14 ene. 2015

Qué dicen las columnas políticas hoy, 14 de enero de 2015?

Qué dicen las columnas políticas hoy, 14 de enero de 2015?
BAJO RESERVA/ EL UNIVERSAL
Mancera mueve sus fichas en 2015
No lo ponga en duda: con el alba de febrero habrá cambios en el equipo del jefe de Gobierno de la ciudad de México, Miguel Ángel Mancera. Por el momento, el grupo más cercano a don Miguel realiza un análisis de los resultados de cada una de las áreas de la administración, nos comentan. Y, como dicen los expertos en política, es cuestión de hacer sumas y restas de los haberes y las deudas que han dejado los integrantes del gabinete del GDF. Por el momento, nos informan, las áreas de seguridad y de movilidad han dejado algunos pendientes desde el arranque de la gestión y uno que otro golpe político que ha pegado en la línea de flotación de Mancera. La sacudida en el gabinete, nos anticipan, puede ser un buen mensaje para reposicionar al jefe de Gobierno.
Castillo pelea con Cocoa

Alfredo Castillo, comisionado federal para Michoacán, no ha logrado que la paz llegue a aquella entidad y este martes echó un poco más de leña al fuego. En su comparecencia ante el Congreso impidió que la presidenta de la primera Comisión de la Permanente, Aleida Alavez, diera la palabra a la senadora panista Luisa María Calderón. Todo ocurrió cuando Castillo dijo que el gran error del gobierno calderonista fue declarar muerto a Nazario Moreno El Chayo, porque permitió a este capo operar con toda impunidad. El hecho, dijo, lo podía ratificar la senadora Calderón, hermana del ex presidente Felipe Calderón, que estaba presente en la sesión. La Cocoa quiso revirar, pero don Alfredo impidió que se le diera la palabra debido a que el formato de la sesión no permitía diálogos. Esto enfureció a Calderón: “Vino a dar órdenes, así se porta en Michoacán, él le grita a todo el mundo”.
Las garras del Jaguar
Como “malagradecido” califican en la dirigencia del PRD al senador Armando Ríos Piter, quien renunció a ser candidato a la gubernatura de Guerrero, y denunció que los líderes del partido le pidieron garantizar impunidad para el ex gobernador Ángel Heladio Aguirre Rivero a cambio de la candidatura perredista. En el CEN dicen que Ríos Piter, El Jaguar, hizo un daño tremendo a su partido y recuerdan que en 2010 llegó a ser coordinador de la Cámara de Diputados gracias al apoyo de Los Chuchos, quienes hoy controlan la dirigencia perredista. Por si fuera poco, esa misma corriente lo impulsó en 2011 para llegar al Senado. ¿Ahí la dejarán los amarillos o le van a cortar las garras al felino?
Los Chuchos vs. López Dóriga

Reírnos de nosotros mismos

Reírnos de nosotros mismos/José Luis Pardo es filósofo.
El País |15 de enero de 2015

A raíz de los horrendos atentados de París se ha levantado cierta polémica acerca de si todos somos o no Charlie Hebdo. Como la primera opción (“Yo soy Charlie Hebdo”, apoyada por Mario Vargas Llosa en EL PAÍS del 9 de enero) fue la que tomaron muchos ciudadanos ya antes de que se convirtiera en postura oficial, el artículo de David Brooks en el New York Times (“Yo no soy Charlie Hebdo”, que EL PAÍS publicaba junto con el de Vargas Llosa) no tenía más remedio que llamar la atención y forzar la búsqueda de una “equidistancia” ponderada entre esas dos posiciones aparentemente enfrentadas, que se materializó en la secuela de Víctor Lapuente “No sé si soy Charlie Hebdo”(EL PAÍS, 10 de enero).
Lo primero que hay que decir sobre esta polémica es que, a pesar de la confusión creada por los títulos sobre todo en las “redes sociales”, el artículo de Brooks no defiende lo contrario que el de Vargas Llosa sino exactamente lo mismo y, en mi opinión, mejor, porque al entrar más en materia añade al gesto ya en sí mismo honroso de ponerse la pegatina de la defensa de la libertad de expresión una reflexión acerca de las condiciones que se han de exigir para poder llevarla con dignidad, y no solamente como una camiseta que nos garantiza salir en la foto de los buenos.

El papa Francisco visita el templo budista, fuera de agenda.

El papa Francisco visita el templo budista, fuera de agenda.
Un ajuste en su agenda y decidió ir a visitar el templo budista de Mahabodhi, en Colombo, en donde vive el monje Bangala Upatissa, a quien el Papa encontró en el aeropuerto cuando llegó y ayer, durante el encuentro interreligioso. 
No es la primera vez que un Pontífice visita un lugar de culto budista. Juan Pablo II lo hizo durante el viaje a Thailandia en 1984, visitando el templo Rajchaborpitsathitmahasrimaram de Bangkok. Para la ocasión, se abrió la gran «chiattiya», el gran relucario de metales preciosos que solo se abre una vez al año. El monje recitó una breve oración, el Papa escuchó en silencio y rezó.