4 ago. 2017

La seguridad en Tláhuac es una responsabilidad compartida...

Respecto a una pregunta que me hicieron en web de La Silla Rota....


La seguridad en Tláhuac es una responsabilidad compartida...
En efecto, no sólo es responsabilidad de un presidente municipal, o de u gobernador, o en el caso de la Ciudad de México del delegado político y del jefe de Gobierno sino también la federación, a saber: la policía federal, Cisen, PGR, Marina y El Ejercito..

A la delincuencia se le debe combatir con todo el poder del Estado, y sobre todo con inteligencia.
Ahora bien, en el caso de Tlahuác, la autoridad delegacional es la que sabe como se mueven las cosas , conoce de los delitos menores y grandes, y no se deben tolerar. De hecho casi todo los criminales empiezan desde abajo, corrompen y saben que sus acciones van a quedar impunes..
Si hay tolerancia en delitos de bagatela en poco tiempo se conviertan en mayores, como hoy vemos ha ocurrido en Tláhuac y sus alrededores; el caso por ejemplo, de robo de autopartes que fue atacado ayer en un operativo encabezado por el mismísimo jefe de gobierno, no es desdeñable, al contrario.
¿Cartel de Tlahuác?

Durante varios días se discutió intensamente sobre si el grupo delictivo de Tláhuac era o no un gran cártel o una célula o simplemente alguien dijo que se traba de una pandilla. ¿Pandilla?
 ¡Por favor!

Ese grupo delictivo hasta donde sabemos era -y es , ya que no está totalmente desmantelado - un grupo que trafica drogas, extorsiona con venta de protección, secuestra, invade predios, mueve bici taxis con halcones y a veces  ejecuta a gente; han matado a líderes de taxistas y líderes de ambulantes que no quisieron pagar “derecho de piso”. Los difuntos son muchos, y casi nadie esta en la cárcel.
El grupo manejaba fundamentalmente el narcomenudeo en Tláhuac, Chalco, y muy rápido se extendió a Iztapalapa, Tlalpan y Coyoacán, sobre todo Ciudad Universitaria; y comenzaba a incursionar en Álvaro Obregón y en gran parte del Estado de México e incluso Puebla.
Quizá como dice el Dr. Mancera no sea propiamente un cartel como el del Pacifico o de Los hermanos Beltrán Leyva o el CJNG pero mucho se le parece, e incluso puede estar por encima de ellos: el grupo de Tláhuac compraba el producto del cártel de los hermanos Beltrán Leyva y de la facción del Cártel del Pacífico que encabeza el llamado Mini Lic, Dámaso López, recientemente entregado voluntariamente a las autoridades de EU.
El narcomenudeo es peor a veces que los grupos delincuenciales trasnacionales y caen en el ámbito de la delincuencia organizada. Recuerden el caso de la señora Diana Buendía, alías Ma Baker, y sus redes en narcomenudeo en Netzahualcotol, Estado de México a principios del 2002.
La delincuencia organizada  se le persigue con una ley especial. ¡Se debe aplicar toda la fuerza del estado para combatirla!
Por eso no fue exagerado que le  jueves 20 de julio un comando especiales de la Marina, con el apoyo táctico de los grupos especiales de la policía capitalina, realizaron una operación quirúrgica para eliminar a Felipe de Jesús Pérez Luna, apodado El Ojos, y su entorno más cercano.
En lo personal nos  hubieran gustado una operación sin un disparar sólo tiro, hubiera sido ideal. 
Intento de narcobloqueos..
Sin embargo, la reacción del operativo fue respondido por el grupo delictivo con un intento de narcobloqueos y quema de vehículos, algo inédito en la Ciudad de México, en menor nivel de lo ocurrido hace dos años en Guadalajara, Jalisco.
En la acción participaron decenas de mototaxistas, varios de estas unidades fueron incautados y detuvo a varios de sus choferes. 
¿Por qué la referencia de Jalisco?
El 1 de mayo de 2015 fue derribado por la delincuencia organizada un helicóptero militar Eurocopter EC 725 Super Cougar. En la acción  murieron ocho militares de elite y una agente de la Policía Federal especialista en inteligencia. Tres personas que un momento fueron consideradas como  desaparecidas resultaron muertos después de comprobar el ADN
El derribamiento de la aeronave militar y la persecución contra los criminales  desencadenó como sabemos una serie de bloqueos y quemas de vehículos para generar terror (que no terrorismo).
Días después el gobernador del estado calificó los actos como vandálicos, o sea obra de pandilleros.
A las  hay que llamarlas por su nombre, lo de Jalisco fue un acto de narcoterror lo de Tlahuiác, no alcanzó ese nivel afortunadamente; fue un intento...
La decisión de acabar con el grupo delincuencial se tomó con el aval del jefe de gobierno. 
El Almirante secretario de la Marina y Mancera charlaron largamente, quizá no haya sido avisado el día que sería concretado el operativo, pero estaba informado, además es el presidente en turno de la Conago..
Lo más grave es que el delegado Salgado, dice que no se enteró de lo que le estaba ocurriendo en su demarcación, ya después ha dicho más cosas, se ha defendido pero al parecer la Asamblea Legislativa determinará si lo destituye o no...
Lo ocurrido en Tláhuac tiene antecedentes, lo dejaron pasar y crecer.
En 2004  tres policías federales  fueron linchados y quemados vivos por una turba, presumiblemente vinculada a un grupo armado -el EPR- y a un colectivo de narcomenudistas locales: unos pensaban que los policías los estaban investigando, los otros que iban contra ellos porque no eran de sus policías “conocidos”. 
Entonces AMLO era jefe de gobierno, Marcelo Ebrard, era secretario de Seguridad Pública local, y curiosamente el jefe de la policía local era Rigoberto Salgado, hora delegado de Morena .
Cuando los policías fueron linchados Salgado no hizo nada para detenerlo e incluso ordenó no intervenir, no movilizó un solo elemento. 
A dos los mataron, los quemaron vivos, el otro quedó gravemente herido. Fue un hecho lamentable..
Ebrard perdió su chamba momentáneamente ya que AMLO lo nombró Secretaría de Desarrollo Social y luego de ahí saltó a la candidatura al gobierno de la ciudad.-
Entonces el secretario de Seguridad Publica de la Ciudad dependía del Presidente de la República, Vicente Fox.
 Para AMLO los linchamientos como los de Tláhuac, que se sucedían en distintos lugares de la ciudad, eran “usos y costumbres de los pueblos indígenas”. Asi dijo, y ahí quedó todo.
AMLO lo desdeñó y un especialista ingles lo magnificó. 
Gordon Thomas especialista en temas de inteligencia y espionaje publicó entonces un articulo Reforma sobre los vínculos existente del EPR con la red terrorista Al-Qaeda, por lo hechos ocurrido en Tlahuác...(Reforma, 12 de diciembre de 2004.
Pregunta entonces sin respuesta ¿desde cuando el EPR es un grupo terrorista? Porque hace esas afirmaciones Thomas ¿tiene pruebas?, o ¿habla por pura percepión?
No era la primera vez que lo hacía sobre todo con los vínculos de las FARCS y de Sendero Luminoso en Perú..
Y desde entonces la seguridad publica en Tláhuac y otras demarcaciones ha sido un asunto local...Pero como dice Violeta Parra "todo cambia"·, y Cambió hace unos meses cuando el mismo Mancera solicitó a la Marina que le ayudara con el gran paquete...
Y ayer jueves 3 de agosto de 2017 por vez primera y sin dar parte al delegado, el jefe de gobierno  Miguel Ángel Mancera, encabezó un operativo contra nueve establecimientos informales que se dedican a la venta y compra de autopartes usadas en Tláhuac.
Mancera llegó con todo el poder  para acabar con esos negocios que proliferan en el lugar...
En declaraciones a medios, se refirió al operativo encabezado por la Marina en dicho lugar y dijo que no permitirá la reorganización de la delincuencia organizada en dicha zona.
“Vamos a estar atentos a inhibir cualquier intento de reorganización lo vamos a inhibir, vamos a seguir trabajando hoy en las colindancias con Tláhuac asuntos relacionados con mototaxis, la idea es que no se vuelva a reorganizar esta banda”, subrayó categórico..
Dijo que él no pedirá la destitución del jefe delegacional, aunque aclaró que  "la destitución corresponde a la Asamblea Legislativa, nosotros tenemos un procedimiento en la Contraloría General y ahí tienen que respetar todas las garantías esenciales de procedimiento, el derecho de audiencia, el jefe delegacional tiene derecho a ofrecer pruebas, vamos a continuar a hacer muy meticulosos con el proceso que se sigue”, explicó.
En el operativo participaron 1,200  elementos de seguridad pública, la Procuraduría,  Protección Civil, de la Unidad de Inteligencia Financiera, Invea y de personal de la  Secretaría de Medio Ambiente.
Además ayer y como parte de las investigaciones en Tláhuac, el Procurador Edmundo Garrido destituyó al Fiscal José Manuel Everardo Gordillo así como todo el cuadro de mando de la Policía de Investigación;  24 agentes de Ministerio Público, 18 oficiales secretarios y 35 policías de Investigación, fueron llamados a declarar...
Además se inició la revisión técnica jurídica de todos los expedientes en la demarcación y diversas carpetas de investigación en la Fiscalía de servidores públicos.
En tanto, el Procurador capitalino nombró un encargado del despacho hasta la conclusión de la indagatoria.
Eso debió haberse hecho hace mucho.., pero nunca es tarde.


No hay comentarios.: