25 nov. 2009

Una cuestión prioritario

Una cuestión prioritaria en todos los países/Arnold A. Chacón, encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos
Publicado en EL MUNDO, 25/11/09;
El 28 de septiembre el mundo se despertó con nuevos informes de violencia atroz contra mujeres. En Guinea, los boinas rojas (Guardia presidencial) violaron a mujeres de todas las edades. En grupos, blandiendo armas y con una brutalidad tal que muchas de las que no fueron asesinadas inmediatamente murieron poco después a causa de sus lesiones.
Ni la escala ni el alcance de esta violencia son nuevos. Durante la última década, soldados han violado y mutilado a mujeres en la República Democrática del Congo como parte de una estrategia deliberada y coordinada para destruir a las comunidades civiles. Y la violencia basada en el género no está limitada a zonas en guerra o regiones en conflicto. La niñas y las mujeres están en el punto de mira por razón de sexo en cada momento de sus vidas: desde el feticidio femenino hasta la inadecuada atención sanitaria y nutricional, el matrimonio infantil, el tráfico, los asesinatos de honor, aquel otro relacionado con la dote y el abandono y ostracismo de las viudas, y no es ésta una enumeración exhaustiva.
Esta violencia es una pandemia mundial. No conoce barreras de etnia, raza, clase social, religión, nivel educativo ni fronteras internacionales. El único elemento común es que las víctimas son seleccionadas porque son mujeres.
Desde 1991, el mundo ha reservado los 16 días entre el 25 de noviembre (Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer) y el 10 de diciembre (Día Internacional de los Derechos Humanos) para subrayar la idea de que la violencia cometida contra la mujer a causa de su sexo es una vulneración fundamental de los derechos humanos. Esta violencia no es cultural: es criminal. Es el problema de todas y cada una de las naciones, y requiere una respuesta acorde con la gravedad de estos crímenes.
Los ataques a mujeres no pueden achacarse a unos pocos autores aberrantes. Más bien, estas formas diversas de violencia surgen de la arraigada y duradera inferior condición de las mujeres y las niñas en todo el mundo. Para poner fin a la violencia -tratando tanto las causas como los síntomas- es necesario que no sólo aumentemos la persecución de los autores sino que trabajemos para conseguir la completa igualdad de la mujer en cada área de la vida.
La violencia de género no es sólo asunto de mujeres: es un desafío mundial a los derechos humanos y la seguridad. Como problema internacional, requiere soluciones internacionales. Y Estados Unidos está comprometido en trabajar con Gobiernos, instituciones multilaterales y un amplio abanico de socios privados -desde activistas y defensores hasta supervivientes y líderes de la sociedad civil- para poner fin a la impunidad de los que cometen estos crímenes y asegurar la plena aplicación de las leyes que reconocen la igualdad de la mujer y su derecho de estar libre de violencia.
Además, trabajamos para promover la implicación de los hombres en poner fin a la violencia. Del mismo modo, pedimos a líderes religiosos que incorporen estos mensajes, tan coherentes con todos los credos, en sus actividades y programas. Y ayudamos a garantizar que los niños y las niñas en todas las naciones puedan acceder a una educación de alta calidad, de forma segura y en igualdad de condiciones, que enseñe el valor intrínseco de cada persona.
La Secretaria Clinton ha hecho de esta cuestión una alta prioridad para la política exterior estadounidense, y la Administración Obama también está comprometida con poner fin a la violencia contra la mujer en Estados Unidos, donde demasiadas mujeres todavía sufren malos tratos y abusos.
Las mujeres son la clave del progreso y la prosperidad en el siglo XXI. Cuando están marginadas y maltratadas, la Humanidad no puede progresar. Cuando se les conceden sus derechos y la igualdad de oportunidades en la educación, la atención sanitaria, el empleo y la participación política, redunda muy positivamente en sus familias, sus comunidades y sus naciones.
Es hora de que el fin de la violencia contra la mujer sea una prioridad para todos nosotros.

NO a la vilencia contra las mujeres!

Una violencia de proporciones globales/Inés Alberdi, directora ejecutiva del Fondo de las Naciones Unidas para la Mujer, UNIFEM
Publicado en EL CORREO DIGITAL, 25/11/09;
Hace ya más de un año que asumí la dirección del Fondo de Naciones Unidas para la Mujer (Unifem). He viajado y aprendido mucho y he tenido también la oportunidad de conocer a gente muy diversa, tanto activistas de base como líderes de gobiernos de diferentes partes del mundo. A lo largo de este tiempo hay una pregunta que he ido escuchando en muchos lugares diferentes realizada por todo tipo de personas: ¿Por qué acabar con la violencia contra las mujeres es una de las principales líneas de trabajo de Unifem. ¿Es realmente un problema de proporciones globales?
La respuesta a esta pregunta es, desafortunadamente, un sí rotundo.
Numerosas investigaciones muestran que la violencia contra las mujeres es terriblemente común y que es una de las violaciones de los derechos humanos más extendidas hoy en día, además de constituir también un obstáculo para el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, los 8 objetivos acordados en 2000 por los líderes mundiales para ser cumplidos el año 2015. Basándonos en estadísticas recopiladas en diferentes países, podemos observar que hasta un 70% de las mujeres experimentan, a lo largo de sus vidas, violencia física o sexual por parte de algún hombre. La violencia contra las mujeres puede ser física, sexual, psicológica y de abuso económico, y la encontramos en todas las edades, razas, culturas, niveles de riqueza y regiones. Adopta variadas manifestaciones, desde la violencia doméstica y sexual, pasando por prácticas nocivas tradicionales, el abuso durante el embarazo, los denominados crímenes de honor, los ataques con ácido, el abuso de la dote, así como la ciber-intimidación en Internet.
Echemos una ojeada a algunas de las estadísticas. En todo el mundo, 3 de cada 10 mujeres han realizado forzadas sus primeras experiencias sexuales. En el este de la República Democrática del Congo, la «capital mundial de la violación», han sido documentados, desde 1996, al menos 200.000 casos de violencia sexual, sobre todo contra mujeres y niñas. En Afganistán, el 87% de las mujeres sufre violencia domestica, lo que hace considerarlo como uno de los países más peligrosos del mundo para las féminas. La violencia de género también limita la habilidad de las mujeres de protegerse del VIH y el sida, siendo las jóvenes las que se encuentran en principal riesgo de contagio dado que representan, aproximadamente, el 60% de los 5,5 millones de personas de entre 15 y 24 años que viven con el virus o han desarrollado la enfermedad.
Sin embargo, activistas de base y numerosas coaliciones internacionales han trabajado duro por cambiar la idea de que la violencia contra las mujeres debe ser un asunto privado. Según el secretario general de la ONU en su Estudio a Fondo sobre todas las Formas de Violencia contra las Mujeres publicado el año 2006, 89 países tenían leyes sobre violencia doméstica en aquel momento. La violación conyugal es actualmente un delito como mínimo en 104 Estados, y 90 países cuentan con leyes sobre el acoso sexual. Sin embargo, en 102 países no existen leyes específicas contra la violencia doméstica y la violación conyugal no constituye un delito en, al menos, 53.
Por lo tanto, pese a los progresos en el ámbito institucional y en las políticas públicas, la violencia contra las mujeres persiste globalmente.
Unifem trabaja en varios frentes para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas: mediante el apoyo a la creación de marcos jurídicos y medidas nacionales específicas, el impulso de la prevención desde los niveles básicos, la recopilación de datos y la adquisición de nuevos aprendizajes sobre el tema. Y aborda la causa principal de esta violencia: la desigualdad de género. Estos esfuerzos se han multiplicado a través de campañas de promoción realizadas en colaboración con gobiernos, sociedad civil y el sistema de Naciones Unidas.
Por ejemplo, Unifem lanzó el pasado 6 de noviembre ‘Di NO-ÚNETE para Poner Fin a la Violencia contra las Mujeres’. Esta innovadora plataforma multimedia cuenta y da a conocer acciones, poniendo así la atención en los esfuerzos que se están realizando con este fin en todo el mundo. La iniciativa está diseñada como contribución, mediante la movilización social, a la campaña del secretario general ‘ÚNETE’. El noviembre de 2008, como parte de la primera fase de ‘Di NO’, se presentaron al secretario general de Naciones Unidas más de cinco millones de firmas, incluidas las de jefes de Estado y ministros de 69 gobiernos, y más de 600 de parlamentarios de todo el mundo, demostrándose así que la eliminación de la violencia contra las mujeres es una prioridad para gran cantidad de gobernantes. La página de Internet http://www.dinoalaviolencia.org/  permite participar en esta iniciativa.
De este modo, la respuesta es sí. La violencia contra las mujeres y las niñas es un problema mundial de proporciones alarmantes. Pero cada uno/a de nosotros/as puede ser parte de la solución y contribuir a su final.

Eliminación de la violencia vs las mueres

Recomiendo el artículo Una violencia de proporciones globales, de Inés Alberdi, directora ejecutiva del Fondo de las Naciones Unidas para la Mujer, UNIFEM, publicado este miércoles en el EL CORREO DIGITA.
Nos recuerda que la violencia contra las mujeres es terriblemente común y que es una de las violaciones de los derechos humanos más extendidas hoy.
Señala que hasta un 70% de las mujeres experimentan, a lo largo de sus vidas, violencia física o sexual por parte de algún hombre.
La violencia contra las mujeres puede ser física, sexual, psicológica y de abuso económico, y la encontramos en todas las edades, razas, culturas, niveles de riqueza y regiones.
En todo el mundo, 3 de cada 10 mujeres han realizado forzadas sus primeras experiencias sexuales.
***

Miércoles, 25 de Noviembre de 2009 | Discurso
Muy buenos días.
Y amigos también, algunos presentes.
Ciudadana Diputada Martha Elena García Gómez, Presidenta de la Comisión de Equidad y Género de la Cámara de Diputados. Bienvenida.
Senadora Blanca Judith Díaz Delgado, Presidenta de la Comisión de Equidad y Género del Senado de la República. También, muy bienvenida.
Magistrado Antonio Ceja, integrante del Tribunal Colegiado Auxiliar en Materia Civil del XI Circuito, con sede en Morelia, Michoacán. Bienvenido.
Licenciada Blanca Alcalá Ruiz, Presidenta Municipal de Puebla.
Licenciada Laura Cecilia Zermeño, Directora del Instituto de las Mujeres Irapuatenses.
Licenciada María del Rocío García Gaytán, Presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres.
Queridas amigas titulares, amigos titulares de las instancias municipales de la mujer.
Señoras y señores:
Hoy conmemoramos, y con mucho gusto, el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer. Y por eso, celebro el poder estar aquí con todos ustedes, pero especialmente con todas ustedes, que luchan, lo sé, por un México más equitativo, un México más justo, un México libre de violencia de género, que no es otra cosa que un México más humano.
Aprovecho la ocasión, desde luego, para felicitar al Instituto Nacional de las Mujeres por la labor que realiza en este afán, que compartimos, de corazón, de construir una Nación más igualitaria.
Y agradezco, enormemente, el trabajo de las titulares de las instancias municipales de la mujer que nos acompañan. Estoy convencido que el trabajo que realizan es indispensable para promover, desde el punto más cercano a la mujer misma, que es, hablo del aspecto político, el municipio; políticas públicas que la protejan de la violencia, también de la discriminación y de cualquier elemento que altere, precisamente, la equidad de género.
El estar construyendo instancias municipales a mí me parece que ha acelerado, de manera significativa, la lucha que compartimos por lograr la equidad de género en el país, y por liberar a las mujeres de la violencia, que en sus distintos aspectos, por desgracia, todavía sufren en México.
Es por esa razón, queridas amigas, que seguiremos apoyando el fortalecimiento y la creación de más instancias en todo el país. Lo haremos a través del Fondo para el Desarrollo de las Instancias Municipales de las Mujeres, a fin de que sigan diseñando y aplicando políticas públicas que promuevan una mayor participación de las mujeres en el ámbito local.
Como bien ha dicho la Presidenta Municipal de Puebla, Blanca Alcalá, la erradicación de la violencia, la erradicación de la discriminación sólo puede darse asociándose, o estar asociada a una mayor participación de la mujer en la toma de decisiones.
Y es, pienso, desde los municipios donde se puede hacer mucho más en favor de la igualdad. Obviamente, se puede hacer desde todos lados, desde Gobierno Federal, desde los gobiernos estatales. Pero, caray, qué mejor que sea donde se construye la comunidad, donde se tiene contacto directo con el ciudadano, donde muchas veces se administra la llamada justicia de barandilla, es decir, donde tiene que acudir en primera instancia alguien que sufre una agresión violenta, donde se apliquen políticas públicas en favor de la erradicación de la violencia.
En los niveles de Gobierno donde está la policía municipal, donde está la autoridad que debe velar por el respeto a la mujer, que debe velar por contener y reprimir legalmente al marido o al violentador de las mujeres, para evitar que cometa acciones violentas que queremos erradicar de nuestro México.
En tres años de Gobierno hemos pasado de 200 instancias municipales a más 850. Y la meta es que para el 2012 contemos, por lo menos, con mil 200 instancias municipales; es decir, que por lo menos la mitad de los municipios de México tengan instancias.
Así que tenemos que abocarnos, e instruyo a la Directora del Instituto, a las Presidenta de INMUJERES, a Rocío García Gaytán, a que siga trabajando con todas ustedes para que no haya rincón del país, no haya un municipio constituido donde no exista una instancia que auspicie la protección y la defensa de las mujeres en nuestra lucha contra la violencia.
Soy consciente de que todavía falta mucho por hacer. Muchas mujeres aún son víctimas de discriminación y de violencia, incluso, yo diría principalmente, dentro de sus propios hogares. Los casos que ha narrado aquí la Alcaldesa de Puebla son sintomáticos y son tristes, sobre todo la mujer que nos narraba, de la comunidad de Canoa, que sufre una condición de violencia reiterada, estructural, dominante, tolerada por la comunidad y por la propia familia del marido, probablemente por la propia familia de ella.
Y, claro, es comprensible su afán de volver con su pareja. Sin embargo, creo que ese elemento cultural sigue pesando, precisamente, y sigue frenando la lucha por liberar a las mujeres de la violencia que padecen.
De acuerdo a la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2006, casi 70 por ciento de las mujeres de 15 años en adelante, 70 por ciento, ha sufrido algún tipo de violencia en algún ámbito de su vida.
A nivel nacional más del 40 por ciento de las mujeres sufrieron violencia, ya sea emocional, económica, física o sexual por parte de su pareja, a lo largo de su última relación.
Las estadísticas, amigas, no son nuevas en el sentido de que arrojen algo novedoso, sino que son cifras que demuestran una realidad, una realidad terrible que, hoy por hoy, siguen padeciendo, desafortunadamente, casi la mitad de las mujeres que tienen una relación de pareja en nuestro país.
Y también, pensaba en el otro caso, entiendo algún fanático ahí del equipo de la franja, pero no sólo habla de una virulencia, violencia en general, sino una violencia de género muy, muy particular.
Incluso, la propia solución, que qué bueno que se dio, también todavía refleja un resabio de esa cultura; es decir, la mujer vale en función de que yo tengo una mamá y tengo hermanas. No es así.
Qué bueno que las tenga el señor. Pero, la verdad es que tenemos que dar todavía un paso más hasta entender que es una cuestión de dignidad humana y de igualdad, que sí se expresa en las mujeres que tenemos cercanas a nosotros, pero que no puede depender de que un hombre tenga en buen aprecio o no a las mujeres que lo rodean, sino que se trata de una condición cultural de reconocimiento de la igualdad.
La posibilidad de cambiar esta situación inaceptable de violencia, sólo existe, queridas amigas, en la posibilidad que tengamos de cambiar los patrones culturales que hemos aprendido y heredado, y difundido a lo largo y a lo ancho del país, y en la historia de México.
El rol mismo que hace que, a mí me ha tocado ver, pues muchas ocasiones servidoras públicas, funcionarias, colaboradoras, legisladoras, o madres trabajadoras, beneficiarias de programas públicos, las beneficiarias de Oportunidades, que además de ser el sustento de su hogar, tienen que desempeñar el doble o el triple rol: de jefas de familia, madres educadoras y madres proveedoras de los alimentos y de la vestimenta y, en fin, de todas las tareas que, tradicionalmente, se supone que el hombre no debe ni involucrarse. Y este peso cultural está atrás, y subyace en la relación de dominio, y de dominio y posesión, incluso física, en las parejas.
El sentido de propiedad, como si se tratara de una cosa, como si se tratara de un bien en la casa; el sentido de propiedad de la esposa o la pareja. El sentido de posesión es tal, que, precisamente, prohíja que se generen situaciones de violencia que se dan casi como naturales, y para algunos hasta parte del rol que se ha aprendido culturalmente.
La gran pregunta es: cómo podemos cambiar este patrón cultural tan arraigado, por desgracia, en las familias mexicanas. Lo cierto es que la violencia hacia la mujer es parte de un problema mayor y profundamente arraigado al machismo, que consiste en que la mujer no goza en la práctica de los mismos derechos, ni tiene y aparentemente en esa cultura, ni pudiera tener las mismas oportunidades que los hombres.
Y por ello, para erradicar la violencia de género, tenemos que atacar sus causas. Erradicar de nuestra cultura la idea de que las mujeres son ciudadanas de segunda, y por tanto carentes de todos o de algunos derechos, como todavía alguien, pensando ser generoso, dice que concede.
Nuestra labor fundamental debe ser no sólo sancionar y sancionar severamente la violencia de género, sino, además, erradicar las causas socioculturales que la propician y que la permiten.
Por eso, desde el inicio del Gobierno hemos trabajado por la equidad de género, hemos trabajo por la eliminación de la violencia hacia las mujeres en varios frentes.

En primer lugar. Hemos cuadruplicado el presupuesto destinado a la Política Nacional de Igualdad y Combate a la Violencia contra las Mujeres. Ha pasado de dos mil 500 millones de pesos, que era cuando yo entré a la Presidencia, a más de 10 mil 600 millones de pesos en el Presupuesto para el año que entra.
Eso ha permitido, por ejemplo, que crezcan las instancias municipales, con lo cual se ha multiplicado la red de protección y ha permitido ampliar su eficacia de protección y solidaridad a la mujer que sufre violencia.
En segundo lugar, amigas. Hemos promulgado un conjunto de leyes y de acuerdos que responden a los tratados internacionales en materia de derechos humanos de las mujeres, con el fin de eliminar la violencia y la discriminación de género que padecen.
Hoy contamos, lo sabemos, con la Ley para la Igualdad entre Mujeres y Hombres, la Ley para Prevenir y Sancionar la Trata de Personas, y la Ley General de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia.
Sin duda, la lucha contra la violencia de género es una tarea que nos convoca a todas y a todos, a todos los órdenes de Gobierno y a todos los poderes públicos, dentro de la autoridad.
Yo reconozco a las entidades federativas que ya han adecuado el marco jurídico, conforme a esta impostergable exigencia ciudadana. Y también aprovecho para hacer un llamado respetuoso, sí, pero firme, para todas aquellas autoridades que aún no cuentan con los reglamentos o con las leyes, con las normas que establece la Ley para una Vida Libre de Violencia, a que cumplan ya con ese compromiso legal y se sumen a este esfuerzo con las mujeres de México.
Y, en tercer lugar. El Gobierno a mi cargo ha presentado el Programa Integral para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres 2009-2012. Este programa se realizó con la participación de organizaciones civiles, especialistas, académicos, académicas, desde luego, y representa un proyecto en el que por primera vez se aborda el tema de violencia contra la mujer como un tema no sólo de salud, no sólo de derechos humanos, sino como un tema de seguridad pública, de convivencia pacífica y un tema democrático, de igualdad de derechos.
Porque parte del principio de que la violencia contra las mujeres es producto de una construcción social, basada en relaciones de poder, desiguales entre mujeres y hombres, antidemocráticas en consecuencia, violatorias de derechos humanos y que, además, en una sociedad preocupada por corregir los temas de inseguridad, tiene que corregir la violencia que está dentro de cada hogar, que no sólo afecta directamente a las mujeres y a los menores que la sufren, sino que afecta a la sociedad entera.
Por qué.
Porque en esa violencia estructurada dentro del hogar germina, crece y florece la violencia social, que tanto se está padeciendo en las calles de México
Atrás de un joven primodelincuente, un adolescente involucrado en la violencia, de las drogas o la criminalidad, ténganlo por seguro, lo sabemos, atrás hay un hogar disfuncional, de un niño que tuvo una madre, en la que ambos sufrieron violencia intrafamiliar y la reflejan, precisamente, en su comportamiento social.
Tenemos que atacar de fondo esta causa que está distorsionando, precisamente, la sociedad mexicana.
En cuarto lugar. A propósito de lo que acabo de mencionar, somos conscientes de que en materia de violencia de género, Juárez, por desgracia, sigue siendo, todavía, el caso más emblemático, ahora extendida a mujeres y hombres. Precisamente, en esta vorágine de lucha de grupos criminales que se disputan un mercado de drogas, una plaza apetecible, pero que han arrastrado en su desprecio por la vida humana a todos pero, particularmente, a jóvenes, a adolescentes; es doloroso saber, amigas, que en Ciudad Juárez probablemente el 70, quizá más del 80 por ciento de quienes han caído víctimas de la violencia criminal son, precisamente, jóvenes menores de 22, 23 años, 25 años a lo mucho.
Y que una buena parte de ellos, probablemente entre la cuarta y la tercera parte, nadie reclama sus cuerpos en la morgue o en el servicio forense de la localidad.
Que han irrumpido en la sociedad, en la vida colectiva sin el vínculo singular de una familia, y han irrumpido en los modos que aprendieron desde pequeños: por la vía de la violencia, por la vía de los golpes, hasta que finalmente pierden la vida.
Ahí hay también muchas mujeres y, por eso, estamos redoblando, además del esfuerzo general, estamos redoblando el esfuerzo a fin de garantizar la seguridad, específicamente, de las mujeres.
Y lo menciono porque, la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres ha diseñado el Proyecto de Intervención Juárez, por medio del cual los tres órdenes de Gobierno uniremos esfuerzos para atender esas causas que generan no sólo la problemática de violencia de la inseguridad, sino la problemática de violencia contra la mujer en particular, y promover la participación ciudadana.
Quinto. Y finalmente insisto, la quinta acción son, precisamente, estas instancias municipales. No ha sido fácil, hubo que explicar y persuadir de que no necesariamente todo el recurso que se da a gobiernos distintos a los federales tiene que ser necesariamente recurso a los estados.
Que las necesidades de la gente, en el nivel más cercano a la gente de los municipios, son enormes, y aunque bien intencionado el recurso que va hacia allá no siempre llega cuando tiene muchos intermediarios, por decirlo de alguna manera.
Y ya no abundo más, amigas, amigos también, simplemente concluyo diciendo que México, como país firmante de la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, de la Organización de las Naciones Unidas, y de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer, de la OEA, reitera, por mi conducto, una vez más su compromiso con la construcción de un México más equitativo, un México más justo, que nunca será, si no es también, a la vez, un México libre de violencia de género, libre de violencia contra la mujer.
También sé, lo sabemos todos, amigas, que queda mucho por recorrer, que lo avanzado es apenas una parte y la parte menor, pero también sé que éste es un camino que tiene que partir no sólo del cumplimiento de la ley, sino de una transformación a fondo de la cultura en nuestra sociedad que tiene que empezar, necesariamente, de una transformación a fondo de la cultura del gobernante a nivel Federal, a nivel estatal y a nivel municipal. Del Alcalde, del Gobernador y del Presidente de la República.
Por lo pronto, saben ustedes que cuentan con el Presidente de la República y seguramente con muchos gobernadores, o todos, y muchos alcaldes.
Nuestro deber y nuestra responsabilidad es construir un México libre de discriminación y de violencia, desde luego para todos, pero en particular para quienes claramente más la han sufrido en México, que son las mujeres.
Muchísimas felicidades en este día.
El Presidente Calderón en la Conmemoración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las mujeres

Comunicado del ERPI sobre la muerte de Ramiro

El mediodía el encargado de despacho de la Procuraduría de Guuerrero , Albertico Guinto Sierra, autorizó la entrega del cuerpo de Omar Guerrero Solís, identificado como el comandante Ramiro del Ejercito Revolucionario del Pueblo Insurgente (ERPI) a un grupo de activistas de la Asamblea Popular de Pueblos de Guerrero (APPG).Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente (ERPI)

Dice una nota de la agencia APO que los trámites en el Servicio Médico Forense demoraron más de tres horas y, posteriormente, cerca de las cinco de la tarde, Guerrero Solís fue sepultado en el panteón de la zona norte de Chilpnacingo. "en medio de consignas políticas y una evidente presencia de agentes de Gobernación estatal, federal y militares vestidos de civil, quienes registraron en todo momento los movimientos del contingente con cámaras y equipo de radiocomunicación."
Ese mismos día, la dirección nacional del ERPI, por medio de un comunicado, admitió la muerte del comandante Ramiro y sostuvo que fue asesinado por el sicario Cayetano Alvarado Palacios, El Cuche Blanco, a quien vincula con el cacique priista Rogaciano Alba Alvarez, presunto operador de Joaquín El Chapo Guzmán.
El cuerpo del líder rebelde fue recibido por el médico Pablo Sandoval Cruz; el profesor Nicolás Chávez Adame y el perredista Bertoldo Martínez Cruz, quien estuvo preso en la cárcel de Acapulco junto a Omar Guerrero Solís --a finales de los noventa--, ambos acusados de tener vínculos con la guerrilla.
Posteriormente, el cuerpo del comandante Ramiro fue trasladado a la funeraria Chilpancingo, donde fue velado por espacio de una hora. Enseguida el cortejo fúnebre se dirigió en caravana hacia el panteón de la zona norte, donde las autoridades municipales donaron un lote para que ahí fuera sepultado el líder guerrillero.
***
Comunicado # 40 del
AL PUEBLO DE MÉXICO:
A LAS ORGANIZACIONES SOCIALES:
A LOS PUEBLOS DEL MUNDO:
A LAS ORGANIZACIONES REVOLUCIONARIAS:
A LA OPINIÓN PÚBLICA:
Ya no vamos a permitir que sigan matando gente, vamos a investigar y actuaremos con toda la fuerza armada del pueblo, porque es un delito grave. Nosotros hemos respetado a la gente, pero si no nos respetan ya saben a lo que se atiene esta gente que manda matarnos, secuestrarnos y robar en las comunidades.
Nosotros invitamos a la población a la autodefensa armada y a no permitir que sus hijos se integren a los cárteles de la droga, que los vuelven bestias, ya no son humanos, y a que se unan en contra de eso, y que no por traer dinero, auto nuevo se la crean, porque eso es falso y se termina.
Comandante Ramiro, entrevista al periódico La Jornada el 9 de mayo de 2009.
Con la mano del pueblo organizado en nuestro corazón y la mira en alto de nuestros fusiles, rendimos homenaje al compañero Comandante Insurgente Ramiro de nuestro Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente, caído a manos del asesino a sueldo que el Estado mexicano, conducido por la mafia de narco políticos y narco empresarios que gobierna. Denunciamos que fue el Estado por medio de sus órganos de inteligencia militar y política, quien pagó y planeó para que un sicario, Cayetano Alvarado Palacios alias “el cuche blanco”, coludido y pistolero sirviente de los caciques más famosos de Guerrero, como Rogaciano Alba, ametrallara con 4 impactos de rifle AK 47 el cuerpo del joven líder social, el ex preso político, representante de los presos políticos y de conciencia del penal de Acapulco, libre por su propia decisión, audacia y habilidad táctica, combatiente entregado, miembro de nuestra Dirección Estatal en Guerrero y jefe decidido de nuestras fuerzas guerrilleras en la Región de Tierra Caliente del estado de Guerrero.
Avisamos al pueblo que hasta ahora el avance de nuestras investigaciones conduce a reconocer en la muerte de Ramiro el costo de la lucha que hemos emprendido en lo político, social y militar al lado del pueblo mexicano y guerrerense por construir desde abajo, a la izquierda y hasta las últimas consecuencias el poder del pueblo y contribuir para que el pueblo organizado resista, se rebele, y rompa con el poder de caciques, transnacionales, capitales financieros que hoy dominan a México. Es esa oligarquía la que impone sus decisiones a través de un régimen con la cara de cualquiera de los partidos de Estado, su proyecto es capitalista, su sumisión al imperio de los yanquis, su complicidad con el crimen organizado y su destructiva labor contra los recursos de la nación, las vidas de sus pobladores, la cultura y la autonomía de los pueblos y comunidades y la misma riqueza natural.
Los asesinos de Ramiro son todos los vende patrias de siempre, los liquidadores de empresas estatales y de los contratos y conquistas laborales del pueblo trabajador. Son los mismos feminicidas, son los que despojan campesinos, indígenas y migrantes. Son los que masacran a pueblos enteros en Aguas Blancas, Acteal, El Charco o el Bosque; son los que persiguieron, desaparecieron, torturaron, encarcelaron y mantienen como rehenes a presos y desaparecidos políticos como los zapatistas, los eperristas, los erpistas, los luchadores sociales de Atenco, de Campeche, de Morelos, de Guerrero, de Veracruz y Chiapas. Sus métodos de ejecución son las mismas cobardes emboscadas, la ocupación de comunidades, el allanamiento de las casas, el rastreo aéreo y de comunicaciones. Son la derecha de todo tipo que en Guerrero es tan panista, como priísta y perredista. Son los fascistas neoporfiristas que nos tocó combatir junto al pueblo en estos días, son los grupos del narco enraizados en los distintos niveles de gobierno que hemos denunciado por sus crímenes contra luchadores sociales. Pero son también parte de los mismos militares que en otras zonas de la tierra caliente y de costa grande persiguen, encarcelan, asesinan a jóvenes y agravian a las comunidades como lo hace el ejército de la mano de los caciques y con el apoyo del gobernador en las comunidades de Las Ollas y en tantas otras. Les ha dolido que rompamos el silencio y que combatamos a sus mafias. Les duele que crezcamos con el pueblo en su autonomía y en la auto solución de sus problemas. Así lo hizo el compa Ramiro, en su caso encabezando además una batida contra esos paramilitares y narco sicarios, ligados a las fuerzas del gobierno que infestan Guerrero y todo el país.
Cayó Ramiro en condiciones que aún necesitamos investigar y que van mas allá de los asesinos materiales para decírselas con la mayor precisión y cautela al pueblo, para que esté alerta y preparado a defenderse. Su muerte fue confirmada a la Dirección Nacional y estatal de Guerrero desde el día siguiente de su muerte, se realizo todo lo necesario para darle sepultura de acuerdo con las tradiciones familiares decidiendo mantener con discreción su caída mientras se aplicaban medidas de seguridad necesarias y obligadas para el caso, sabíamos que era cuestión de tiempo el que lo localizaran, las bestias criminales del ejercito y la policía decidieron no respetar su cuerpo y lo mancillaron exhibiendo como trofeo su cuerpo en descomposición consumando mas agravio a ese pueblo y comunidades que lo amaron y que apoyaron -así fuera con su discreción y silencio- sus humildes tareas de guerrillero, como se quiere a uno de sus hijos.
Hasta ahora, lo que se ha podido determinar es que a las 7:20 de la mañana del martes 4 de noviembre, siete narcoparamilitares liderados por el “cuche blanco” Palacios, le tendieron una emboscada en la comunidad de Palos Grandes, municipio de Ajuchitlán del Progreso. En días anteriores, se encontraba en los alrededores de dicha comunidad en cumplimiento de una comisión pero, al parecer, el enemigo maniobró para que durara más tiempo de lo esperado allí sin el despliegue defensivo acostumbrado. En estas circunstancias, fue llamado a un encuentro el martes 4, en la que el enemigo lo emboscó a quemarropa –el rifle en ráfaga- y ya no hubo oportunidad de responder.
A su paso por comunidades de Ajuchitlán del Progreso ha sido ejecutado Ramiro por un sicario del narco gobierno. Pero su andar sigue en los pasos de su columna y de sus compañeros del ERPI y de las organizaciones hermanas donde quiera que nos encontremos. Recibiremos en su nombre con el mayor de los gustos y respeto el abrazo y los consejos del pueblo organizado que sean dedicados a la muerte de su líder natural, tan sólo uno de los muchos combatientes revolucionarios que han sido sembrados por la rebelión del pueblo.
A unos días de conmemorar la caída en combate de nuestro comandante Lucio Cabañas Barrientos, Ramiro se une a cabalgar con él, con Genaro, Jaramillo y tantos luchadores del pueblo guerrerense y mexicano, como un ejemplo de que nuestra vida está para servir al pueblo, como una flor que dará frutos en la construcción del poder del pueblo, hasta ser tan libres, justos y democráticos, como nos lo orienta el sueño popular por una vida digna.
A SU FAMILIA LE DECIMOS QUE LA CAÍDA DEL COMPA RAMIRO NO HA SIDO EN VANO PUES SU EJEMPLO DE LUCHA, DE HUMANIDAD, DE SENCILLEZ, DE ENTREGA, Y DE COMPROMISO PERMANECE EN CADA UNO DE LOS COMPAÑEROS DEL ERPI Y MAS ALLA. DESDE NUESTRAS TRINCHERAS, LES MANDAMOS UN CARIÑOSO Y FUERTE ABRAZO. SIENTANSE ORGULLOSOS Y ORGULLOSAS DE UN GRAN LUCHADOR Y COMPAÑERO, CUYA LUCHA FUE, ES Y SERÁ UNA INSPIRACIÓN PARA GENERACIONES ACTUALES Y FUTURAS. CON SU MUERTE REFRENDAMOS NUESTRO COMPROMISO DE CONTINUAR CON EL MEXICO REVOLUCIONARIO CON EL QUE EL COMPAÑERO RAMIRO SIEMPRE SOÑO.
SOLICITAMOS AL PUEBLO ORGANIZADO TANTO DEL ESTADO DE GUERRERO COMO DE OTRAS PARTES DEL PAIS A QUE SE SUME A LA INICIATIVA DE LAS Y LOS HERMANOS DE LAS ORGANIZACIONES DEFENSORAS DE DERECHOS HUMANOS Y DE LAS ORGANIZACIONES SOCIALES QUE EXIGEN AL GOBIERNO EL CUERPO DEL NUESTRO COMPAÑERO COMANDANTE INSURGENTE RAMIRO PARA DARLE HONROSA SEPULTURA. TRANSMITIMOS LOS DESEOS DE LA FAMILIA Y DE TODOS LOS COMPAÑEROS DE NUESTRO QUERIDO ERPI: DEPOSITAMOS EL CUERPO DE RAMIRO EN LA VOLUNTAD DEL PUEBLO ORGANIZADO Y SE DEMUESTRE QUE TAMBIEN ASI, HASTA EL CUERPO INANIMADO DE NUESTRO CAMARADA SEGUIRA LUCHANDO CONTRA EL PODER DE LA OLIGARQUIA , HAGASE DE SU CUERPO LO NECESARIO PARA QUE TENGA EL LUGAR QUE SOLO LOS GRANDES DEBEN TENER.
Les pedimos a los periodistas honestos y a las organizaciones populares y no gubernamentales que se exija el respeto a las comunidades, pueblos organizaciones y familiares de la región donde mataron al comandante Ramiro. Nuestra justicia irá contra los asesinos de Ramiro, considerando siempre la voluntad y la seguridad del pueblo al que servimos. Señalamos de antemano que los nombres y el origen del Comandante Ramiro son por el momento algo que se dará a conocer en su momento, para nuestro pueblo y para nosotros es simplemente Comandante Insurgente Ramiro. ¡ PRESENTE !
¡¡ HONOR Y GLORIA ETERNA AL COMANDANTE RAMIRO !!
¡¡ CON EL PODER POPULAR, EL PUEBLO UNIDO VENCERA !!
DIRECCION NACIONAL DEL
EJERCITO REVOLUCIONARIO DEL PUEBLO INSURGENTE
Republica Mexicana a 23 de Noviembre de 2009.
Fuente Cedema.org y agencia APRO.

Mujeres seguras

Este miércoles 25 de noviembre Fernando Gómez-Mont inauguró en el Museo Nacional de Antropología el Seminario internacional Mujeres seguras en las ciudades futuras | Discurso
Doña María Isabel, doña Laura, Demetrio, doña Ana;
Invitados que vienen de fuera, de la ciudad y del país;
Señoras y señores:
Es para mí un privilegio concurrir hoy con ustedes en este espacio, a reflexionar sobre estos temas.
No es un acto trivial o coincidental que hoy, en el Museo Nacional de Antropología, convocados con una distinguida antropóloga, reflexionemos sobre un elemento central de la cultura como es la relación entre hombres y mujeres, y la vulnerabilidad tradicional de las mujeres frente a los hombres y de las condiciones sociales, estructurales, que no permiten superar condiciones de subordinación, de estigmatización, de victimización de las mujeres frente a los hombres.
Este es un tema central de los temas; es un tema mediante en el cual mi generación ha vivido y ha sido testigo de transformaciones profundas y, si me lo permiten afirmar, de las transformaciones más profundas de la cultura universal en este sentido.
Podemos hablar que la globalización implica grandes transformaciones en la existencia diaria y que los modos de producción y la aceleración histórica son los grandes signos de los tiempos. No; yo no coincido.
Yo creo que uno de los elementos centrales de la transformación de la cultura en el mundo en el siglo XX y XXI devino de la desvinculación de las prácticas de la intimidad.
Cuando sexualidad y reproducción se distinguen se modifican profundamente los roles entre hombres y mujeres, y surgen nuevas equivalencias que ya no están sometidas a esa óptica.
Entender que desde la intimidad se modifica la vida; entender que estos cambios obligan a los hombres a ver en las mujeres a un sujeto distinto; a asumir que los hombres tenemos que modificar nuestra relación con las mujeres, porque ya se construyen sobre bases distintas a los roles de la reproducción.
Asumir que las mujeres salen del hogar y de cumplir ese estereotipo, para volverse aliadas y compañeras de la consolidación de procesos sociales, políticos y económicos.
Asumir un cambio de roles en la hombría y en los hombres respecto a las prácticas domésticas mismas, así como en las prácticas sociales, esas son las transformaciones profundas de una sociedad moderna.
Entender que hoy la erradicación de la violencia contra las mujeres también pasa por una modificación profunda de los roles masculinos.
Asumir condiciones distintas para la hombría como una condición de modernidad, de respeto, de democratización de las instituciones públicas y privadas en México y en el mundo, es decir verdades con claridad.
Hoy los viejos arquetipos del proveedor y la mujer resignada; del que trabaja y provee y de la mujer como crisol del hogar tienen que ser profundamente modificable.
La modernidad lo exige y una visión más justa, más sensata, más respetuosa y más digna de hombres y mujeres lo demandan.
Esta es una generación que ha podido salir de la presión de estos roles tradicionales, para construir nuevos roles donde nos identificamos unos y otros desde un lugar distinto y desde una mejor manera. Y eso está bien.
Yo puedo decir que eso no es ajeno para mí. La presencia de mujeres fuertes en mi vida ha sido una condicionante que me ha llevado a respetarlas amorosísimamente y convencidísimamente de que son un elemento central del desarrollo de la cultura, del país y del mundo.
A mí me toca ser criado por una mujer que a los 50 años se queda viuda con 13 hijos, y no fue menos, sino que más mujer cuando nos sacó adelante.
Tener una esposa mía que a la fecha trabaja junto conmigo, ella en lo suyo y yo en lo mío, y juntos compartimos las labores de la intimidad doméstica.
Hoy si quieren encontrar al Secretario de Gobernación después de las ocho, búsquenlo en su casa porque es el día que le toca dormir a su hija; y los sábados lo encuentran en el súper con su familia, y sepan que allí es muy feliz y se siente muy hombre.
Debemos admitir que la violencia contra las mujeres deriva de la inseguridad que los hombres tienen sobre su propio rol y del reaprendizaje que tienen que asumir, para vivir mejor en una sociedad más tolerante, más equilibrada, más dinámica, más respetuosa.
El programa para erradicar la violencia contra las mujeres es un programa de emancipación de los hombres, es un programa de emancipación del humano.
Las diferencias culturales que siguen sometiendo a las mujeres en este país no es un problema nada más de una diferencia entre la cultura africana, la cultura latinoamericana y la cultura europea.
En este país hay razones culturales que siguen generando condiciones de discriminación y violencia contra la mujer que son inaceptables.
Yo convoco a que hombres y mujeres nos comprometamos nuevamente con este esfuerzo, porque es una obligación de los dos.
Les exijo a mis compañeros, los hombres, que abandonen sus inseguridades y que se atrevan a ser mejores seres humanos, y que eso empieza en su trato con las mujeres.
Que reconozcan que hoy la posibilidad de construir un mejor nivel de vida pasa de una alianza de la pareja para producir y para cuidar la casa, bajo regímenes mucho más similares y semejantes.
Que reconozcamos que las diferencias de género son para complementarnos mejor, pero que son mucho más las similitudes y que es un enanismo poder competir con hombres, pero no poder competir con mujeres por mejores espacios y en esa competencia complementarnos.
Estoy convencido que esta es una lucha esencial por la democracia mexicana y por la democracia universal.
Que cualquier proceso colectivo que pase por un discurso que no toque estos puntos, no puede construir y consolidar una mejor sociedad de México.
Que la violencia en este país es condición de dos hechos fundamentales: O la sicopatía de no poder conectar razones y experiencia de las emociones, que es un caso verdaderamente extraordinario; el que es violento porque no tiene el menor sentido de empatía con el otro, son casos clínicos, son los menores o el miedo como factor de violencia; el matar para no morir; el vejar para no verse vejado, y superar la dinámica de la violencia implica reconstrucción social.
Hoy, como ustedes saben, el Gobierno de la República ha estado comprometido en un esfuerzo más que aparente, para que la fuerza del derecho y la fuerza legal puedan contener a la violencia social que se produce por las presiones del crimen organizado.
Pero eso no puede agotar el esquema de seguridad; eso sólo da margen de maniobra; cuida las fronteras de la sociedad para abrir los espacios de maniobra a otras políticas que son el verdadero simiente de la seguridad.
Una política social que busque el desarrollo comunitario, una política económica que genere condiciones para el crecimiento y una política cultural que consolide el respeto de unos a otros entre hombres y mujeres, entre hombres y hombres, y entre mujeres y mujeres, superando aquellos roles que sólo han provocado violencia y discriminación.
Esa es una labor profundamente cultural que también genera seguridad para todos.
Reconocer la discriminación que existe frente a las mujeres y las causas culturales que la producen, es fundamental para corregir ciertas prácticas sociales y ya no perpetuarlas.
Pero hacer de estas prácticas, a su vez, una nueva manera de discriminación que separe a hombres y mujeres, que separe los roles por género, es un riesgo que debemos prevenir.
Esta es una lucha por la dignidad, por la equidad, por el encuentro, por la paz.
Estoy seguro que sus reflexiones serán fructíferas.
Espero que sean valientes; necesitamos que sean honradas y que sean posibles.
Somos un país joven que puede modificar sus prácticas y mejorar su calidad de vida y reforzar su modo de vivir en la paz y en la prosperidad. Yo estoy absolutamente convencido de eso.
La vida ha sido generosa con su servidor, porque le ha dado la oportunidad de trabajar, de que ese trabajo sea fructífero y de entrar en la política a impulsar aquellos cambios en los que cree, para que su país sea mejor.
Estas son posibilidades que deben democratizarse al mayor número posible de personas y sólo es posible en un esfuerzo social bien integrado y bien coordinado; sólo es posible en la comunicación entre todos nosotros.
Despejemos el temor que da la ignorancia, despejemos el temor que genera violencia, reconstruyamos las relaciones sociales sobre las bases de la dignidad, de la solidaridad, de la empatía.
Esa es la liberación a la que aspiramos todos: A no temer al otro, sino encontrarnos en el otro; a crecer con el otro; a que nuestros proyectos de vida nos vinculen con otros proyectos de vida y nuestra vida sea más rica en experiencias, en emociones y en progreso material.
Porque esto es posible, yo hago los mejores augurios para que los frutos de este seminario nos sirvan a hombres y mujeres, para que en este país encontremos más rápido los cauces de la paz, de la libertad y de la prosperidad.
Por ello es mi honor, siendo las 10 horas con 30 minutos del día 25 de noviembre del año 2009, declarar inaugurado el presente seminario, en la espera que su trabajo sirva a todos los demás y que este sea un escenario de optimismo, de verdad, de honestidad, que mucho urge a México y al mundo.
Muchas gracias y felicidades.

¿Vive el Presidente sus peores momentos?

Esta columna tuvo según se puede leer http://www.eluniversal.com.mx/, 307 comentarios y 33461 lecturas en internet.
El día de ayer el Presidente dió dos entrevista en TV, explicándo lo que existe en el fondo. Parece que el Presidente leyó esta columna.
Columna Itinerario Político/Ricardo Alemán
El Universal, 22 de noviembre de 2009;
Vive Calderón los peores momentos
No puede ser un presidente aislado
Suicida apostar a su debilitamiento
Cuando se aproxima al último tercio de su gestión, Felipe Calderón vive uno de los momentos más difíciles: niveles históricos de pobreza y desempleo, la mayor crisis fiscal en décadas, el derrumbe de los ingresos petroleros, la pérdida del liderazgo en América Latina y, por si fuera poco, una severa crítica de cinco premios Nóbel al manejo de la crisis económica.
Pero esa sólo es una parte de sus dificultades. Desde hace semanas es público un impensable choque con poderosos empresarios —a causa de la política fiscal—, a los que acusó de no pagar impuestos, por un lado, y luego de tirar su propuesta de Ley de Ingresos. Tampoco es todo.
Intramuros del PAN, el grupo de Santiago Creel torpedea —un día sí y otro también—, las decisiones del gobierno de Felipe Calderón, en tanto que el otrora grupo compacto de Calderón ya no lo es tanto, sobre todo ante la urgencia de catapultar al presidenciable rumbo al 2012. En el fondo la debilidad del gobierno de Calderón se expresa en su incapacidad para construir un sucesor confiable. Bueno, que Manuel Espino sea el único que abiertamente acepte ser presidenciable muestra el tamaño de la crisis. Y del ridículo de Espino, claro.
EL SOLITARIO DE PALACIO
Algo extraño ocurre con el presidente Calderón que es motivo de preocupación de la clase política. En cafés y comederos es recurrente la pregunta: ¿Qué le pasa a Calderón? Y es que corrió como pólvora una ofensiva portada mediática, además de la insensibilidad del presidente, en su más reciente visita a Ciudad Juárez —en donde no hizo una sola alusión a la violencia y la criminalidad en Chihuahua, lo que motivó fuertes editoriales de la prensa local—, y por si faltara, cayó como balde de agua fría la severa crítica del Nóbel de Economía, Joseph Stiglitz, quien dijo que México es el que peor manejó la crisis global. Todo ello en medio de muy malas noticias; más desempleo, más pobreza, menos petróleo, menos inversión, más enojo social... Días complicados para Calderón quien, sin embargo, parece ausente ante la andanada de malas noticias apenas cruzada la primera mitad del sexenio. ¿Dónde está el Presidente?, es otra de las interrogantes frecuentes.
Si acusó a los grandes empresarios de no pagar impuestos y tirar su Ley de Ingresos, ¿por qué no le explica a los ciudadanos lo que existe en el fondo?. Pero debe más a los gobernados. ¿Por qué no explica a los mandantes las razones de su gobierno para decidir por tal o cual ruta frente a la crisis? ¿Por qué no responde él y directo a los Nóbel, a la OCDE, a la CEPAL? ¿Por qué no ofrece disculpas a los habitantes de Chihuahua? Y es que por grave que sea la situación del país, el Presidente no puede permanecer ajeno, como si nada, a las malas noticias, a la crítica, a los errores y desaciertos. ¿Por qué? Fácil, porque a nadie conviene un Presidente ausente.
TODOS CONTRA CALDERÓN
Sobre todo cuando parece que buena parte de la clase política y empresarial se ha alineado contra él. Lo combaten y hasta insulta parte del empresariado nacional, sobre todo los grandes capitales; lo combaten y limitan buena parte del PRI y los gobernadores; lo combaten y parecen los más interesados en tumbarlo sus adversarios del PAN. El Presidente parece atrapado por los que antaño fueron sus aliados, y que hoy parecen dispuestos a tumbarlo.
No es una novedad que desde que se creó el llamado “gobierno legítimo” y desde que su “presidente legítimo” se aventó esa puntada, el objetivo de AMLO y su claque —especialmente Porfirio Muñoz Ledo—, era ese; tirar del gobierno a Calderón. A los ojos de todos ese grupo le apostó al golpe de Estado. Pero con todo lo cuestionable que resulte el método y lo ridículo que sea para la clase política toda, lo cierto es que los “legítimos” poco o nada hicieron. En realidad AMLO destruyó más a la izquierda que al gobierno de Calderón. Esa es su mayor victoria.
En cambio, disfrazados de aliados, los grandes capitales, los poderosos evasores, los marrulleros gobernadores y los ambiciosos líderes del PRI y el PAN, parecen enarbolar la guadaña contra Calderón. Ya sabemos que AMLO y su “legítima” vacilada gritan por todo el país que es momento de tirar a Calderón. Pero lo que pocos saben, es que la verdadera “mano que mece la cuna” para debilitar a Calderón podría estar en los grandes capitales, los poderosos gobernadores, líderes del PRI, del PAN y de la ultraderecha.
Nadie en su sano juicio o preocupado por el país le puede apostar al debilitamiento del gobierno de Calderón. Empujar ese objetivo --en medio de una pradera seca--, sería igual a apostar por el estallido social, al suicidio. Nadie debe permitir la irresponsabilidad de debilitar aún más al gobierno, a las instituciones, venga de la derecha, la izquierda, el empresariado, el viejo PRI... Apostar por la debilidad del gobierno es apostar por el caos.

No se juntaron las firmas

El presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados Francisco Ramírez Acuña, informó a la Junta de Coordinación Política los resultados de la recolección de firmas de los diputados que se adhirieron a la propuesta para presentar un recurso de controversia constitucional por la extinción de la Compañía de Luz y Fuerza del Centro.
El documento señala que se registraron 55 firmas válidas de los legisladores que acudieron a la Sala de Juntas de la Mesa Directiva y 77 más fuera de protocolo.
El acuerdo de la Jucopo señala que se interpondría la controversia sólo si era avalada por más de 250 diputados federales. En este caso, el presidente de la Mesa Directiva, en ejercicio de sus facultades legales, procedería a interponer ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación la controversia constitucional, dentro de los plazos establecidos en la Ley Reglamentaria de las Fracciones I y II del artículo 105 de la Constitución Política.
Los diputados interesados en adherirse a la propuesta presentada por el PRD, misma que presentó el diputado Alejandro Encinas, deberían acudir a firmar a la Sala de Juntas de la Mesa Directiva, a más tardar el 24 de noviembre, a las 17:00 horas.
Al término del plazo se registraron 55 firmas válidas. Durante el recuento, el diputado Balfre Vargas (PRD) presentó un documento con 77 firmas que fueron recolectadas entre los legisladores en otras áreas del Palacio Legislativo de San Lázaro.
***
ACUERDO DE LA JUNTA DE COORDINACIÓN POLÍTICA, RELATIVO AL PROCEDIMIENTO A SEGUIR EN EL MARCO DEL INFORME DEL GRUPO DE TRABAJO PARA ANALIZAR LA VIABILIDAD DE LA ACCIÓN JURÍDICA A EMPRENDER CON RELACIÓN AL DECRETO DE EXTINCIÓN DEL ORGANISMO DESCENTRALIZADO LUZ Y FUERZA DEL CENTRO

La Junta de Coordinación Política, con fundamento en los artículos 33 y 34, numeral 1, inciso b), de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, y
Considerando
I. Que el 11 de octubre pasado el titular del Ejecutivo federal publicó el decreto mediante el cual extinguió el organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro, con la consecuente desaparición de sus órganos de dirección, unidades administrativas y demás instancias de funcionamiento, lo cual involucra aspectos de carácter jurídico, económico, fiscal, laboral administrativo y sindical;
II. Que el Pleno de esta honorable Cámara aprobó en su sesión del 15 de octubre pasado una propuesta con punto de acuerdo presentada por diputados de los grupos parlamentarios del Partido de la Revolución Democrática y del Partido Revolucionario Institucional para conformar un grupo de trabajo que, con la asistencia de la Dirección General de Asuntos Jurídicos de la Cámara, estudiara y propusiera al Pleno de esta Cámara la viabilidad jurídica de la controversia constitucional o la acción de inconstitucionalidad, según corresponda emprender, con relación al decreto de extinción del organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro;
III. Que en relación con ello, el 22 de octubre siguiente el Pleno de esta Cámara aprobó la propuesta de esta Junta de Coordinación Política para la integración de dicho Grupo de Trabajo;
IV. Que el tercer resolutivo de dicho acuerdo establecía que el Grupo de Trabajo debería presentar en un plazo no mayor a 12 días hábiles el resultado de sus estudios y análisis, a efecto de determinar si era de emprenderse alguna acción jurídica en contra del decreto de extinción del organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro para, en su caso, proceder a formular la propuesta de texto de la acción que correspondiera, a efecto de que ésta fuera presentada de acuerdo con lo previsto en el artículo 21 de la Ley Reglamentaria de las Fracciones I y II del Artículo 105 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.
V. Que en cumplimiento de lo anterior, la Presidencia de dicho grupo hizo llegar a esta Junta de Coordinación Política, en tiempo y forma, su informe de actividades así como los archivos y expedientes de la documentación que fue analizada en el desarrollo de sus sesiones;
VI. Que en dicho informe se hace constar que en el seno de dicha instancia de deliberación:
1) Se llevaron a cabo cinco reuniones de trabajo entre el 22 de octubre y el 4 de noviembre;
2) Se recibieron opiniones por escrito de la Barra Mexicana, Colegio de Abogados, del Sindicato Mexicano de Electricistas, de diputados federales, de abogados independientes, información relativa a la liquidación del organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro de parte del Ejecutivo federal, así como los análisis presentados por la Dirección General de Asuntos Jurídicos de esta Cámara;
3) Se recibió a una comisión del Sindicato Mexicano de Electricistas, encabezada por el señor Martín Esparza Flores, quien expuso su posición y entregó documentación relativa a esta;
4) Se acordó desechar la posibilidad de presentar una acción de inconstitucionalidad, pues ésta va dirigida contra leyes o normas generales que violen la Constitución federal, característica que no posee el decreto del Ejecutivo que extingue el organismo Luz y Fuerza del Centro.
5) Se analizó la naturaleza jurídica del decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro y se concluyó por consenso que formalmente es un acto de naturaleza administrativa (que crea situaciones jurídicas concretas) aunque se manifestaron opiniones que consideran que materialmente no es un acto administrativo (ya que –en juicio de estas opiniones– crea también situaciones generales e impersonales).
VII. Que igualmente, en dicho informe se hace constar que en la última reunión de esta instancia legislativa no fue posible alcanzar un acuerdo de consenso con conclusiones claras e inequívocas sobre la procedencia de una controversia constitucional, acordándose por unanimidad de los integrantes de dicho grupo enviar el informe de actividades a la Junta de Coordinación Política, a efecto de que ésta determinara el procedimiento a seguir;
VIII. Que en este contexto, este órgano colegiado, en el marco de sus atribuciones legales, se reunió y analizó el caso a efecto de proponer una forma para la atención final de este asunto, valorando:
1) Que no existen reglas especiales para la toma de decisiones por parte de los grupos de trabajo, no siendo posible en este caso interpretar, para su aplicación por analogía, lo dispuesto en el artículo 45, numeral 7, de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos respecto a la toma de decisiones por las comisiones;
2) La atención de este asunto exige un cuidado especial en el procedimiento a seguir;
IX. Que, en virtud de lo anterior, este órgano colegiado ha decidido que la procedencia de la controversia constitucional en contra del mencionado decreto se interponga por el Presidente de la Cámara sólo si ésta es avalada por la mayoría de los legisladores que la integran, quienes deberán manifestarlo de manera directa mediante la suscripción personal por firma autógrafa en un documento que se dispondrá en un sitio específico habilitado para tal efecto;
X. Que el artículo 33 de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos establece que la Junta de Coordinación Política es la expresión de la pluralidad de la Cámara de Diputados y el órgano en que se impulsan entendimientos y convergencias políticas a fin de alcanzar acuerdos para que el Pleno esté en condiciones de adoptar las decisiones que constitucional y legalmente le corresponden;
Y de conformidad con las disposiciones invocadas en el proemio, la Junta de Coordinación Política ha tomado el siguiente
Acuerdo
Primero. La Junta de Coordinación Política acuerda sujetar la posible interposición de controversia constitucional relativa al decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro al siguiente procedimiento:
a) Se interpondrá la controversia constitucional para el caso en comento, sólo si ésta es avalada por más de 250 diputados federales.
b) Las diputadas y los diputados que se pronuncien a favor de la promoción de dicho medio de control deberán manifestarlo de manera personal y directa a través de la suscripción, con firma autógrafa, del documento que para este efecto ponga a su disposición la Presidencia de la Mesa Directiva, informando oportunamente del lugar que se instale para dicho fin.
c) Se fija como fecha límite para la recepción de firmas de las diputadas y de los diputados el martes 24 de noviembre de 2009 a las 17:00 horas.
Segundo. El documento a que se refiere el resolutivo primero del presente acuerdo, será elaborado por el Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, mismo que remitirá al Presidente de la Mesa Directiva. Dicho texto deberá contener los elementos y argumentación jurídica que sustenten firmemente la presentación de la controversia y estará a disposición de las diputadas y de los diputados que así lo requieran.
Las firmas que se recaben hasta la conclusión del plazo establecido serán cotejadas con el registro oficial de la Cámara de Diputados y se integrarán, si es que resulta procedente, al documento de controversia constitucional que se formule.
Tercero. Se solicita a la Presidencia de la Mesa Directiva que disponga la instalación, en el lugar que determine y con las formalidades del caso, de un espacio para recibir las firmas de las diputadas y de los diputados federales que posteriormente al plazo señalado deseen adherirse y avalar la presentación del documento en cuestión.
Cuarto. La Presidencia de la Mesa Directiva, contará con el auxilio de los secretarios que determine, a fin de cotejar y validar las firmas y adhesiones correspondientes, según sea el caso.
Quinto. Una vez formulado el cómputo respectivo y de haberse reunido más de 250 firmas de diputadas y diputados, el Presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, en ejercicio de sus facultades legales, procederá a interponer ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación controversia constitucional, dentro de los plazos establecidos en la Ley Reglamentaria de las Fracciones I y II del artículo 105 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.
De no reunirse las 251 firmas acordadas para la procedencia de la interposición de la controversia constitucional, la Presidencia de la Mesa Directiva considerará el tema como asunto concluido, e instruirá el archivo de la documentación correspondiente.
En cualquiera de los dos casos señalados en el presente resolutivo, el Presidente de la Mesa Directiva comunicará a la Junta de Coordinación Política de las acciones desarrolladas en el marco del presente acuerdo.
Transitorio
Único. Publíquese en la Gaceta Parlamentaria.
Dado en el Palacio Legislativo de San Lázaro, a 18 de noviembre de 2009.
Diputado Francisco Rojas Gutiérrez (rúbrica p.a.)
Presidente y Coordinador del Grupo Parlamentario del Partido Revolucionario Institucional
Diputada Josefina Vázquez Mota (rúbrica p.a.)
Coordinadora del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional
Diputado Alejandro Encinas Rodríguez (rúbrica)
Coordinador del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática
Diputado Juan José Guerra Abud (rúbrica p.a.)
Coordinador del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México
Diputado Pedro Vázquez González
Coordinador del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo
Diputado Reyes Tamez Guerra
Coordinador del Grupo Parlamentario de Nueva Alianza
Diputado Pedro Jiménez León
Coordinador del Grupo Parlamentario de Convergencia