5 sep. 2010

EL EPR y la COMED, hoy

OBSTÁCULOS PARA LA MEDIACIÓN
José Enrique González Ruiz
En medio de un clima de violencia desaforada, México se estanca en el esclarecimiento de los crímenes de lesa humanidad.
Una urgente petición
El 26 de julio pasado, Ejército Popular Revolucionario envió a la Comisión de Mediación (COMED) un documento en el que se refiere a la guerra contra el crimen organizado como “un ardid mediático para ocultar la ofensiva contrainsurgente contra el pueblo”, que pretende instaurar un estado policíaco-militar, el cual sería una dictadura con rostro civil. En ese marco ubica la desaparición de sus militantes Edmundo Reyes Amaya y Gabriel Alberto Cruz Sánchez, quienes desde hace tres años se encuentran en calidad de detenidos desaparecidos, y respecto de los cuales no existen indicios firmes que conduzcan a la verdad, a la justicia y a la reparación del daño.
En un párrafo de particular relevancia, dice el grupo rebelde:
Solicitamos con el debido respeto a la Comisión de Mediación que informe a nuestro pueblo sobre la situación que guarda el caso de nuestros compañeros y las respuestas gubernamentales, porque en el actual marco de la estrategia de contrainsurgencia que está intensificando este gobierno con la criminalización del descontento, la protesta y lucha popular, como lo dijimos en anterior comunicado, el hilo es muy delgado y el gobierno ilegítimo de Calderón y sus instituciones es el único responsable si se rompe o no en cuanto a la solución que dé a nuestra demanda.
Es visible la premura con la que el EPR trata el asunto, pues denuncia también que se han realizado operativos en todo el país, buscando e intentando capturar a sus integrantes, y que incluso instancias del gobierno han negociado con el crimen organizados para exterminarlos físicamente. Por eso la COMED decidió responder directamente al EPR, señalando las principales dificultades que enfrenta.
Requerimientos para que funcione la Mesa de Negociación
En el mar de violencia que nos rodea, el caso de los dos desaparecidos del EPR se ha invisibilizado en la “gran prensa”. Ante la cifra descomunal de 28 mil muertos en el presente sexenio, la opinión pública poco atiende el caso de dos personas desaparecidas. El hecho de que la desaparición haya ocurrido en Oaxaca, agrega dificultades, pues campea sus fueros la impunidad por los 23 asesinados en 2006 relacionados con el movimiento de la APPO.
Ese clima posibilitó que los diferentes niveles del Estado mexicano (el federal, el estatal y el municipal) se hayan desentendido de la responsabilidad que les resulta en el hecho que ocupa a la COMED, desoyendo incluso la voz de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos. Ésta, en su recomendación 7/2009, acepta que estamos ante una desaparición forzada de persona, lo cual tiene implicaciones tanto en el ámbito jurídico interno como en el internacional. Lamentablemente, no se ha cumplido ni en mínima parte. Por ello, en las condiciones actuales es inútil restablecer la mesa formal de negociación con el gobierno federal.
La COMED requiere señales concretas de las autoridades encargadas de investigar el caso. Y las mismas se pueden desprender de la citada recomendación. Mientras eso no ocurra, cualquier reunión formal tendría un carácter simbólico y sólo retrasará la solución de fondo.
Las limitaciones y la determinación de la COMED
Como instancia de la sociedad civil, la Comisión de Mediación carece de atribuciones legales para indagar los hechos. Su actuación se ha constreñido a tratar de saber la verdad y a buscar que se sancione a los culpables de la desaparición de Gabriel Alberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya. Lo prioritario es que sean presentados con vida o que se haga público qué ocurre con ellos.
En el entorno de la desaparición han ocurrido graves acontecimientos, como la muerte de dos comandantes de la policía de Oaxaca y la desaparición de otro, que al parecer intervinieron en aquella. El EPR menciona nombres y señala cargos específicos.
Aliada con los familiares de las víctimas y con las organizaciones de la sociedad, y con el apoyo de la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, la COMED seguirá pugnando porque este caso se aclare y porque nunca más se vuelva a cometer la desaparición forzada de personas en México.
3/septiembre/10.
Dignidad, Justicia, Libertad
Red de Defensa de los Derechos Humanos
REDDH
Web: www.reddh.org
correo: contacto@reddh.org

Inauguración de la Galería Nacional

Palabras del Presidente en la Inauguración de la Galería Nacional
2010-09-05 | Discurso
Señor Ministro Guillermo Ortiz Mayagoitia, Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.
Señor Senador Manlio Fabio Beltrones Rivera, Presidente del Senado de la República.
Distinguidos invitados especiales.
Distinguidos integrantes de la comunidad intelectual y académica, cultural de México.
Muy estimados integrantes del Cuerpo Diplomático acreditado en México.
Señoras y señores Secretarios.
Señoras y señores:
Antes de iniciar, habida cuenta, además, la presencia de distinguidas y distinguidos mexicanos integrantes del mundo cultural de nuestro país, quiero simplemente recordar a tres destacadísimos mexicanos, integrantes de la cultura nacional, escritores, cronistas, periodistas dos de ellos, que han fallecido recientemente: Carlos Monsiváis, Carlos Montemayor y recientemente Germán Dehesa, destacadísimas personalidades que desafortunadamente no están entre nosotros, y antes de dirigirme al evento que hoy nos congrega, pido que guardemos un minuto de silencio en su memoria.
(MINUTO DE SILENCIO)
Muchas gracias.
En primer lugar, quiero darles la bienvenida a todas y a todos ustedes a este Palacio Nacional, corazón político del país.
Antes de referirme a la Galería, también quiero, simplemente, remembrar este magnífico lugar donde estará, a partir de hoy, la Galería Nacional. Como ustedes saben, aquí estuvo asentado el Palacio de Moctezuma, incluso hay vestigios, precisamente, en los patios y en el jardín del propio Palacio Nacional, de aquellas edificaciones precolombinas.
Aquí vivió, también, Hernán Cortés. Terminada la Conquista optó por establecer aquí su residencia y después, adquirida esta casa por la Corona Española, aquí fue también el asiento del poder en una buena parte de la época virreinal.
La Residencia Oficial de más de 60 virreyes en el dominio español, dejaría de ser Palacio Real, muy brevemente también Palacio Imperial, después de la Consumación de la Independencia, para ser finalmente lo que es ahora y lo que debe ser, que es Palacio Nacional.
Quiero compartirles que para establecer esta Galería, no para establecerla, sino también como parte de las obras conmemorativas del Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución, se hizo una cuidadosa obra de restauración del propio Palacio Nacional.
Hablo de lo que incluso no se ve, que son obras de ingeniería, de recimentación, de pilotes, obras realizadas a 38 metros de profundidad, precisamente, para contener el desnivel de Palacio Nacional, producto del hundimiento de la Ciudad de México; la remoción integral de la fachada principal; la remoción de varias áreas completas del Palacio Nacional, incluido este bellísimo Patio Principal, que está a la espalda de ustedes; la restauración de los murales de Diego Rivera, incluido el mural de la escalinata principal, a mis espaldas, y los murales que circundan, precisamente, los pisos del Patio Central con, desde luego, el remozamiento de las columnas, las paredes, los techos del Patio Principal.
La Galería, como ustedes saben, como ustedes verán en un momento más, precisamente, lo que hace es reunir los elementos más distintivos de la historia de México. Yo estoy convencido de que una de las formas de expresar la dignidad de un pueblo es recordando y honrando a sus antepasados, su historia y sus símbolos.
Aquí se firmó el Acta de Independencia. Aquí también, como lo ha dicho el Senador Beltrones, fue el asiento durante mucho tiempo del Senado de la República. Aquí también, a espaldas de ustedes, al fondo, se celebró el Congreso Constituyente, y se firmó la Constitución de 1857.
El Palacio Nacional es corazón político de México, y corazón, también, de la historia nacional. Por eso, me da mucho gusto que, en este Año de la Patria, estemos abriendo a todas las mexicanas y a todos los mexicanos las puertas del Palacio Nacional, de este majestuoso recinto, a través de un proyecto combinado, debo precisar, dos proyectos de la mayor relevancia para salvaguardar y rendir homenaje a nuestro pasado histórico.
Primero. La Galería Nacional. Que será un museo, y un espacio cultural permanente en el Palacio Nacional, para que todos los mexicanos podamos acercarnos a este sitio emblemático, y conocer más vívidamente los hechos históricos que tuvieron lugar aquí.
La Galería será, a partir de ahora, un valioso patrimonio de todos los mexicanos. Se trata de una acción importante para conmemorar el Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución, y es parte del legado que habremos de dejar a los mexicanos del futuro.
El segundo. Es la Exposición que, propiamente, hoy inicia, que es: México 200 Años. La Patria en Construcción, que representa un enorme esfuerzo museográfico, el cual reúne más de 500 piezas originales, con un enorme significado histórico y emotivo para todos los mexicanos.
Aquí está el Acta de la Independencia, Los Sentimientos de la Nación, el sable de Morelos, el fusil de Miguel Hidalgo, la espada de Guerrero; aquí está, también, como se ha mencionado aquí, la Silla Presidencial de Juárez. Aquí, en Palacio Nacional, y como ustedes saben, se conserva su casa, que es, también, un espacio museográfico mexicano.
La muestra México 200 Años. La Patria en Construcción, es una visión extraordinaria, una visión completa de lo que ha sido la construcción de nuestro país en estos primeros 200 años de vida independiente. Es un recorrido excepcional que enaltece nuestro orgullo nacional y lo que significa ser mexicano.
La Galería Nacional y la Exposición México 200 Años. La Patria en Construcción, son una demostración de la riqueza y de la gran complejidad de nuestra historia. Reúne una serie de símbolos de gran relevancia en la construcción y consolidación de nuestra identidad nacional.
Siempre he considerado que la fortaleza de una Nación depende, en buena medida, de la fortaleza y la vigencia de su identidad y de sus símbolos. Estos elementos, sin duda, nos permiten, como pueblo, conocer nuestros orígenes, sabernos hermanados por lazos indestructibles, compartir valores e ideales y, por tanto, ser capaces de trazarnos metas comunes.
Yo estoy convencido de que la cohesión de un pueblo es fundamental en el esfuerzo conjunto por construirse un futuro mejor.
Celebrar, significa para nosotros más que festejar, el analizar. Celebrar significa discutir sobre la riqueza de nuestra historia, sobre la historia de México. Una historia que ha sido, afortunadamente, una historia de mujeres y de hombres, no de santos, ni de demonios, sino simple y sencillamente una historia de mexicanas y mexicanos con virtudes, con defectos, con grandes aciertos y con grandes errores, pero que a final de cuentas, en el conjunto, han hecho, precisamente, la historia de esta gran Nación.
Los mexicanos somos un pueblo que comparte una cultura. Por eso es tan importante que ahora que cumplimos 200 años del Inicio de la Independencia y 100 del Inicio de la Revolución, nos acerquemos, más que nunca, a nuestra historia, porque sólo así comprenderemos mejor lo mucho que nos une, las diferencias que aún nos separan y los desafíos que debemos de superar para forjar un México más justo y más igualitario.
La Galería Nacional y la muestra México 200 Años. La Patria en Construcción, tienen como objetivo no sólo el conmemorar el Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución, sino también el de recordarnos a todos los mexicanos las grandes luchas que los ciudadanos de esta Nación han tenido que librar a lo largo de dos siglos, para que seamos hoy, lo que orgullosamente somos, un país libre, un país independiente, un país democrático.
Son proyectos que nos permiten hacer una reflexión madura, responsable, plural, democrática; sobre lo mucho que hemos construido en 200 años de vida independiente, y sobre lo mucho que aún nos falta por hacer para acercarnos a la Patria libre, justa y próspera que anhelaron próceres como Hidalgo, Morelos, Juárez, Madero o Zapata.
Permitirán además a los visitantes acercarse a la heroica gesta que protagonizaron nuestros antepasados por alcanzar la Independencia, conocer el pensamiento de quienes pelearon para que el nuestro no fuese un país de súbditos nunca más, sino un país de ciudadanos libres; así como el pensamiento y la lucha de quienes hicieron de México una República, una Federación y una democracia.
Estos proyectos que hoy inauguramos, permitirán también al visitante apreciar lo mucho que los mexicanos que nos precedieron tuvieron que padecer para que México pudiera sobrevivir como Nación independiente, ante el acoso de potencias extranjeras.
Conocer el esfuerzo de Benito Juárez y de toda una generación de liberales por hacer de México un país de leyes y de instituciones; un México donde se respeten las garantías individuales.
Ésta es una muestra única, no sólo por el sitio, sino por los objetos que reúne. Es una muestra sin precedente; un memorial, también, de los motivos y los ideales que impulsaron la lucha revolucionaria de principios del Siglo XX, una lucha para conquistar la democracia y los derechos sociales en favor de todos los mexicanos.
Aquí están los emblemas nacionales. Aquí está la expresión de la Bandera Mexicana; desde el estandarte enarbolado por Hidalgo, en plena lucha de Independencia; los estandartes elaborados por Allende para el levantamiento de aquella época; la configuración de la Bandera Nacional en distintas expresiones, y portado por diversos contingentes, ejércitos, batallones, en distintos momentos de la historia.
Están aquí, también, los restos de nuestros héroes, temporalmente traídos en ocasión de tan singular aniversario, antes de ser, desde luego, ya restaurados, restituidos, a la Columna de la Independencia, al final de esta exposición.
Aquí están también pasajes de nuestra historia. Aquí está, ciertamente, nuestro pasado, pero aquí late vivamente nuestro presente.
Con gran veracidad, Andrés Henestrosa señaló, al recibir la Medalla Belisario Domínguez, que no ha sido fácil, ni venturosa nuestra historia. Difícil y desventurada ha sido, pero siempre México afrontó todos los peligros.
Puso al servicio de la Patria su vida, y su muerte. En encrucijadas nos puso la historia. De algunas, pareció que no saldríamos, y salimos. Y, pese a las enormes pruebas a las que nos ha sometido la historia, aquí está México, y aquí estamos los mexicanos. Gracias a la audacia, a la intrepidez, a la valentía, a la visión de generaciones, como la de los Insurgentes, los Liberales y los Revolucionarios.
Por eso, es crucial que los mexicanos de esta generación, las del Bicentenario y el Centenario, nos acerquemos más a nuestro pasado para valorar lo mucho que nos ha costado ser un país libre y soberano, y para que rindamos un merecido homenaje a las mujeres y a los hombres que lo hicieron posible.
En la medida en que, como Nación, seamos capaces de valorar en su justa dimensión lo que hemos conseguido en dos siglos de vida independiente, seremos también capaces de comprender la dimensión de nuestro desafío y de trabajar conjuntamente para superarlos y construir un futuro mejor.
Lo he dicho y lo reitero, sólo unidos prosperamos. Esa es la gran lección de nuestra historia. Es cierto que como Nación enfrentamos problemas y retos, pero también indudable que problemas más difíciles tuvieron las generaciones que nos precedieron, y supieron salir adelante.
Y así como nuestros antepasados enfrentaron desafíos para legarnos Patria libre, nosotros tenemos ahora el deber de mantener encendida y ensanchada la llama de los ideales y conducir a México a un mejor destino.
Confío en que conmemorar, el recordar, el revivir nuestra historia, en estas celebraciones del Bicentenario de la Independencia y del Centenario de la Revolución, nos permitan unirnos, no sólo para festejar todo aquello que nos hermana, sino también para construir con responsabilidad y generosidad una Patria más segura, más democrática, más fuerte y equitativa. La unidad nacional es una responsabilidad histórica compartida por todos nosotros.
Señoras y señores.
Señor Senador.
Señor Ministro Presidente:
Felicito a todos, a quienes participaron para crear la Galería Nacional y montar la magna Exposición México 200 Años. La Patria en Construcción.
Mi agradecimiento a ustedes, que son coleccionistas de museos, coleccionistas.
Mi agradecimiento a ustedes, que son servidores públicos de museos nacionales y extranjeros.
Mi agradecimiento a ustedes: historiadores, colaboradores, a todos, porque prestaron sus obras, su tiempo, su esfuerzo, para poder reunir aquí una exposición que resaltará el orgullo nacional.
Felicito a los curadores, que con su trabajo infatigable lograron los ambientes idóneos para que este viaje por la historia sea un viaje por el corazón de México.
Invito a cada mexicana y a cada mexicano a venir, a participar de esta muestra que, además, es totalmente gratuita.
Adicionalmente, y por primera vez, serán abiertos al público importantes salones del Palacio Nacional. Salones que han sido parte de nuestra historia. Salones donde, por ejemplo, se llevará a cabo El Grito de la Independencia. Salones donde se han suscrito los importantes documentos fundacionales de la Nación.
El propio Gabinete de Palacio Nacional, el Salón de Gabinetes, y será expuesto; también la Oficina Presidencial, que encierra la historia de Presidentes de la República que desde aquí han servido con denuedo y con amor a México.
Yo estoy seguro de que cada uno de los pasillos de la Galería y del Palacio Nacional reavivará el espíritu que nos une en esta gran celebración bicentenaria y centenaria.
Los festejos del 2010 deben ser conmemoraciones en las que participemos y nos unamos todos los mexicanos.
Y con estas palabras, en el Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución, hoy inauguro formalmente, 5 de septiembre de 2010, a las 18:46 horas, la Galería Nacional y la magna muestra México 200 Años. La Patria en Construcción, esperando que todos los mexicanos sientan, admiren y disfruten nuestra historia, porque de eso, y de unirnos como el mismo pueblo mexicano que somos, se trata.
De eso se trata el celebrar el Año de la Patria.
Muchas gracias.

¿Juez amenazado?

Frena narco a jueces
Reforma, 5 septiembre 2010).-
REFORMA / Staff
En la Comarca Lagunera los tiempos legales están influenciados por el crimen organizado.
Un juez penal lleva más de ocho meses sin resolver la solicitud de órdenes de aprehensión contra los responsables del motín del Penal de Gómez Palacio, Durango, que el 14 de agosto de 2009 dejó un saldo de 24 muertos.
Aunque tenía un plazo de 15 días hábiles, el juez Jaime Romero Maldonado no ha determinado si libra o niega las órdenes de aprehensión contra 20 internos porque su seguridad no tiene garantías reveló el subprocurador general del Estado, Alejandro Moreno Valadés.
"Esa averiguación ya fue consignada el año pasado. Me parece que la consignamos allí por el mes de noviembre, diciembre, en el Juzgado Primero Penal de Gómez Palacio. Ahí hubo cambio de titular", explicó.
Al ser cuestionado sobre si Romero Maldonado teme represalias, el funcionario reconoció que la situación es delicada y que incluso el juez solicitó una suspensión provisional por la falta de garantías para su seguridad.
"Bueno, las circunstancias que ocurren ahí, al interior y el exterior del penal, son algo delicadas. Nos pidió él (el juez) una suspensión provisional, que se autorizó creo que por un mes o mes y medio, algo así. Luego se le solicitó que resolviera conforme a derecho (...)
Sobre las medidas de seguridad con las que cuentan los juzgadores, el subprocurador respondió: "No tiene (escolta). Cuando menos a nosotros, no (nos la ha pedido). Obviamente, tendrá que platicar con el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Durango el porqué no tienen una escolta designada".
Lejos de cuestionar la dilación del juez, el subprocurador Moreno se mostró comprensivo con la situación y recordó que, en 2009, el crimen organizado atentó contra el juez tercero penal de Gómez Palacio, Luis Enrique Montoya García, quien sobrevivió al ataque y pidió su cambio de readscripción.
"Son 15 días hábiles (los que marca el Código) para girar una orden de aprehensión después de haberse radicado el asunto, que son tres semanas. Pero, bueno, en casos extraordinarios, como éstos, debe de haber un poquito más de tiempo", justificó.
El Penal de Gómez Palacio es uno de los más conflictivos.
El año pasado, se registró un motín que dejó un saldo de más de 20 reos muertos. También están internos ahí los miembros de un comando que, con el permiso de la directora Margarita Rojas, salía a las calles a realizar ejecuciones en la zona de La Laguna.
El 20 de junio fue ejecutado el hijo del subprocurador Moreno.

Terror y economía

Terror y economía/Loretta Napoleoni, economista italiana.
Traducción de Juan Ramón Azaola
EL PAÍS, 02/09/10):
Estados Unidos acaba de solemnizar el regreso a casa de sus tropas de combate en Irak. Dejan atrás una democracia sin gobierno y una nación étnicamente dividida. Entretanto, en Afganistán el Ejército talibán continúa avanzando y Osama Bin Laden sigue huido. Washington y sus más fieles aliados no solo no han ganado la guerra contra el terror sino que además están en quiebra. Asolados por deudas insoportables y víctimas de la peor recesión existente desde 1929, esos países temen que las agencias de calificación rebajen la categoría de sus economías. ¿Existe una relación entre ambos hechos?
Para contestar a eso tendremos que reconsiderar la idea de Osama Bin Laden, tomada por absurda, de que el 11-S infligiría una herida mortal a la economía de Estados Unidos.
Aunque el ataque supuso un daño insignificante para Wall Street, la respuesta de la Administración Bush puso en marcha una cadena de acontecimientos negativos. La Patriot Act, introducida pocas semanas después de la destrucción de las Torres Gemelas, no consiguió frenar la financiación terrorista sino que provocó una masiva huida del dólar: por miedo a ser perseguidos, los inversores musulmanes repatriaron inversiones por un valor aproximado de un billón de dólares; para evitar la vigilancia de las autoridades monetarias norteamericanas, la banca internacional sugirió a sus clientes cambiar a inversiones en euros en lugar de en dólares; finalmente, las organizaciones criminales y terroristas trasladaron sus actividades de lavado de dinero de Estados Unidos a Europa. Ya desde diciembre de 2001 estos hechos provocaron un retroceso de la demanda de dólares, haciendo bajar así el valor del billete verde.
En 1993, Dick Cheney había puesto claramente de manifiesto el deseo de los neocon de relanzar la hegemonía mundial estadounidense. Irónicamente, la guerra contra el terror representó esa oportunidad tan largamente codiciada.
En consecuencia, era necesario un cambio de régimen en Irak para asegurarse una base amiga en el corazón de una región estratégicamente importante. Con el fin de recaudar fondos con los que financiar una aventura militar tan ambiciosa, la Administración Bush acudió al mercado internacional de capitales y en pocos años vendió bonos del Tesoro por valor de 4.000 millones de dólares.
Para que la deuda de Estados Unidos fuera competitiva, la Reserva Federal redujo drásticamente los tipos de interés, que cayeron del 6% en vísperas del 11-S al 1,2% a comienzos del verano de 2003, cuando Washington creyó que había ganado la guerra en Irak. El presidente de laFed, Alan Greenspan,
continuó con esta estrategia incluso cuando la economía mundial estaba creciendo demasiado deprisa y en realidad necesitaba establecer tipos más altos para prevenir la formación de burbujas financieras.
Durante más de una década se ha empleado la bajada de los tipos de interés como instrumento para contrarrestar las crisis recurrentes de la globalización -como la del rublo y la crisis asiática- y la pequeña recesión desencadenada en el mundo occidental por el 11-S. Hoy sabemos que esa política en realidad no ha resuelto nunca los problemas subyacentes, sino que los ha ocultado hasta la crisis siguiente.
Si la Casa Blanca y la Reserva Federal hubieran prestado atención a las señales de una economía global sobrecalentada -el boom del mercado inmobiliario y el creciente endeudamiento de los años noventa-, las cosas habrían sido diferentes y posiblemente el mundo habría evitado la grave crisis económica en la que se encuentra.
La brusca caída de los tipos de interés norteamericanos y mundiales entre 2001 y 2003 creó las condiciones ideales para la extensión de la crisis de las hipotecas subprime y la titulización de malas deudas, génesis de la restricción crediticia.
Esa política también precipitó la bancarrota de Islandia, un país que acumuló una deuda de 12 veces el volumen de su PIB, y la crisis de solvencia de Grecia. En ambas circunstancias, gigantes de Wall Street tales como Goldman Sachs y JP Morgan Chase se aprovecharon de los menguantes tipos de interés para dejar que países, compañías y personas vivieran por encima de sus posibilidades. Naturalmente, durante el proceso, se embolsaron grandes cantidades de dinero.
La obsesión de Washington por una intervención militar impidió también la formulación de una política efectiva para frustrar la financiación del terrorismo, que nadie consideró nunca como una prioridad real.
Los países europeos, que tenían una larga experiencia en antiterrorismo, consintieron ese desvarío. Incluso no pudieron alcanzar un acuerdo sobre la regulación de los paraísos fiscales hasta que la recesión contrajo los ingresos por impuestos, lo que indujo a los ministros de Finanzas a perseguir a los evasores fiscales. Así es cómo los europeos supieron que desde el 11-S su continente se había convertido en el epicentro global del lavado de dinero, gracias principalmente a diversas joint ventures entre el crimen organizado italiano y los magnates de la cocaína de América Latina.
El mundo ha cambiado drásticamente mientras Estados Unidos hacía su guerra contra el terror: Occidente gastó un dinero que no tenía luchando en una guerra que no tenía nada que ver con llevar a Osama Bin Laden ante la justicia; para sustentarla, Estados Unidos alimentó una masiva burbuja financiera que finalmente estalló; desde América Latina, el narconegocio llegó a Europa vía África occidental gracias también a la novedosa colaboración con organizaciones armadas tales como Al Qaeda del Magreb; y los talibanes han llamado exitosamente a las puertas del comercio de la heroína utilizándolo para financiar su guerra contra las fuerzas de la coalición.
La oculta interdependencia entre terrorismo y economía va bastante más allá de la restricción del crédito, de la recesión y de la crisis del euro. Desde el 11-S ha ido extendiendo las fronteras de un mundo en la sombra que amenaza con reemplazar al nuestro si no nos desprendemos del legado de la guerra contra el terror. Traer a las tropas a casa no es suficiente; debemos centrar la atención en el verdadero objetivo de esta guerra, en la cuerda de salvamento del terrorismo: el dinero.

San Pedro Garza, feudo vulnerado

Feudo vulnerado
Arturo Rodríguez García
Proceso #1766, 5 de septiembre de 2010;
Ni siquiera el exclusivo feudo de los empresarios que residen en San Pedro Garza García se salva de la inseguridad. Desde el mes pasado, familias enteras de los adinerados oriundos de Monterrey optaron por trasladarse al extranjero, aterradas por la marejada de violencia que alcanzó a esa localidad, cuyas autoridades, a pesar de todo, la consideran un oasis de seguridad. Hace dos semanas, una balacera desatada frente al exclusivo Colegio Americano, cuando los niños salían del plantel, vulneró al pueblo que se tenía como una suerte de búnker ideal.
SAN PEDRO GARZA GARCÍA, NL.- Hasta el 20 de agosto la escena era cotidiana: alrededor de las 13:30 horas decenas de camionetas de lujo desfilaban por la avenida Morones Prieto, hasta llegar al último reducto de la zona metropolitana. El territorio se llenaba de guaruras que custodiaban a mujeres de vestir elegante que recogían a sus hijos en el Colegio Americano.
Y aunque el plantel se ubica en Santa Catarina, Morones Prieto era una ruta por donde la fluidez vehicular era normal, pese a la presencia circunstancial de los escoltas. Pero todo cambió. La noche del 16 fue levantado el alcalde de Santiago, Edelmiro Cavazos Leal, quien apareció muerto dos días después. Y el 20 hubo un tiroteo en las inmediaciones del plantel.
Ese día, la fila de camionetas de las señoras crecía sobre avenida Morones Prieto, mientras los escoltas se apostaban en la acera. De repente una camioneta quemó llanta; los guardaespaldas de otro vehículo desenfundaron sus armas ante la presencia de un nutrido grupo de hombres armados, pero no pudieron hacer nada.
El comando controló la situación y pidió refuerzos. Llegaron de inmediato alrededor de 20 pistoleros e intimidaron a los demás guardias. En la refriega cayeron dos escoltas, que los agresores se llevaron junto con cuatro personas más.
Otros tres guardaespaldas que resultaron heridos solicitaban apoyo desde el estacionamiento de la Escuela Libre de Derecho, ubicado frente al Colegio Americano.
Poco después, en las redes sociales proliferaron los mensajes sobre la balacera que, decían, se originó cuando un grupo armado intentó secuestrar a hijos o nietos de José Antonio Fernández Carbajal, presidente de Fomento Económico Mexicano (FEMSA) y esposo de Eva Garza Gonda, hija del extinto Eugenio Garza Lagüera.
A su vez, la empresa difundió esa misma tarde un comunicado. “Personal de seguridad de FEMSA que realizaba un patrullaje de rutina a la hora de salida de los colegios y centros universitarios de la zona, fue víctima de un ataque frente al Colegio Americano de Santa Catarina que se vio obligado a repeler”. Concluyó: “En el enfrentamiento hubo tres personas heridas de nuestro personal, que se encuentran fuera de peligro”.
La madrugada del día siguiente –sábado 21 de agosto–, los cuatro escoltas de FEMSA levantados la víspera llegaron a la empresa en un automóvil. En la cajuela yacían los cuerpos de sus dos compañeros ejecutados. Los sobrevivientes declararon que el incidente se originó porque un grupo de sicarios los confundió con pistoleros de una organización rival.
Fue una semana de sicosis para las familias de la élite empresarial que reside en este municipio, antaño apacible.
La alarma
A finales de marzo pasado, luego de la muerte de dos estudiantes del Tec de Monterrey en un tiroteo entre elementos del Ejército y sicarios, mandos militares se reunieron con los empresarios de San Pedro, feudo del legendario clan Garza Sada.
Desde entonces la violencia no se ha detenido. Hoy, las ejecuciones desbordan la morgue en la capital regiomontana y la zona conurbada; también son frecuentes los bloqueos de vialidades por parte, Los Zetas, quienes también suelen despojar de sus unidades a los automovilistas.
En ese encuentro con directivos del Tec, los militares dijeron que la violencia ya tocó fondo. La frase se convirtió en estribillo y comenzó a escucharse en todos lados: en las mesas del mezanine de la Plaza 402, así como en los selectos clubes Campestre, Ejecutivo e Industrial. Hoy, esos sitios son menos concurridos que hace un mes.
¿El motivo? En redes sociales y blogs del diario El Norte circula desde hace varias semanas un mensaje, según el cual la solución es la suspensión de garantías en la zona. Algunas compañías incluso están pidiendo a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) que envíen a la capital regiomontana tres batallones más.
Empresarios de los medios, como el presidente del Grupo Reforma, Alejandro Junco, y Francisco González, presidente de Multimedios, que controla Milenio Diario en varias entidades, así como operaciones de cable, radio y televisión en todo el país radican en el extranjero desde hace varios meses. Además, cientos de personas se han mudado a San Antonio y al Valle del Río Grande, Texas.
Lo ocurrido en el Colegio Americano motivó al consulado de Estados Unidos a retirar a las familias de su personal que residían en San Pedro, sobre todo para proteger a los niños de la violencia. La legación considera que las policías locales y las privadas no tienen la capacidad para disuadir a los criminales.
“Pláticas con la policía y con otros funcionarios de seguridad indicaron que el nivel de violencia en Monterrey está aumentando, incluidos los lugares a donde nuestros hijos van a la escuela.
“Con base en esta evaluación, y combinado con la alta incidencia de secuestros en el área de Monterrey, se ha aconsejado al personal del gobierno estadunidense del consulado general que la manera inmediata, práctica y confiable de reducir los riesgos de seguridad para todos los niños es sacándolos de Monterrey”, decía el documento emitido por la institución diplomática.
El 24 de agosto, el periódico El Norte informó que la violencia castigó la matrícula en los colegios privados de altas colegiaturas, lo que se reflejaba en la masiva migración de ricos a Estados Unidos; hay mansiones en San Pedro que están abandonadas, mientras que la publicidad vía correo electrónico de agencias de bienes raíces texanas satura las cuentas personales de los sampetrinos.
Semáforo rojo
En julio del año pasado, el experto en seguridad Alberto Capella declaró a Proceso que los sistemas de seguridad privada en Monterrey ya no eran tan ejemplares como en los años anteriores.
“El estado –expuso quien fue director de Seguridad Pública de Tijuana – ya no es una zona blindada, sino una de las más complicadas, junto con Chihuahua, Coahuila, Durango, Michoacán, Sinaloa y Baja California. Pero en Nuevo León (los grupos criminales) los están agarrando en pañales.”
Ahora, las familias adineradas reciben todos los días mensajes electrónicos de los jefes de seguridad del llamado Grupo de los 10, que aglutina a los hombres de negocios más acaudalados, en los que les dan consejos sobre la manera en que deben protegerse de la violencia.
El presidente de la Coparmex en la entidad, Marcelo Canales Clariond, accionista de Verzatec, ha declarado en varias ocasiones, la última el pasado 18 de agosto, que ante la incapacidad del gobierno para controlar la espiral de violencia, los empresarios están tomando medidas e invierten cada vez más en seguridad.
Asimismo, los organismos sociales locales mantienen un Semáforo del Delito, elaborado por una consultora privada que dirige Santiago Roel, hijo del excanciller del mismo nombre; la Federación de Colonias, presidida por Gilberto Marcos Handal, dueño de la marca de ropa Manchester, es uno de los partidarios de que se refuerce la presencia militar y pide a Medina de la Cruz que renuncie al cargo.
La inestabilidad ciudadana aumentó en este municipio hace dos meses, a raíz del secuestro de Lorenzo Belden González, cuya familia posee agencias automotrices, quien fue rescatado 15 días después. No obstante, otros sampetrinos, como Enrique González Zambrano, aún siguen desaparecidos; otros, como Camilo Pardo, fueron asesinados.
Recientemente, Eugenia Westrup, vecina de este municipio, envió un airado correo electrónico a Gretta Salinas de Medina, esposa del gobernador, en la que lo responsabilizó de lo que ocurre. La destinataria pidió a la mujer que la borrara de sus contactos.
–No puedo entender tu enojo hacia Rodrigo, pero lo que sí te puedo decir es que definitivamente él no tiene la culpa ni es el responsable. El día que quieras te hago una cita con el gobernador para que le puedas manifestar tu enojo hacia su lucha contra el narcotráfico –respondió Gretta Salinas a Westrup.
Y ella cumplió: borró de sus contactos a Gretta Salinas y le escribió que esperaría con gusto la cita para entrevistarse con el gobernador.
Desde hace varios meses, el semáforo tiene indicadores rojos en materia de delitos en materia de fuero común para San Pedro, en particular en robos, dice la excandidata a la alcaldía Tatiana Clouthier. Ella ha criticado la política de seguridad del polémico alcalde Fernández Garza, famoso por la creación de su “grupo rudo”, que finalmente terminó desarticulado por elementos de la Marina.
El Semáforo del Delito coloca a San Pedro como el segundo municipio del área metropolitana con mayor índice de robos, sólo superado por Monterrey.
“Es evidente que (Mauricio) ha trabajado fuera de la legalidad, al principio apoyado por la sociedad, por los grupos rudos, hasta que se salieron de control y afectaron a gente de bien”, dice Tatiana.
Recuerda el caso de Francisco Martínez Cárdenas, hijo del extinto Alfonso Martínez Domínguez, quien fue detenido por la Marina el 27 de junio último. Él cobraba cuotas a restauranteros para pagar a su vez al grupo rudo; hoy está arraigado.
“Con tanta tecnología policial que tienen, las acciones realizadas no sólo en San Pedro, sino en todo Nuevo León, son producto de la Marina y del Ejército, no de las policías municipales ni de la estatal”, concluye Tatiana.
El alcalde Mauricio Fernández se va quedando solo. El general en retiro Gonzalo Miguel Adalid Mier, quien ocupaba la Secretaría de Seguridad Pública de San Pedro, renunció el pasado 17 de junio. Antes lo hizo Verónica Maiz, sobrina del exgobernador Natividad González y de los constructores Maiz Mier. Sólo estuvo unos días como jefa de prensa. Luego dejó su cargo de secretario del ayuntamiento Fernando Canales Stelzer, hijo del político panista y empresario Fernando Canales Clariond.
En sustitución de Adalid, el alcalde designó a Camilo Cantú Aguilar, quien ocupó ese cargo en San Nicolás de los Garza y China, Nuevo León, ambos municipios inmersos en violentas actividades criminales. Tras el arribo de Cantú, la Policía Municipal, famosa por haber sido calificada la mejor de México y luego por ser semillero de sicarios para el cártel de Sinaloa, se vio envuelta en escándalos de corrupción.
De amplia trayectoria y magros resultados, Adalid fue secretario estatal en Michoacán durante la administración de Lázaro Cárdenas Batel y comisario general de la Policía Federal Preventiva (PFP) durante la gestión de Alejandro Gertz Manero en la Secretaria de Seguridad Pública (2000-2004). Su presencia complicó la relación de Fernández con el gobierno federal, de por sí deteriorada, por las críticas de este último a la guerra declarada al crimen organizado.
Además, durante su estancia en la PFP, el general en retiro formó parte de un tenebroso manejo de información que perjudicaba a Genaro García Luna.
El pasado 23 de agosto, la Marina irrumpió en una casa de seguridad en la colonia Valle de Vasconcelos, donde estaban cautivas seis personas, y detuvo a tres plagiarios. El diario El Norte hizo un seguimiento con el Google Street View y demostró que una patrulla municipal halconeaba para los plagiarios. Las autoridades no explicaron a que organización criminal pertenecían los detenidos.
Hoy, este feudo donde proliferan enormes y ostentosas mansiones que alojan a la élite de empresarios regiomontanos, algunos de los cuales aparecen en la lista que publica cada año la revista Forbes o figuran entre los 100 hombres más prósperos del país de Expansión, se ha convertido en un sitio peligroso.
Aldo Fasci Zuazua, exsecretario de Seguridad Pública del estado, que hoy dirige un organismo ciudadano, admite: “Los responsables de la seguridad en el estado no fuimos capaces de innovar ni de adecuarnos a las nuevas dinámicas delictivas. Creímos que nada nos iba a pasar y aquí estamos…”.

Terror en Monterrey

Monterrey baja las cortinas...
Luciano Campos Garza
Revista Proceso # 1766, 5 de septiembre de 2010;
Ante la explosión de la violencia en Nuevo León, negocios de esa entidad comenzaron a bajar las cortinas y los empresarios gravitan entre emigrar a Estados Unidos o quedarse a ver su suerte. Aquellos que pueden contratan seguridad privada, y compran o rentan coches blindados. Los que no, por lo menos envían fuera del estado a su familia, como tienen que hacerlo –obligados por su gobierno– los empleados del Consulado de Estados Unidos en Monterrey.
MONTERREY, NL.- Mientras la creciente irrupción del crimen organizado en Nuevo León afecta drásticamente la economía estatal, integrantes del alto empresariado regiomontano observan con preocupación el cierre de negocios y la parálisis de algunas actividades comerciales en esta capital. Poco a poco, dicen, la inversión local comienza a desvanecerse, y tanto profesionistas como empresarios tienen planes de irse del país.
La situación es de tal magnitud que Lorenzo Zambrano, el más rico de todos los regiomontanos y dueño del poderoso corporativo Cementos Mexicanos (Cemex), desató una fugaz polémica al calificar de “cobardes” a quienes pretenden emigrar de la ciudad, del estado y del país, debido a la violencia.
Si el asesinato del alcalde panista de Santiago, Edelmiro Cavazos Leal, el 18 de agosto, conmocionó a la clase política del estado, los integrantes de la iniciativa privada de Monterrey se estremecieron al enterarse de que el 20 de agosto, a la 1:40 de la tarde, un comando armado se enfrentó con guardias de la empresa Fomento Económico Mexicano (FEMSA) a las puertas del exclusivo Colegio Americano campus La Huasteca, en Santa Catarina.
Después de la balacera, que duró aproximadamente 20 minutos, fueron levantados seis escoltas de la empresa –perteneciente a la familia Garza Sada– que resguardaban a varios niños del clan que estudian en esa primaria. Al día siguiente reaparecieron sólo cuatro de los guardias. Los otros dos fueron asesinados.
Fuentes empresariales consultadas por Proceso señalaron que el objetivo de los secuestradores era la hija de una de las dueñas de FEMSA y sobrina de José Antonio Fernández Carbajal, conocido como El Diablo, presidente del consorcio, que a su vez está casado con una de las hijas de Eugenio Garza Lagüera, el fallecido propietario de la firma cervecera.
El clan tiene bases para su temor. La violencia lo tocó de manera brutal hace muchos años, el 17 de septiembre de 1973, cuando Eugenio Garza Sada, patriarca y fundador de FEMSA y del Tecnológico de Monterrey, fue asesinado en esta ciudad en un fallido intento de secuestro.
Como respuesta directa al incidente de San Pedro, el Consulado de Estados Unidos en Monterrey pidió a sus empleados y connacionales que se lleven de la ciudad a sus hijos menores de 18 años, muchos de los cuales conviven en los colegios con los niños de los empresarios regiomontanos. Se les dio de plazo hasta el viernes 10.
“Es la primera vez en la historia de México que una sede diplomática toma estas medidas”, asegura en entrevista Brian Quigley, vocero de la legación, y agrega que la solicitud implica a unas 25 familias que residen en el próspero municipio conurbado de San Pedro Garza García, gobernado por el panista Mauricio Fernández Garza.
Pese a los hechos ocurridos en esa localidad, el alcalde, quien también es un empresario multimillonario, la describe como si estuviera protegida en una burbuja de seguridad, como si fuera una isla de paz entre la violencia cotidiana de la zona urbana de Nuevo León.
“San Pedro es un caso diferente”, dice a Proceso. Y añade: “Si vas a restaurantes, centros nocturnos, no siento que haya afectación (por la inseguridad). Si te sales de San Pedro, sí. Cuando tienes medio controlados los delitos del fuero común, que atañen al alcalde, erradicas mucho los delitos mayores”.
En la “línea de fuego”
El 18 de agosto, mediante un desplegado en los periódicos de circulación nacional, el sector privado nuevoleonés pidió al presidente Felipe Calderón que reforzara a su entidad con tres batallones del Ejército y uno de la Marina. Ese mismo día fue encontrado el alcalde Edelmiro Cavazos Leal muerto de tres tiros.
Frente a lo que muchos de ellos consideran incapacidad del gobernador priista de Nuevo León, Rodrigo Medina, para contener la ola de violencia, los empresarios recurren a la contratación de seguridad privada.
Consultado por el reportero a condición de no publicar su nombre, un experto en esta materia comenta que brindar protección a una sola persona implica contratar por lo menos dos guardias, a cada uno de los cuales hay que pagarle un mínimo de 12 mil pesos mensuales.
Añade que el equipo debe tener un máximo de 10 personas para facilitar la logística; pero además hay que dotarlas de esposas, gas, entrenamiento, capacitación y pistolas de calibre 9 milímetros, de acuerdo con la ley. Aclara que los escoltas no están legalmente habilitados para portar armas largas, pero ante la violencia creciente ya no valen las reglas ni la civilidad, por lo que muchos ya cuentan con fusiles de asalto.
Como en Monterrey no se ofrece entrenamiento para guardias personales, los empresarios deben traer instructores de Inglaterra o de Israel, o bien mandar a sus elementos a aquellos países.
Últimamente se acostumbra reclutar a los escoltas mediante el trato personal. Las grandes empresas los van eligiendo de entre su propio personal de seguridad para incrementar su grado de confianza. Además, pueden rentar camionetas blindadas en alrededor de 14 mil pesos diarios o adquirir un coche con blindaje básico hasta por medio millón de pesos.
El empresario de la rama del vestido Gilberto Marcos Nadal, experiodista e integrante del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y quien como tal se reúne periódicamente con el gobernador, es de los pocos hombres de negocios de Monterrey que aceptan abordar el tema.
Comenta que no ha considerado contratar un equipo de seguridad personal porque eso implica mantener una empresa aparte. “Algunos conocidos sí lo han hecho –explica–, pero otros pensamos que puede resultar más peligroso. Necesitaría tener los recursos que tiene FEMSA para mandar gente a entrenar a otros lugares y con sueldos descomunales. Te metes en un enredo como si fuera otra empresa, porque no sólo son tus guardaespaldas, sino también los de tu familia”.
Varios conocidos suyos le han dicho que quisieran irse, pero no tienen la edad ni el ánimo para dejar todo y empezar de nuevo. Por ejemplo, después del ataque del 12 de agosto contra el Edificio Médico Especialista de la calle Hidalgo, colonia Obispado, algunos médicos le contaron a Nadal sus planes de irse a vivir a las ciudades de Estados Unidos donde estudiaron.
Aquel día, a la 1:15 de la tarde, ocho hombres armados llegaron en dos camionetas y entraron al edificio, de donde se llevaron sin obstáculo alguno al cirujano plástico Félix Pérez Rocha. Lo liberaron ileso esa misma tarde en Apodaca. El procurador del estado, Alejandro Garza y Garza, declaró que los plagiarios buscaban a otra persona.
El propio Nadal resiente los efectos de la inseguridad en sus finanzas. “Hay un desánimo total por la inversión y se ve en bienes raíces, en la parte cinegética. Todo esto está generando una gran bola de nieve, una tremenda congestión económica”.
No obstante, Juan Ernesto Sandoval Villarreal, presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) en Monterrey, cree que la inversión federal que llegará tras el huracán Alex augura una inversión expansiva en el estado. Por ahora, admite, el flujo de capital está detenido por la inseguridad.
A principios del presente año, los socios de la Canaco pretendían iniciar una campaña de “reposicionamiento” de Nuevo León, es decir, para cambiar la imagen deteriorada que se tiene de la entidad en México y en el extranjero. La violencia se recrudeció poco antes del huracán y continuó después; el plan se suspendió.
Sandoval opina que a Nuevo León el crimen organizado le está pegando en su fortaleza: 7 mil 100 empresarios formales inscritos en la Canaco, quienes emplean en total a 1 millón 165 mil empleados con un sueldo promedio de 7 mil 450 pesos mensuales.
La lista de daños es larga: dice que entre los ramos más afectados están el turismo de negocios y la industria, donde la sicosis frena la generación de empleos. Para él, los comerciantes son el mejor termómetro de la situación, porque están “en la línea de fuego, a la orilla de la banqueta, palpan el sentir de la calle”.
Pone el ejemplo del municipio de Santiago, al que el entonces secretario de Turismo Rodolfo Elizondo le otorgó la categoría de “pueblo mágico” en octubre de 2006. Tras el asesinato del alcalde Cavazos Leal, el Barrio Antiguo, zona de giros negros y sitio favorito de los jóvenes en fin de semana, “está desolado”.
División empresarial
Marcial Herrera Martínez fue secretario de Seguridad Pública al inicio de la actual administración de Santa Catarina. Además preside la asociación civil Comprometidos por Nuevo León y tiene una experiencia de más de 15 años en el ramo de la seguridad privada. Fue vendedor de coches y presidente de la Asociación Regiomontana de Comerciantes de Automóviles (ARCA). Ahora se especializa en el blindaje de autos.
De acuerdo con sus cálculos, en Nuevo León se cometen unos 40 secuestros y levantones diarios, pero la mayoría de las víctimas decide callarse y cumplir las exigencias de sus plagiarios.
El empresario se queja de que cada día es más difícil vender Cadillac, Suburban, Yukon, Cherokee, Ram… Ahora todos los clientes prefieren utilizar autos menos lujosos a causa de la inseguridad. Y aunque dice que no hay un dato preciso sobre la caída de la economía porque “todo es cifra negra” –un alto número de víctimas de la delincuencia organizada se abstiene de denunciar–, él por lo pronto ya envió a su familia al extranjero.
Otro líder empresarial que toma posición, pero la difunde por su cuenta, es Lorenzo Zambrano. Él vive alejado de los medios y sólo ofrece declaraciones cuando hay reunión del consejo de Cemex o se entregan los reportes anuales de la empresa.
El 29 de agosto, en su cuenta de la red social Twitter, Zambrano convocó a los negociantes regiomontanos a no arredrarse: “Quien se va de Monterrey es un cobarde. Hay que luchar por lo que creemos. ¡Tenemos que retomar nuestra gran ciudad! Regios, ¡a rescatar a nuestra tierra! Regio, si a la primera dificultad huyes, no te necesitamos”.
Remató: “Regio, quédate a defender lo que con tanto esfuerzo construyeron tus ancestros. Lucha, exige, actúa. Si huyes a Texas, ¿te das cuenta que serás discriminado y que tus hijos estarán en un ambiente extraño para ellos?”.
Al respecto, la hermana Consuelo Morales, activista de Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, Asociación Civil (CADHAC), considera legítima la demanda de mayor seguridad por parte de los empresarios, pero le recrimina a las autoridades que sólo escuchen esas voces y se olviden del resto:
“Hay un aspecto selectivo o discriminatorio que favorece a sectores que gozan de poder político y económico. Tienen difusión y apoyo, pero nosotros, las organizaciones no gubernamentales, cuando buscamos algo para el bien común no hay tal cobertura. Cuando hay un pronunciamiento de los empresarios, el gobierno del estado siempre les da respuesta; eso no lo he visto en el caso de ninguna de nuestras solicitudes.”
Nada de esto desanima a Arturo Salinas Garza, delegado de la Secretaría de Economía federal en Nuevo León, quien afirma que, “en números duros”, Nuevo León ha experimentado este año un crecimiento inédito en materia de inversión extranjera.
En entrevista señala que, hasta ahora, en México se han captado 12 mil 239 millones de pesos en inversión extranjera directa y que de ese total a Nuevo León le correspondieron 5 mil 328 millones, por lo que es el primero del país en ese rubro, por encima del Distrito Federal y el Estado de México.
En un breve comparativo, dice que durante 2008 la entidad captó mil 266 millones de pesos en inversión extranjera directa, y en 2009 sólo mil millones. Además, Salinas Garza apunta que en el primer semestre de 2010 el estado creció 8%, una “señal inequívoca” de mejoría económica.
“Y por absurdo que pueda parecernos en estas condiciones, los que vienen de afuera ven aquí un muy buen nivel de vida, superior al resto de la República, con buenas escuelas, algo importante para las familias de los inversionistas. Hay diversión y esparcimiento, características que aprecian los extranjeros”, señala.
Según él, independientemente de la percepción sobre la seguridad, los inversionistas valoran a Nuevo León como una plataforma logística, con conexiones hacia la frontera texana, en el norte, y hasta el puerto de Tampico, en el sur. l

Opinión de Mariano Albor

"Exhíbelos en caliente"/Mariano Albor
Revista Proceso # 1766, 5 de septiembre de 2008;
A mayor criminalidad, mejor estado de derecho. Si se recupera el valor significativo del lenguaje constitucional, entonces debe entenderse que los hechos delictuosos deben ser investigados y perseguidos. Estas expresiones prudentes y sencillas bastan para fundamentar, motivar y razonar las acciones del Estado para prevenir, juzgar, castigar el delito y, sobre todo, mantener los márgenes amplios de la libertad ciudadana. En este sentido, se confirma que el derecho es libertad y los derechos humanos son la dignidad del hombre en cualquier situación que viva.
En efecto, el estado de derecho debe resolver las contradicciones que le propone el crimen, común u organizado. Por ello, el ordenamiento jurídico penal, en sus ámbitos de validez federal, estatal y distrital, debe responder afirmativamente a los imperativos categóricos del garantismo constitucional y de los derechos fundamentales, que no son otra cosa que los propios derechos humanos expresados como normas en la ley positiva vigente. En este sentido, no deben comprenderse como una expresión retórica de la decencia humana, sino como preceptos que afirman la dignidad del ejercicio de los poderes públicos de la misma manera que se refieren a la persona humana.
En oposición con estos principios reconocidos universalmente, los comportamientos de la autoridad penal, sobre todo la policiaca y ministerial, han dado lugar a prácticas francamente indebidas y a que se tenga una percepción equivocada de los hechos, las normas y los conceptos en la ciudadanía. Los atributos de la averiguación y del enjuiciamiento penal se han invertido con consecuencias que por ahora resultan previsibles pero que deben atenderse incluso con los criterios punitivos que hoy en día están en boga en la administración pública, en algunas organizaciones privadas preocupadas de la criminalidad y hasta en los campus universitarios. Por ejemplo, mientras que las investigaciones del Ministerio Público deben ser confidenciales y los juicios públicos, en la realidad sucede lo contrario: los actos de procuración de justicia se hacen públicos hasta el escándalo y los juicios son silenciados hasta el ocultamiento.
En el derecho penal está una de las claves de mayor valor de la democracia. Si bien es cierto que como manifestación jurídica debe ser el último recurso para la solución de los conflictos individuales y sociales, no lo es menos el hecho de que su contenido es la libertad del hombre en una relación aflictiva con la máxima expresión de fuerza de la autoridad gubernamental: la función punitiva.
No hace mucho tiempo el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, puso a prueba los conocimientos o la ignorancia jurídica de los parlamentarios mexicanos cuando les recordó que México era un país suscriptor, desde 1983, del Tratado de Estrasburgo, que se refiere a la transferencia de personas sentenciadas; y desafió sus dotes políticas cuando expresó una regla pragmática sobre el ejercicio del poder presidencial en relación con los hechos criminales:
“Si debiéramos ocuparnos únicamente de aquellos conciudadanos que no lo necesitan, que son ricos, poderosos, honestos, y que nunca, nunca cometieron un delito, entonces el oficio del presidente de la República sería muy fácil, pero es difícil justamente porque los principios están hechos para explicar y respetar los derechos de los culpables, esta es la marca y el símbolo de una democracia: la democracia son principios, y principios que se aplican a todos.”
En sentido contrario, en México, guiados por el titular del Ejecutivo federal, que ha establecido un criterio beligerante, las ideas jurídicas y las acciones cumplen con este sentido de confrontación y, en esta virtud, las instituciones y las personas están obligadas a tomar partido como si se tratara de una contienda civil.
Pero aun así, si se sigue la idea de las actividades beligerantes hasta significarse metafóricamente como una guerra, entonces debe entenderse que los conflictos armados traen aparejado al derecho humanitario que impone por sobre todas las cosas la dignidad de las víctimas y del enemigo. En este sentido, con todas sus deficiencias, los Convenios de Ginebra han sido ejemplares para evitar males mayores o perseguir sobre los principios del derecho internacional penal a los criminales más perversos de la historia, cuyo tratamiento como fugitivos o reos sujetos a juzgamiento cumple con la normatividad que impone el respeto a los principios del debido proceso legal, de inocencia y de defensa.
Aceptemos que los líderes criminales son personajes aviesos. Su codicia y ferocidad manifiestas causan daños a los bienes jurídicos más entrañables para la sociedad: la vida, la libertad, la salud y el patrimonio. Sin embargo, cuando estos “monstruos” quedan a disposición de las instituciones del Estado se humanizan. A partir de ese momento deben ser juzgados por los hechos que realizaron y no por lo que son. Si el Estado y la sociedad admiten que la defensa legitima la sentencia, entonces han cobrado vigencia el debido proceso legal y el principio de inocencia.
Es cierto que un amplio sector de la abogacía ha decidido tradicionalmente, como expresión de actos de conciencia, no hacerse cargo de la defensa de los miembros del crimen organizado. Otros lo hacen por temor. Además, hay quienes sí han decidido participar en este difícil oficio de la defensa criminal. Para ellos, el precio ha sido alto. Sin embargo, les son propios los derechos de la defensa. Pero en las nuevas generaciones de abogados algunos creen que los juicios orales están mejor vinculados con los derechos humanos y que su ejercicio profesional tendrá una salvaguarda.
Un ordenamiento jurídico penal democrático, que reconoce como valores fundamentales la libertad y la dignidad del procesado, es un instrumento eficaz para que una sociedad tenga destino. l

Un largo septiembre, Granados Chapa

COLUMNA PLAZA PÚBLICA / Un largo, largo septiembre
Interrogado por la Policía Federal, en vez de que de inmediato se le entregara al MP, Valdez Villarreal se convirtió en estrella de la televisión. El video del irregular procedimiento fue difundido por entregas entre el martes y jueves
Miguel Ángel Granados Chapa, columnista
Reforma, 5 septiembre 2010).- El largo septiembre del Bicentenario comenzó el lunes 30 de agosto. Iniciada días atrás, la profusa propaganda presidencial con motivo del Cuarto Informe de Gobierno recibió en esa fecha un importante refuerzo: fue detenido Édgar Valdez Villarreal, apodado La Barbie, uno de los más buscados jefes del narcotráfico, antaño dependiente de los Beltrán Leyva y dueño de su propio negocio después de que Alfredo de esos apellidos cayó preso en enero de 2008 y su hermano Arturo fue abatido por la Marina en diciembre de 2009. Su captura, muy relevante de suyo, fue explotada mediáticamente hasta el hartazgo por la Secretaría de Seguridad Pública.
Interrogado por la Policía Federal, en vez de que de inmediato se le entregara al Ministerio Público para preparar la acusación, Valdez Villarreal se convirtió en estrella de la televisión. El video del irregular procedimiento fue difundido por entregas entre el martes y el jueves, simultáneamente con los mensajes en que el presidente Calderón se regodeaba con avances sólo vistos desde la imagología de Los Pinos. La suerte jurídica de La Barbie estaba por decidirse el sábado a la hora en que se escriben estas líneas. Cuando estén en manos de los lectores, se sabrá si es expulsado de México pues siendo un nacional norteamericano se halla en nuestro territorio ilegalmente, o se inician aquí los varios procesos que pueden derivarse de las acusaciones que prepare la PGR, incluido uno de extradición ya que existe la solicitud correspondiente. O, si a pesar de la propaganda en torno suyo es endeble la evidencia, podría ser arraigado para que el Ministerio Público allegue a la justicia indicios suficientes para enjuiciarlo.
El miércoles, al iniciarse formalmente el mes de la patria, comenzó el primer contraste de la burbuja publicitaria con la realidad, cuando el secretario de Gobernación, Francisco Blake Mora, entregó al presidente del Congreso, Francisco Ramírez Acuña, el Informe Presidencial por escrito, según lo estipulado por la Constitución. No era el ex gobernador panista de Jalisco quien debía recibirlo, pero su papel al frente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados se había prorrogado.
Ramírez Acuña recibió el Tercer Informe, de manos de Fernando Gómez Mont, el año pasado. Debió haber concluido su presidencia el 31 de agosto. Pero sólo hoy domingo, a partir de las 18:00 horas, se reunirá la Cámara para dirimir si la preside un diputado priista o un perredista. Las dos fracciones alegan tener derecho a encabezar la Mesa Directiva. A esa situación me referí el jueves y cometí el error de citar impropiamente la Ley Orgánica del Congreso de la Unión. Me referí al texto original, de 1999, sin considerar que fue reformado en 2006. Reconozco que, al contrario de mi afirmación, el PRI sí tiene derecho a reclamar la presidencia de la Mesa Directiva pues ésta debe recaer, en este segundo año, "en orden decreciente, en un integrante de los dos grupos parlamentarios con mayor número de diputados que no la hayan ejercido". Por lo tanto, al anochecer de hoy debe ser elegido Jorge Carlos Ramírez Marín para encabezar los debates.
En consecuencia, ya que el párrafo ocho del artículo 17 (fruto de la reforma de 2006) impide que una bancada ejerza al mismo tiempo la presidencia de la Mesa Directiva y de la Junta de Coordinación Política, Alejandro Encinas deberá dirigir dicha Junta ahora, y no a partir de septiembre de 2011 pues entonces corresponderá a un perredista ser elegido presidente de la mesa.
Me hizo notar el error reconocido en el párrafo anterior -mediante una corrección que agradezco por el fondo y por la forma- el diputado Morelos Canseco Gómez, flamante miembro de la Cámara, a la que se incorporó por una circunstancia desgraciada: era el suplente de Rodolfo Torre Cantú, el candidato del PRI a la gubernatura de Tamaulipas, una entidad sustraída al dominio del Estado y de la ley. El crimen cometido en vísperas electorales no ha sido aclarado, pese a que transcurrieron ya más de dos meses de que fue perpetrado. En ese lapso, innumerables hechos de violencia han dado cuenta del desgobierno en que vive ese estado. Y no son acontecimientos menores: incluyen la bárbara ejecución de al menos 72 migrantes indocumentados procedentes de Centro y Sudamérica, el asesinato del alcalde de Hidalgo, Marco An- tonio Leal García (en un fragoroso fin de semana que aterrorizó por su parte a los habitantes de Reynosa), y el secuestro de Fernando Azcárraga, dos veces alcalde de Tampico y pariente del presidente de Televisa, Emilio Azcárraga, empresa cuya instalación en Ciudad Victoria fue asimismo atacada.
El mismo día de la presentación del Informe los miembros del gabinete fueron lanzados a hablar, en sendas conferencias de prensa (en algunas de las cuales no se admitieron preguntas), de las materias propias de su competencia. Era un intento de romper la monotonía del monotema propagandístico en que se ha concentrado la administración calderonista, y al mismo tiempo un telón de fondo al mensaje que el jueves 2 emitió durante hora y media el presidente Calderón, en el confortable espacio que se ha creado, y del que fue pionero Vicente Fox, quien el 1o. de diciembre de 2000 tomó posesión dos veces, una frente a un priismo alebrestado, en San Lázaro, y otra en un ambiente cómodo, ajeno a la rispidez y las interrupciones, en el Auditorio Nacional.
Calderón ha emitido los mensajes que ya no puede exponer ante el Congreso desde el Palacio Nacional, a cuyo patio central son invitados desde ministros de la Corte hasta académicos no demasiado inquisitivos. Acudió un segmento importante de la oposición, la del PRI, que juega con su presencia y su ausencia y en esos vaivenes coloca al gobierno en la estupefacción, en la incertidumbre respecto de lo que puede esperar de ese partido y sus bancadas.
Amén de la reiteración de su estrategia contra la delincuencia organizada (que no varió un ápice después de los diálogos sobre la seguridad en que reunió a muchos de los asistentes a la ceremonia del 2 de septiembre), Calderón extrajo una carta de la manga. Anticipó en seis años la transición a la televisión digital terrestre, que debería concluir en 2021 y ahora terminará en 2015. Los preparativos para el "apagón analógico" comenzarán en consecuencia el próximo año. Ya se determinará en qué manos quedan las amplísimas oportunidades de nuevos negocios que permite el tránsito de la televisión analógica a la digital. Pero antes, o simultáneamente con la disputa por las nuevas señales, tendrán que ser sustituidos o adaptados los televisores de uso común.
Los cálculos oficiales aseguran que el 13.6 por ciento de los casi 28 millones de receptores de televisión son digitales, y por ello quedarán al margen del auxilio gubernamental que favorecerá a quienes se hallen todavía en la premodernidad de la televisión analógica. A cada uno de ellos se les regalará el equivalente de 60 dólares, para la compra de un nuevo receptor o del decodificador que permita la recepción de los dos tipos de transmisiones en los cuatro años de la transición.
El anuncio, médula del mensaje, sorprendió a todos, no así algunas de sus consecuencias, que saltan a la vista. Una primera, notoria y eventualmente abusiva por sus implicaciones electorales, consiste en que el clientelismo que resulte de repartir por todo el territorio nacional esa cantidad, pequeña o grande, pero caída del cielo, favorecerá al partido en el gobierno. El PAN necesitará refuerzos para la contienda electoral, a la que se presentará sin los aliados que le permitieron alzar cabeza en julio, a un año de su rotundo fracaso en la elección legislativa federal, y sin un candidato o candidata que cuente con el apoyo de amplios segmentos no digamos ya de la población sino ni siquiera de sus militantes. Al mismo tiempo, la expectativa de la televisión digital permitirá desatender la demanda de contar, todavía en los años que restan de la era analógica, de cadenas nacionales de televisión que hagan competencia a las establecidas y que no sean, como se teme que ocurra con la cadena que tendrá al Canal 11 como eslabón principal, un instrumento de propaganda facciosa, ni siquiera partidaria o gubernamental.
Comienza así este mes, en que la combinación de magnas celebraciones patrias con temores de violencia generarán tensiones que harán que parezca interminable.

Declaración de ETA

Declaración de Euskadi Ta Askatasuna
Euskadi Ta Askatasuna, organización revolucionaria socialista vasca para la liberación nacional, quiere dar a conocer al Pueblo Vasco su decisión y reflexión a través de la presente declaración.
05/09/2010 11:47:00
Ha transcurrido ya medio siglo desde que ETA organizara a los ciudadanos frente a la estrategia salvaje de negación y aniquilación del Pueblo Vasco y, con las armas en la mano, se empeñara en la lucha en favor de la libertad. Desde entonces, son cientos los hombres y mujeres que han traído a esta organización su ilusión y pasión, lo mejor de ellos mismos. Ciudadanos comunes que generación tras generación se han unido, desde diferentes procedencias, tras un mismo objetivo: el País Vasco y la libertad.

La lucha a favor de la libertad del Pueblo Vasco ha guiado siempre la actuación de ETA y, pese a todas las dificultades, seguimos manteniendo esa responsabilidad. Con humildad pero con determinación, con la ambición de ganar. El Pueblo Vasco lo merece.

Ante la reforma política del franquismo que perpetuaba la negación del Pueblo Vasco, y mientras otros decidieron sumergirse en el marco autonómico, ETA actuó con responsabilidad; primero, proponiendo la ruptura democrática, y después, oponiéndose a todo ataque e intento de asimilación.

ETA y, en general, la izquierda abertzale han perseverado en la lucha. Y el coste a pagar no está siendo pequeño: tortura, prisión, exilio e, incluso. la muerte. Pero esta dura lucha ha logrado mantener vivo al Pueblo Vasco, y tener abierta la opción de construir un futuro en libertad. Hemos demostrado que el marco autonómico constituye un camino yermo para satisfacer los deseos de los ciudadanos vascos, que no es más que un instrumento para incidir en la división y la desmembración del País Vasco. Y hemos superado, una tras otras, las medidas encaminadas a neutralizar la lucha de liberación.

Uno de los quehaceres de ETA ha sido abrir nuevos escenarios en la lucha de liberación del Pueblo Vasco. Así, ETA cuenta con numerosas propuestas de iniciativas de colaboración, así como aportaciones para resolver democráticamente el conflicto. Desde Txiberta a Lizarra-Garazi, pasando por Bergara. Desde la Alternativa KAS a la Alternativa Democrática. Porque entendemos que la construcción de Euskal Herria supone una labor colectiva que está por encima de los intereses particulares.

En los últimos tiempos, el País Vasco se encuentra en un momento importante, en una encrucijada.

La lucha de años ha sembrado nuevas condiciones políticas. Agotado el marco autonómico, al Pueblo Vasco le ha llegado la hora de realizar el cambio político, el momento de construir para Euskal Herria el marco democrático, siguiendo el deseo de la mayoría de la ciudadanía vasca.

El Estado español es consciente de que Euskal Herria se encuentra en una encrucijada, y de que aún puede optar por la opción de la independencia. Por eso semejante ofensiva fascista. Quieren que las condiciones del cambio político se pudran en la desesperanza del bloqueo: desviar el debate político para evitar la resolución democrática y ahogar el deseo popular en esta situación de excepción.

Los agentes vascos, los ciudadanos vascos, debemos responder a la situación con responsabilidad y con apremio. Ésa es la reflexión, el llamamiento que quiere difundir ETA. Es tiempo de asumir responsabilidades y de dar pasos firmes:
– en la articulación del proyecto independentista;
– en el camino de crear las condiciones para construir el proceso democrático;
– en la respuesta a la represión y en la defensa firme de los derechos civiles y políticos.

El cambio político es posible. Pero en ese camino no hay atajos. El camino de la libertad hay que andarlo paso a paso, aunque sea con flexibilidad. Pero, necesariamente, hay que luchar y hacer el esfuerzo al nivel del objetivo que se persigue. Sin confrontación no se puede superar la negación y la cerrazón. En ese esfuerzo ha estado y está la mano de ETA tendida, siempre.

ETA se reafirma en el compromiso con una solución democrática, en el compromiso con una solución democrática para que, a través del diálogo y la negociación, los ciudadanos vascos podamos decidir nuestro futuro de forma libre y democrática. Si el Gobierno de España tiene voluntad, ETA está dispuesta, hoy igual que ayer, para acordar los mínimos democráticos necesarios para emprender el proceso democrático.

Así se lo hemos hecho saber también a la comunidad internacional. A ella le hacemos un llamamiento para que responda con responsabilidad histórica a la voluntad y compromiso de ETA, para que tome parte en la articulación de una solución duradera, justa y democrática a este secular conflicto político.

La decisión de ETA

ETA hace saber que ya hace algunos meses tomó la decisión de no llevar a cabo acciones armadas ofensivas.

ETA quiere reiterar el llamamiento a actuar con responsabilidad a los agentes políticos, sociales y sindicales vascos. Para llegar al escenario de un proceso democrático resulta imprescindible dar pasos firmes como Pueblo. Resulta necesario fijar el proceso para dar la Palabra al Pueblo. Porque será cuando los derechos del Pueblo Vasco sean reconocidos y garantizados cuando se abra la puerta de la verdadera solución al conflicto.

Para terminar, queremos hacer un llamamiento al conjunto de los ciudadanos vascos para que se impliquen y continúen la lucha. Cada cual en su propio ámbito, ofrecido cada uno su nivel de compromiso, para que con la riada compuesta por las gotas de todos podamos derruir el muro de la negación y dar pasos irreversibles en el camino de la libertad.
¡VIVA EL PAIS VASCO LIBRE! ¡VIVA EL PAIS VASCO SOCIALISTA!
¡HASTA CONSEGUIR LA INDEPENDENCIA Y EL SOCIALISMO

En el País Vasco, setiembre de 2010
Euskadi Ta Askatasuna
E.T.A

Germán Dehesa, 1944-2010

Germán Dehesa hizo mutis previo aviso
Miguel Ángel Granados Chapa
Revista Proceso # 1766, 5 de septiembre de 2010;
Germán Dehesa salió del escenario con presteza y, conforme a la urbanidad que le inculcó su señora madre, no lo hizo sin avisar. Sus médicos le habían anunciado que un mal veloz e incurable cobraría su vida “a finales de año”. La muerte se anticipó al pronóstico, más cercano el que, susurrante, me hizo conocer su gran amigo Humberto Murrieta: “es terminal, le dan cuando más tres meses”.
El 25 de agosto, su Gaceta del Ángel, la columna que aparecía de lunes a viernes en Reforma, incluyó lo que acaso sea su texto más poderoso: “Creo que no les he contado que estoy enfermo, seriamente enfermo. Tengo cáncer, pero hasta ahora la enfermedad no me ha producido ningún dolor insoportable”. Deseamos que así hayan transcurrido sus días postreros. El 1 de septiembre no apareció su columna, pero sí el aviso del editor de que reaparecería el viernes 3. Escritas estas líneas al anochecer del jueves 2, ignoro si ese ofrecimiento se cumplió.
Germán Dehesa Violante nació en la Ciudad de México el 1 de julio de 1944. Su crianza le inoculó una dualidad de la que buscó escapar. Era hijo de un veracruzano juguetón, alegre, algo irresponsable según decía el propio Germán, y de una madre adusta y sufridora, adicta a una religiosidad popular que “se le cayó” pronto al segundo de sus hijos. Ángel, el primero, había nacido con un impedimento cerebral. Margarita, la tercera, se hizo médica notable.
Germán fue alumno de escuela pública en el nivel elemental, pero un profesor avisado, que percibió sus dotes singulares, consiguió para él una beca en el Centro Universitario México, la preparatoria de los maristas, a la que volvería a enseñar literatura. Él la aprendió por su cuenta, pero también en la Universidad Nacional. Inscrito originalmente en ciencias químicas, naturalmente pasó pronto a filosofía y letras. Allí conoció a Concepción Christlieb, sobrina del dirigente del PAN Adolfo Christlieb e hija de Alfredo, una de las glorias de la ingeniería mexicana, fundador de una gran empresa, Sociedad Electromecánica, Selmec. De ese matrimonio nacieron Ángel, Juana Inés y Mariana.
Sin abandonarlas del todo nunca, Germán fue más allá de las aulas universitarias con sus talentos, como profesor y como autor. En los años ochenta comenzó a escribir artículos en la página editorial de Novedades, un diario tan pulcro como anodino, casi sin lectores, que no prevaleció cuando comenzó la verdadera competencia periodística en México. Con ojo avizor, Rogelio Cárdenas lo invitó a escribir en El Financiero. Y con mayor perspicacia aún, Alejandro Junco y Ramón Alberto Garza, presidente y director editorial del proyectado diario Reforma, lo convirtieron a partir de noviembre de 1993 en columnista de todos los días, ya floreciente el acusado y aguzado sentido del humor con el que avivaba sus muchas y varias lecturas literarias.
Fundó un taller literario, en que enseñaba a leer y a escribir a señoras hartas de sus exclusivas labores domésticas. Generó un caudal de alumnas, gratificadas por el descubrimiento de mundos inimaginados. En el mismo local donde impartía sus lecciones dio otro paso hacia la construcción de su figura pública. Montó un pequeño cabaret, denominado El Unicornio, en cuyo breve escenario dio salida a su aptitud para la sátira política. Escribió obras que perduraron en la memoria de sus espectadores, no obstante la fugacidad de sus temas. Tapadeus, por ejemplo, y luego Zedilleus, ridiculizaron los hábitos mexicanos sobre la sucesión presidencial. La dramaturgia en la que de ese modo fue interiorizándose tenía siempre un toque musical, al mismo tiempo jolgorioso y fino.
En los noventa el personaje de Germán Dehesa adquirió, con su columna en Reforma y sus actuaciones en La Planta de Luz, el escenario propio que sustituyó a El Unicornio, una dimensión estelar. Había antes hecho televisión y radio. En el canal 13, propiedad estatal todavía, hizo con Ángeles Mastretta una recordable emisión nocturna, La Almohada. En varias estaciones radiofónicas transitó en compañía de María Victoria Llamas y Alejandro Aura, o solo. Llegó a montar un estudio de audio en San José Insurgentes.
Pero nada superaba su presencia en Reforma y en la plaza Loreto. Generó un caudal de seguidores a los que involucraba en sus iniciativas filantrópicas. De no interrumpirlo la muerte, a esta hora estaríamos leyendo el comienzo de una cruzada para auxiliar a los damnificados de Tlacotalpan, el hermoso pueblo ribereño del Papaloapan a cuya fiesta de La Candelaria acudía puntual cada 2 de febrero.
En noviembre de 1994, ese año que, como ahora ocurre, “vivimos en peligro”, los voceadores desafiaron a los editores de Reforma, que introdujeron amén de cánones periodísticos atractivos, pautas de comportamiento empresarial que contrariaban las rutinas de la Ciudad de México. La Unión de Voceadores se negó a hacer circular el diario en días feriados, y de plano trató de impedir su distribución. Los editores convocaron a su personal, a sus colaboradores, a sus lectores y amigos para hacer directamente la venta de ejemplares del diario. En ese lance Dehesa fue, al mismo tiempo, vistoso y eficaz. Reunió un equipo en torno suyo, los baboseadores, como los llamó jugando con las palabras, y desde un punto de venta situado a la vera del edificio de Radio Mil, en Insurgentes sur, colocó durante semanas cientos de ejemplares de un periódico que creó enseguida una modalidad del voceo callejero, los miniempresarios.
Desde sus columnas, Germán Dehesa se sumaba a cuanta causa civil le parecía digna de apoyo, o las suscitaba. Se valía para la movilización consiguiente de su enorme capacidad para hacer amigos. Se hizo proverbial su afición al futbol, su inclinación a los Pumas y su amor por la universidad en que se formó.
Cuando entre dientes circuló la especie de que moriría pronto, se organizaron actos en su honor. Su muerte obligó a cancelar el que el viernes 3 se realizaría en el Teatro Juan Ruiz de Alarcón del Centro Cultural Universitario. Pudo realizarse, sin embargo, el que tres semanas atrás sirvió para que recibiera una Medalla al Ciudadano Distinguido que le entregó el gobierno en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris. Se intuía, y hoy se sabe, que era una ceremonia del adiós. Hablaron de él Tania Libertad, Carmen Aristegui, Marcelo Ebrard, Fernanda Familiar y su hijo Ángel.
Visiblemente maltrecho, tuvo arrestos para agradecer el festejo y contribuyó centralmente a su desarrollo. Al modo de tertulias literarias sobre Sabines y Borges que había montado en sus establecimientos, puso la pieza Permiso para vivir, en que leyó poemas y escuchó cantar a Adriana Landeros, acompañada por un trío formidable. Casado con Adriana, procrearon a Andrés.
Fue como si le llevaran serenata al filo de su hora suprema. l

Margo Glantz


Glantz: Vocación, lectura, escritura, el Premio FIL...
Armando Ponce
Revista Proceso 1766, pags 60-62, /5 de septiembre de 2010;
Entrevistada tras ser designada la semana pasada ganadora del Premio Feria Internacional del Libro de Guadalajara de Literatura en Lenguas Romances (antes Juan Rulfo), la narradora, ensayista y catedrática Margo Glantz habla de su determinación desde niña para la escritura, de su entereza por los libros y, a pregunta expresa, de sus literatas mexicanas admiradas, de las cuales sólo sor Juana y Nellie Campobello le dejaron influencias. En recuadro adjunto se ofrecen textos que la escritora incluyó para la edición argentina de Saña y que aparecieron en el mismo título publicado en México hace tres años.
Haber obtenido el Premio de Literatura en Lenguas Romances que la Feria Internacional del Libro de Guadalajara le entregará el 27 de noviembre, hace decir a la escritora Margo Glantz en el comedor de su casa de Tres Cruces, en el centro de Coyoacán, donde vive desde hace 40 años:
“Es muy satisfactorio, pero que me lo den a los 80 años me parece padrísimo. Me dieron el Premio Sor Juana, también en la Feria de Guadalajara, por El rastro… Estoy muy festejada, no sé qué piensen los demás de que me lo hayan dado, mucha gente me lo dice, pero habrá gente a la que le parezca que no. Para mí va a ser extraordinaria esta vez, voy a ser como la reina de la feria por un día, miss universo de la literatura por tres días.”
No son muchas preguntas las que se le hacen: su formación, sus influencias, sus colegas preferidos. Cuando habla de las escritoras dice:
“No creo que necesariamente las mujeres me hayan influido particularmente, pero puedo destacar muy especialmente a Nellie Campobello. A Elena Garro la admiro, de Rosario Castellanos su poesía, a Blanca Varela su poesía. No puedo decir que las influencias sobre mi obra son fundamentalmente femeninas. Es mi formación más que mi influencia.”
Y de la producción actual señala:
“Es un panorama riquísimo, no estoy muy al tanto obviamente, en otras épocas estaba más y tenía más tiempo para leer y dedicarme a esas cosas: Aunque afortunadamente me eligen como jurado para saber qué obras mexicanas podrán obtener un premio y eso me pone al día ante ciertos autores, pero sí he podido leer muchos libros de autores muy interesantes, magníficos escritores. Hay una joven como de 38 años, Guadalupe Nettel, que me parece deslumbrante, Ana García Bergua; Cristina Rivera Garza, que es de un talento indiscutible y una imaginación grande; Miriam Moscona, en poesía; Tedy López Mills; Antonio Parra; David Toscana, extraordinario. Leí El atentado, de Álvaro Uribe, aunque no he visto la película, la novela es magnífica.”
–Con alrededor de 40 libros publicados a partir de los años sesenta, ¿qué es lo que más le gusta de lo suyo?
–Me gusta lo que he escrito de sor Juana, de las crónicas de la conquista. Pero me gusta sobre todo Las genealogías, El rastro. Saña es un libro en el que me parece he logrado algo muy particular. Me gusta uno que no a muchos les gusta, De la amorosa inclinación de enredarse en cabellos, Apariciones. Me gusta mucho un cuento, Historia de una mujer que caminó toda la vida con zapatos de diseñador, sobre cáncer del seno, creo que es un muy buen cuento. Creo que a los 80 años ya puedo estar por encima de la modestia.
A quien más admira en poesía es a José Gorostiza, con Muerte sin fin, y en narrativa a Juan Rulfo. Pero su fuente de inspiración es sor Juana, de quien ha escrito varios ensayos y obtuvo el premio que lleva su nombre en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara en 2003. Cuando se toca el punto de documentos inéditos de los que ha dado cuenta el historiador Alejandro Soriano Vallés, entrevistado hace dos semanas en estas páginas, refiere que éste le contó que iba a publicar próximamente el libro con ellos y asienta:
“Hay una corriente muy católica que quiere hacer parecer a sor Juana como santa, son muchos escritores que están haciendo eso y esa corriente se sigue repitiendo, y Vallés es muy buen historiador pero muy católico, y pretende, quiere limpiar a sor Juana de cualquier rebelión contra la Iglesia. Y hay una corriente, en la que yo me encuentro, que trata de poner a sor Juana bastante liberal, porque no creo que no haya sido una buena católica, pero sí que tuvo una rebeldía muy fuerte, porque la tradición y la forma de organizar a la Iglesia era hacer que las mujeres se sometieran, como varios de los sacerdotes con lo que tuvo contacto, ahí están los textos. Pero en fin, hay que ver qué dice Vallés.”
u u u
Suprimidas las interrogantes, en seguida se presentan fragmentos significativos de la conversación, a la manera del estilo de la prosa de Margo Glantz. La que queda –sin entrecomillar– es sólo la voz de la escritora:
Campobello
No había mujeres que escribían mucho cuando empecé. Pero una mujer muy interesante fue Nellie Campobello, una escritora que publicó en los años treinta y que apenas comenzaba a ser reconocida muy recientemente y a partir de ensayos femeninos, una escritora de una fuerza y una calidad enorme. Está el prólogo de Jorge Aguilar Mora, donde la situó bien, pero la mayor parte de los textos son femeninos y la rescatan para que se le haga justicia a esa escritura desdeñada. Una escritora de una calidad enorme, Aguilar Mora dice que sin ella no hubiera existido Rulfo, aunque no se conociesen, aunque Rulfo no la hubiese leído –que probablemente sí la leyó–, tiene un capacidad para sintetizar, para mostrar en brevísimas palabras acciones violentísimas, lo más terrible de la Revolución.
Garro
La manera de manejar las cosas en Elena Garro es también sin ninguna sensiblería. Maneja las cosas como medio surrealistas o fantásticas, como en los Recuerdos del porvenir, pero con una fuerza y una capacidad de penetrar en ellas… por ejemplo en El árbol o en La culpa es de los tlaxcaltecas o en los cuentos de La semana de colores, que son extraordinarios, con ciertos aspectos que explotarían después otras escritoras en ese contexto del realismo mágico, pero que ella no lo explotó por eso, sino porque era la única forma que tenía de escribir.
Similitudes
Quizá la escritura de Campobello tenga alguna relación con la mía, en el sentido de la fragmentación: ella hace textos muy breves, como impactos de bala, porque justamente quiere dar esa impresión a pesar de que hay muchas novelas de la Revolución y que son más tradicionales con una causa y efecto y una temporalidad más definida, digamos en Martín Luis Guzmán, Azuela o Muñoz: La de Nelly logra en fragmentos brevísimos dar idea de lo que es la Revolución, y cada texto en sí mismo vale por él mismo, tú lees un texto de Nellie Campobello y es de una estampa, pero no costumbrista de ver algo como una fotografía de la guerra de Vietnam, con una movilidad que no tiene una foto. Eso me parece extraordinario, y yo me podría parecer a ella en mi capacidad para utilizar el fragmento. Por ejemplo, el último libro que publiqué, que se llama Tania, es un libro en donde los textos son brevísimos y muy crueles, pero son textos en los que no me detengo a sufrir, a incluir el sufrimiento en la escritura, sino el sufrimiento se deduce de la escritura. Ese elemento de la fragmentación como estilo es el que tanto admiro de Nellie Campobello y la distancia frente a las cosas, y una ironía muy cruel si quieres, pero una ironía que te permite enfrentar las cosas como en su más absoluta realidad sin que las ocultes y sin que las dañes con una sensiblería inútil.
Las preferidas
He sido una lectora voraz desde muy niña, mis principales lecturas no era necesariamente de escritoras, pero leí mucho a Jean Austin, que me parece maravillosa. De las mexicanas he leído mucho a Elena Garro; a Amparo Dávila (que ya escribía cuando yo no lo hacía todavía); a Guadalupe Dueñas; Inés Arredondo, que es extraordinaria; Rosario Castellanos, que me gustaba sobre todo su poesía, y me sigue gustando mucho, creo que es muy buena como narradora, me gusta Balúm Canán, Oficio de tinieblas, no me gustan tanto sus cuentos, pero su poesía me parece deslumbrante, porque es justamente esa calidad, esa crueldad enfrentada (porque las cosas en sí mismas son crueles), y la capacidad de enfrentarlas en la escritura sin ninguna complacencia, eso me parece extraordinario de Rosario Castellanos.
¿Quién más?
De mis contemporáneas, ¿quién más? Cuando empecé a escribir yo era una mujer grande y ya había en el panorama una buena cantidad de mujeres que escribían que eran buenas. Aline Pettersson estaba escribiendo cosas importantes, y también escritoras de América Latina que me interesaban aún más, por ejemplo Clarice Lispector, que me parecía maravillosa… De América del sur, en cuanto a la narración, también Beatriz Guido, Elvira Orfé, Clara Lange, Estela Canto, varias argentinas de esa época. Estela Canto escribió un libro muy bueno sobre Borges. A ella le dedicó El Aleph y a ella le dedicó el original. Bueno, me parece que es una escritora de una forma verdaderamente casi imposible de soportar, Blanca Varela, de Perú. Julieta Campos era contemporánea mía y la admiraba muchísimo, podía pasar del ensayo a la narrativa de una manera airosa, fina y profunda, lo mismo podía hacer Rosario, estupenda en poesía, en narrativa, en periodismo.
Sor Juana
Sor Juana es un personaje tan singular, tan único… En su época consideraban que sor Juana era una especie de monstruo; no lo era, era un genio eso sí, y que le costaba mucho trabajo a la gente aceptar que fuese genio y mujer al mismo tiempo. Pensaban que no podía escribir si no era hombre. Sor Juana ha sido una fuente de inspiración en todos los niveles, tanto académica por los ensayos que he escrito sobre ella y también para mi narrativa, eso sí, es la figura que más ha influido en mi última narrativa, porque llevo 20 años escribiendo sobre ella. He utilizado ensayos que he escrito sobre sor Juana y los he narrativizado en una novela, por ejemplo Rastro, también he utilizado muchas frases de sor Juana en Apariciones. Sí es un personaje que directamente ha influido y he tratado de recrear en mi escritura, y ha sido un paradigma esencial para mí.
Escritura tardía
Yo empecé a escribir muy tardíamente, sabía que iba a escribir, pero no había encontrado cómo escribir. Sabía que mi vocación desde niña era la literatura, porque desde niña leí como desaforada, muchas cosas, quizá precozmente, porque mi padre no tenía una biblioteca pero sí muchos libros, como Calderón de la Barca, Shakespeare, y había muchas leyendas griegas y poesía, folletines, de todo, un revoltijo, y como yo era muy tímida y me fascinaba vivir otras vidas y lo hacía a través de la literatura, yo sabía que iba a hacer literatura. Y saliendo de la secundaria era muy buena en gramática y en la preparatoria iba a estudiar letras y luego a la Facultad de Filosofía, y después me fui a París, estudié letras allá, así que llegando a México empecé a enseñar, para mí era muy apasionante. Pero escribí tarde.
Lecturas
La lectura te va dando una formación si quieres inconsciente, vas asimilando lecturas de tal forma que se vuelven tu propia circulación mental, asimilas lo más importante y vas dejando las rebabas, aquello que para ti no es importante se va perdiendo y vas creando todo un almacén de vivencias y de erudición, que luego se van decantando y producen la escritura, yo creo.
Pintura y música
Mi padre pintaba y estaba muy entusiasmado, tenía una galería de arte, Camel, tenía mucho que ver con la música también. En mi literatura están la pintura y la música muy ligadas, toda la cosa de arte en general, museos, desde jovencita me compraba discos y oía todo el tiempo música clásica en la XELA, que desgraciadamente se acabó, como tantas otras cosas.
Bueno, mi padre era poeta y tenía sensibilidad de poeta, el único problema es que escribía en un idioma que se había aniquilado, el idioma que hablaban los judíos de Europa Oriental y que fueron asesinados en los campos nazis, un idioma que iba perdiendo sus raíces cada vez más y que le daba poca oportunidad de que sus libros se publicaran. Los publicaba a costa de autor. Cuando era joven, en Nueva York había una comunidad de judíos ashkenazi muy grande con imprentas, periódicos y demás, mi padre estaba muy vinculado con ellos. También al principio, en Israel, el yidish tenía una importancia, pero poco a poco se fue perdiendo y mi padre ya no tenía asidero. Entonces escribió en español, pero auxiliado por poetas que lo ayudaban a escribir, y luego decidió ser pintor y escultor.
Rulfo en París
De las primeras grandes figuras para mí estando en París en 1953 fue Rulfo, me tocó leer El Llano en llamas y Pedro Páramo, que se publicó cuando yo estaba ahí (en el 53 y el 55). Fue un deslumbramiento, porque leía a Balzac, a los ingleses y muy poco de mexicanos, a pesar de lo que había leído en la escuela. Luego siendo profesora de literatura he estado más cerca de muchos autores, me fascina el siglo XIX, el folletín, Payno, Prieto, Inclán, son importantísimos para mí, las crónicas de la conquista, y sor Juana.
La obra propia
Mi obra es especial, no única pero sí especial, singular en el sentido en que parto de fragmentos, que van organizados de tal manera que son como pedazos de un mosaico que se pueden organizar de tal manera que el dibujo se complete. Una obra donde no me limito a géneros definidos, sino que transcurro por diversos géneros y voy de uno a otro, que acaban siendo normales. Hay gente que lo hace maravillosamente, como Pitol, pero mi escritura es diferente a la de él. En El viaje hace ese tipo de cosas donde hay memoria, biografía, dicción, más narrativos en ese sentido y modulados sobre una obsesión fragmentaria, porque trabajo con fragmentos en la escritura y en el cuerpo humano. Es importante de mi escritura la capacidad de relacionar las cosas más banales con las cosas más profundas o terribles, pasar de las modas, de las modelos –con ojo bastante crítico y al mismo tiempo chismoso como con Kate Moss con el holocausto–, de cómo se pueden imbricar temas tan diversos y encajar en el mismo mosaico, y eso lo he logrado en los últimos años en El rastro. l
***
Textos de “Saña” inéditos en México
Margo Glantz
La editorial argentina Eterna Cadencia acaba de publicar la obra de Margo Glantz que incluye estos cinco textos, entregados a Proceso por la autora, y que no aparecieron en la edición mexicana de ERA en 2007.
Desapariciones
George Perec, escritor nacido en 1936, hijo de judíos polacos emigrados a Francia, se preciaba de no haber repetido nunca un mismo tipo de escritura, dato en efecto cierto: su escritura es muchas veces el intento imposible de definir lo que es y lo que ha sido, guiado siempre por una idea fija: tratar de responder a una interrogante imposible de responder, las razones de una desaparición, razones que intentará entender mediante el lenguaje, o más bien, experimentando con sus signos: un libro del que desaparece la letra e por completo es uno de sus intentos, llamado justamente La desaparición (La disparition). Libro al que sucede otro, Los fantasmas (Les revenentes), donde todas las palabras utilizan la vocal e, la letra mediante la cual se designa en francés la terminación femenina de las palabras.
Atemorizado ante la Historia, así con H mayúscula, Perec intenta trazar la suya, con h minúscula, cosa que en inglés es fácil, pues existe la distinción entre History y story, por ello dice: No tengo recuerdos de infancia, hice esa afirmación con seguridad, casi como una especie de desafío. No tenía por qué interrogarme sobre esa cuestión. No estaba inscrita en mi programa. Se me daba permiso de evadirla, otra historia, la Grande, la Historia con su gran hache, ya había respondido en mi lugar: la guerra, los campos. Sin embargo, continúa, a los 13 años inventé, conté y dibujé una historia. Más tarde, la olvidé, y hace siete años, una noche en Venecia, me acordé de que esa historia se llamaba “W” y que en cierta forma era, si no la historia de mi infancia, una de las historias de mi infancia.
No tener una sola historia autobiográfica obliga al escritor a inventar a lo largo de la vida varias historias, mejor, a inventar varias formas de contar las historias posibles de la infancia. Una de ellas es ésta: una fabulación utópica que revele al mismo tiempo una mente adolescente, nutrida de aventuras folletinescas y, al mismo tiempo, la construcción del horror: la del universo concentracionario donde la ley es implacable pero a la vez imprevisible.
Mecánica infantil
Andrew Patrick Mackarron desembolsó 50 libras esterlinas para poder adoptar el nombre de su actor preferido, el norteamericano Marlon Brando, y sus fotografías (las del actor cuando era joven) cuelgan de todas las paredes de su casa.
El nuevo Brando declaró con una amplia sonrisa: Desde niño admiré a este actor, de manera que cuando decidí cambiarme el nombre elegí el suyo. Varias personas trataron de disuadirme para que no lo hiciera, diciendo que sería el hazmerreír de la gente. Hay quienes me miran extrañados cuando digo mi nombre actual, pero no me importa: tengo el nombre de un personaje célebre y me siento orgulloso de ello.
Marlon Brando bis añadió: todos mis documentos ostentan el mismo nombre.
(La ley británica ha hecho extensivo su célebre apellido a todos los miembros de la familia, incluyendo a uno de sus cinco hijos que desde ahora se llamará Errol Flynn Brando).
Placenta
Órgano redondeado y aplastado como una torta, intermediario durante la gestación entre la madre y el feto, que por una de sus caras, algo convexa, se adhiere a la superficie interior del útero, y de la opuesta, plana, nace el cordón umbilical. (Diccionario de la Real Academia Española, 1970).
Placenta: palabra derivada del latín, que quiere decir torta (J. Corominas: Diccionario crítico etimológico e hispánico, 1981).
Placenta: Término anatómico. Masa carnosa y esponjada que se forma y congela en el vientre de la mujer preñada, de donde nace el cordón umbilical, por la cual está unida y atada al feto. Divídese en dos pedazos iguales: por cuyo motivo en el uso común de hablar se llaman los pares. Toda la placenta está cubierta de una tela muy lisa, que se continúa con el chorión y el amnión (Diccionario de autoridades, 1737).
Cambio de trenes
Jean Piwonski, coronel del ejército polaco, exguardagujas de la estación del campo de concentración de Sobibor, también en Polonia, me contó cuando lo conocí y me preparaba para filmar Shoa –relata Claude Lanzmann en su libro de memorias, publicado como La liebre patagona–, que mientras hacía una guardia nocturna alguien golpeó violentamente a su puerta: un ucraniano inmenso le exigió un litro de vodka, ofreciéndole en cambio un paquete pesado y hediondo, groseramente envuelto en papel periódico. No tuvo más remedio que aceptar; al abrirlo le dieron náuseas y vomitó de inmediato: dentro había una quijada sanguinolenta con dientes de oro, arrancada a un cadáver recientemente asfixiado por el gas salido de los escapes de los camiones que los nazis utilizaban para exterminar a los judíos.
Intimidad
Yo tengo guardadas en una caja, junto a varios pares de aretes, broches de pelo, prendedores y un collar de coral, unas prótesis antiguas de mis muelas del juicio con incrustaciones de oro. Además, una radiografía del fémur de mi madre, sus anteojos y su cabello conservado dentro de la media elástica que usaba para proteger sus piernas varicosas. l