Ir al contenido principal

México, ¿quién fue?/Joaquín Villalobos

México, ¿quién fue?/Joaquín Villalobo,s fue guerrillero salvadoreño y es consultor para la resolución de conflictos internacionales.
El País | 14 de julio de 2015

Los seguidores de las teorías conspirativas nunca se preguntan ¿qué pasó?, sino ¿quién fue? Ante la segunda fuga del Chapo no hay duda que el debate en México se concentrará en buscar culpables. Como para los conspirativos el contexto no importa, la culpa recaerá en el enemigo predilecto de cada quien. Esto incluirá carceleros, ministros, el presidente y hasta los Estados Unidos. Ante hechos como este hay dos opciones: tomar el camino reactivo para intentar pasar el mal rato o darse cuenta del tamaño que tiene el monstruo y repensar la estrategia para enfrentarlo.
El problema del narcotráfico en México es más grave y antiguo que en Colombia. El narcotráfico en México lleva casi un siglo: comenzó cuando el país apenas estaba organizando su Estado, incluye marihuana, cocaína, heroína y metanfetaminas y es vecino del consumidor más voraz del mundo. Las policías de México nacieron involucradas con el narcotráfico y parte de la sociedad aceptó esta actividad como normal. Esto implica que las raíces históricas, económicas, sociales y culturales del problema son muy profundas. La cultura es el eslabón más elevado de un fenómeno social porque supone prácticas largamente aprendidas que se convierten en costumbres y tradiciones. El Chapo Guzmán, como Pablo Escobar en su día, cuenta con miles de admiradores y seguidores: esto es cultura criminal.

Un noticiero británico presentó recientemente un reportaje con imágenes de fabricación de crack en el Distrito Federal y de metanfetaminas a escala industrial en Culiacán. El nivel de impunidad cínica de los delincuentes evidencia que dominan policías y territorios urbanos. La condición esencial para que exista crimen organizado es que haya agentes del Estado involucrados. Si las metanfetaminas son una droga industrial lo lógico es que las fabricaran criminales estadounidenses: entonces, ¿por qué se fabrican en México? Esto no se explica por la relación entre oferta y demanda que se utiliza para culpar a la demanda como la causa principal del problema. El efecto criminal de las drogas en México y el resto de Latinoamérica no lo explican solo las rentas del narcotráfico, sino también y fundamentalmente la debilidad de los Estados, la cultura de ilegalidad de los ciudadanos y la inexistencia de Estado de Derecho.
Para la solución de este problema no existe camino corto. No es solo una batalla policial y judicial, sino una lucha por un cambio cultural sobre el valor de la legalidad. Los colombianos aprendieron con sangre que cuando al crimen no se le combate crece y termina llegando hasta tu casa. Pagaron caro haber empezado tarde a combatir el problema. Es cierto que Estados Unidos ha impuesto la guerra contra la oferta, pero por muy justa que sea esta queja, la idea de que la solución es “dejar pasar porque las drogas son un problema de los gringos” es un camino directo al infierno.
México debe, puede y necesita tener un Estado fuerte, porque esa es la respuesta a este y muchos otros problemas del país. Son indispensables unas instituciones de seguridad que se correspondan con su extenso territorio, con su numerosa población, con los elevados niveles de cultura de ilegalidad de sus habitantes y sobre todo con la potencia de las amenazas criminales que enfrenta. Los delincuentes le han arrebatado territorio, población y autoridad al Estado, por eso pueden hacer un túnel de 1.500 metros sin ser detectados. Solo una fuerza de seguridad numerosa y cercana a los ciudadanos puede recuperar esos territorios.
En Colombia existían en los ochenta más de 50.000 paramilitares, insurgentes y narcotraficantes y la violencia era la marca país. El Estado apenas tenía 70.000 policías y soldados con graves problemas de corrupción en sus filas. Los colombianos comenzaron a ganar la batalla cuando expulsaron a los criminales de las instituciones, multiplicaron exponencialmente sus fuerzas militares y policiales, convirtieron los derechos humanos en parte de la doctrina de seguridad y se decidieron a invertir hasta el 6% de su PIB en proteger a sus ciudadanos. El problema de las drogas continúa, pero ahora casi 500.000 policías y soldados han desmovilizado y dado de baja a más de 80.000 delincuentes e insurgentes, la seguridad mejoró sustancialmente, la economía creció y Colombia recuperó su identidad como país de oportunidades y progreso. Determinar el tamaño del reto que enfrenta el país implica saber cuántos criminales tiene México y cuanto territorio dominan.
Imagen tomada de Reforma.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Alfredo Jalife en la mañanera de hoy

Conferencia de prensa del presidente López Obrador, del 24 de abril de 2019 Versión estenográfica ...
-Buenos días, presidente. Soy Saúl Soltero, del canal de redes sociales El Nopal Times. “....En relación al maestro Alfredo Jalife, que muchas personas pugnan o solicitan que sea incorporado en su gobierno por ser un excelente analista, un geoestratega que tiene muchas ideas de cómo podría México transitar a ser un país exitoso. ¿Qué opina usted de esa petición de que sea tomado en cuenta dentro de su gobierno para ocupar algún cargo? PRESIDENTE :  Acerca de lo de Jalife. Es una muy buena persona. No creo yo que quiera ocupar un cargo, es un analista, un investigador; pero en el caso que hubiese algo que le interesara, como cualquier otro profesional analista, lo tomaríamos en cuenta. No hay veto para Jalife ni para nadie. Hay muchas discrepancias, hay debate, yo lo considero sano; a veces se pasan, pero es sano eso. Ya cuando no se debate es que hay que avisarles que ya se apagó la luz…

Oaxaca, la fotografía…, elección cerrada; 34 y 30%

Encuesta / Registra tricolor mínima ventaja Encuesta REFORMA. Elecciones Oaxaca.  Alcanza Murat 34% de las preferencias frente al 30% de Estefan Garfias Nota de Lorena Becerra y Joaquín Zambrano Reforma, Pp, 26 de mayo de 2016
Alejandro Murat, candidato del PRI-PVEM-PANAL, supera por escasos cuatro puntos a José Antonio Estefan Garfias, abanderado del PRD-PAN, rumbo a la elección para Gobernador de Oaxaca que se llevará a cabo el próximo 5 de junio. Dado el margen de error del estudio, esto se traduce en un empate técnico entre ambos candidatos. Así lo revela una encuesta de REFORMA a mil electores en la entidad. Los dos punteros gozan de buenos niveles de reconocimiento de nombre. No obstante, Estefan cuenta con una imagen positiva entre los entrevistados, en contraste con el candidato del tricolor que recibe más opiniones negativas que positivas. Por su parte, el aspirante de MORENA, Salomón Jara, no es conocido por el 58 por ciento de la población, pero aun así logra posicionarse en terce…

Muere el hijo de Antonieta Rivas Mercado

Carta de pésame/Guadalupe Loaeza Reforma, 20 septiembre 2011 Querida Antonieta: Esta es la segunda vez que te escribo; la primera fue en octubre de 1995, con motivo de la presentación del libro A la sombra del Ángel, el cual en realidad se trata de una novela histórica de más de 600 páginas, cuyo enorme mérito radica, como sabes, en haber sido escrita por tu nuera, Kathryn Blair, esposa de tu único hijo, Donald. En esta obra, perfectamente bien documentada, con más de 200 mil ejemplares vendidos y traducida en varios idiomas, se abordan, una vez más, muchos episodios de tu vida, de tu trayectoria, de tu personalidad, de todo lo que hiciste por la cultura en México y una de las etapas históricas más importantes de nuestro país, como fue la Revolución. Con una prosa ágil, sensible y muy amorosa, Kathryn se refiere igualmente a tus amores, como fueron Manuel Rodríguez Lozano, Albert Blair, y en especial al que creo fue el amor de tu vida, José Vasconcelos.