11 may. 2017

"FBI dio un bombazo a la inteligencia de EU"

Opinión: "FBI dio un bombazo a la inteligencia de EEUU"
14:07 11.05.2017(actualizada a las 16:11 11.05.2017) URL corto


Nota de Javier Benítez/
El despido de James Comey fue tan fulminante como espectacular. De espectáculo de reality show. Tanto, que se enteró por televisión, en directo, mientras daba una charla en el FBI en Los Angeles: "Es una broma", soltó mientras continuaba dirigiéndose a sus súbditos, como si su calendario personal marcara el 1 de Abril, el "Fools’ day" en su país.
¿Casualidad? Los abonados a la teoría de la conspiración atienden al día del cese del alto cargo: a Comey lo fulminan el 9 de Mayo, fecha en que Rusia conmemora el Día de la Victoria. Algo que sirvió para avivar más que nunca la llama de la interferencia rusa al más alto nivel en Washington.

Dichos maquinadores vinieron desde la minoría demócrata. Su líder en el Senado, Chuck Schumer, tomó impulso y lanzó: "Sabemos que la Cámara está investigando la interferencia rusa en nuestras elecciones que beneficiaron a la campaña Trump. Sabemos que el Senado está investigando, sabemos que el FBI ha estado investigando si ha habido colusión entre la campaña de Trump y los rusos, una falta muy seria, ¿estaban demasiado cerca del presidente estas investigaciones?", inquirió en rueda de prensa.
Llama la atención que esta defensa cerrada del ya exjefe del FBI provenga desde la misma vereda de Hillary Clinton, quien una semana antes responsabilizaba y acusaba al mismísimo Comey por haber perdido las presidenciales, y lo enfatizó marcando una fecha en rojo.
En un foro de la organización "Women for women international" Clinton aseguró que hubiera derrotado a Donald Trump si las elecciones hubieran tenido lugar el 27 de Octubre, un día antes de que James Comey reabriera la investigación de emails que Clinton borró de su servidor privado cuando era secretaria de Estado. Una investigación que Comey decidió cerrar dos días antes de los comicios del 8 de Noviembre, lo que fue interpretado como "abuso de poder", y que este martes le estalló en público.
Según el memorando firmado por el fiscal general adjunto Rod Rosenstein, "El director del FBI por error usurpó los poderes del fiscal general el 5 de julio de 2016 al anunciar su conclusión de cerrar el expediente sin una investigación penal". Rosenstein señala además que las acciones del último año emprendidas por Comey afectaron y dañaron de forma directa al Ministerio de Justicia.
Asimismo, el documento cita al ex fiscal general de EEUU, Michael Mukasey, quien trabajó durante el gobierno de George Bush padre, que también acusó a Comey de "abusar de sus poderes" al anunciar el cierre del expediente de Clinton. Mientras, Eric Holder, fiscal general durante la presidencia de Barack Obama, calificó esta decisión de Comey de incorrecta e indicó que contradice a la política del Ministerio de Justicia.
El Dr. Armando Fernández Steinko, profesor de la Universidad Complutense de Madrid, opina que todo esto "demuestra que hay un movimiento de fondo dentro del Estado norteamericano en el que unos sospechan de otros, y eso es una cosa muy nueva. Vamos a ver hasta dónde llegan esas desavenencias: si son personales o estructurales".
El también analista internacional explica que "normalmente hay un principio dentro de los Estados, y es que los servicios secretos, y servicios tales como el FBI, están fuera de debates partidarios, de alguna forma por encima del bien y del mal, pero lo que están demostrando estos acontecimientos es que incluso eso está cambiando en los países occidentales".
Al respecto, Fernández Steinko entiende que se trata de "la utilización de unos servicios muy especiales para cuestiones partidarias que llevan a decisiones arbitrarias en el sentido de que es coherente solamente con una parte, con un partido, en este caso con los intereses electorales coyunturales del Partido Demócrata. El tema es que se instrumentalizan estos espacios para fines electorales y que la ciudadanía percibe que no son espacios que trabajan en pro del interés general (…) y que pueden ser utilizados para manipular, para tomar o preparar decisiones políticas no legítimas, no correctas, o no apoyadas por la mayoría de la población".
El experto opina que en EEUU los servicios secretos y de inteligencia "se utilizan para hacer política, en un sentido o en otro, que pasa por la invención, la manipulación, la tergiversación de pruebas, por poner fin de manera arbitraria a una investigación en marcha", y explica que "una serie de criterios generales que son conocidos, que se tienen que aplicar siempre y en todos los casos, simplemente no son aplicados ya". 
En su lugar, explica el profesor, "lo que predomina cada vez más son criterios partidistas, individuales, coyunturales, electorales, y ese tipo de cosas".
"Esto a medio y largo plazo es una cuestión muy seria, puesto que al final las grandes decisiones sobre seguridad, sobre lo que realmente interesa a un país, no se toman de forma consensuada, sino de forma unilateral en medio de una rivalidad político-electoral". 

Armando Fernández Steinko concluye que todas estas acciones del FBI "debilitan muchísimo a la inteligencia y a los servicios secretos norteamericanos, no solamente por su prestigio, sino por su funcionamiento interno. Es un auténtico bombazo y muy preocupante para los intereses de EEUU”.

No hay comentarios.: