20 mar. 2017

Emma Félix Rivera...la nueva Auditora en Sinaloa

"Emma Félix: La Auditora del poder"
Noroeste, 20 de marzo de 2017..
A Emma Guadalupe Félix Rivera la han marcado varios personajes en su vida. Fue una “niña Montfe”, formada en un colegio de monjas, y los primeros jefes que tuvo, tenían una disciplina militar.

Aquel 8 de marzo en el que llegó al salón Constituyentes de la 62 Legislatura, para comparecer ante los diputados locales, lo primero que mostró fue aplomo. De pie, sin leer papeles, segura al micrófono, disertaba lo que a su juicio debía ser, tener y hacer la Auditoría Superior del Estado.
“Lo que nace mal, acaba mal”, advertía al indicar la importancia de fundamentar, desde la raíz, una observación, un hecho, una irregularidad.
El martes 14, este personaje, con nula trayectoria política, hacía historia: de la urna salían 38 de los 39 votos a su favor.
La primera en llegar, de manera unánime, a esta responsabilidad. El consenso total que no lograron, en sus tiempos los primeros dos titulares de la ASE: Marco Antonio Fox Cruz y Antonio Vega Gaxiola.
Incluso hasta los dos diputados de Morena, considerada el ala más radical de la izquierda en el país, daban su aval a Emma Guadalupe.
Mujer que 'arrastra el lápiz'

Sin reflectores ni “tablas” para tratar los medios, Félix Rivera estuvo 20 años en el servicio público, bajo la sombra. Encerrada en oficinas públicas. “Arrastrando el lápiz”, lo cual le apasiona, confiesa.
Obsesiva con las leyes, los reglamentos, las normas.
Originaria de Culiacán, egresó de la Licenciatura en Derecho por la Universidad de Occidente. Desde el segundo año de la carrera, empezó a trabajar en asuntos de Derecho Familiar, Civil, Mercantil. Así se le fueron unos 5 años, hasta iniciar la carrera pública en 1997, en el Tribunal de lo Contencioso Administrativo.
En esa dependencia ya hacía carrera una de las maestras que le había impartido clase en el Colegio Montferrant, Orden de la Compañía de María, Gabriela Chaín Castro, ex presidenta del TCA y cuya carrera fue inspiradora para quien es la nueva Auditora. Aunque Emma cuenta que fue la magistrada Sara Beatriz Guardado quien le dio su primera oportunidad laboral. Su misión: abatir, como proyectista, el rezago de todos los expedientes acumulados. Cumplida la misión, su ascenso en este Tribunal fue meteórico: para 2001, ya era magistrada.
“Me fui muy rápido caminando”, dice quien confiesa una pasión por los asuntos técnicos. Lo cual, sumado a la disciplina, le permitió laborar en esta dependencia por 13 años.
“Yo agradezco mucho a las religiosas, por una formación casi militar. Una disciplina, un control de los grupos, de los salones, que deveras era admirable”, señala.
También, narra, se cruzó en su vida inicial de abogada el licenciado Óscar Félix Sánchez Frías, ex militar también, ya fallecido, y quien acentuó esa formación.
--¿Te vas a rodear de “militares” aquí en la Auditoría?
Pues quisiera (carcajadas)
--Tienes una carrera eminentemente técnica…
Sí.
--¿Nunca te interesó la política?
No, no, mira, disfruto tanto lo que hago, a veces veo un asunto del área jurídica, y quisiera sentarme y arrastrar el lápiz. Soy una mujer de oficina, de escritorio, y estoy aprendiendo ahora con esto, de estar en los medios.
--Eres la primera mujer que asume las riendas de la ASE, ¿tiene algún significado especial para ti eso?
Se depositó en mí la confianza hablando de la Auditoría, creo que las mujeres estamos cada vez más fuertes, llegando a posiciones importantes, lo entiendo más como un reconocimiento a la capacidad y y la posibilidad de aportar ese ingrediente femenino.
--¿Eres feminista?
Puedo decirlo que sí, pero no me interesa una competencia directa con el varón. Por naturaleza somos distintos. No tengo la idea de una competencia, no lo veo así.
--La ASE ha sido muy cuestionada, con dos auditores. Fox Cruz fallece en un accidente y no culmina el cargo. Vega Gaxiola renuncia. Tú eres la tercera, ¿vas a concluir el cargo?
Es el propósito hacerlo; obviamente no sabemos lo que va a suceder, esperemos que todo salga bien. Hay cuestiones que se escapan de la voluntad como eso que sucedió, un fallecimiento, indeseable para cualquier persona.
--¿Pero sí está en tu mente terminar?
Mi propósito está terminar por supuesto, presentar los resultados.
--¿Y reelegirte si se puede?
No puedo hablar de 7 iete años, si tengo ese compromiso y si se me solicita, se me pide que siga, por supuesto, y sí está dentro de mis proyectos.
Corrupción hoy: un antes, un después
Tema de primer plano en la agenda pública estatal y nacional, la corrupción es hoy un clamor generalizado.
La nueva Auditora asegura que va por un frente contra la corrupción. Y para ello, ayudará de manera notable el andamiaje del Sistema Estatal y Municipal Anticorrupción, que está en construcción. Este sistema incluye nuevas instituciones, leyes y sobre todo, la participación ciudadana.
“Vamos a luchar por abatirla”, promete.
“Va a ser un antes y un después”, vaticina.
--Se escucha decir siempre que las mujeres son menos corruptas que los hombres, ¿Es cierto?
La naturaleza de la mujer es distinta, estamos preparadas para ser madres, algo que los hombres no conocen. Y esa sensibilidad, ese sexto sentido del que muchas veces se habla, todos esos elementos conforman en las mujeres un alejamiento a esos temas. Temas en los que los hombres están muy expuestos. Puedo decirte que Emma no lo permite, creo que algunas personas ni siquiera se atreven, no lo permite.
--¿Si crees que son menos corruptas las mujeres?
Creo que la naturaleza sí, nos aleja de esos temas.
De entrada, Emma asegura que empezará por la Auditoría. Con un diagnóstico, depuración, incorporación de nuevos elementos. La oficina que encontró estaba desarticulada, dice.
“Definitivamente habrá una nueva cara de la ASE y con una directriz”, subraya.
Emma Guadalupe llegó a la Auditoría apenas el 16 de diciembre de 2016. Siete días después, el 23 de diciembre, cimbró a la opinión pública la renuncia de Antonio Vega Gaxiola.
--¿Quién te invitó al cargo de Subauditora?
Yo recibí una llamada del ex Auditor (Antonio Vega Gaxiola), él me entrevistó, me pidió mi currículum, me pidió toda la información. Lo conocía como servidor público, él también estuvo en la Secretaría de Administración y Finanzas, en los tiempos que yo estuve.
--Tú llegas el 16 de diciembre, él renuncia el 23. ¿Tú sabías que se iba a ir?
No, yo no sabía, él no tocó para nada ese tema.
La noticia, asegura, le cayó “de sorpresa”. Se enteró por los medios, cuando la mayoría de los 260 empleados de la ASE estaban vacacionando.
--A partir del 14 de marzo eres una mujer con mucho poder…
Estoy consciente, estoy asimilándolo (risas).
--¿Seduce el poder, no?
Por lo que he visto sí, sí seduce.
--¿Y cómo le vas a hacer para no dejarte guiar por “el canto de las sirenas”?
Cumpliendo, trabajando con la ley.
--¿Mano dura?
Mujer de hierro.
--¿Toda tu vida ha sido así?
Familiarmente y profesionalmente.
Malova y Yamuni
Después de los 13 años laborando en el Tribunal, Emma Guadalupe tuvo algunas asesorías a empresas. Luego, ingresó a colaborar a secretarías del Ejecutivo estatal. Desde Administración y Finanzas hasta la extinta Contraloría. A esta última prestaba sus servicios, cuando inició el sexenio de Mario López Valdez.
--¿Tú trabajaste en el Gobierno de Malova?
Un año. Lo que pasa es que yo estaba en la Contraloría, se crea la Unidad de Transparencia con el contador Juan Pablo Yamuni (hoy Diputado del PAN), todo el personal estamos listos para entregar. Se va dando poco a poco ese cambio. Se va el Contralor, se procede con las áreas administrativas, hasta que me tocó entregar a mí, e irme. Pero el área que yo tenía era una asesoría legal a las áreas de la unidad.
--¿Tuviste alguna relación directa con Malova?
No, para nada; lo conocí la segunda semana. Subimos el personal de la Unidad de Transparencia y nos saludó. Pero es el único contacto.
--¿La relación no daba para mensajes de WhatsApp ni nada de eso?
Jamás.
--Tú estuviste en Estudios Legales de la Unidad de Transparencia, ¿Te tocó el tema de las ‘Nalopatrullas´ (expediente por la asignación de 51 millones de pesos de compra de patrullas al padre empresarial de Malova, Leonardo “Nalo” Félix)?
No para nada, le tocaron a la Unidad, no a mí directamente. Esas eran decisiones del titular (Yamuni). Las funciones, y ahí están los reglamentos, era asesorar a las áreas de la unidad en los temas jurídicos. Tenía contacto con Rosy Lizárraga, del área de acceso a la información, y el contador Mario Cortés, del área de Contraloría. Llegaban los directores y daba sustento a las acciones que ellos tenían que hacer. No en responsabilidades de los servidores públicos, no en procesos de investigación, que esas don dos direcciones las ocuparon otros servidores públicos.
--¿No llegaste a integrar expedientes en contra de ex servidores públicos?
No, nunca yo tuve eso en mis manos. El propio titular creó esas áreas, y puso a las personas que él consideró, no fui yo esa persona.
La 'conexión' con Quirino
--Para escalar posiciones importantes en el sector público por lo general se requieren “padrinos”, “madrinas”. ¿Tú tienes “padrinos”, “madrinas”?
Pues creo que mi trabajo es lo que me ha permitido llegar, desde el inicio, mi trabajo me permitió tener esa promoción; yo no conocía a la licenciada Guardado (funcionaria del Tribunal), ni al personal de la sala en ese momento, creo que esa es mi carta, eso es lo que me sostiene.
--A los tres meses de que llegaste a la Auditoría, ya eres su titular, ¿tú te fijaste eso mente?
Obviamente cuando vino la convocatoria, tomé la decisión de participar, con todo el ánimo para hacerlo; obviamente si me preguntas años antes lo pensabas, no, no lo pensaba. Estando en esto decidí participar.
--¿Cómo le hiciste, hasta partidos como Morena, votaron por ti?
Trabajaron muchos los diputados y yo también, eh (risas). Ya había tenido reuniones previas por virtud del cargo, por las cuentas que se presentaron, previo a la emisión de la convocatoria y posterior, se dieron reuniones con los grupos. Y recibo esta confianza, así como estamos platicando, puedo decirte que me conocieron y confiaron en mí.
--Dices que no conocías a Malova, salvo por una relación jerárquica institucional ¿no conoces a Quirino Ordaz?
Él fue Secretario de Finanzas cuando yo estuve trabajando en Finanzas, lo conozco exactamente de la misma manera, como secretario el tiempo que estuve ahí.
--¿Sí llegaste a tener relación con él (Quirino)?
No directamente con él. Yo estaba adscrita a la Subsecretaría de Egresos, yo conocí al hoy Gobernador en el brindis de Navidad, no tenía trabajo directo con él; él visitó las áreas y ahí conocí al hoy Gobernador.
--¿Ya te habló para felicitarte?
Recibí una felicitación de parte del Gobierno, no directamente con él.
--¿Cuándo vas a hacer pública tu declaración 3 de 3?
No completé esa tarea, la presenté, pero no la subí (a la plataforma del Instituto Mexicano para la Competitividad). Estoy acomodando cuestiones.
--¿Eres rica, en lo material?
--No, no lo soy, he trabajado todo tiempo, desde mi segundo año de carrera, no he dejado de hacerlo.
--¿Estás al corriente con tus impuestos?
--Sí.
--¿Conflictos de intereses?
--Absolutamente, no tengo compromisos de ninguna especie.

No hay comentarios.: