23 jul. 2017

Cuesta millonada Tribunal Electoral TEPJF

Revista R, Reforma, 23 de julio de 2017

Cuesta millonada Tribunal Electoral
Janine Otálora, presidenta del Tribunal, cuenta con el equipo más grande, aunque no es el más caro.
#
1El TEPJF tiene un presupuesto de 3 mil 125 millones de pesos para este 2017, de los cuales, el 75 por ciento se gastan en salarios. 
1Janine Otálora Malassis, actual presidenta del Tribunal Electoral, fue propuesta por el PRD, pero logró el apoyo del PAN y del PRI para convertirse en magistrada.

Martha Martínez
Cd. de México (23 julio 2017).- En su primer año de gestión, cada uno de los siete magistrados de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), y su equipo de trabajo, costará al erario más de 47 millones de pesos en promedio, sólo en sueldos y prestaciones.
Los siete magistrados que calificarán las elecciones presidenciales de 2018 tienen percepciones netas de 4 millones 564 mil pesos anuales cada uno, lo que equivale a más de 380 mil pesos mensuales.

De acuerdo con el Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal 2017, las percepciones anuales brutas de cada magistrado ascienden a 6.7 millones de pesos, incluyendo sueldo tabular, prestaciones de ley, pagos por riesgo, seguros, fondo de ahorro y seguridad social. Cantidad a la que se restan 2.2 millones como retención del ISR.
La remuneración anual neta, de 4.5 millones, es superior a la del Presidente de la República -de poco más de 3 millones de pesos anuales-, y apenas inferior a los funcionarios mejor pagados en el país: los siete miembros del Consejo de la Judicatura Federal -4.7 millones de pesos anuales cada uno-, y los 11 ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación -4.6 millones de pesos al año cada uno-.
Además de sus generosas percepciones, cada magistrado electoral cuenta con un equipo de más de 30 funcionarios de primer nivel, entre secretarios de Tesis, secretarios de Estudio y Cuenta, secretarios particulares, asistentes, asesores y secretarias. Esto arroja un costo promedio por Ponencia (o equipo de trabajo) de más de 47 millones de pesos.
Janine Otálora, presidenta del Tribunal, cuenta con el equipo más grande, aunque no es el más caro.
Tiene 48 colaboradores, divididos en tres pequeñas estructuras: 33 directamente bajo sus órdenes, 11 adscritos a la Secretaría Particular, y cuatro a la Coordinación General de Asesores. En total, su equipo de trabajo tendrá un costo de 43 millones 673 mil pesos este año.
Bajo su responsabilidad operan las coordinaciones de Relaciones con Organismos Electorales; Información, Documentación y Transparencia; Comunicación Social; Asuntos Jurídicos; Igualdad de Derechos y Paridad de Género, y de Jurisprudencia, Seguimiento y Consulta.
El directorio del TEPJF deja ver que el magistrado con el equipo más caro es Felipe Alfredo Fuentes Barrera, quien tiene a su disposición a 37 personas, cuyas percepciones anuales sumarán este año más de 45 millones de pesos. Las percepciones netas de este magistrado y de los miembros de su equipo superan los 49 millones 900 mil pesos.
José Luis Vargas Valdez es el que cuenta con el equipo de trabajo menos oneroso: 32 personas, cuyos sueldos, salarios y prestaciones superarán los 38 millones 803 mil pesos en 2017.
En total, los sueldos de los siete magistrados y los 240 empleados que trabajan directamente en sus ponencias suman 331 millones de pesos, cifra que representa más del 10 por ciento del presupuesto total del Tribunal, que este año llega a 3 mil 125 millones de pesos.
De acuerdo con el Presupuesto de Egresos de la Federación, el 75 por ciento del presupuesto del TEPJF se gasta en "servicios personales"; esto es, se destina al pago de la nómina de mil 800 plazas permanentes, todas de confianza.
Los altos sueldos en el Tribunal alcanzan también a los 24 magistrados de Sala Regional: cada uno percibe una remuneración anual neta de 2 millones 948 mil pesos; lo que significa un gasto total de 70.7 millones de pesos al año.
Viajes: apenas comienzan
Además de sus salarios, los magistrados tienen derecho a viajes que, en apenas ocho meses en funciones, han costado al erario 655 mil 479 pesos.
El magistrado que más ha viajado es Reyes Mondragón. Según el apartado de Transparencia de la página web del TEPJF, ha realizado 21 viajes, en los cuales gastó más de 131 mil 109 pesos.
No obstante, quien ha realizado los viajes más costosos es José Luis Vargas Valdez, quien ha viajado en ocho ocasiones: dos en 2016 y seis en lo que va de este año. En total, ha gastado 375 mil 534 pesos.
Entre los viajes más caros se encuentra el que realizó dos días después de rendir protesta como magistrado, el 6 de noviembre de 2016, para "asistir al programa de visitantes para las elecciones de Estados Unidos y a la Séptima Conferencia Electoral Global". El costo fue cercano a los 41 mil pesos.
Del 8 al 10 de diciembre de 2016, Vargas viajó a Venecia Italia, para "participar en la Sesión Plenaria de la Comisión Europea"; en esta ocasión gastó más de 241 mil pesos. Y del 20 al 22 de marzo de este año, se trasladó a Brasilia para "participar en diversas actividades de vinculación internacional con el Tribunal Superior Electoral de Brasil". Este viaje costó cerca de 50 mil pesos.
Poder transexenal
En el otoño de 2016, cuando el Senado recibió de la Suprema Corte de Justicia las siete ternas con aspirantes al Tribunal Electoral, las fuerzas mayoritarias en la Cámara alta (PRI, PAN y PRD) plantearon la negociación como un tema de cuotas.
Senadores que participaron en esas negociaciones recuerdan que el PRI y el Ejecutivo federal, por conducto de Humberto Castillejos Cervantes -entonces consejero jurídico de la Presidencia-, impulsaron a tres candidatos: José Luis Vargas, Felipe Alfredo Fuentes y Mónica Aralí Soto.
El PAN, con el ex presidente de la Comisión de Justicia y entonces presidente del Senado, Roberto Gil, respaldó a Reyes Rodríguez y Felipe de la Mata.
El PRD propuso a Janine Otálora, quien finalmente obtuvo el respaldo de todas las fuerzas políticas para convertirse en la presidenta del Tribunal. Y respaldó a Indalfer Infante, un funcionario de carrera del Poder Judicial.
De los siete magistrados electos, tres fueron designados para un periodo de nueve años: Otálora, Soto y De la Mata. Los otros cuatro rindieron protesta ante el Senado para periodos de tres y cuatro años.
Pero, para cerrar su negociación, los partidos tuvieron que ampliar el plazo de esos cuatro magistrados: Vargas e Infante, de tres a siete años, y Rodríguez y Fuentes de cuatro a ocho años.
La extensión de los plazos fue aprobada en fast track en el Senado y la Cámara de Diputados, e impugnada por Morena mediante una controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia.
Los ministros de la Corte -involucrados por ley desde el inicio del proceso de designación- terminaron avalando la polémica decisión, en una resolución dividida de seis votos contra cinco, el 26 de junio pasado.
Con esta resolución, cinco de los siete magistrados que conforman la Sala Superior del TEPJF (Otálora, Soto, De la Mata, Rodríguez y Fuentes) calificarían las elecciones presidenciales de 2018 y las de 2024.
Considerando su sueldo neto actual, las dos magistradas y el magistrado que permanecerán nueve años en el Tribunal terminarán ganando 40.5 millones de pesos durante todo su encargo. 

No hay comentarios.: