Ir al contenido principal

‘Jogo bonito’/Juan Villoro

‘Jogo bonito’Juan Villoro
El Periódico, 24 de abril de 2016.
El 31 de marzo de 1964, un golpe de Estado acabó con la democracia en Brasil. Durante 21 años las garantías civiles se suspendieron y la dicha cobró las ilusorias y provisionales formas del fútbol, la samba y el carnaval. Ahora, 52 años años después, Brasil celebrará los JJOO bajo una tormenta política que ha ignorado la voluntad de 54 millones de votantes, un asalto a la democracia que el escritor brasileño Eric Nepomuceno resumió de este modo en ‘La Jornada’: «Los militares ya no son necesarios para los golpes de Estado». Borges dijo que la democracia es un abuso de la estadística. En una elección puede triunfar el peor.
 Los sistemas en los que no basta la mayoría simple, y obligan a hacer alianzas, parecen brindar mejores válvulas de control para impedir que un exiguo ganador imponga criterios que afectan a todos. Pero nada salva a los seres humanos de sí mismos. «Puedo resistirlo todo, menos la tentación», con este aforismo Oscar Wilde resumió el impacto de las seducciones en la falible condición humana.

 Para formar Gobierno, Dilma Rousseff, del Partido del Trabajo, estableció una alianza con el Partido del Movimiento Democrático Brasileño. Investigada por un procedimiento fiscal (también utilizado por los presidentes Cardos y Lula), perdió el apoyo de su vicepresidente, Michel Temer, del PMDB. Lo singular es que Temer se encuentra investigado por corrupción. Eduardo Cunha, diputado que promovió el juicio contra Rousseff, es investigado en ocho causas.
Lo que mueve a los líderes del PMDB no es imponer una justicia que son incapaces de observar, sino acabar a toda costa con el Gobierno del PT. La inquina contra Rousseff se ha expresado con la pasión de quienes antes la cortejaron. El episodio recuerda una tragedia de venganza de Shakespeare o un capítulo de ‘House of Cards’. No han faltado los ataques machistas ni los insultos contra una presidenta a la que se le critica el gesto adusto (la alegría tiene un fuerte valor ideológico en Brasil: el delantero que falla un gol sonríe, convencido de que la fortuna le debe algo).
El proyecto político más importante de la izquierda americana está acosado. La corrupción es innegable y ha salpicado a todos los sectores, pero no se puede combatir con abusos de autoridad. El juez Sergio Moro, zar anticorrupción que unos ven como «brasileño del año» y otros como «Judas» o «golpista», mandó arrestar al expresidente Lula da Silva y divulgó conversaciones grabadas ilegalmente. En un país polarizado, unos elogian a Moro por brindar la versión brasileña de Watergate y otros lo acusan de manipular la ley con fines políticos.
Lo cierto es que jueces y diputados han sustituido a los electores y que las conquistas sociales alcanzadas en los últimos 13 años están en entredicho. Los medios privados de comunicación y las empresas que favorecen la inversión extranjera han apoyado el ‘impeachment’. Conviene recordar que en el 2010 se anunció el descubrimiento de un inmenso yacimiento petrolero en aguas profundas conocido como Pre-sal, y que el PT se opone a la intervención indiscriminada de capital foráneo.
Eduardo Galeano se encontraba en Brasil en los días posteriores al golpe de Estado de 1964, y vio un grafiti que decía: «No más intermediarios: Lincoln Gordon, presidente». Gordon era el embajador de EEUU en Brasil . Tanto el golpe militar de 1964 como el golpe cívico deL 2016 tienen un ojo puesto en la inversión extranjera, aunque hoy en día el Gobierno de EEUU influye menos que los consorcios transnacionales.
Aunque no se puede exonerar a Rousseff de sus errores, llama la atención que el debate de fondo haya sido suplantado por maniobras para que el Gobierno cambie a toda costa. El momento cumbre de este carnaval ocurrió cuando el diputado Jovair Arantes leyó a trompicones las 128 páginas que incriminaban a Rousseff. Dentista de profesión, Arantes tuvo dificultades. De manera simbólica, fue incapaz de pronunciar correctamente la palabra «jurisprudencia», que se repetía varias veces. Pero está visto que en el continente se puede gobernar sin dicción. En México, Joaquín López Dóriga, conductor estelar de la televisión, ha tenido una provechosa carrera sin decir de corrido «procuraduría», acaso porque en un país sin observancia de la ley eso resulta innecesario.
En su novela ‘El regate’, Sérgio Rodrigues se ocupa de los años de gloria del fútbol brasileño, cuando la magia de Pelé pareció mitigar las atrocidades de la dictadura. Hacia el final de su historia apunta: «Sucede que el fútbol puede reflejar la vida, pero lo contrario, por razones que ignoramos, no es verdad. Hay entre los dos una asimetría, un descompás, en el cual no me sorprendería que radicara toda la tragedia de la existencia».
El país que inventó el ‘jogo bonito’ se asoma a la tragedia de la existencia.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Alfredo Jalife en la mañanera de hoy

Conferencia de prensa del presidente López Obrador, del 24 de abril de 2019 Versión estenográfica ...
-Buenos días, presidente. Soy Saúl Soltero, del canal de redes sociales El Nopal Times. “....En relación al maestro Alfredo Jalife, que muchas personas pugnan o solicitan que sea incorporado en su gobierno por ser un excelente analista, un geoestratega que tiene muchas ideas de cómo podría México transitar a ser un país exitoso. ¿Qué opina usted de esa petición de que sea tomado en cuenta dentro de su gobierno para ocupar algún cargo? PRESIDENTE :  Acerca de lo de Jalife. Es una muy buena persona. No creo yo que quiera ocupar un cargo, es un analista, un investigador; pero en el caso que hubiese algo que le interesara, como cualquier otro profesional analista, lo tomaríamos en cuenta. No hay veto para Jalife ni para nadie. Hay muchas discrepancias, hay debate, yo lo considero sano; a veces se pasan, pero es sano eso. Ya cuando no se debate es que hay que avisarles que ya se apagó la luz…

Oaxaca, la fotografía…, elección cerrada; 34 y 30%

Encuesta / Registra tricolor mínima ventaja Encuesta REFORMA. Elecciones Oaxaca.  Alcanza Murat 34% de las preferencias frente al 30% de Estefan Garfias Nota de Lorena Becerra y Joaquín Zambrano Reforma, Pp, 26 de mayo de 2016
Alejandro Murat, candidato del PRI-PVEM-PANAL, supera por escasos cuatro puntos a José Antonio Estefan Garfias, abanderado del PRD-PAN, rumbo a la elección para Gobernador de Oaxaca que se llevará a cabo el próximo 5 de junio. Dado el margen de error del estudio, esto se traduce en un empate técnico entre ambos candidatos. Así lo revela una encuesta de REFORMA a mil electores en la entidad. Los dos punteros gozan de buenos niveles de reconocimiento de nombre. No obstante, Estefan cuenta con una imagen positiva entre los entrevistados, en contraste con el candidato del tricolor que recibe más opiniones negativas que positivas. Por su parte, el aspirante de MORENA, Salomón Jara, no es conocido por el 58 por ciento de la población, pero aun así logra posicionarse en terce…

Muere el hijo de Antonieta Rivas Mercado

Carta de pésame/Guadalupe Loaeza Reforma, 20 septiembre 2011 Querida Antonieta: Esta es la segunda vez que te escribo; la primera fue en octubre de 1995, con motivo de la presentación del libro A la sombra del Ángel, el cual en realidad se trata de una novela histórica de más de 600 páginas, cuyo enorme mérito radica, como sabes, en haber sido escrita por tu nuera, Kathryn Blair, esposa de tu único hijo, Donald. En esta obra, perfectamente bien documentada, con más de 200 mil ejemplares vendidos y traducida en varios idiomas, se abordan, una vez más, muchos episodios de tu vida, de tu trayectoria, de tu personalidad, de todo lo que hiciste por la cultura en México y una de las etapas históricas más importantes de nuestro país, como fue la Revolución. Con una prosa ágil, sensible y muy amorosa, Kathryn se refiere igualmente a tus amores, como fueron Manuel Rodríguez Lozano, Albert Blair, y en especial al que creo fue el amor de tu vida, José Vasconcelos.