muerte en nuestro país, para sancionar a los secuestradores que priven de la vida o mutilen a sus víctimas, y a los miembros y ex miembros del Ejército, Marina, policías y ministerios públicos federales que participen en algún secuestro.
Es necesario recalcar que esta iniciativa tiene su fundamento en un reclamo social, ya que en este rubro la capacidad del Estado ha sido ampliamente rebasada por la delincuencia organizada.
Compañeras diputadas y compañeros diputados, senadoras y senadores, como podemos ver éste es un reclamo a nivel nacional que merece ser discutido responsablemente en foros, para poder llegar a una solución y con ello erradicar un mal que se ha generalizado en todo el territorio nacional.
Debemos llevar a cabo estos foros de discusión, en donde seguramente entre todos encontraremos la mejor solución, para con ello crear mecanismos que permitan cerrar el paso a la delincuencia y establecer la paz y seguridad, nuevamente, a todos los ciudadanos.
No olvidemos que los legisladores que integramos el Congreso de la Unión somos depositarios de la representación popular, y una de nuestras obligaciones consiste precisamente en canalizar los reclamos de la población a este Congreso, que es responsable de analizarlos y de discutirlos.
Por ello, en el momento de legislar o de participar en la toma de decisiones públicas, como representantes populares, debemos servir a los intereses de nuestros representados, y una de esas maneras es a través de la celebración de foros.
Nos debemos pasar por alto que la esencia del trabajo parlamentario consiste precisamente en debatir, en intercambiar opiniones y escuchar los argumentos de aquellos con los que disentimos. Porque sólo de esta forma las decisiones que emanen de este Congreso reflejarán la verdadera voluntad de los mexicanos y de la democracia que se viven en México.
Aun cuando tenemos una democracia representativa, no podemos hacer a un lado las demandas de los mexicanos. Estamos obligados a conducirnos como el espacio donde las manifiestan.
Ya lo decía Bobbio, la existencia de instituciones de la democracia representativa no impide la adopción, para ciertos casos, de mecanismos de democracia participativa o directa a fin de conocer la opinión directa de la ciudadanía.
Por ello, los representantes populares debemos de reconocer la necesidad de incorporar fórmulas cada vez más amplias mediante las cuales el pueblo pueda decidir directamente sobre la acción del Estado.
Las elecciones populares son apenas el comienzo de la democracia. El mínimo grado de democracia. A partir de ahí hay que construir con ése y otros métodos democráticos que comprendan a toda la sociedad.
El ejercicio democrático que proponemos no es nuevo y forma parte de mecanismos que permiten discutir cualquier tipo de problema político, más allá de las limitaciones impuestas por las rivalidades partidistas, porque constituyen instrumentos políticamente neutros que producen resultados apoyados en la opinión pública y logran conferir una dimensión extraordinaria a cambios políticos fundamentales.
Obligan a los representantes a responde a las demandas populares y, muchas veces, obligan a tomar decisiones necesarias en situaciones donde los legisladores no quieren asumir el riesgo de inclinarse a favor de una opción determinada.
Diputados, diputadas, senadores, senadoras, debemos abrirnos al diálogo y con la realización de estos foros daremos la oportunidad al pueblo de México a que exprese su voz y con ello garantizar que el trabajo legislativo que nosotros realizamos sea un verdadero reflejo de la voluntad popular.
Por lo anteriormente expuesto y con fundamento en los artículos 58 y 59 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, someto a esta soberanía como de urgente u obvia resolución la siguiente proposición con Punto de acuerdo
Único. La Comisión Permanente del Honorable Congreso de la Unión respalda la propuesta del Grupo Parlamentario del Partido Verde para realizar foros para analizar el catálogo de delitos graves, el incremento de penas, la cadena perpetua y la pertinencia de incorporar la pena de muerte como medida para combatir la delincuencia.
Es cuanto, señor presidente.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Ha solicitado la proponente que sea de urgente resolución, por lo tanto, solicito a la Secretaría consulte a la asamblea si es de aprobarse la urgente resolución.
El Secretario diputado José Rubén Escajeda Jiménez: En votación económica se pregunta a la asamblea, con fundamento en el artículo 59 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, si se considera de urgente resolución la proposición. Los legisladores que estén por la afirmativa sírvanse manifestarlo (votación). Los legisladores que estén por la negativa sírvanse manifestarlo (votación). Señor presidente, se aprueba.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Es de urgente resolución. Ha solicitado el uso de la palabra el señor diputado
Juan de Dios Castro Muñoz, en pro del punto de acuerdo.
El diputado Juan de Dios Castro Muñoz (PAN)
: Con el permiso de la Presidencia. Efectivamente, como acabamos de escuchar a nuestra compañera legisladora, Gloria Lavara, ninguno de los partidos políticos aquí representados podemos soslayar la consecución de foros que recojan el sentir social sobre un tema tan delicado como son las sanciones punitivas ante la gran ola de inseguridad que por muchos factores se ha presentado en nuestro país.
No es éste el foro ni es tampoco éste el momento de entrar en el fondo del debate de alguna de las penas propuestas en el punto de acuerdo. No es aquí, en este momento, la tribuna para exponer nuestros puntos de acuerdo o de desacuerdo respecto a la pena de muerte, que como sabemos, el Partido Acción Nacional se ha opuesto de manera contundente, y en congruencia con nuestros principios, a esa pena.
Sin embargo, Acción Nacional no puede eludir el llevar a cabo una consulta con la sociedad, porque estamos seguros que la pena de muerte no es ni la panacea ni la solución para que sea la única materia de discusión en los foros.
Sí estamos de acuerdo con el Partido Verde Ecologista en recoger el sentir social, en caminar juntos en esa consulta. Estamos de acuerdo en el debate y la confrontación de las ideas y ahí, en su momento, iremos también en la propuesta de la cadena perpetua, de la ampliación de penas, del perfeccionamiento de las autoridades y los procedimientos ministeriales, de las propuestas para enriquecer la consulta... y la aportación presupuestaria al Poder Judicial, son elementos sine qua non que de forma integral sí podrán resolver el problema de inseguridad.
No vamos ahorita a discutir en un debate a favor o en contra de la pena de muerte, tampoco de la cadena perpetua. En este momento Acción Nacional se suma a caminar juntos a un debate social para saber qué requiere la sociedad: pena de muerte, también cadena perpetua, ampliación de penas, modificar el esquema ministerial, en fin, todo esto lo vamos a recoger. Acción Nacional está a favor de recoger la opinión de la sociedad. Y ahí daremos el debate porque somos un partido democrático y el debate es característica esencial de toda sociedad democrática. Por su atención, muchas gracias.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Muchas gracias, señor diputado. Ha pedido el uso de la palabra el señor diputado Octavio Martínez Vargas, en pro del dictamen.
El diputado Octavio Martínez Vargas (PRD): Muchas gracias, compañero presidente. Desde luego, estamos a favor de los debates sobre todos los temas, compañeros legisladores. Todos son sumamente importantes de desahogar, conocer la opinión de los investigadores, de los académicos y particularmente de los ciudadanos que opinen sobre este tema.
Ha habido anteriormente mesas sobre este tema. Yo recuerdo, particularmente en la licenciatura, cuando me formaba en la carrera de derecho, todos mis profesores siempre referían que no era la solución la pena de muerte, que en donde se lleva a cabo no resuelve el problema delictivo.
Por cierto, en distintas ocasiones nuestro gobierno, muchos partidos políticos, hemos solicitado cancelar sentencias de pena de muerte en Estados Unidos contra connacionales que están purgando, en algún momento, un proceso, y sentenciados a perder la vida; y nos hemos sumado a través de nuestras autoridades consulares, de nuestros embajadores, de nuestra autoridad federal, a hacer este llamado.
Incluso en algunos momentos hemos acudido hasta distintas religiones a efecto de que hagan llamados para que no se pierda la vida de un ser humano.
Sin embargo el Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática no cree que sea la solución. Está bien, consultemos, pero está demostrado en México, a través de los académicos, en los países donde se desarrollan penas de muerte, donde están permitidas por la ley vigente, que no reduce el índice delictivo, que no inhibe la delincuencia y que no corrige a los delincuentes.
Lo que me llama poderosamente la atención, y lo digo de manera muy fraterna, porque además nos hemos sumado al Partido Verde, cuando viene y nos plantea, tenemos que proteger la tala clandestina, el combate a la rana en Aguascalientes, el combate a las aves en el sur del país, en fin, y entendemos que tienen un sentido de responsabilidad por preservar las especies animales en nuestro país, y qué bueno que así sea
.
El problema es cuando quieren extinguir al ser humano, ahí ya no nos hace clic. Está muy bien que protejan a la rana en Aguascalientes, pero no creo que sea lo correcto quitarle la vida a una persona que se le impute algún delito o que se le considere delincuente.

Hay una incongruencia por parte del Partido Verde, que ojalá lo pudiesen revisar particularmente.
Creo que esta propuesta, quizá, pueda llevar un matiz político de cara a las elecciones del mes de julio, ojalá les dé resultados, lo que sí no podemos es querer tener dos discursos y por un lado proteger a las especies animales y por otro lado quitarle la vida a los seres humanos.
Resumo, el Partido de la Revolución Democrática saluda esta convocatoria. Ojalá se determine con puntualidad cuál va a ser el programa, la metodología, los lugares y los convocados, y por supuesto, considerar puntualmente que también se revise este tema que tiene que ver con la incongruencia del Partido Verde. Por su atención, muchas gracias.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Gracias, señor diputado, don Octavio Martínez Vargas. Tiene el uso de la palabra el señor senador don Jesús Garibay.
El senador Jesús Garibay García: Gracias, ciudadano presidente. Compañeras y compañeros legisladores. Hace unos días escuché una propaganda política del partido proponente de ése punto de acuerdo. La escuché con una enorme sorpresa de mi parte, pero no es menor la que estoy viendo aquí, y dice: Nada más eso nos faltaba, que no estén de acuerdo en aprobar la pena de muerte. Y luego dice ahí que en el Partido Verde, en fin.
Yo creo que no se vale, no se valen las acciones encubiertas de carácter evidentemente electoral como ésta que están haciendo. Seguramente mañana vamos a escuchar propaganda nuevamente que va a decir: "La Comisión Permanente del Congreso de la Unión aprueba los foros para que mantengas las esperanza".
Yo creo que requerimos ser un poco más serios en este tipo de planteamientos. Yo recuerdo que el ahora presidente de la Comisión Permanente aquí, el señor diputado que preside, cuando un gobernador del norte, de Coahuila, dijo que lo único que estaban definiendo ya, no era la pena de muerte, era cómo los iban a matar.
Y el señor diputado presidente, en una acción congruente que yo respeto y hago mía, aún cuando el tema no lo asumamos, ese gobernador, ese Congreso que aquí vino a entregar la iniciativa tiene todo el derecho de hacerlo.
Como el señor senador Orozco, y su partido, tienen todo el derecho de hacerlo. Lo apoyamos y nos solidarizamos respecto del derecho que tienen. Pero, sí les recriminamos que vengan aquí a prepararse el terreno para poder salvar su registro en el próximo proceso electoral.
Y, cómo es posible que el Partido Acción Nacional aplauda y se sume, cosa poco común, a un punto de urgente resolución. ¿Qué nos pasa, señores? O van a ir de la manita para el 2009. Si van a ir de la manita para el 2009 ¿qué les pasa, señores del PRI? En estos casos, ustedes nada más hacen como que, pues como que no escuchan, como que no oyen. Nadan de muertito.
No he escuchado actitud de parte de la presidenta de su partido, que nos indique que van a nadar de muertito, por el contrario. Dicen que van a ganar no sé cuántos distritos y que ya van así, que ya van asa. Que van a ganar todas las gubernaturas que están en el proceso electoral para este 2009 y, sin embargo, se suman. Sólo que sea con la esperanza de, haber si así, el Verde se va con ustedes también. A veces se ha ido con ustedes.
Por eso quise hacer uso de la palabra, para decirles que estoy por el derecho que tienen. Pero, para reprocharles, desde esta tribuna, el uso electorero que le están dando al tema. Eso no se vale, y menos en un país que está atravesando por una situación como la de México. En donde debiéramos estar ocupados por el empleo, por el crecimiento, por mantener la caída. Debiéramos estar ocupados por la salud. Y debiéramos estar preocupados por el tema de la seguridad. Y debiéramos estar preocupados para ver cómo los tres niveles de gobierno: federal, estatal y municipal, pudiéramos conjuntar esfuerzos para poder sacar adelante a este país, en este momento tan difícil.
Señores, a tiempo lo señalo. Como a tiempo señalé el famoso "gasolinazo". Aquél que fuera de segunda generación y que ahora han parado, pero, no graciosamente, sino yo creo que por un acto de elemental responsabilidad.
Los exhorto para que no hagan uso electorero de esa propuesta, señores del partido Verde. Y respeto, compañero senador, compañera diputada, el derecho que tienen para hacer el planteamiento. Es cuanto, señor presidente.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Gracias, señor senador. Consulte la Secretaría a la asamblea si se encuentra suficientemente discutido.
El Secretario senador Jesús Garibay García: Va de nuevo. Por instrucciones de la Presidencia y en votación económica se consulta a la asamblea si el punto de acuerdo se considera suficientemente discutido. Los legisladoras y las legisladoras que estén por la afirmativa sírvanse manifestarlo (votación). Los legisladores y las legisladoras que estén por la negativa sírvanse manifestarlo (votación).
Mayoría por la afirmativa, señor presidente.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Suficientemente discutido. Consulte la Secretaría a la asamblea, en votación económica, si se aprueba el punto de acuerdo.
El Secretario senador Jesús Garibay García: Por instrucciones de la Presidencia, en votación económica se pregunta si se aprueba la proposición. Los legisladores y las legisladoras que estén por la afirmativa sírvanse manifestarlo (votación). Los legisladores y legisladoras que estén por la negativa sírvanse manifestarlo (votación). Mayoría por la afirmativa, señor presidente.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Se aprueba el punto de acuerdo. Comuníquese.
La senadora Eva Contreras Sandoval (desde la curul): Señor presidente.
El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Senadora.
La senadora Eva Contreras Sandoval (desde la curul): Señor presidente, si el orador hiciera el favor de leer el resolutivo, para ver si se hizo alguna adición de la propuesta del Partido Acción Nacional respecto a ampliar estos foros a la cadena perpetua. Quería saber si se había incluido.El Presidente diputado César Duarte Jáquez: Sí, sí se adicionó. Así se votó, compañera senadora.
Fuente. Diario de los Debates

La bushificación de Obama

El proceso de 'bushificación' de Obama/MOISÉS NAÍM
üblicado en El País (www.elpais.com), 25/01/2009;
No es fácil esto de tener un tipo tan popular en la Casa Blanca (70% contra el 27 de Bush). Que el jefe del imperio estadounidense sea visto internacionalmente con tanta simpatía y admiración es, para muchos, muy problemático. Hay gobiernos para quienes es indispensable tener a los Estados Unidos de América como enemigo. Y todos conocemos gente para quienes el antiamericanismo es casi un instinto básico y la fuente principal de sus opiniones políticas.
Es por esto que bushificar a Obama se pondrá de moda.
La bushificación de Barack Obama es el próximo y casi inevitable capítulo de la narrativa que comenzó con la seguridad de que era imposible que los estadounidenses pudiesen elegir a un negro como presidente de su país, la sorpresa de la victoria de Obama, la desbordada emoción durante su toma de posesión y las enormes expectativas acerca de su capacidad para resolver los inmensos problemas que hereda. Ahora vendrá una etapa en la cual muchos explicarán que en el fondo no hay mucha diferencia entre George W. Bush y Barack Hussein Obama. O como ya lo dijo el lírico presidente de Venezuela "son la misma miasma", es decir, que ambos son efluvios malignos que se desprenden de cuerpos enfermos o materias corruptas (aunque el presidente Hugo Chávez inmediatamente nos aclaró que los llamaba miasma "por no usar otra palabra" ¿En cuál estaría pensando?).
Y no es sólo Chávez; la bushificación será una tendencia global. Para el régimen iraní será importante demostrar que por más que el segundo nombre del nuevo presidente sea Hussein y que en farsi Obama significa "el que está con nosotros" en realidad sigue siendo, al igual que su predecesor, el representante máximo del gran Satanás.
Tres días después del comienzo del Gobierno de Obama, Estados Unidos bombardeó a un grupo de presuntos talibanes en el noroeste de Pakistán dando de baja a 14 personas. El Gobierno paquistaní protestó contra la nueva violación de su soberanía y confirmó que su esperanza de que Obama no continuase con la política de Bush en este sentido era tan sólo una ilusión. Después que Timothy Geithner el nuevo secretario del tesoro estadounidense acusara a China de estar manipulando su moneda, el Gobierno de ese país reaccionó furiosamente: "Dirigir acusaciones infundadas a China con respecto a su tasa de cambio sólo ayuda al proteccionismo estadounidense y no contribuye a buscar una solución real al problema", dijo el comunicado oficial.
En su discurso inaugural Obama alertó: "Quienes se aferran al poder a través de la corrupción, el engaño y la represión a sus opositores deben saber que están en el lado errado de la historia; pero también que les tenderemos una mano si están dispuestos a abrir su puño" ¿Qué habrá pensado Vladímir Putin de esta invitación? ¿O el sirio Bachar el Asad? ¿O Raúl Castro? Que no ven diferencia entre Obama y Bush.
Se sabe además que Obama está convencido de que se debe aumentar la intensidad de la guerra en Afganistán, que no permitirá que Irán disponga de armas atómicas y que apoya el derecho de Israel a defenderse de los ataques de Hamás. "Si alguien estuviese lanzando cohetes de noche a la casa donde duermen mis hijas yo haría cuanto estuviese a mi alcance para pararlo. Y de hecho cabe esperar que los israelíes hagan lo mismo", ha dicho Obama repitiendo una idea con la que es difícil disentir. Sin embargo, a nadie sorprende que en el mundo árabe ya haya quienes denuncian al Gobierno de Obama como la simple continuación de la Administración de Bush, sólo modificada con una mayor cantidad de judíos en el Gabinete y en otros cargos de máxima relevancia.
En algunos casos la bushificación de Obama tendrá asideros en la realidad de que habrá continuidad entre las políticas del nuevo presidente y las de Bush. Pero en muchos otros casos sólo responderá a los esfuerzos propagandísticos de quienes necesitan siempre tener a un enemigo en la Casa Blanca. Pero no les será fácil. Una de las características de la trayectoria política de Barack Obama es que siempre ha sorprendido a sus críticos y a los escépticos. Y, en este caso, no le resultará difícil sorprenderlos de nuevo. Entre otras razones porque, a pesar de lo que digan sus críticos, él no es George W. Bush. mnaim@elpais.es