Ir al contenido principal

Brasil no tiene dueño/Juan Arias

Brasil no tiene dueño/Juan Arias
El País | 24 de octubre de 2014
En estas elecciones, el nombre de Brasil y de quién deberá gobernarlo en los próximos cuatro años ha sido pronunciado más que nunca. ¿De quién es, sin embargo, este país de más de 200 millones de habitantes, corazón del continente y en donde, hasta el domingo, tendrán puestos los ojos buena parte del mundo?
¿Es de los políticos que se arrogan a veces su derecho de propiedad? ¿Es del Gobierno que administra y a veces saquea sus riquezas para su provecho personal o de grupo? ¿Es de los bancos y empresas? ¿De las fuerzas del orden? ¿De los jueces? No. Brasil no tiene dueño. No lo tienen sus inmensas riquezas materiales y culturales; no tienen dueño sus gentes, que son ciudadanos libres de pensar y votar y no aceptan ningún tipo de esclavitud.
Ese Brasil tan codiciado estos días por todos no es de nadie y de todos. Dueños del país son todos los que en el nacieron y trabajan. Es de la gente: son los hombres y mujeres, niños, jóvenes y jubilados quienes tienen el derecho de sentirse dueños de Brasil.

De esos millones de ciudadanos, ninguno es mejor ni más poderoso que otro. Lo revela el hecho de que un solo voto, sea el del mayor millonario o del más pobre ribereño de la Amazonia, sería capaz de decidir unas elecciones presidenciales. Es la grandeza de la democracia, que concede a cada ciudadano, sin distinción, un voto con el mismo peso y la misma fuerza de decisión.
Son las dictaduras las que despojan a los ciudadanos del derecho de votar y de decidir su futuro. Las dictaduras o los gobiernos que llamamos democráticos se las arreglan para comprar los votos al precio de la corrupción. En los gobiernos tiranos son los políticos y no la gente los dueños del país y se arrogan el derecho de usarlo a su gusto y antojo.
Brasil es un país que tiene hoy en el mundo el privilegio de gozar de una democracia que, aunque muchas veces enferma y sofocada, es real y en la que sus gentes tienen voz y voto. Quizás sea poco, pero es cierto que es mejor que en muchos de los países dictatoriales del mundo entre los que se incluyen algunos del continente. Y es la democracia la que otorga no sólo igual dignidad a cada ciudadano sin que pese su cuenta en el banco o sus títulos de estudio, sino también el derecho de sentirse dueño del país.
Considero cierta la afirmación que he leído en no pocas cartas de lectores en periódicos y redes sociales de que Brasil es mayor, más importante, más rico y hasta más ético que sus políticos y que todas sus elecciones. No deberían olvidar los que pretenden gobernar el país y que a veces caen en la tentación de sentirse sus dueños y herederos que los verdaderos propietarios, los que lo construyen día a día, los que hacen que crezca, que se modernice, que haya comida y libertad para todos, que se viertan menos lágrimas o que se enjuaguen mejor, son la gran masa de trabajadores.
Los dueños de Brasil son esa caravana inmensa de personas de todas las edades y categorías, desde las más humildes a las más favorecidas, que cada día dedican su jornada laboral para sustentar a su familia, para hacer avanzar su pequeña o gran empresa. A veces me encuentro preguntándome a mí mismo qué sería de una ciudad sin aquellos que realizan las tareas más ingratas, desde los que recogen la basura a los que tienen que dormir de día porque necesitamos que vigilen o se encarguen de que tengamos temprano en la mesa el pan caliente para el desayuno.
Nos olvidamos a veces que los que construyen este país no son sólo los poderosos, los ingenieros o arquitectos, los médicos famosos, sino esa multitud sin nombre de trabajadores de la construcción o del campo, esos miles y miles de enfermeros y enfermeras que vigilan día y noche nuestra enfermedad; esa masa de profesores que con sueldos a veces de hambre (mis padres pertenecían también a esa categoría nunca justamente valorizada) cuidan de lo más precioso que tenemos como lo es la mente de nuestros hijos.
Los ciudadanos con nombre y apellidos, incluidos los políticos, que aparecen en los medios y de los que podríamos creer que son los propietarios del país constituyen sólo un puñado. Los brasileños dueños de esta tierra rica y generosa, bendecida por los dioses, sin guerras y sin hambre, son en su inmensa mayoría anónimos. Son los que trabajan una vida sin que muchas veces se les agradezca. Más aún, sobre quienes acaba pesando la idea injusta y cruel de que más que dueños del país con los mismos derechos que los que se consideran importantes, son simples cartas de un juego de póquer. Cartas de póquer de las que se pueden befar quienes se arrogan el derecho de propiedad sobre ellos. Sobre sus vidas y sus sentimientos.
Que cada brasileño vaya a votar con la conciencia de que él y nadie más que él es dueño del país porque lo construye cada día con fatiga y con orgullo. A veces con dolor, otras con alegría. Resignado a veces y también airado e indignado, pero siempre con el corazón puesto en conseguir un país mejor del que nadie, dentro o fuera de él, tenga que avergonzarse.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

AMLO perdió la calma y se desbordó contra sus aliados..

El C. Presidente convocó la tarde del jueves 7 de noviembre en Palacio Nacional a los diputados federales y senadores de Morena para evaluar avances de la agenda legislativa.
Fueron convocados también legisladores aliados como PES, PT e incluso el PVEM, nueva adquisición de la 4T.
"Es una reunión para la revisión de la agenda legislativa, que normalmente tenemos dos o tres veces al año con el Presidente, antes de iniciar las sesiones y en el trayecto del periodo de sesiones", indicó Ricardo Monreal, coordinador de los senadores de Morena.
Los primero en llegar fueron los representantes del PES;  Tatiana Clouthier indicó que desconocía el motivo de la reunión, pues sólo fue convocada.
Incluso rechazó que se un llamado del Presidente para darles línea, pues la línea es que no hay línea.
Al final el Presidente salió molestó incluso sin despedirse,  entre chiflidos de los inconformes.
Y es que los trato de corruptos....habráse visto!
¿Imagínense si se hubiera transmitido ese “dialogo c…

Y ahora la 4T pretende criminalizar a juzgadores. ¿Qué dice la SCJN?

Contrareforma en materia de justicia penal!Y ahora los de la 4T van contra jueces y magistrados/ opinión de un amigo penalista, que circula en redes...Muy oportuno...
Así como en 2019 los presentados como los nuevos y grandes delincuentes fueron los factureros y las empresas fantasma; hoy los nuevos delincuentes son los jueces y magistrados federales, SI, así se les trata en la propuesta de reforma constitucional de La FGN. Para ellos, se va a crear un tribunal especial que les juzgue conformado por jueces NOMBRADOS POR EL SENADO y por ello, por aliados políticos, obviamente comprometidos “VENDIDOS” con SU PARTIDO. Las cuotas para nombrarlos se dividirán. 
El grupo mayoritario tendrá más JUECES POLÍTICOS, y estos por su designación y por LEY responderán ante el Senado.
¡Que tragedia de país!
Me pregunto: ¿tiene esto el aval de la SCJN? Esas propuestas tienen el aval de la Corte?
Volvamos a los JUECES Y MAGISTRADOS de nuestro país señalados cómo DELINCUENTES al menos de forma probable. 
¿Que…

Oaxaca, la fotografía…, elección cerrada; 34 y 30%

Encuesta / Registra tricolor mínima ventaja Encuesta REFORMA. Elecciones Oaxaca.  Alcanza Murat 34% de las preferencias frente al 30% de Estefan Garfias Nota de Lorena Becerra y Joaquín Zambrano Reforma, Pp, 26 de mayo de 2016
Alejandro Murat, candidato del PRI-PVEM-PANAL, supera por escasos cuatro puntos a José Antonio Estefan Garfias, abanderado del PRD-PAN, rumbo a la elección para Gobernador de Oaxaca que se llevará a cabo el próximo 5 de junio. Dado el margen de error del estudio, esto se traduce en un empate técnico entre ambos candidatos. Así lo revela una encuesta de REFORMA a mil electores en la entidad. Los dos punteros gozan de buenos niveles de reconocimiento de nombre. No obstante, Estefan cuenta con una imagen positiva entre los entrevistados, en contraste con el candidato del tricolor que recibe más opiniones negativas que positivas. Por su parte, el aspirante de MORENA, Salomón Jara, no es conocido por el 58 por ciento de la población, pero aun así logra posicionarse en terce…