30 jun. 2018

Las columnas políticas, hoy, sábado 30 de junio de 2018....; a unas horas de la Jornada electoral... #

"..Oigan muchachos, yo no me quiero morir, échenle, por el amor de Dios, una oracioncita al Creador. Déjenlo ser Dios, él sabe. Espero salir de aquí para votar. (...) Yo estoy preparada, confesada y comulgada, el padre Francisco lo sabe, me quiero ir al cielo, pero antes saben qué, muchachos, quiero votar...." La China Mendoza en su última colaboración para Excelsior..
Descanse en paz...
#
Las columnas políticas, hoy, sábado 30 de junio de 2018....;  a unas horas de la Jornada electoral...
#
El Arzobispo Primado de México, Carlos Aguiar Retes, alentó a los fieles católicos a votar en defensa de la vida, la familia y la libertad religiosa en las elecciones del 1 mañana..
En un video mensaje publicado a horas de la elección el cardenal Aguiar recordó que “el 1 de julio lo tenemos ya a la puerta”, y destacó que “el futuro de todos y cada uno de nosotros y de las próximas generaciones”.
Señaló al votante católico mexicano que “por si algo se te olvidó, revisa bien qué candidato tiene las mejores propuestas para el derecho a la vida desde el nacimiento de una criatura hasta la muerte natural”.
Alentó a los fieles a evaluar “quién tiene las mejores propuestas para la familia estable, la familia que se consolida y se hace un hogar que construye a la sociedad”.
“Fíjate bien por quién vas a votar, porque depende nuestro futuro”, subrayó.
#
Frentes Políticos/Excelsior...
I.   El país no se detiene. Mientras algunos mexicanos reflexionan su voto y otros incumplen en redes sociales la veda electoral, el presidente de México, Enrique Peña Nieto, entra a la recta final de su administración, con toda la actitud. Ayer conversó, vía telefónica, con Justin Trudeau, primer ministro de Canadá, para continuar con el diálogo sobre el TLCAN.
Hablaron de las medidas que ambos países han tomado como respuesta a la imposición de aranceles por parte de Estados Unidos y también de los avances en la aprobación del Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico, el cual se encuentra en discusión en el Parlamento canadiense desde mayo pasado. Este acuerdo permitirá a nuestro país expandir su apertura comercial en la zona más dinámica del mundo, el mercado asiático. México, más activo que nunca.
II. Alertas. A horas de los comicios más importantes en México, circulan, en redes sociales, fotografías de las filas en Coahuila de quienes reciben dinero a cambio de su credencial de elector. Además, con personas armadas, un candidato bloquea accesos a poblaciones de Oaxaca para que los paquetes electorales no lleguen a las comunidades e incluso, acusan que paga 300 pesos el día y 500 pesos la noche para resguardar los retenes ilegales, con la doble intención de bloquear el acceso a otros candidatos y tomar el control de los poblados, intimidando así a la ciudadanía. Y por si fuera poco, en Chiapas se detectó que en un café internet se “fabrican” boletas electorales con la anuencia de la policía municipal. ¿El Instituto Nacional Electoral tiene la manera de detener toda esta porquería?
III. Tan mortal como el cáncer. El robo de combustible sigue cobrando víctimas. Ayer, tres personas murieron, entre ellas un elemento de la Policía estatal y dos huachicoleros, en un enfrentamiento en el municipio de Lagunas, Oaxaca. Los criminales transportaban de forma ilegal cuatro contenedores de hidrocarburo con aproximadamente dos mil litros de combustible hurtado a ductos clandestinos de Pemex. Esta semana, en dos enfrentamientos en Hidalgo, cayeron 15 huachicoleros; en Toluca, tres más. El huachicoleo se ha diseminado en todo México y lo peor es que no hay semana en la que no cobre vidas. Un cáncer con aroma a hidrocarburo.
IV. Uno menos. Casi lo logra, pero lo que sucedió en Tarímbaro, Michoacán, al regidor con licencia Juan Granados Balandrán debe quedar como una lección. Fue detenido por su presunta participación en el secuestro de un comerciante, delito por el cual ya están sujetos a proceso penal otros tres individuos. Fue parte del cabildo electo hace tres años y en la pasada elección compitió en la planilla postulada por el PT, ahora buscaba la reelección, respaldado también por Morena. El secuestro en el que se le involucra ocurrió en mayo pasado. La víctima fue llevada en un vehículo de su propiedad a la colonia La Aldea, en Morelia, donde la mantuvieron en cautiverio. ¿De ese tamaño la maldad de los que nos gobiernan?
V. Los duros. Como siempre, el magisterio disidente es un dolor de cabeza. La SEP denunció ante la PGR y la Fiscalía General de Chiapas que representantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación intentan impedir la entrega en escuelas de educación básica de 11.1 millones de libros de texto gratuitos para 1.4 millones de alumnos, según denunció Miguel Augusto Castañeda Fernández, titular de la Unidad de Asuntos Jurídicos y Transparencia de la SEP. Casi ocho millones de ejemplares ya están en los almacenes estatales, obstaculizados. El boicot es en rechazo a la reforma y al nuevo modelo educativo. De no resolver el conflicto, se vulneraría el derecho a la educación. Luego no se pregunten por qué los estados que controla la CNTE tienen los más bajos índices educativos del país. Meter los libros a las bodegas y no a los salones debería constituirse en delito.
#
Templo Mayor de Reforma
QUIENES han seguido de cerca el proceso electoral consideran que una de las tareas que les quedarán al INE y a los nuevos legisladores será hacer una reflexión sobre la pertinencia, en pleno Siglo XXI, de la veda electoral de 72 horas antes de la jornada electoral.
Y ES QUE, a pesar de que la ley prohíbe los llamados al voto y la difusión de encuestas, el bombardeo de mensajes electorales -y de fake news- no cesa, a pesar de que ya no se transmitan spots en radio y TV.
EN LOS HECHOS, las campañas se mudaron de los medios tradicionales al WhatsApp, los SMS, las redes sociales y hasta a las llamadas telefónicas anónimas con mensajes grabados.
TODO ESTO, justo cuando se supone que los electores deberían de estar reflexionando su voto sin injerencias externas.
LA DUDA es si, en un mundo hiperconectado, no sería mejor eliminar una restricción que no existe en países como Estados Unidos y Reino Unido, en lugar de querer tapar el sol con un dedo.
CASUALMENTE, a sólo tres días de las elecciones, apareció una serie de espectaculares con la leyenda "Querétaro Chingón" en la capital de esa entidad.
LA CAMPAÑA, que también se puede ver en redes sociales e impresos, la firman los capítulos locales de Canacintra, Coparmex, Canirac, Canadevi y otros organismos empresariales estatales.
Y CUENTAN que fue el gobernador Francisco Domínguez quien convenció a los dirigentes empresariales de firmarla. Lo raro del asunto es que usa prácticamente el mismo concepto que promovió la campaña del no priista José Antonio Meade en sus redes sociales: #MéxicoChingón.
¿PUES qué no se supone que el mandatario queretano es panista y apoya al candidato frentista Ricardo Anaya? Es pregunta sin ánimo de chi... sme.
LOS CAPITALINOS que quieran conocer quiénes llevan la ventaja en las contiendas electorales para las 16 alcaldías de la CDMX se van a tener que desvelar.
AUNQUE en un principio estaba previsto que a partir de las 23:00 horas de mañana se irían dando a conocer de manera escalonada los conteos rápidos de cada demarcación, los ensayos realizados por el IECM indican que difícilmente se podrán difundir los primeros datos antes de las 2:00 horas del lunes, y de ahí en adelante.
ASÍ ES QUE habrá que preparar una buena jarra de café para aguantar la velada y no llegar con sueño al partido México-Brasil que arrancará a las 9:00 horas... y mucho menos quedarse dormido en el trabajo, pues, el lunes 2 no es de asueto y la vida sigue.
#
“AMLO ganará. ¿Qué sigue?”
Arsenal/FRANCISCO GARFIAS
Excelsior...
No son pocos los que dicen que el domingo habrá una sorpresa en la elección presidencial. Me da la impresión de que confunden sus deseos con la realidad.
En este espacio hemos seguido los reportes semanales del Grupo Eurasia, líder mundial en consultoría sobre riesgos políticos, con presencia en cuatro continentes.
Hace apenas unas semanas decían que el tabasqueño tenía 70 por ciento de posibilidades de triunfo. Ayer le subieron a ¡90 por ciento!
Y con una posición fuerte en el Congreso.
“AMLO ganará. ¿Qué sigue?”, se preguntan los analistas de Eurasia.
Si por fin las encuestas, responsables de la extendida percepción, aciertan en sus mediciones, AMLO será el presidente más votado.
En el INE nos aseguran que antes de las 11 de la noche ya sabremos el nombre del próximo Presidente de México.
Cito textual el reporte del Grupo, que ya da por vencedor al abanderado presidencial de la coalición Juntos haremos Historia:
“El discurso de victoria de AMLO probablemente tendrá un tono conciliador y positivo. Se centrará en anunciar una nueva era y en combatir la corrupción y la pobreza.
“Es probable que los otros candidatos acepten los resultados”.
Y más:
“El periodo de transición entre el día de las elecciones y el primero de diciembre, cuando prestará juramento, probablemente será ruidoso. Los mensajes de López Obrador y su equipo serán contradictorios ocasionalmente”.
Dice Eurasia que los “desarrollos clave” a seguir antes de la toma de posesión incluyen las negociaciones del presupuesto para 2019.
Pero también los mensajes y la participación que el equipo de AMLO tendrá en las conversaciones NAFTA.
“Podría haber cambios en el gabinete que anunció, pero es probable que Carlos Urzúa se quede como ministro de finanzas (secretario de Hacienda)”, subraya el reporte.
En el PAN se avecina una noche de cuchillos largos en caso de que el domingo se produzca una debacle electoral del abanderado presidencial del Frente, Ricardo Anaya.
No resulta exagerado afirmar que se perfila una especie de “guerra fratricida” en el partido que fundó Gómez Morin. Los grupos panistas afines al candidato versus los que no lo son.
Ya se cavan trincheras.
Es lo que nos deja ver la filtración de un video a las redes sociales, cuya duración es de un minuto 35 segundos.
Es cierto que hubo “vivales” que lo editaron y lo dejaron en 24 segundos de tal forma que pareciera que Ricardo firmaba su rendición.
Eso obligó al candidato presidencial del Frente a subir un video en el que pide a los ciudadanos que “no se dejen engañar por la guerra sucia y por videos falsos y editados”.
En un video de mayor duración aparecen Ricardo Anaya y su esposa, en un cónclave con colaboradores y distinguidos panistas.
Entre los presentes reconocimos a Santiago Creel, a Diego Sinhué, candidato del PAN al gobierno de Guanajuato; Marcelo Torres Cofiño; secretario general del PAN, pero también a Carlos Medina Plascencia.
El exgobernador de Guanajuato es al único que se escucha hablar en la parte del video que nos llegó vía WhatsApp antes de que Anaya tomara la palabra.
“Tenemos mucho interés en colaborar y contribuir en lo que tenga que venir hacia adelante en el PAN. Los cambios van a ser profundos y cuentas con nosotros. Y sabiendo que el domingo vamos a ganar…”, dijo Medina.
Esa parte la suprimieron en el video corto.
Ricardo tomó la palabra inmediatamente después de Medina. Les dice a los presentes que independientemente del resultado —“comparto que vamos a ganar”, dijo— va a ser muy importante reunirnos inmediatamente después para pensar en el partido.
“Hay un grupo de gente, que no tiene los principios del partido, como sí los tenemos los que estamos aquí, que van a andar al acecho, y van a querer hacerse a la mala del partido”.
Nos aseguran que el video fue grabado ayer en León, Guanajuato.
Lo que vimos es suficiente para sacar conclusiones.
La primera y la más clara es que Ricardo está consciente de que no las trae todas consigo en la elección del Presidente de México para el periodo 2018-2024 y que le preocupa lo que se viene.
La segunda es que buscará refugio en el PAN si se confirma su derrota el domingo. Ya vela armas para defender posiciones de su grupo en la guerra civil que se avecina.
La tercera es que tiene conocimiento de que hay un “grupo de personas sin principios” que le van a cobrar facturas por el método tan poco democrático —no hay otro modo de describirlo—, que utilizó para hacerse de la candidatura presidencial.
Anaya dejó muchos heridos en el PAN. Su política excluyente dividió al partido. 
Ya aparecieron públicamente gobernadores como Carlos Mendoza Davis, de Baja California Sur, que piden a gritos la refundación del PAN.
Otros seis gobernadores, junto con Mendoza Davis, marcaron distancia con Anaya en el desplegado que publicaron en el que se declaran dispuestos a colaborar con el nuevo gobierno, del signo que sea.
“Huele a rendición”, dijo Javier Corral, gobernador de Chihuahua, quien no firmó el desplegado.
Para acompañar la lucha contra la corrupción, el Inai aprobó ayer que las declaraciones patrimoniales de los funcionarios y sus familiares puedan ser difundidas.
A juicio de las áreas técnicas del Inai, la Prueba de Interés Público justifica la incorporación y la difusión de esos datos personales de los más de cinco millones de burócratas que hay en el país.
De esa obligación no se salvan ni cónyuges, concubinas, pareja de sociedad o conveniencia y dependientes económicos, si hay una investigación de por medio. Esto para saber si son contratistas del gobierno. Y, sin embargo, la última palabra sobre este asunto la tendrá el Sistema Nacional Anticorrupción.
#
 ¡Fuera el PRIAN!
Retrovisor/IVONNE MELGAR
Excelsior...
Anaya no supo convertir a su coalición en un frente tripartidista que involucrara a las estructuras locales del PRD y de MC.
Cuatro historias quedarán marcadas por los votos de cambio que, según la crónica electoral de 2018, habrían sido capitalizados con ventaja por Andrés Manuel López Obrador.
A diferencia de los comicios de 2000, 2006 y 2012, cuando la disyuntiva era la continuidad o no del partido gobernante, hoy el puntero en las encuestas logró convertirse en el referente de la decisión.
El candidato que desde hace 12 años estableció que los males de México son responsabilidad de la “mafia del poder” parece haber triunfado con su narrativa contra el PRIAN, “la minoría rapaz” y “los privilegios” de la gente “fifí”.
López Obrador sí o no. Ésa es la pregunta a responder al final de una campaña en la que las otras dos opciones partidistas se neutralizaron con lo que ahora suena a caricatura: La pelea por el segundo lugar.
Sin embargo, ese enfrentamiento entre los candidatos del Frente y del PRI va más allá de una anécdota. Es la evidencia de un fallido diagnóstico sobre lo que estaba en juego: El fin del ciclo de la tecnocracia corrompida, corruptora y corrupta, que López Obrador materializó en el PRIAN y sus representantes.
Ya veremos mañana el saldo de las urnas para cada candidato.
Por lo pronto, la plataforma Oraculus —que incorporó las encuestas de Ulises Beltrán, Reforma, Financiero, Parametría, Arcop y Suasor— reporta que Jaime Rodríguez Calderón duplicó durante la campaña las preferencias, pero sin ir más allá de un dígito.
Así que el único independiente en la boleta no pudo competir con las organizaciones partidistas, aun cuando sí supo protagonizar momentos que se volvieron tema de conversación con una apuesta tan extrema como inverosímil, la de mochar manos a los delincuentes.
En el caso de la campaña de José Antonio Meade, se pretendió que el personaje estaría por encima de la marca PRI, con una biografía de honestidad y de experiencia incomparable.
Más allá de lo que parece un consenso en la crónica de esta elección, que el abanderado priista debió cargar con los negativos del partido, estancándose en el tercer lugar en las encuestas, hubo dos circunstancias adicionales que fueron en su contra.
Meade fue el más tecnócrata de los candidatos, en una elección que cerrará el ciclo de los gobiernos que, presuntamente, se sustentaron en la racionalidad económica desde Carlos Salinas a la fecha.
Tres décadas de un modelo que privilegió la administración de los capitales, el comercio exterior, la búsqueda de reformas estructurales, la infraestructura y la modernidad, mientras seguían casi intactas las cifras de la pobreza, y lo único que aumentaba eran el crimen organizado y los índices de corrupción.
Meade fue entonces el candidato de la continuidad de esa etapa tecnocrática mexicana.
Pero hubo más: El exsecretario de Estado aceptó enfrentar la estrategia del Frente PAN-PRD-Movimiento Ciudadano, centrada en “el PRI corrupto que ya se va”, con una embestida en contra de Ricardo Anaya y el supuesto expediente de lavado de dinero, hasta ahora sin pruebas.
En vez de asumir una crítica de fondo por los escándalos de corrupción en este sexenio, Meade tomó la ruta del contraste personal, etiquetando como “sospechoso” al panista.
De manera que al evaluar la campaña de Anaya resulta faccioso desestimar la operación de desprestigio que se fraguó en su contra desde el equipo del PRI, con el visto bueno del gobierno.
Pero el estancamiento del frentista, en el segundo lugar de la competencia, no sólo deberá atribuirse a la embestida que incluyó el uso mediático de la PGR.
También hubo dos circunstancias en las que Anaya fue responsable y que habrían contribuido a la imposibilidad de acercársele a AMLO, tanto en la intención de voto como en la percepción de poder alcanzarlo.
Nos referimos a la falta de apertura que caracterizó al equipo de campaña del panista, quien no supo convertir el nombre de su coalición en un auténtico frente tripartidista que involucrara a las estructuras locales del PRD y de Movimiento Ciudadano.
A la ausencia de un discurso que fuera incorporando las aportaciones de las fuerzas aliadas al PAN se sumaron las fracturas de este partido por la forma en que se hizo candidato, mismas que Anaya no quiso o no supo reparar.
De manera que cuando el candidato del Frente no pudo compartir con gobernadores y liderazgos regionales la expectativa del poder presidencial en disputa, ésta quedó sujeta a la avalancha obradorista y a las presiones del gobierno federal por cumplir su plan original: El de captar el voto panista.
Pero en la crónica electoral del líder político que, al menos en las encuestas, le duplicó el apoyo ciudadano a las fuerzas del PRIAN, también tienen responsabilidad, y mucha, los panistas afines al expresidente Felipe Calderón, los autonombrados senadores rebeldes: Roberto Gil Zuarth, Javier Lozano, Ernesto Cordero y Jorge Lavalle. 
Si bien el exmandatario y la excandidata Margarita Zavala no participaron en el montaje contra Anaya, los calderonistas que apoyaron a Meade lo hicieron como parte activa de un juego sucio que terminó por justificar el grito de batalla de AMLO: ¡Fuera el PRIAN!
Mañana sabremos quiénes perdieron más.
#
La oportunidad/Jorge Volpi
Reforma 30 Jun. 2018
1. En el 2000, México se dio la oportunidad de la alternancia: tras casi siete décadas de padecer a un partido hegemónico, la posibilidad de construir otro país.
2. Primero con un exceso de confianza, luego de improvisación y al cabo de impericia, Vicente Fox y sus aliados no fueron capaces de reformar la herencia del PRI.
3. Avanzamos en términos de libertad de expresión y transparencia, pero las viejas estructuras de poder quedaron incólumes.
4. Pese a la instauración de nuevos programas sociales, la desigualdad (económica, cultural, política) se mantuvo como esencia del sistema.
5. Hacia el fin de su gobierno, Fox abandonó todo espíritu democrático y se concentró en destruir a López Obrador. El resultado: la crispación que vivimos hasta hoy.
6. En el 2006, lo peor imaginable: una elección muy cerrada, marcada por una campaña de miedo y el sistema volcado contra un solo contendiente. El resultado: la continua sombra del fraude.
7. López Obrador mandó al diablo a las instituciones y se asumió presidente legítimo. El resultado: su derrota en 2012.
8. En 2006, Calderón inició la guerra contra el narco. Una forma de legitimarse con el desesperado anhelo de hallar una causa común. El resultado: una cifra de muertos propia de una guerra civil.
9. Si AMLO mandó al diablo a las instituciones, Calderón despedazó con ellas el precario equilibrio que prevalecía en el país.
10. Con la guerra contra el narco, Calderón partió en dos a la sociedad mexicana: buenos contra malos, ellos contra nosotros. Su odiosa narrativa persiste.
11. La guerra contra el narco ha sido la acción más irresponsable emprendida por cualquier político en México desde 1968 y 1971.
12. En 2012, México decidió castigar al PAN y darle una nueva oportunidad al PRI, asumiendo que sería capaz de devolvernos la maltrecha paz social.
13. El sistema inventó un candidato ideal: guapo, joven, mediático, people. El reverso de Calderón y de AMLO: la ficción de la modernidad light.
14. Durante unos meses, prevaleció el espejismo. Peña pareció sepultar la retórica guerrera y se volcó a pactar con todo el sistema (menos AMLO) para apuntalar aún más el modelo neoliberal.
15. La luna de miel de Peña terminó cuando se reveló que el PRI no había cambiado. La Casa Blanca señaló que el rey estaba desnudo. O, más bien, que el rey vivía como rey.
16. El brutal despertar de Ayotzinapa. 43 estudiantes encarnaron, de pronto, a las incontables víctimas de la guerra.
17. Ayotzinapa: el sistema con- vertido en cómplice de los criminales.
18. Entre el 2000 y el 2018, sólo decepciones: incapacidad de reformar (y reformarse), desigualdad rampante, violencia inaudita, corrupción endémica.
19. Y un sistema de justicia incapaz de hacer justicia.
20. Más de una decena de gobernadores procesados y 200 mil muertos: los saldos de 18 años de PRIAN.
21. ¿Cómo no iba a ser la elección del 2018 la de la decepción y la rabia?
22. Para salvar la cara, el PRI eligió como candidato a un no priista con fama de honesto. La gran idea se reveló absurda: sin carisma ni implantación, la tarea de Meade se reveló imposible.
23. Otra gran idea: una alianza izquierda-derecha para desbancar al PRI y derrotar a AMLO. Traicionando cualquier identidad y principio, Anaya consiguió su meta. El precio: la destrucción del PAN y del PRD.
24. El PRI consideró que Anaya era su mayor enemigo y el gobierno usó todos los instrumentos a su alcance para destruirlo. Lo logró, al precio de destruirse a la par.
25. AMLO, entretanto, se concentró en ser AMLO. Con una sola idea, el combate a la corrupción, dejó que sus contrincantes se destazaran.
26. Decidido a ganar, AMLO se alió con todo aquel que le prometió apoyo. En Morena cabe todo, como en el antiguo PRI.
27. Los jóvenes que se adhirieron a la causa de AMLO son lo mejor de su exitosa campaña: ahí se concentró el entusiasmo y la imaginación.
28. México, mañana, tiene otra vez la ocasión de castigar al corrupto e ineficaz sistema que ha producido 200 mil muertes en 12 años.
29. La sociedad civil tendrá, además, una nueva oportunidad para exigirle al ganador la reforma del Estado y la construcción de una justicia independiente, confiable y eficaz.
30. Será, tal vez, nuestra última oportunidad.
@jvolpi


México: no más de lo mismo/Jorge Ramos Ávalos
Reforma 30 Jun. 2018
Los mexicanos votan mañana por un cambio.
Las encuestas, los tuits, los memes, los análisis de los expertos y hasta las sobremesas familiares son inequívocas: los mexicanos están hartos y enojados -en realidad, están hasta la madre- de vivir en un país inseguro, desigual, con terribles casos de corrupción y donde millones siguen atorados en la pobreza.
No importa por cuál de los cuatro candidatos voten, el mensaje es este: los mexicanos ya no quieren más de lo mismo. Para ponerle nombre y apellido, los mexicanos ya no quieren a ningún Presidente que se parezca a Enrique Peña Nieto y a Felipe Calderón. Quieren cualquier cosa menos regresar a estos dos gobiernos fatídicos. Son, para ser claros, los sexenios de la muerte.
Cuando Peña Nieto -quien llegó tramposamente a la Presidencia- dice que "México es ya una historia de éxito", dan ganas de llorar y contestarle. Primero, por la impresionante desconexión del Presidente con la realidad. Y segundo, porque si en algo se ha destacado Peña Nieto es en tener el sexenio más sangriento en la historia moderna del país.
Desde diciembre del 2012 hasta mayo de este 2018 han sido asesinados 109,557 mexicanos, según cifras oficiales. Estos ya son más que los 104,089 homicidios dolosos del gobierno de Calderón. ¿Cómo se atreve Peña Nieto a decir que México es "una historia de éxito" con tantos muertos, con la desaparición de los 43 de Ayotzinapa, y con las masacres de Tlatlaya y Nochixtlán? Peña Nieto es un Presidente que ha fallado en su principal obligación: defender la vida de los mexicanos.
Lo primero que le piden -que le exigen- los mexicanos al próximo Presidente es que haga algo urgente para que no nos sigan matando.
Y que le bajen a la corrupción. Durante décadas hemos visto cómo los políticos mexicanos, mágicamente, se enriquecen en el poder. Sus casas, viajes y cuentas bancarias casi nunca corresponden con esa "honrosa medianía" que recomendó Benito Juárez para los servidores públicos.
Una casa de siete millones de dólares, ciertamente, no entra en la categoría de "honrosa medianía". Pero eso costó la casa que la esposa del presidente Peña Nieto le compró a un contratista del gobierno. El conflicto de intereses por esa "Casa Blanca" es patente. Y la burlona investigación oficial también. Un subalterno -que tenía una foto inmensa del Presidente en su oficina- declaró inocente a Peña Nieto. ¡Sorpresa!
En México no pasa nada. Pero el próximo Presidente tiene la obligación de que empiecen a pasar cosas. No puede ser que el más visible acto de corrupción de un gobierno se meta en un cajón. Una comisión de la verdad y un fiscal verdaderamente independiente -valiente, incómodo y hasta rezongón, dispuesto a echarle una mirada al pasado reciente- es el primer paso. Aunque sospecho que, en una especie de venganza pública, Peña Nieto tendrá los mismos problemas en salir a la calle como los tuvo el ex presidente José López Portillo (a quien le ladraban en restaurantes por la construcción de una mansión conocida como la Colina del Perro).
Por último, el próximo presidente de México deberá tener una actitud mucho más digna frente a Donald Trump. Peña Nieto será recordado como un Presidente servil y temeroso frente al bully de la otra Casa Blanca. Sí, Estados Unidos es una superpotencia económica. Pero la geografía le ha dado a México el poder de controlar el flujo de drogas e inmigrantes centroamericanos hacia el norte. Esa es su principal carta de negociación.
Peña Nieto se dobló ante Trump. El próximo presidente de México no nos debe dar pena ajena.
Hay veces en que las elecciones no se deciden por las propuestas de los candidatos sino por un fuerte rechazo al pasado. Este es el caso de México. El de mañana será un voto anti-sistema.
Los mexicanos tienen muy claro lo que no quieren. Peña Nieto será recordado como uno de los peores presidentes de México y Calderón, como el culpable de una guerra contra el narco que aún hoy desangra al país. Y los mexicanos ya no quieren repetir.
No más de lo mismo:
Que no nos maten.
Que no nos roben.
Que nos traten con respeto.
Si el próximo presidente de México nos ayuda con eso, las cosas inevitablemente tendrán que mejorar.
@jorgeramosnews
#
"..Oigan muchachos, yo no me quiero morir, échenle, por el amor de Dios, una oracioncita al Creador. Déjenlo ser Dios, él sabe. Espero salir de aquí para votar. (...) Yo estoy preparada, confesada y comulgada, el padre Francisco lo sabe, me quiero ir al cielo, pero antes saben qué, muchachos, quiero votar...." La China Mendoza en su última colaboración para Excelsior..
Descanse en paz...
 Vengan, vengan, vengan frutos…para mis padres   /MARÍA LUISA MENDOZA
Excelsior..
Vengan, vengan, vengan frutos…para mis padres
 Muchachos, aquí estoy, quizá ante mi última aventura, todo se ha precipitado. 
Como siempre puntual y con antelación, nuestra querida colaboradora nos hacía llegar su artículo los miércoles por la noche...
Siempre estará en nuestros corazones.
Hace años que, así como lo oyen, me siento mal; la vida me ha ido apretujando. Yo pensé que simplemente era la expresión oscura de un pasar del tiempo en una vida de trabajo, de estudio, de lectura, de investigación ante lo hermoso; de amistad espléndida, de amigos que vas convirtiendo en estatuas de sal y que se van quedando atrás, extrañamente, dándote la espalda.
Crees, piensas, que todo va a pasar, que ese terrible malestar físico se debe a tu enorme cansancio para mantenerte con la cabeza fuera del agua. Niña pobre, niña de trabajo, niña solitaria, a veces de la mano de alguien que puedes instituir como tu hermano.
Estoy en el Instituto de la salud, de la nutrición, de la alimentación, de la vida; por la ventana veo un mundo de árboles y pienso en La montaña mágica, pero aquí no hay afuera un enorme salón de baile donde los enfermos bailemos con caballeros de corbatita de moño y damas que vuelvan la cara para toser sangre. Nada. Estamos un grupo afortunado de Dios nuestro señor, luchando a trompadas por seguir existiendo. Yo me sentía muy mal, casi no comía, casi no dormía, rodeada de dos perros bastante virolos y de mi sobrina Viviana, quien al llegar a mi lado es como si se abriera una ventana y entrara la brisa del mar, así es ella; la veo chiquita, que va y viene con sus piernitas perfectas y ágiles, la veo con sus ojos de toda una estirpe de Mendozas que me ven y casi se están despidiendo de mí, no hay nadie más, una hermana sacrificada por enfermedades varias y el fruto de mi trabajo honrado, bueno y limpio que me enseñaron mi padre y mi madre. Yo no invento mi casa con dos balcones de la calle Sopeña, con una azotea encalada desde donde puedo ver si brincó quizá la estatua de Cristo Rey, en Silao, a Irapuato (ciudad con la que convivo todo el día porque le enjareto seres, andanzas, fantasías, peras, manzanas, todo lo vital en la vida de una niña de pueblo).
Una vez mi papá, en su auto fordsito, y mi tío Cosme, en otro fordsito, organizaron su fabulosa gran excursión de ir a Silao los sábados en la tarde a tomar nieve, y ahí vamos, nos dividimos los chiquillos y en ambos autos cantábamos, nos peleábamos, queríamos hacer pipí, mientras los papás luchaban con las hordas salvajes y felices de niños bien comidos que fuimos; nos atrancamos de nieve de limón, de sandía, de guayaba, y de pronto, Gloría Ávila Romero y yo estábamos solas en la plaza de Silao. No había nadie, se habían ido los coches con la misericordia del amparo de los papás, las nanas, las canastas de naranjas, y Gloria y yo, a los ocho años, estábamos a las puertas de Silao, caminando por el campo porque habíamos decidido ser lectoras de hombres de selva que recorren los caminos para descubrir tesoros infinitos arqueológicos y regresar a Guanajuato a pie.
Íbamos cantando, y a cada paso que dábamos, nuestros vestidos se oscurecían cada vez más porque iba cayendo el sol a una velocidad tan salvajemente rápida , así como transcurrieron nuestras vidas, y como de pronto nos íbamos a morir (Gloria se fue apuñalada por el cáncer) y yo me quedé para seguir bregando por la hogaza de cada día en una nunca vista soledad que solamente llenan los llantos de los míos y los ladridos de mis perros, la Tía Clo (así se llama la gordota  Chao Chao), y Federico Froebel, que sigue creando uno y otro kinder a lo largo de Alemania (mis perros a diario cambian de nombre, a veces son Belisario Domínguez o Emiliano Zapata o Carmen Serdán, esos grandes amores patrióticos de mi vida civil y que está a punto de detenerse —Dios no lo quiere—.
Pues sí, como les decía muchachos, estoy en el Instituto de la Nutrición. Me siento el personaje femenino y entrañable de la hermosa mujer de La montaña mágica que ya se va a morir. No, no me voy a morir, hay una mujer que me ama, se llama Carmen Parra, viuda de Gironella, quien me tiene en su mano como la Virgen de Guanajuato, y hay un hombre, el más alto, el más significativo y significante, que me quiere y no se avergüenza de que ahora, si todavía camino, sea en la “O”, por lo redondo de una silla de ruedas; ese superpoderoso santo mío dijo... “Hágase la luz y se hizo”, me tomó de la otra mano y me trajo aquí, a este lugar tibio y amoroso donde he sufrido tanto, tantos dolores, tantas desveladas, tanta oscuridad. Esa nube negra de la que yo hablé varias veces en mi columna se hizo real en el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán, y en un dos por tres, me quitaron la ropa y me agujerearon todo el cuerpo, ya no lloro porque ya no tengo lágrimas.
La Vivi, mi sobrina-hija, me arropa en su purísimo cariño y me habla de los míos, de la casa de Tres Guerras, etcétera. 
Oigan muchachos, yo no me quiero morir, échenle, por el amor de Dios, una oracioncita al Creador. Déjenlo ser Dios, él sabe. Espero salir de aquí para votar. Así como lo oyen, sigo siendo periodista, sigo siendo mujer, sigo siendo mexicana que quiere para su patria un país mejor, quiero que mi candidato, el mejor, el mío, pero capaz de que si digo el nombre vienen corriendo las hordas salvajes de la pureza y me quiten la poca vida que me queda... quiero que mi candidato de tantos años, de ese partido que me dio el gajo de mandarina de la diputación federal en mi tierra, la parte perfecta de mi existencia, sea Presidente de la República. Yo estoy preparada, confesada y comulgada, el padre Francisco lo sabe, me quiero ir al cielo, pero antes saben qué, muchachos, quiero votar.

No hay comentarios.: