15 feb. 2017

Trump se presenta como un amigo de Israel

El presidente de los Estados Unidos se presenta como un amigo de Israel
Nota BEATRIZ JUEZWashington
15/02/2017 20:01
La Casa Blanca fue el escenario de la luna de miel entre el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, tras sus tensiones con Bill Clinton durante su primer periodo al frente del Gobierno israelí y con Barack Obama, quien fue crítico con Israel por construir asentamientos judíos en territorios palestinos.
Trump dijo que aceptará "una solución de uno o dos Estados", la que prefieran los israelíes y palestinos. "Estoy mirando a una solución de dos Estados y de un Estado, me gustará la que le guste a las dos partes. Puedo vivir con cualquiera de las dos" soluciones, afirmó Trump durante una conferencia de prensa conjunta en la Casa Blanca.
"Pensé durante un tiempo que (la solución de) los dos Estados parecía ser la más fácil de los dos, pero, honestamente, si Bibi (Netanyahu) y los palestinos, si Israel y los palestinos están felices, yo estoy feliz con aquella (solución) que les guste más", añadió el presidente estadounidense.

Esto supone un cambio respecto a la política exterior que ha mantenido Washington hacia Oriente Medio desde la administración Clinton. Tanto los gobiernos republicanos como demócratas habían respaldado una solución de dos Estados: uno israelí y otro palestino.
Trump parece abandonar así la solución de los dos Estados como base para lograr la paz. Sin embargo, es difícil que los palestinos acepten quedarse sin Estado propio.
Trump aseguró que su gobierno trabajará para lograr la paz entre Israel y los palestinos, pero recordó que serán las dos partes las que tendrá que negociar directamente el acuerdo.
"Estaremos a su lado. Trabajaremos con ellos. Como en cualquier negociación exitosa, las dos partes deberán hacer concesiones. ¿Lo sabe, verdad?", dijo Trump dirigiéndose a Netanyahu. "Es un gran negociador", dijo el presidente estadounidense en otro momento de la rueda de prensa.
El primer ministro israelí explicó que el concepto de la solución de dos estados significa cosas diferentes para distintas personas. Y dijo que él personalmente no quiere fijarse tanto en las "etiquetas" sobre una solución de uno o dos Estados, sino que lo que le importa es la "sustancia" del proceso de paz. Y recordó que los prerrequisitos para lograr la paz no han cambiado: reconocimiento de Israel y medidas de seguridad para Israel.
Trump dijo que Israel debe "contenerse un poco" en la expansión de los asentamientos, semanas después de que Netanyahu anunciara la construcción de más casas en los territorios ocupados palestinos.
"Me gustaría que se contuvieran con los asentamientos un poco", recomendó el presidente estadounidense a Netanyahu. La construcción de asentamientos israelíes en territorios palestinos ha sido hasta ahora uno de los mayores obstáculos para lograr la paz en Oriente Medio.
Durante la rueda de prensa conjunta, Trump se presentó como una amigo de Israel y Netanyahu. Y criticó el acuerdo nuclear que de Obama con Irán, que consideró "uno de los peores acuerdos que he visto". Netanyahu también se opone con vehemencia al acuerdo con Irán, al considera que pone en peligro la supervivencia de Israel.
Trump llamó durante la rueda de prensa 'Bibi' a Netanyahu y los dos mandatarios recordaron que se conocen desde hace mucho tiempo. El primer ministro israelí por su parte explicó que también conoce a Jared Kushner, yerno de Trump y consejero del presidente para Oriente Medio, desde que era pequeño. Kushner es judío.
"Conozco al presidente, conozco a su familia y a su equipo desde hace mucho tiempo. No hay mayor defensor del pueblo judío y del Estado judío que el presidente Donald Trump", aseguró Netanyahu.

No hay comentarios.: