26 mar. 2017

Las columnas políticas hoy, a 26 de marzo de 2017..

Se puede hacer bella poesía sobre pequeñas cosas...
pero no podemos remar en contra de nosotros mismos….
#
Walt Whitman (1819 – Camden, Nueva Jersey, 26 de marzo de 1892) 

Considerado como el padre de la moderna poesía estadounidense, su influencia ha sido amplia también fuera de ese país. Entre los poetas que se han visto marcados por su obra figuran Darío, Wallace Stevens, León Felipe, D.H. Lawrence, T.S. Eliot, Pessoa, Pablo de Rokha, García Lorca, Hart Crane, Borges, Neruda, Ernesto Cardenal, Allen Ginsberg o John Ashbery, entre otros...Pessoa ,le escribe una Salutación; Leon Felipe, un poema; Garcia Lorca y Neruda le escriben una Oda.....
#
Mírame a mí: tú sabes que yo, Álvaro de Campos,
ingeniero,
poeta sensacionista,
no soy tu discípulo, no soy tu amigo, no soy tu cantor,

tú sabes que yo soy Tú y estás contento de ello!..."Pessoa..
#
Las columnas políticas hoy, a 26 de marzo de 2017..
Frentes Políticos/Excelsior

I.  ¿Serenos? Gerónimo Gutiérrez Fernández, embajador de México en Washington, aseguró que la relación bilateral de México con Estados Unidos está en un momento crítico, pero no en crisis. Indicó que se ha basado sobre un par de líneas durante los pasados 30 años: comercio e inversión abiertos, y que siempre es mejor hablar y cooperar, en lugar de hacer señalamientos. Además, insistió en que esta relación evolucionó de vecinos distantes a socios, pero advirtió que, si no se realizan acciones apropiadas, las cosas podrían cambiar de manera fundamental. Una pregunta: ¿Y Donald Trump, el presidente de EU, qué opina al respecto?
II. Limpieza. Para que no se repitan procesos electorales amañados, con cochineros inocultables, como ya les ha sucedido a los nayaritas, optaron por la creación de un escudo. David Garay Maldonado, abogado general y comisionado para la Transparencia de la Secretaría de Desarrollo Social, instaló en Tepic el Comité Preventivo de Blindaje Electoral para el estado y pidió a sus integrantes conducirse de manera irrestricta. Otra vez, la maquinaria se mueve para intentar quitarle el velo de duda a las elecciones. Pretenden prevenir el mal uso de los programas sociales, entre otras cosas. La verdad, suena al mismo discurso, pero revolcado.
III. Retrato. En Xalapa, Veracruz, se interrumpió a sillazos el Consejo Estatal del PRD que elegía candidaturas. Las tribus pelearon, entre otros puntos, por la intención de elegir a Marliz Plata, esposa de Octavio Ruiz, alcalde de Alvarado, como la candidata a edil en ese municipio, argumentando que compró su postulación en 25 millones de pesos. Acusan que Carlos Munguía Rincón llegó con un grupo a atacar al presidente del partido, Jesús Velásquez. El zipizape duró unos minutos y tuvo un saldo de cinco lesionados, incluso intervino la policía. Para Xalapa se decantaron por David Velasco, y ni así quedaron todos contentos. Bien, no cabe duda de que en el sol azteca son un gran ejemplo de civilidad.
IV. Tocando fondo. Cuauhtémoc Cárdenas, tres veces candidato presidencial y líder moral del Partido de la Revolución Democrática, es uno de los que más resienten el derrumbe. Por el bien del país, dijo, “ojalá” que el PRD resuelva sus conflictos. “¿Cree que el partido se está debilitando?”, le preguntaron. Y el impulsor del proyecto social Por México Hoy respondió: “No lo sé, no le sé decir. Vamos a ver qué dicen los votos… cuando haya votos”, refirió y añadió “Yo quisiera que no les esté pasando lo que les está pasando”. No olvidemos que Cárdenas fue de los primeros en advertir que el sol azteca podía reducirse a una “simple franquicia política electoral” o ni a eso.
V. Es necesario. El Servicio Postal Mexicano tiene historia en nuestro país como un medio de comunicación y acercamiento entre los mexicanos en diferentes puntos del territorio nacional, sin embargo, ha quedado a la zaga con otras empresas que proporcionan un trabajo parecido, pero ampliado. Ante esa circunstancia, el senador Humberto Mayans logró una modificación a la norma legal del organismo para que éste tenga una mayor rentabilidad financiera al incursionar en otros sectores, como es la entrega de mercancía a través del comercio electrónico y la paquetería. La iniciativa es plausible porque se da a una institución que ha servido por muchos años a millones de mexicanos la oportunidad de modernizarse para subsistir por sí mismo.
 #
Templo Mayor/ Reforma
POR SI alguien tenía dudas, quedó claro que la aspirante del PAN a la gubernatura del Estado de México, Josefina Vázquez Mota, logró amarrar el apoyo de los principales liderazgos de su partido... siendo la excepción Rafael Moreno Valle.
COSA DE VER las designaciones del dirigente panista en la entidad, Víctor Hugo Sondón, como su jefe de campaña y del ex alcalde de Puebla, Eduardo Rivera, como delegado del CEN en el Edomex.
LOS PANISTAS ubican a Sondón como parte del equipo del dirigente nacional Ricardo Anaya.
EN TANTO, Rivera es muy cercano a Margarita Zavala, tiene bastante experiencia en lides electorales, y es bien sabido que trae pleito casado con Moreno Valle, quien ha buscado bloquear sus aspiraciones a la gubernatura.
ASÍ ES QUE el ex gobernador poblano se quedó fuera del principal escenario electoral del 2017 y está por verse qué tanto repercutirá eso en sus propias aspiraciones para la elección presidencial del 2018.
MIENTRAS el PRI, el PAN y el PRD firmaron una solicitud ante el Instituto Electoral del Estado de México para reducir a la mitad los topes de gastos para la campaña a gobernador, otros partidos se quedaron en la mera intención.
ES EL CASO de Morena que, en un principio había prometido que apoyaría la propuesta pero, a la mera hora, no la firmó a pesar de que su candidata a la gubernatura, Delfina Gómez, había dicho que sí lo harían.
LA DUDA es por qué el partido que se ubica a sí mismo como la izquierda del pueblo y que todo el tiempo habla de austeridad no se sumó a una iniciativa concreta para ahorrar el dinero de los mexicanos.
QUIEN pareciera estar a dieta, por aquello de que cada vez se aleja más del PAN, es la jefa delegacional en Miguel Hidalgo, Xóchitl Gálvez.
EL LUNES firmará un convenio con los delegados de Xochimilco, Avelino Méndez; de Azcapotzalco, Pablo Moctezuma; de Tláhuac, Rigoberto Salgado y, de Tlalpan, Claudia Sheinbaum, que tiene como objetivo intercambiar mejores prácticas de gobierno.
LO PARTICULAR del asunto es que todos ellos son de Morena. La duda es por qué no figuran en la lista el otro delegado morenista, Ricardo Monreal, ni el otro panista, Christian von Roehrich.
A LO MEJOR es cierto que Gálvez ya se decidió a apoyar a Sheinbaum como candidata a la Jefatura de Gobierno en el 2018.
#
 Apocalipsis, no ahora/Enrique Krauze
Reforma,
Los profetas del fin de Occidente se equivocan tanto como se equivocó el profeta del fin de la historia. El virus populista pasará. Eso enseña la experiencia: no es la primera vez, ni parece la más grave, en que se conjugan todos los elementos disruptivos (racismo, irracionalidad, xenofobia, autoritarismo, intolerancia, fascismo) que caracterizan a nuestro tiempo. Aparecieron con otros nombres y similares motivos en los años treinta, y fueron vencidos. Hoy contamos con un entramado de instituciones, leyes y libertades que tiene la suficiente fuerza para enfrentar y superar el trance.
A diferencia de Gran Bretaña donde el virus no tiene un carácter particularmente autoritario, en Estados Unidos adopta la inesperada forma del cesarismo. La primera pagará carísimo su voto por el Brexit, pero con toda seguridad mantendrá sus instituciones y libertades, tan antiguas como su historia. En cuanto a Trump, ha abierto tantos frentes (incluido el de su delirium tuitens, que le impide dormir) que su permanencia en el poder parece improbable más allá de los cuatro años. Quizá antes, en las elecciones legislativas de 2018, la balanza comenzará a inclinarse por la sensatez.
Hay otras luces en la oscuridad. Alemania (que fue el azote de la humanidad durante tres décadas del siglo XX) es hoy la vanguardia indiscutida del orden liberal. Holanda (cuna del liberalismo moderno, aún antes que Inglaterra) se negó a elegir al líder de la ultraderecha. Y España (que no hace mucho parecía "genéticamente" impedida para la democracia liberal) ha puesto oídos sordos al canto populista de Podemos, grupo endogámico, telegénico y narcisista que ignora los sacrificios de la Guerra Civil, los horrores de la dictadura y la difícil construcción de la democracia. ¿Caerán Francia e Italia como fichas en el dominó populista? Sería una tragedia, y quizá arrastraría con ella a la Unión Europea, pero aún en ese caso, tras un sufrimiento considerable, los electores ejercerán el poder específico de la democracia: echar por las urnas a un gobierno irresponsable o inepto.
Otra zona de esperanza o resistencia (¿quién lo diría?) es América Latina. Aquí estamos de vuelta de los populismos. Lo prueba la batalla heroica y solitaria de los venezolanos (80% de ellos, nada menos) por recuperar su país y sus libertades. ¿Cuánto sufrimiento tiene que vivir un país para entender que no puede confiar su destino al poder personal sino a las instituciones? A veces una década (como parece suceder en Ecuador o Bolivia), a veces setenta años, como atestigua hoy la lenta (pero acaso definitiva) superación del populismo peronista en Argentina. Y apostaría que Cuba, cuando llegue su momento republicano, no volverá a consentir a un dictador. Países que (por su antigua raigambre cívica) han esquivado el veneno populista, hoy tienen democracias consolidadas: Chile, Uruguay, Costa Rica, Colombia. A pesar de sus problemas económicos, Brasil ha demostrado una vitalidad cívica notable al luchar contra la corrupción.
¿Caerá México en un régimen populista? Confío en que no. Si algo se desprende de nuestra crisis actual (marcada sobre todo por la impunidad, inseguridad y corrupción) es la necesidad de consolidar un Estado de derecho que por su propia naturaleza no se construye ni consolida con actos mágicos y reyes taumaturgos sino con instituciones. Espero que quienquiera que llegue en 2018 encabece un gobierno ético, respetuoso de las instituciones y libertades, que se empeñe en paliar (de manera productiva y no retórica) nuestros atávicos males. Y ese gobierno no tiene por qué ser populista.
No vivimos el fin de la historia ni el fin de Occidente. Cada siglo han surgido profetas que los han anticipado y el Apocalipsis no llega. La libertad es una condición natural de las personas. Enfrentada al autoritarismo, la libertad (de prensa, de pensamiento) se supera y afina. Las instituciones legislativas, jurídicas, electorales, fiscales, federales, son más sólidas que los líderes carismáticos. La irrupción de las mujeres en el escenario global en todos los ámbitos es irreversible. Las redes sociales (con todos sus defectos) son espacios de sana anarquía que no se avienen al poder autoritario. La verdad objetiva (hoy puesta en entredicho por el grotesco Big Brother que rumia en la Casa Blanca) retomará el lugar que ha tenido desde que el hombre comenzó a razonar por sí mismo. Los populismos de izquierda o derecha revelarán que su única verdad es la mentira.
www.enriquekrauze.com.mx
#
 Consumos dañinos/Gabriel Zaid
Reforma, 
Hay sustancias tóxicas para la vida. Las células (vegetales, animales y humanas) tienen mecanismos de defensa. Los animales, instintos para evitarlas. En el caso humano, la defensa es múltiple.
De algunas sustancias, como el plomo, el daño fue invisible durante milenios. La alfarería de barro vidriado con plomo es antiquísima y parecía inocua. En el siglo XX, el tetraetilo de plomo de la gasolina también lo parecía, hasta que Patterson demostró lo contrario.
La refinación industrial del azúcar y la harina inventadas en el siglo XIX estimularon su consumo intenso, y esto condujo (como estableció Cleave estadísticamente) a una mayor incidencia de obesidad, diabetes, cáncer de colon, trombosis coronaria y otras enfermedades.
El consumo de alcohol, drogas y tabaco tuvo en muchas culturas un marco ceremonial y religioso que lo limitaba. Pero lo perdió en la cultura moderna, y se desbocó.
La prohibición legal de consumos dañinos tiene muchas complicaciones. Favorece el mercado de lo prohibido, que atrae a muchos consumidores y a los traficantes. La Prohibición alcohólica en los Estados Unidos (1920-1933) fracasó.
Pero que el Estado (en vez de prohibir) alegue la protección de la salud para cobrar impuestos al consumo de alcohol, tabaco y azúcar parece hipocresía de Tartufo: beneficiarse con el daño que pretende evitar. Además, los impuestos no son tan disuasivos, como lo muestran numerosos estudios. De hecho, el fisco los procura porque son muy recaudadores.
Despenalizar los consumos dañinos (como argumento general) es libertario. El Estado no tiene por qué meterse con el consumo personal de los ciudadanos en privado. Ni siquiera con la producción casera de sustancias dañinas (güisqui de bañera, mariguana de maceta) para el consumo personal. Pero si el consumo afecta la conducta en lugares públicos (por ejemplo, al volante) con riesgo o molestia para terceros, tiene que intervenir. O si el proveedor es una empresa que domina el mercado asesinando.
Se dice que despenalizar el tráfico de drogas (el consumo ya lo está) acabaría con los narcos, pero no es así. Competirían ventajosamente con las empresas legales que sí tendrían que pagar impuestos. O se dedicarían al secuestro, la extorsión, la trata, el agiotismo, como hicieron los gánsteres, cuando terminó la Prohibición. Su oportunidad está en lo prohibido, y no todo se puede despenalizar.
En la guerra contra las drogas hay que distinguir objetivos. El Estado no puede permitir ejércitos independientes, ya sea que se dediquen a las drogas o a cualquier otra cosa. Pero desarmarlos es un objetivo distinto al de procurar la salud.
Un logro histórico del Estado y la sociedad ha sido la reducción del consumo de tabaco. Consistió en transformar la aprobación social en desaprobación. Fumar era de mucho mundo: una elegancia protagonizada por artistas de cine, a la cual aspiraban los jóvenes y las mujeres. No algo que obliga a pedir permiso, como ahora.
Según Plutarco, los espartanos emborrachaban y exhibían a sus ilotas para provocar la repugnancia y el temor al alcohol. Era abusivo. Pero hay otros recursos para lograr lo mismo: La negativa tajante de los padres, maestros, médicos, predicadores, deportistas, autoridades y otras figuras públicas. La ilustración vívida de los daños. La exhibición de los traficantes como asesinos despreciables, no héroes de corridos y películas. El desprestigio del consumo.
Hay que pasar de lo abstracto ("Di no a las drogas") a los ejemplos convincentes (en la prensa, teatro, cine y televisión) que provoquen revulsión al consumo, a los vendedores y a los traficantes. Un buen ejemplo es la película Días sin huella de Billy Wilder.
Ver esa película o documentales de accidentes horribles sería una buena sanción para automovilistas reprobados en el alcoholímetro o el mariguanómetro.
Alguna vez el Estado mexicano tuvo un programa de salud que drogaba a un precio sin competencia: gratis. Consistía en inyectar a los adictos una droga menos peligrosa (metadona) en dosis decrecientes. También se justifican los cannabinoides terapéuticos.
La iniciativa de Alcohólicos Anónimos ha sido un éxito mundial y un ejemplo de las oportunidades que hay fuera del Estado. También ha tenido éxito la práctica solemne de jurar ante testigos la abstención por tres meses de consumos dañinos en la Capilla de los Juramentos de la Basílica de Guadalupe.
Hacen falta muchas otras iniciativas en las familias, las escuelas, las iglesias.
#

De naturaleza política/ENRIQUE ARANDA
Excélsior 
(In) Constitución divide al PAN
La gravedad de los argumentos esgrimidos no sólo dividió, sino que además confrontó a quienes en calidad de constituyentes blanquiazules participaron en la discusión y aprobación de la Constitución de la CDMX. 
Si bien en un primer momento pareció que el panismo capitalino en pleno se sumaría a la defensa de eso que algunos, de manera pomposa, identifican como Carta Magna de la CDMX, lo cierto es que la proliferación de impugnaciones, amparos y controversias promovidas respecto de su (cuestionable) contenido y la gravedad de algunos de los argumentos esgrimidos por sus detractores, no sólo dividieron ya a quienes en calidad de constituyentes blanquiazules participaron en su discusión y aprobación sino que, incluso, derivaron en una abierta confrontación de posiciones entre ellos.
Luego que, efectivamente, tanto el administrador formal de Acción Nacional en la capital Mauricio Tabe, constituyente él, como el dirigente real, el impresentable Jorge Romero Herrera anunciaran su decisión de “cerrar filas” con el perredismo y con el cuestionado jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, en la defensa del multiimpugnado ordenamiento, voces distintas e independientes de aquellas —“ajenas al anayismo aliancista, o al mancerismo pues…”— han dejado en claro que “ni vamos a iniciar una cruzada en defensa de la nueva Constitución ni, tampoco, vamos a denostar el trabajo realizado en apego a nuestros principios, valores y convicciones”.
Y esto, explican, porque si bien desde un primer momento “quienes fuimos designados —ninguno de los 15 panistas llegó por la vía del voto ciudadano— para integrarnos a la Constituyente supimos que no podríamos plasmar en la misma todo aquello que consideramos es mejor para la ciudad y sus habitantes, sí nos propusimos eliminar todos aquellos planteamientos nefastos que, a simple vista, pudimos descubrir en la iniciativa propuesta por el no-perredista Mancera y quienes con él intentaron imponer un ordenamiento de contenido claramente ideológico”.
“Ni lo uno ni lo otro pudimos conseguir de manera absoluta, es verdad; pero (sí) logramos frenar algunos de los muchos despropósitos de la propuesta inicial y, de manera plena y/o relativa, incorporamos parte de aquello que, desde la perspectiva humanista de Acción Nacional, creímos beneficiaría a los capitalinos”.
“También, a la hora de avanzar en la discusión y aprobación de su contenido, advertimos todo aquello que ‘de repetitivo, de antijuridicidad, anticonstitucionalidad o duplicidades’ (respecto de la Constitución federal) detectamos estaba y/o se anexaba al proyecto final. Hoy, las consecuencias de la incapacidad para escuchar sólo a los leales y la implícita decisión de imponer, en cuanto fuera posible, ‘el ordenamiento original’, están a la vista…”.
Vale decir que, al margen de personajes, situaciones como la que se refiere no hacen más que alentar la íntima convicción de muchos “panistas de a pie…” de que, igual que a nivel federal, en el ámbito regional el criterio a seguir no es otro que “el de nuestros intereses, los del grupo o (peor) los que convengan de cara a lo que viene en 2018”. Así…
 ASTERISCOS
* Créalo usted si desea o, si no, simplemente ignórelo, pero no son escasas las versiones de (presuntos) asistentes a la sesión que, en el marco de un foro internacional, sostuvo este viernes en céntrico hotel capitalino el impresentable cacique petista Alberto Anaya y en el que, amén de anunciar la “extinción del PT para apoyar a Andrés Manuel López Obrador”, dijo, “de ganar en 2018, radicalizará su postura…”.
* Este lunes, el polémico exsecretario de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, Emilio Álvarez Icaza, presentará la propuesta ¡Ahora!, que con académicos e intelectuales de izquierda promueve: abatir inseguridad, corrupción, desigualdad y más para relanzar el cambio democrático en México, es su meta…
Veámonos aquí mañana, con otro asunto De naturaleza política.
                Twitter: @EnriqueArandaP
#
La estación/GERARDO GALARZA
Excelsior
Volver al futuro
Las predicciones del triunfo anticipado de López Obrador se basan en las encuestas, las mismas que él descalificaría si no pronosticaran ese resultado. 
En el tumulto de las redes sociales y de las especulaciones nacionales, uno ya no sabe a ciencia cierta (¿política, social?) si lo que se afirma se trata o se tratará de una profecía autocumplida, una percepción o una posverdad. Lo que campea en los territorios de la comentocracia nacional es una especie de nuevo dogma: Andrés Manuel López Obrador va a ganar las elecciones presidenciales de 2018… irremediablemente.
Ningún profeta de la vida nacional quiere quedarse fuera. No vaya a ser la de buenas o la de malas, según se piense ahora, aunque próximamente sólo será la de buenas como en los viejos tiempos del ungido priista, que el eterno aspirante logre, ahora sí, conseguir la mayoría de los votos que se emitan en la elección presidencial del próximo año.
Lo políticamente correcto aconseja mostrarse como “demócrata”, “abierto”, “plural”… no vaya a ser que ocurra ese triunfo y el candidato triunfador, como se cree y también se pronostica, arrase con todo aquello y aquellos que no estuvieron ni piensen como él… como en los viejos tiempos del viejo PRI, el mismo que en este país muchos añoran.
Las predicciones del triunfo anticipado de López Obrador se basan en las encuestas, las mismas que él descalificaría como “cuchareadas” si no pronosticaran ese resultado, que preguntan a presuntos votantes sobre presuntos candidatos (en realidad sólo uno hasta hoy) a la Presidencia de la República. Como resultado de apresurada y presurosa búsqueda comandada por Google, el escribidor reconoce que todas, por lo menos desde hace un año, esas encuestas dan como líder de los pronósticos electorales a don (nótese el respetuoso tratamiento) Andrés Manuel. No hay duda.
Sin embargo, el escribidor es obsesivo en sus lecturas.
Antes, confiesa que no sabe mucho, más bien nada si es sincero, de análisis estadístico y otras ciencias ocultas aledañas que dicen estudiar las intenciones de los votantes del primer domingo de julio de 2018.
Y esas mismas encuestas establecen que entre esos presuntos votantes consultados hay una franja entre el 20 y el 40% de indecisos, es decir, quienes declaran que no saben o no han decidido por quién votar (y cómo lo van a saber si oficialmente no hay ningún candidato).
En el mejor de los casos, los indecisos significarían un candidato competitivo para López Obrador y quiénes serán los candidatos del PAN y PRI, en ese orden. En el peor de los casos para esos tres candidatos, claro está, los indecisos serían capaces de ganar las elecciones presidenciales si hipotéticamente apoyasen a otro candidato presidencial. Esas mismas encuestas dicen que el candidato que lidera los sondeos obtendría, en el más alto porcentaje, un 32% de los votos.
El escribidor desconoce mucho de los sustentos “teóricos” de los pronósticos electorales, pero intuye que los votantes hoy indecisos no sufragarán en masa por ningún candidato; que como la mayoría ciudadana de este país repartirán sus votos entre todos los candidatos que se presenten y también se abstendrán y así, ellos, los indecisos, serán quienes decidan el resultado de la elección presidencial, en otras palabras: sus votos dirán quién será el próximo Presidente de la República. Esto, en opinión (ojo: opinión) del escribidor, es lo único irremediable.
Esos, los indecisos, entre el 20 y el 40% de los votantes —dejémoslos en el 30%—, decidirán su voto con la boleta en sus manos frente a la boca de las urnas, mientras tanto, hay suficiente tiempo para construir historias, percepciones y posverdades que sustenten el cumplimiento de la autoprofecía, que se volverá realidad, porque  —se denunciará mañana, como ayer— habrá un fraude electoral de la mafia del poder, según dictaminará el poder de la muchedumbre, que no del pueblo, la oclocracia que le llaman.
El escribidor apuesta, y debe decir que cumple, a que la elección presidencial sea ganada por quien obtenga más votos de los ciudadanos. No cree —escribió: cree— que pueda haber (que alguien lo intente, es otra cosa) fraude electoral, pero también apuesta a que quien lo denuncie aporte pruebas reales… más allá de gallinitas, chivitos y marranitos. Y por supuesto, en cualquiera de los casos, el escribidor no pretende ni aceptará cobrar (en cualquier forma) por ningún: “Yo lo dije desde antes, señor”.
Hasta hoy, lo único “irremediable” es la construcción de un escenario electoral con un “triunfador” anticipado, cuya derrota será producto de un “fraude de la mafia del poder”. Ese futuro ya se vivió (bueno, el escribidor eso cree, eso opina) en México hace seis, hace doce años, pero hoy nuevamente está de moda.
#

No hay comentarios.: