26 jul. 2017

Un escenario de lo que podría ocurrir mañana en el Congreso de Sinaloa...

Buena columna...
Columna SIN QUITARLE NI PONERLE/ Oswaldo Villaseñor
Cuentas públicas..., cuentas que si cuentan.../
Publicado en la web http://www.noticieroaltavoz.com.
Lo que parecía estaba planchado, tal parece que ya se arrugó. Y es que de último momento la posible aprobación de las cuentas públicas se tensó y se puso en riesgo. El final será cardiaco.
Y es que en la víspera del día D, del día que se someta al pleno del Congreso la aprobación o rechazo de las dos últimas cuentas públicas del gobierno Malovista, ahora resulta que las cuentas parecieran que ya no le salen al PRI.
Hasta el momento, el PRI parecía ir solo a la aprobación de las cuentas públicas del gobierno Malovista. Con sus 21 diputados les alcanza y no ocupan de nadie más.
Sin embargo, de última hora, algo pasó y las cuentas de los votos necesarios -que si cuentan habría que decirlo-, pareciera que ya no le salen y para ayer era fuerte el jaloneo para poder asegurar y amarrar las cuentas de votos necesarios para poder aprobar las cuentas públicas.
La sorpresa de un posible rechazo en momentos en que se dice todo estaba planchado para la aprobación, pudiera darse y finalmente ser rechazada cuando menos la segunda y aun así, la primera habría que decir, también se encuentra el riesgo.
Las matemáticas no mienten, por eso el final de las cuentas públicas pudiéramos decir, será un final de fotografía, un final cardiaco, aun cuando la línea oficial sigue siendo la misma. La de aprobarlas.
Veamos por qué.

1.-Diputados del PAN según se dijo, se entrevistaron en Tercer Piso y su postura fue clara y contundente. Por ningún motivo aprobarán las cuentas públicas de Malova.
2.-Incluso, adelantan que se les llegó a ofertar el intercambio de cuentas. La aprobación de las cuentas de Mazatlán y de Guasave encabezada por gobiernos panistas a cambio de acompañar al PRI en la aprobación de las cuentas del gobierno Malovista.
3.-La respuesta, según comentan diputados panista, fue la misma. Por ningún motivo van a aprobar las cuentas de Malova e incluso adelantaron que como partido y en un principio de congruencia, votarán en contra las cuentas de Guasave. No se puede defender lo indefendible es la consigna panista.
4.-Para el caso de Mazatlán, dicen algunos diputados panistas, es hasta mejor que los priistas la presenten con el dictamen en contra para exhibirlos de cuerpo entero, porque a la hora de comparar los números de dicho municipio con los de Culiacán, Navolato o Mocorito por poner tres casos de referencia, no habrá comparación. Este tema, será tema nacional, adelantan.
5.-Pero si el PAN va en contra con todos sus diputados, el PAS de acuerdo a su voto en el dictamen también, y de paso se le suman el PANAL y Morena, entonces el PRI tendría que irse solo con sus diputados y uno más del Verde en la aprobación de las cuentas. O sea el costo a pagar sería todo y solo para el PRI y sus diputados priistas.
6.-Sin embargo, ahí es donde empiezan las matemáticas a cobrar valor y sentido y que nos hacen pensar que al final, las cuentas no les pueden alcanzar para aprobar las cuentas públicas. Pero vayamos por partes y empecemos con la primera.
7.-Resulta que al momento de someterse a votación la primera cuenta pública para su aprobación o rechazo, habría que evocar el pasado reciente.
No hay que perder de vista que durante el rechazo de la primera cuenta en el mes enero, se ha de recordar que los diputados priistas Marcial Liparoli y Aarón Rivas, así como el panista Juan Pablo Yamuni se ausentaron de la sesión al acogerse al artículo 205 y alegar conflicto de intereses. Eso quedó asentado en actas.
8.-Entonces, que va a pasar el próximo jueves cuando se someta a aprobación o rechazo la misma primera cuenta pública. Marcial y Aarón Rivas tendrían que acogerse de nuevo al mismo artículo porque es el mismo conflicto de intereses y tendrían que ausentarse de la sesión.
Si esto ocurre y se salen de nuevo los dos priistas tal y como lo hicieron en enero con la votación de esta misma cuenta pública, y no se cuenta con los votos del resto de los partidos, entonces las cuentas no le dan al PRI para aprobar solos esta cuenta pública. Le faltarían precisamente esos dos votos.
9.-Jugando a las matemáticas, las dos opciones que quedan son las siguientes. La primera es que Marcial Liparoli y Aarón Rivas se olviden ahora sí del conflicto de intereses y se decidan a votar una cuenta en sentido diferente y con criterio diferente al aplicado en el mes de enero.
Desde luego sus nuevos votos a favor ahora sí, según se adelanta, se los pueden impugnar si algún diputado se lo propone desde luego.
En ese escenario, el PRI no tendría los 21 votos que ocupa si se invalida el voto de Marcial y de Aarón Rivas. Las cuentas no le saldrían al PRI y las cuentas públicas tampoco saldrían a favor.
10.-¿Cuál es el segundo escenario y donde el final sería de fotografía o cardiaco?. Que otra vez se salgan Marcial, Aarón Rivas y Juan Pablo Yamuni y entonces queden en el pleno 37 diputados.
Si esto es así, la votación exigida es la de 50 más Uno de los presentes, es decir, se ocuparían 19 votos, justos los que tendría el PRI. Osea le aprobarían la primera cuenta pública a Malova de puro panzazo.
11.-En el caso de la segunda cuenta pública, el escenario también luce complicado y las matemáticas definirán todo. Resulta que hay tres diputados del PRI, dos mujeres y un varón que están decididos a sacar la casta por su partido y han dicho que por nada del mundo aprobarán la segunda cuenta pública de Malova y para ello alegan agravios personales y una palabra que hace mucho no se escucha en los políticos. Dignidad.
12.-Alegan que no se pueden aprobar las cuentas públicas del segundo semestre con tanta observación hecha por la ASE y la Secretaria de Transparencia. Dicen no estar dispuestas y dispuestos, a pagar un costo político personal por Malova.
13.-Entonces, si hay tres diputados priistas menos y se supone que nadie se sale y todos asisten, entonces las cuentas no salen y las cuentas públicas tampoco salen y terminarán rechazadas.
14.-Pero además, si estos tres votos de priistas se mantienen en contra, entonces los malovistas tendrán que conseguir tres votos cuando menos de otros partidos, ya sea con sus aliados del PAN o del PAS –si es que aun los conservan- para poder completar los votos mínimos.
15.-Sin embargo, hasta ayer, el panista Juan Pablo Yamuni se mantenía firme en que por nada del mundo votará la segunda cuenta pública a favor y los diputados del PAS estaban en la misma sintonía. En pocas palabras, las cuentas no saldrían y las cuentas públicas se votarían en contra.
16.-En resumen, el final de las cuentas públicas será un final de fotografía, cardiaco, donde las cuentas de los votos ahora si cuentan para las cuentas públicas.
En pocas palabras, si las cuentas no salen, tampoco salen las cuentas públicas. Todo puede suceder el próximo jueves.
Así, sin quitarle ni ponerle
Habrá que estar pendientes..

No hay comentarios.: