3 jun. 2017

¿Qué ocurrió en Guamuchil? Dos horas de balazos

Casi dos horas de balazos aterrorizan a Guamúchil
El Debate, 03/06/2017
Presuntos miembros de grupos armados contrarios  se enfrentan en la avenida principal, dejando un saldo  de seis muertos y el aseguramiento de armas y camionetas
Guamúchil, Sinaloa.- El reloj marcaba las 03:40 horas, cuando las primeras detonaciones de armas de fuego empezaron a caer, cual agujas afiladas, anunciando que la calma había terminado. Apenas empezaba a circular ayer la edición del diario Noroeste, en el que el secretario de Gobierno, Gonzalo Gómez Flores, señalaba categórico que en Sinaloa «¡hay gobierno, sí señor!», cuando se suscitaron los hechos que trascendieron fronteras estatales y le mostraron al país la realidad que viven los sinaloense. 

En la avenida Ferrocarril, que ha sido testigo perenne del desarrollo y el crecimiento de la ciudad de Guamúchil, la madrugada de ayer viernes también fue testigo del cruel enfrentamiento entre grupos armados, quienes con el estruendo de las balas despertaron a los pobladores, mismos que entre el pánico y el desconocimiento no lograron salir de sus casas.

Zona de caos
Algunos buscaron en sus hogares el rincón más seguro para protegerse, mientras las detonaciones seguían retumbando. Había miedo, desesperación y zozobra. Nadie salía, todos esperando a que el silencio mostrara de nuevo la calma; sin embargo, el sonido de los proyectiles de armas de fuego fue recorriendo la avenida Ferrocarril, hasta llegar a Jesús Rodríguez, en donde ocurrió otro cruel enfrentamiento, pues los hombres armados seguían accionando sus armas y no había quien los detuviera.
Aun con terror, mucha gente escuchaba desde sus casas cómo los balazos y las ráfagas se escuchaban de un lado a otro. Se oía el sonido del motor de los vehículos y también —aseguran— había presuntos sicarios que corrían por las calles hacia el sector poniente de la ciudad.
Balazos
Tras aproximadamente dos horas de pánico y angustia, el sonido de las letales armas cesó, fue hasta entonces que elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) comenzaron a recorrer la zona de la avenida Ferrocarril, hacia las calles Jesús Rodríguez y Rodolfo T. Loaiza, hasta cerrar el paso sobre la Jesús Rodríguez, entre Ferrocarril e Independencia, al igual que sobre la Rodolfo T. Loaiza, entre la avenida ya mencionada y la zona conocida como la Cuchilla.
El enfrentamiento acabó con la vida de seis personas, de quienes hasta el cierre de esta edición solamente se había logrado identificar a tres de ellos: uno como Nemesio N., quien era vecino del poblado La Joya de los López, en el municipio de Mocorito, quien contaba con aproximadamente 45 años de edad y vestía ropa tipo militar, además de una pechera de color negro; Jesús N., de La Higuera; así como Jaime N., originario de Escuinapa, pero con domicilio en Guamúchil.
Investigación
Las labores de investigación y peritaje en el lugar de los hechos se extendieron por varias horas en la zona, siendo alrededor de las 10:00 horas cuando arribó un convoy de las policías Municipal, Ministerial y Estatal, cerrando el paso vehicular en la avenida Gabriel Leyva Solano, mientras los mandos policiales solicitaban información al personal militar, que desde las primeras horas del día permanecía resguardando el área. Al cabo de unos quince minutos procedieron a retirarse, y alrededor de las 10:20 horas peritos investigadores solicitaron el acceso al personal de una casa funeraria para proceder a levantar los cadáveres.
Asimismo, el servicio de grúas remolcó las camionetas involucradas en la balacera que fueron aseguradas: una Dodge RAM color blanco sin placas de circulación; otra de la marca Chevrolet, doble rodado, color gris; una camioneta Ford color oro, con extensiones de redilas y placas de circulación del estado de Sonora; así como otra unidad de la marca Ford, tipo Lobo, de color tinto, con placas de Sinaloa.
La Secretaría de Seguridad Pública de Sinaloa dio a conocer que en el lugar del enfrentamiento fueron aseguradas al menos seis armas, todas de uso exclusivo del Ejército, como rifles AK-47, conocidos como «cuerno de chivo», fusiles AR-15 y una ametralladora calibre 50.
El titular de la dependencia, Genaro Robles Casillas, indicó que previo a estos hechos ya se había destinado personal de la Policía Estatal Preventiva a Mocorito y Salvador Alvarado, además del apoyo de la Sedena; no obstante, luego de lo ocurrido, se instalará por tiempo indefinido un destacamento en la zona. También dijo que se cuenta con el apoyo de la Procuraduría General de la República (PGR) para realizar sobrevuelos, además de que se trabaja en coordinación con la Fiscalía General del Estado para ponerle nombre y rostro a los responsables de esto para que sean procesados conforme a la ley.



No hay comentarios.: