19 feb. 2012

Tensión entre católicos y La Luz del Mundo



Tensión entre católicos y La Luz del Mundo
Verónica Espinoza,
Revista Proceso # 1842, 19 de febrero de 2012
Desde que llegaron a Silao, Guanajuato, los seguidores de la Iglesia La Luz del Mundo fueron mal vistos por la jerarquía católica de la entidad. Pero lejos de arredrarse, los seguidores del llamado “apóstol Samuel Joaquín” erigieron en septiembre pasado un monumento al que denominan Torre de la Fe, a 17 kilómetros del santuario del cerro del Cubilete. Y ahora, en vísperas de la visita del Papa Benedicto XVI, las hostilidades contra ellos se han intensificado. Pero insisten: “No nos vamos de Guanajuato”.
SILAO, GTO.- La intolerancia de algunos grupos católicos contra asociaciones como La Luz del Mundo –cuya Torre de la Fe se erige en un predio cercano al santuario de Cristo Rey del Cubilete, uno de los principales centros de peregrinaje religioso del país– adquiere dimensiones preocupantes ante la próxima visita del Papa Benedicto XVI.

Fondo Plutarco Elías Calles y Soledad González


De Eréndira Guzmán Segoviano, sobre otra carta de Toral a Islas
Proceso # 1842, 19 de febrero de 2012
PALABRA DE LECTOR
Señor director:
Con atención hemos leído en Proceso 1840 el artículo El “mártir” asesino, de su colaborador Rodrigo Vera, entre cuyas fuentes refiere una misiva que con fecha 22 de noviembre de 1928 dirigió José León Toral a Felipe Islas, director de la penitenciaría en que estuvo confinado tras el asesinato del general Álvaro Obregón, manifestando en ella su arrepentimiento por el magnicidio que cometió.
En este sentido, deseamos hacer de su conocimiento que la Universidad de Guanajuato, como parte de sus acervos documentales, tiene bajo su resguardo el Fondo Plutarco Elías Calles y Soledad González, un fondo reunido por quien fuera su secretaria particular, la señorita Soledad González Dávila. En dicho conjunto de documentos es posible encontrar una carta previa que, con fecha 9 de noviembre del mismo año, envió León Toral al ya referido Felipe Islas, manifestando de igual forma su arrepentimiento por el acto violento que puso fin a la vida del entonces presidente electo, lo que viene a confirmar el sentido de la información contenida en el artículo.
Asimismo, este fondo documental  reúne abundante documentación y correspondencia relativa al delicado conflicto Iglesia-Estado suscitado hacia finales de los años veinte y del que el general Calles fue protagonista, por lo que de acuerdo con nuestra apreciación este acervo puede resultar de gran utilidad en futuras investigaciones que el señor Vera o algún otro colaborador suyo pudiera emprender sobre el particular.
Sin más por el momento, y congratulándonos por la inclusión de investigaciones de tipo histórico en las páginas de su prestigiada revista, me despido y quedo de usted.
Atentamente
Eréndira María Guadalupe
Guzmán Segoviano
Coordinadora del Archivo General
Universidad de Guanajuato
Teléfonos: 01 (473) 732 90 49/50,
extensión 2252

Lo sórdido del caso Wallace/


Lo sórdido del caso Wallace/
JORGE CARRASCO ARAIZAGA, reportero.
Revista Proceso # 1842, 19 de febrero de 2012
Documentos oficiales y testimonios de los presuntos implicados en el secuestro y asesinato de Hugo Alberto Wallace Miranda acusan a la virtual candidata del PAN al gobierno capitalino, Isabel Miranda de Wallace, de haber incurrido en ilegalidades, incluyendo actos de tortura, al seguir el caso de su hijo. Los relatos de madres, hermanos y hasta tíos de las personas encarceladas por estos hechos coinciden en los señalamientos: la señora Wallace está utilizando el poder que le da su “amistad” con el presidente Calderón y con el ahora exprocurador capitalino Miguel Mancera…
Un día después de la desaparición de su hijo Hugo Alberto, Isabel Miranda de Wallace ya tenía localizado el lugar donde asegura que lo mataron cuando intentaron secuestrarlo. En menos de 24 horas ubicó su camioneta, dio con el departamento que denunció como escenario de los hechos que la convirtieron en figura pública y ya tenía referencias de dos de los señalados como responsables.

La visita de Benedicto XVI....


Una visita interesada
RODRIGO VERA, reportero.
Revista Proceso # 1842, 19 de febrero de 2012. 
No es casual que Guanajuato, con su acendrada vocación conservadora y su creciente disminución de católicos, sea el estado al que acudirá Benedicto XVI en su próxima visita a México. En esta entidad tuvo su máxima manifestación la Cristiada y con su periplo el Papa reivindica “el martirio como vía de redención”. Es claro que con su viaje el pontífice busca fortalecer al catolicismo y favorecer al PAN en tiempos en los que habrá de decidirse quién encabezará el próximo gobierno federal.
El Papa Benedicto XVI visitará Guanajuato por ser el estado que tiene el mayor índice de población católica en el país –93.83%– y donde aún prevalece un “catolicismo muy tradicional” impulsado por los gobiernos panistas de la entidad. Es “el lugar donde mejor se manifiesta la hegemonía del poder de la derecha” afirma Hugo José Suárez, especialista en movimientos religiosos en esa región.

El reportaje de la Turati Proceso # 1842


La violenta “pacificación” de Juárez/MARCELA TURATI
Reportaje
Revista Proceso # 1842, 19 de febrero de 2012
El gobierno de Felipe Calderón y la alcaldía de la ciudad chihuahuense proclaman que los homicidios disminuyeron drásticamente y la Policía Municipal volvió a encargarse de la seguridad. Ahora el problema es que su jefe, el militar Julián Leyzaola, se atribuye la misión de “pacificar” el territorio a su manera: a costa de los derechos de la población y con impunidad para sus efectivos, así que los juarenses tienen que cuidarse de narcos, militares y policías de los tres niveles de gobierno.
CIUDAD JUÁREZ, CHIH.- Escondida en una casa en ruinas, con montes de escombros en lugar de piso y huecos donde alguna vez hubo puertas o ventanas, la señora Padilla Martínez asoma la cabeza poco a poco. Hasta cerciorarse de que está fuera de peligro, se acerca. Desde su refugio cuenta que en noviembre su hijo mayor, Jorge (que llevaba sus mismos apellidos), fue “levantado” por policías municipales del puesto de hamburguesas que atendía. Su cadáver fue encontrado al día siguiente, en el fondo de un mirador, arrojado como cualquier perro muerto.